Entradas etiquetadas como ‘Pinkwashing’

¿Me debería declarar culpable de homonacionalismo?

(Este es un espacio para conversar, debatir e intercambiar ideas y percepciones. El texto que publicamos hoy se enmarca en ese espíritu, es decir, que quienes quieran escribir sobre este tema pueden mandarnos sus aportaciones a 1decada10blog@gmail.com)

 

Por Rafa Robles, politólogo, máster en diversidad cultural y profesor de servicios a la comunidad en el Departamento de Orientación en el Instituto Rusadir de Melilla, donde nació y vive desde hace más de 40 años. Miembro fundador y Presidente de AMLEGA, asociación melillense LGTB que organiza el “Orgullo del Norte de África”

Hace unos meses me encuentro el artículo de una activista con motivo de los diferentes Orgullos celebrados este año y me sorprende leer que el Orgullo en el que llevo participando 15 años es un ejemplo de “homonacionalismo”. Se nos compara con orgullos como el de Tel Aviv y, sencillamente, se desacredita nuestra lucha, convertida en bandera de ideologías más cercanas a los nacionalismos y a los intereses económicos occidentales.

Muy felizmente desde este espacio, en el mismo medio, se nos habían pedido que contáramos nuestra experiencia, nuestra historia como orgullo. Y muy felizmente, digo, porque ingenuamente no creíamos que el relato contado, cada historia y emoción expresados, en último término podría ser utilizado por otra “activista LGTB” para decir que lo nuestro, más que lucha, es vendernos a los poderes establecidos, al establishment, acusándonos de pinkwashing (capitalismo rosa), etnocentrismo y otras tantas cosas que acabo de consultar en la Wikipedia a razón de la teoría que sustenta toda la crítica (“pinkwashing” es un concepto acuñado por la académica Jasbir Puar). Lee el resto de la entrada »

#ConOrgulloVoy a Vigo: solidaridad y activismo

La Asociación Nós Mesmas (@Nosmesmas) celebra el Orgullo en Vigo, aquí nos cuentan quiénes son, la programación prevista y la fecha de la Marcha de este año. 

 

Por si alguien lo duda, y dadas las circunstancias políticas (concretamente el auge de la extrema derecha) conviene recordar que el activismo LGBTIQ es imprescindible. Lo comprobamos frecuentemente desde nuestra asociación Nós Mesmas, en Vigo.

Si se repasan las redes sociales o los periódicos de las últimas semanas es evidente el incremento de agresiones LGBTIfóbicas, pero nosotras lo experimentamos a diario:

  • acoso por orientación sexual,
  • extremas dificultades de las personas trans, especialmente de las mujeres trans para entrar en el mercado laboral,
  • adolescentes para los y las que revelar su orientación sexual supone enfrentarse a un drama familiar,
  • situación de desamparo de las personas migrantes sin regularizar que pertenecen  al colectivo,
  • falta de reconocimiento de la diversidad familiar,
  • dificultades en los centros educativos para hacer formación en diversidad afectivo sexual y la lista podría seguir…

Nós Mesmas cumplió diez años como asociación que defiende los derechos de las mujeres lesbianas, bisexuales y transexuales, y se ha consolidado. Lee el resto de la entrada »

¿Quién teme a lo queer?: Hablamos con Roberta Marrero

Por Victor Mora (@Victor_Mora_G ‏).

 

Una vez al mes esta columna se dedica a entrevistar a personas o colectivos, que a través de sus creaciones, desarrollos o proyectos, conforman espacios de vida para la disidencia, y generan de alguna manera el tejido de lo queer.

Artista plástica y escritora, Roberta Marrero ha expuesto su obra en distintas galerías europeas y ha publicado recientemente dos novelas gráficas en Lunwerg Editores. Su libro Dictadores (Hidroavión, 2015), oda pop antifascista de collages vandalizados, ya contenía buena parte de su lenguaje recurrente. Roberta genera paisajes nuevos, otras lecturas posibles para la iconografía popular, que desterritorializa mediante la ilustración y el collage. Lee el resto de la entrada »

Pedir perdón en vez de pedir la foto

Por Enrique Anarte (@enriqueanarte)

Justin Trudeau / Mariano Rajoy

Hace unas semanas, las imágenes de un hombre llorando mientras pedía perdón dieron la vuelta al mundo.

“Estas no son prácticas distantes de gobiernos olvidados hace mucho tiempo. Esto ocurrió sistemáticamente, en Canadá, no hace mucho tiempo, más recientemente de lo que nos gustaría admitir”, decía el Primer Ministro de ese país, Justin Trudeau, ante los presentes, las cámaras y ante la propia Historia.

En nombre de Canadá, el mediático líder pedía perdón a todas las personas que fueron perseguidas, discriminadas y tratadas injustamente por su orientación sexual o su identidad de género, en lo que él mismo llamó una “opresión sistémica auspiciada por el Estado”. Lee el resto de la entrada »

La sexualidad de mujeres bisexuales y lesbianas bajo la influencia del heteropatriarcado

Por Irene Aterido (@ireneaml) socióloga experta en sexualidad, salud y género

(Artículo basado en la ponencia de 11 de noviembre para Extremadura Entiende, asociación de Cáceres)

Foto: Edwin Lee

 Cada individua sufre opresión u ostenta privilegios en base a su pertenencia a múltiples categorías sociales (Kimberlé Crenshaw)

Para entender la sexualidad lésbica o bisexual y su puesta en acción en las redes virtuales online tenemos que tener en cuenta un poco de historia de las sexualidades disidentes o fuera de la norma y los conceptos de “sexo”, “género”, “identidad de género”, “expresión o performance de género”, “identidades binarias y no binarias”, “orientación del deseo (afectivo-sexual)” e “identidades queer”, etc.

Algunas mujeres que se sienten atraídas por mujeres ni siquiera se definen como lesbianas ni bisexuales sino que, desde la estrategia política queer, pretenden deconstruir las identidades binarias que solo otorgan dos valores (femenino o masculino, femme o butch, por ejemplo) a las variables “género” o “expresión de género”. A esta “confusión” estratégico o pseudo-instintiva (pues la fuerza de los mandatos de género es similar a la de un instinto –más tarde examinamos la monogamia-) se unen los prejuicios sostenidos por la sociedad mayoritaria y el propio grupo social de mujeres que se relacionan afectiva o sexualmente con mujeres. Lee el resto de la entrada »

Pinkwashing: Confía en el rosa y adiós manchas

Recientemente hemos visto en redes sociales, televisiones y otros medios una importante afluencia de banderas arcoíris, símbolo de las reivindicaciones del colectivo LGTBIQ+ (lesbianas, gais, transexuales, transgéneros, intersexuales, queers y cualquier otra forma de diversidad sexoafectiva) y, por extensión, icono transnacional en la lucha por la libertad y la igualdad de todas las personas. Hoy Enrique Anarte (@enriqueanarte) va más allá de esta explosión de colores.

Fotografía de Fernando Villar (EFE)

Fotografía de Fernando Villar (EFE)

La globalización y sus narrativas han reforzado el impacto de emblemas de aspiración universal como este. La escala local de esta batalla política, de la que ya se ha hablado alguna vez en este blog, merece sin duda mayor dedicación en el futuro. Hoy, no obstante, es otro el enfoque que proponemos.

El caso es que, entre tantas banderas, borrachos de una bien merecida euforia, hay quien piensa que podríamos estar a punto de bajar la guardia en un momento crucial para nuestro movimiento. Las banderas y la visibilidad no son importantes: por ahora son necesarias. ¿Pero qué visibilidad? ¿Y quién ondea esas banderas?

El pasado 28 de junio el telediario de TVE narraba los actos consistoriales en la capital como la celebración del “Orgullo Gay”. La cadena pública más importante del país cometía el mismo error (¿intencionado?) que la gran mayoría de medios de comunicación, progresistas o conservadores, del Estado español. Es frecuente obviar las siglas del colectivo, no ya las que apuestan por la verdadera diversidad (IQ+ y variantes, que siguen siendo mucho pedir), sino las, digamos, clásicas: LGTB. Las fáciles de comprender para una población que no ha recibido una educación al respecto, cuyas nuevas generaciones siguen además sin recibirla, al menos en gran parte del territorio estatal y por parte de las instituciones. Afortunado es el joven que recibe una charla de una hora al año de parte de algún colectivo implicado, con recursos suficientes para organizarla, aunque todos viven esa realidad común en la que el insulto “maricón” sea el más frecuente en las escuelas. Lee el resto de la entrada »