BLOGS
El blog de Lilih Blue El blog de Lilih Blue

Historias de amor, sexo y otros delirios

Enganchados a relaciones anteriores

Es algo que ha pasado toda la vida, pero últimamente tengo de la sensación de que ocurre cada vez más. Me refiero a la cantidad de gente que hay enganchada a relaciones anteriores. Hombres y mujeres por igual, sin distinción, que por alguna razón (o varias) se muestran incapaces de pasar página y permanecen atados por una especie de hilo, muchas veces invisible, a personas y momentos de sus vidas que les marcaron.

GTRES

GTRES

Esta semana, aprovechando unos días de descanso, bajé a mi pueblo y me encontré con una chica a la que hacía al menos un año que no veía. Hacía más de tres que lo había dejado con su novio, pero él fue de lo primero que me habló nada más verme. Ahí seguía, pendiente de sus idas y sus venidas, de con quien andaba, anclada en el pasado y esperando secreta y vanamente que él se arrepintiera y volviera a su lado. Aquello me hizo pensar y me acordé de todos los que conozco que están en una situación parecida. Como mi amigo Rodrigo, al que 12 años después no se le puede nombrar a su exnovia Begoña porque se le nublan los ojos y se le tuerce el gesto. Creo que no exagero si digo que vive amargado desde entonces, como si no hubiera perdonado al universo por semejante agravio.

¿Amor incondicional? ¿Dependencia afectiva? ¿Problemas de autoestima? Cada persona es un mundo, supongo. Una ruptura nunca es fácil, sobre todo cuando esta ha sido unilateral y es el otro/a quién ha decidido dar el paso, al margen de nuestros sentimientos. Aunque cada uno tiene su propio ritmo, antes o después las heridas cicatrizan y uno sigue adelante. Afortunadamente, porque si no, ¿Cómo podríamos vivir?

Pero a veces pasa que uno se queda atascado, como suspendido. En muchos de estos casos, más allá del dolor por la pérdida, intervienen algunos factores que contribuyen a ello. Dos psicólogas a las que he preguntado por el asunto coinciden al asegurar que muchas veces, amor aparte, se trata de dependencia emocional, un estado que se ve agravado por cuestiones como la inseguridad, una autoestima deficiente, idealización de la persona, intolerancia a la soledad, demasiadas autoexigencias… En ocasiones, dice una de ellas, “si el tiempo ha pasado y no se ha encontrado a nadie más, uno recurre mentalmente al referente inmediato, a aquello que le remite directamente a su experiencia del amor”. Ay, qué complicadito es a veces todo. Con lo fácil que parecía aquello de la mancha de una mora con otra mora se quita…

14 comentarios

  1. Dice ser Robertti Gamarra

    Una amiga, casada ya con otro hombre, sigue enganchada a su infiel marido anterior. No puede vivir sin él, a pesar de tener una familia maravillosa en la actualidad.
    http://goo.gl/e1NXGr

    21 abril 2014 | 11:39

  2. Dice ser Adelaida

    interesante

    21 abril 2014 | 11:41

  3. Dice ser Yomisma

    “Antes o después, las heridas cicatrizan”. Lo malo es cuando es después, pero mucho después. A “una amiga” le ha costado 28 años pasar página, y eso que lleva 25 años con otro hombre, que a cualquier otra mujer le parecería el marido perfecto. Y han sido 28 años pero podrían haber sido 50, si no es porque se han reencontrado (cosas del destino) y, tras un tiempo, se ha podido dar un final a la historia, de forma bilateral.

    21 abril 2014 | 12:23

  4. Dice ser Yomisma

    “…antes o después las heridas cicatrizan y uno sigue adelante…”. Lo malo es cuando es después, mucho después. Porque puede ocurrir que no se pase página hasta 28 años después, tras un reencuentro (cosas del destino) con esa persona, y retomar las cosas para reescribir el final de la historia de forma bilateral… Y teniendo una pareja durante 25 años, un marido de esos que todas las amigas quieren para sí…
    Esa historia que cuento le ha ocurrido a “una amiga” : /

    21 abril 2014 | 12:33

  5. Dice ser ISABELLA

    Yo prefiero no comparar porque una cree que ha encontrado lo mejor e igual lo mejor se le escapó o lo dejó escapar. Cuando se es feliz con los días contados, está claro que no te has quedado con lo mejor, valga la redundancia.

    21 abril 2014 | 13:16

  6. Dice ser AYDELASAMANTESQSECREENTENERAMOR

    Los hay casados que tienen una amante a la que dicen querer, pero siguen sin separarse realmente de sus mujeres.
    Realmente no aman a ninguna de las dos, y al mismo tiempo en el fondo a quien realmente quieren es a la mujer y no a la amante…
    Mas de una chica se quedaría sorprendida de saber lo que sus chicos les ocultan sobre lo que realmente tienen con sus mujeres y no con ellas.
    Ahi queda
    Ojala que tú, si tú, ya sabes quien lo leas, y te des por enterada.

    21 abril 2014 | 15:10

  7. Dice ser Para la enteradita...

    @AYDELASAMANTESQSECREENTENERAMOR

    La tuya es la típica pataleta de cornuda. Tú también te quedarías sorprendida de saber lo que tu chico te oculta sobre lo que realmente tiene conmigo y que contigo ya hace miles de años que no tiene, siente, vibra, disfruta….Sigue tú…enteradita.
    Si contigo tuviera la mitad de vida que a mi lado, no vendría en mi busca en cuanto te das media vuelta. Ahí queda…

    Las mujeres que os aferráis a algo que creéis vuestro, hasta axfisiarlo, no sois mejores que nosotras, las amantes.

    21 abril 2014 | 17:22

  8. Dice ser Sarita

    Me encanta tu blog. “Si el tiempo ha pasado y no se ha encontrado a nadie más, uno recurre mentalmente al referente inmediato”. Para mí esa es la clave. Si das con alguien que parecía maravillos@, no sentiste ni por asomo ni una pizca de lo que esa persona te hizo sentir en su momento, y te dejan sin más… Es algo que “siempre” recordarás. Es dificil desengancharse de alguien a quien querías o amabas, y más si te dejó poniendo excusas o descubres que te fue infiel, negándotelo (no merece ni ser recordad@, aunque sea inevitable por lo que sentias hacia esa persona).
    Aunque sean huellas inborrables, pienso que en el momento en que conozcas a alguien que te devuelva la ilusión, despierte esos sentimientos que creias haber perdido, todo será más sencillo, viviendo tu presente y no recordando tu pasado.

    21 abril 2014 | 18:20

  9. Dice ser Diana

    Es que lo mismo que hay que saber convivir en pareja hay que saber pasar página. Desgraciadamente parece bastante difícil y, siento decirlo, sobre todo para las mujeres, ya que algunas se enquistan en una especie de bucle de rencor-odio y dedican su vida a hacérsela imposible al ex, a la familia del ex y al sursum corda, en vez de centrarse en vivir su vida. Por lo menos yo conozco varios casos de ex de ese tipo, mujeres en todos los casos. Son una especie parásita que coloniza en cualquier sitio. Eso sí, van de independientes. Qué miedo dan.

    21 abril 2014 | 18:49

  10. Dice ser MANOLO

    Mensajes subliminales que los llaman.

    Ni caso.

    21 abril 2014 | 19:02

  11. Dice ser Doña Francisca

    Cuando un capitulo de la vida se cierra, es para siempre, q ganas de marear la perdiz, es evidente q los recuerdos permanecen y solo el alzheimer logrará borrarlo, pero hasta entonces,,,
    Con la d hombres y mujeres q rulan por el mundo, como para centrarse en el pasado, puff q perecita.

    22 abril 2014 | 07:21

  12. Dice ser Noa

    El duelo lleva su tiempo, unos meses un años, algo más…pero no es sano seguir enganchado a algo que ya no tiene razón de ser. Hay que renovarse y dejar de idealizar y moldear el pasado a nuestro gusto. Si fuéramos más objetivos con las relaciones que nos han marcado y pusiéramos en la balanza lo bueno y lo malo sin adornos, entenderíamos mejor por qué terminaron y por qué estamos mejor ahora.

    #cualquiertiempopasadofuepeor

    22 abril 2014 | 11:44

  13. Dice ser Manolo

    Yo creo que idealizamos a la persona. En mi caso estuve mucho tiempo enamorado de esta mujer: http://xurl.es/a9ndj Y es que nos creemos que son perfectas y nos creamos nuestro mundo imaginario.

    22 abril 2014 | 12:40

  14. Dice ser lalala

    Hay de todo, hay quien deja atrás cualquier cosa y hay quien se obsesiona. Incluso hay quien de oír lo del duelo, dependencia emocional y frasecitas hechas acaba sugestionándose y “enfermando” de “amor”.

    Pobres.

    22 abril 2014 | 18:43

Los comentarios están cerrados.