La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘venenos’

El dragón Smaug que cuida los tesoros de La Gomera es azul y muy peligroso

Dragón azul, una extraña y poco conocida criatura de los mares. Foto Taro Taylor

Lo que empezó el otro día como una tranquila tarde de playa en la incomparable localidad de Valle Gran Rey, en la isla de La Gomera, terminó en monumental sorpresa. Caminando por sus negras arenas encontré unos diminutos bichos azulados que la marea iba sacando del mar. Unos niños habían comenzado a jugar con ellos recogiéndolos con sus palas y echándolos en un cubo con agua.

Mi asombro fue mayúsculo. Poco a poco se iban abriendo en la superficie, desplegando un cuerpo azul cobalto totalmente estrellado que nunca había visto antes. Parecían dragones, como el violento Smaug de la novela El hobbit, pero de color azul cobalto en lugar de rojo. ¿Qué porras era eso?

Eran peligrosos dragones azules (Glaucus atlanticus). Así se llaman estas increíbles, venenosas y poco conocidas criaturas marinas.

Echa un vistazo al vídeo que he grabado de ellos [y subido a mi canal de YouTube] para que descubras su belleza.

Si quieres conocer sus secretos sigue leyendo a continuación.

El Smaug azul de los mares

Smaug es el famoso dragón de El hobbit, el último que quedaba en la Tierra Media y que expulsó a los enanos de la Montaña Solitaria, arrebatándoles su tesoro. Estos dragones azules que me encontré en La Gomera también guardan un tesoro, el de una isla maravillosa que se ha convertido en emblema del ecoturismo europeo.

Pero no te preocupes por ellos, son raros y no te hacen nada si no les tocas, así que puedes estar tranquilo paseando por las playas gomeras, tan seguras y felices como sus bosques de niebla.

Pero aprovechemos el descubrimiento para conocer algo más de estas increíbles criaturas que parecen salidas de la imaginación de de J. R. R. Tolkien.

Glaucus atlanticus, conocido como dragón azul, es una extraña babosa marina, un gasterópodo nudibranquio de la familia Glaucidae. Tiene seis apéndices o brazos que se ramifican en rayos. Y para ser aún más dragón, los dientes de su rádula o boca parecen espadas.

Vive siempre en alta mar, lejos de la costa, en aguas templadas y tropicales, por lo que el cambio climático sin duda lo está favoreciendo. Su zona de distribución es amplísima, pues se encuentra en aguas atlánticas europeas y africanas, la costa este de Australia y Mozambique.

Aunque vive en mar abierto, accidentalmente pueden ser arrastrados por las corrientes hacia la costa, lo que explica que algunas veces nos los podamos encontrar en las playas. Pero es algo muy raro.

¿Por qué son azules?

Para camuflarse en el color azul intenso de los mares pelágicos donde viven, pero también con el blanco de los cielos.

Esta especie flota boca abajo aprovechando el mecanismo físico conocido como tensión superficial del océano y cuentan además con la ayuda de un saco lleno de aire que tienen en el estómago. Con movimientos mínimos de esa especie de dedos o flagelos se mueven en el agua buscando a sus presas. Porque ahí donde los ves son carnívoros, viven de la caza de otras criaturas igual de raras que ellos.

Pero también son cazados por otros animales. Por eso su coloración le sirve de camuflaje y le ayuda a defenderse de los depredadores que puedan atacarlos tanto por encima (se confundirán con el azul del mar) como por debajo (les verán igual de blancos o grises que el cielo).

Otra curiosidad. Como la mayoría de las babosas marinas, ésta es una especie hermafrodita, pues tiene tanto órganos sexuales masculinos como femeninos. Las parejas copulan uniendo sus vientres y luego expulsan los huevos fecundados unidos en largas cadenas gelatinosas.

Mucho cuidado, son venenosos

Como todo dragón que se precie, éste azul también lo es. No te va a atacar, no tengas miedo. Pero si lo tocas puede ser una picadura muy urticante y dolorosa, más potente que la de una medusa.

Y no se te ocurra comerlo porque es un potente veneno. Los dragones azules se alimentan de medusas y otros seres parecidos. Su veneno no solo no les afecta, sino que lo acumulan en la punta de sus dedos, concentrándolo aún más.

Este tipo de seres extraños depredan sobre otros organismos pelágicos de mayor tamaño, como la altamente venenosa carabela portuguesa, la velella o el caracol marino violeta. Y puestos a comer todo lo que flote por el mar, en algunas ocasiones también son caníbales y se comen entre ellos mismos. Menuda ricura de bichos.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras: 

Éxito (ganadero) de los restaurantes para buitres: todos salen ganando

Buitre leonado. Foto: Pixabay

Las poblaciones de buitres en España se han beneficiado durante la última década de las medidas puestas en marcha para la alimentación de estas aves, comederos que al estilo de peculiares restaurantes especializados en carroñas han suplido la falta de ganado muerto en el campo, su tradicional fuente de alimentación. Así lo confirma el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO).

España tiene un papel esencial en la conservación de las especies necrófagas.  Concentra más del 90% de ejemplares de toda Europa y constituye el principal enclave a nivel mundial para la protección de estas especies. Entre las más comunes destaca el buitre leonado, con unas 30.000 parejas reproductoras; el buitre negro, con 2.500 parejas aproximadamente; el alimoche común, con una población estable de 1.500 parejas; y el quebrantahuesos, con unas 133 unidades reproductoras. Lee el resto de la entrada »

Un grave envenenamiento pone en peligro la recuperación del único buitre de Canarias

Butihondo, único guirre que logró recuperarse del envenamiento masivo, es atendido por los veterinarios del Oasis Wildlife.

En principio, el Cabildo de Fuerteventura informó el pasado 27 de abril de la localización de dos ejemplares de guirre (alimoche canario, Neophron percnopterus majorensis) muertos por envenenamiento y otro en estado crítico en la zona de Cofete, en el Parque Natural de Jandía. Gracias a un estupendo trabajo periodístico de Antonio Cabrera en el periódico La Provincia, ahora sabemos que el desastre fue mucho mayor y había sido ocultado por la administración insular.

En realidad han muerto envenenados seis guirres junto con un número no determinado de cuervos canarios (Corvus corax canariensis), gaviotas patiamarillas atlánticas (Larus michahellis atlantis) e incluso varios gatos.

Es el envenenamiento de fauna salvaje más grave del que se tiene registro en Canarias. Lee el resto de la entrada »

Multa de 35.000 euros por envenenar a cuatro buitres

Poco a poco, jueces y agentes medioambientales están acabando con la impunidad de los envenenadores de animales. La última sentencia por matar con veneno al menos a un buitre negro y tres buitres leonados es dura y ejemplarizante:

¿Sabes cuál son las provincias con más buitres leonados de toda Europa?

Buitres leonados. Foto: SEO/BidLife

El buitre leonado tiene en Europa una distribución casi exclusivamente española, pues el 90% de sus efectivos de concentra en nuestro país. Y donde le va moderadamente bien.

Según el último censo de SEO/BirdLife, la población de buitre leonado en España actualmente se encuentra entre 30.946-37.134 parejas. Ello supone entre 95.930 y 122.542 ejemplares. Lee el resto de la entrada »

El cóndor de Europa ya no está en peligro de extinción

Por Europa no vuela el cóndor andino, el pájaro más grande y de mayor envergadura del mundo; unos 3,5 metros de punta a punta de las alas. Nuestro cóndor europeo, el ave más inmensa del Viejo Continente, es el buitre negro (Aegypius monachus). Casi tres metros de alas inmensas. Los venenos estuvieron a punto de llevarlo a la extinción a mediados del siglo pasado. Más tarde, la crisis de las vacas locas impidió durante años el abandono de animales muertos en el campo y a punto estuvo de matar de hambre a todos los buitres ibéricos.

La buena noticia es que a día de hoy sus poblaciones se han recuperado y están fuera de peligro. También lo es el saber que España concentra la mayor parte de sus efectivos europeos, más del 96% del total de la población.

El último censo español calcula que hay criando unas 3.000 parejas. Cuando se hizo el primer censo nacional de la especie en 1973 tan solo había 190 parejas repartidas en 15 colonias. Lee el resto de la entrada »

El moquillo aniquila lobos en Guadalajara

Jorge Sierra/WWF España

El biólogo Juan Carlos Blanco, una de las personas que más saben de lobo ibérico en este país, fue el primer sorprendido. Por encargo de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, este verano estaba siguiendo muy de cerca una manada de lobos en Guadalajara con la intención de poder marcarlos con GPS. Se trata de conocer con detalle sus movimientos, para de esta manera poder evaluar con seriedad científica su impacto real en la fauna salvaje y la ganadería.

Eran nueve lobeznos de diferentes edades y sexos. Pero de la noche a la mañana les entró una enfermedad muy contagiosa, el moquillo, un virus pariente del sarampión. En muy poco tiempo murieron siete ejemplares. Los dos supervivientes escaparon de milagro, pero tremendamente debilitados. Tanto que después pillaron la sarna. Cuando finalmente atraparon vivo a uno de ellos el animal daba pena. «Estaba en un estado lamentable», confiesa Blanco. «Al final no le pusimos el collar pues se encontraba demasiado débil para soportarlo». Lee el resto de la entrada »

¿Sabes cuál es la región que más odia a los lobos?

Lobos

Felix Rodríguez de la Fuente era castellano, de Burgos para más señas. Y sin duda se sentiría avergonzado con una región, la suya, empeñada desde hace años en erradicar al lobo ibérico a cambio de un raquítico puñado de votos. Yo también soy castellano, y de Burgos, y me siento igual de abochornado.

En su política de acoso y persecución al lobo, la Junta de Castilla y León acaba de establecer un cupo de muerte para los próximos tres años que hasta 2019 condena a la pena máxima a 429 cánidos salvajes de los territorios al norte del río Duero, 143 lobos al año. El cupo más alto de la historia y el más acientífico de todos ellos. En la provincia de León podrán abatirse 53 lobos al año. 40 en Zamora, 30 en Palencia, 15 en Burgos, cinco en Valladolid y no podrá cazarse ninguno en Soria. Lee el resto de la entrada »

Adopta un lobo ibérico este año

lobo_extraEn la lista de buenos propósitos para el nuevo año que ahora empieza añade uno más: adopta un lobo ibérico.

Uno bien salvaje, indómito, agreste, montaraz, zahareño. De pelo hirsuto e impresionantes ojos ambarinos, vivaces, intensos. De mirada tan intensa como aquella que un lejano día le dirigió un perseguido lobo burgalés a Félix Rodríguez de la Fuente y logró cambiar su historia y la de todos los que ahora amamos la naturaleza gracias a ese cruce de pupilas. Lee el resto de la entrada »

Todos contra el lobo

lobo (2)Más radicalizados que nunca, ganaderos, cazadores, conservacionistas y gestores se dan de palos por culpa del lobo, mientras la polémica especie es recibida no ya a palos, sino a tiro limpio, venenos y lazos ilegales.

La penúltima vergüenza ha sido la aparición hace unos días de un lobo muerto de un certero disparo en el cuello, una oreja amputada y colgado de una señal de tráfico a la entrada del pueblo asturiano de Tiós, en el concejo de Lena (Asturias). Ni en los peores tiempos anteriores a Félix Rodríguez de la Fuente se había llegado a tanto odio, a tanta estulticia.

¿Aviso a navegantes? Dudo que vaya dirigido a los lobos. Más parece un aviso a ecologistas. ¿Sueñan también con vernos colgados de los árboles?

Hay que hacer algo urgentemente. Reconducir la situación. Eliminar desavenencias, buscar soluciones. Tejer alianzas. Porque a tiros o a hachazos no se soluciona nada.

Hace falta un Plan Nacional de Gestión del Lobo que ayude a garantizar el mantenimiento de una población de lobos viable que pueda coexistir con las explotaciones ganaderas y la población del medio rural, minimizando su incidencia sobre la cabaña ganadera y optimizando la política de compensación de daños.

Hace falta implementar medidas de control, agilizar la indemnización real de los daños y la aplicación compensaciones efectivas, promover medidas de prevención (que van desde el empleo de mastines y cercados electrificados al agrupamiento de rebaños y la contratación de pastores) y, por supuesto, tolerancia cero con el furtivismo y el uso de veneno. Cárcel para esos ahorcadores de lobos.

También un apoyo decidido al ecoturismo, la gran herramienta de futuro como se ha demostrado en la Sierra de La Culebra (Zamora). Allí el lobo vivo vale mucho más que el lobo muerto: en el año 2012 se recaudaron unos 36.000 euros provenientes de los trofeos de caza del lobo, mientras que las pernoctaciones y las comidas en los establecimientos relacionados con el turismo del lobo produjeron 600.000 euros de ingresos.

Desgraciadamente vamos a peor. En tiempo electoral los lobos son tema recurrente para la propaganda política. Sólo así se entiende la última aberración del Gobierno de Asturias. En lugar de tratar de apagar el fuego de la discordia echan gasolina aprobando una extensión del programa de “control de población” de lobos, que terminaba en marzo, alargándolo hasta finales de junio. Hace así coincidir la matanza de lobos con el período de reproducción de la especie (y con la campaña política de mayo), afectando de lleno al periodo de partos de estos animales. Como han criticado los grupos ambientalistas asturianos, «la prórroga para matar lobos durante la época de cría parece abiertamente ilegal y es sin duda ilegítima». Paralelamente, el mismo día en el que apareció colgado el pobre animal colgado el Principado aprobó un plan que permite la caza de lobos en monterías”. Una normativa que mantiene a esta especie como no cinegética, pero que por primera vez permite su caza en reservas regionales durante monterías legalmente autorizadas de otras especies.

Flaco favor hacen todos estos descerebrados matalobos a la bella, pero inconsistente, campaña publicitaria del Principado de Asturias elogiando a sus «guardianes del Paraíso«. Las personas de bien, amantes de la naturaleza y del turismo responsable, no queremos ese tipo de guardianes armados.

Más de 8.000 personas se han unido a la petición iniciada en Change.org por el refugio UNE Dos Soledades, después de que este lobo apareciera colgado junto a una señal de tráfico en el concejo de Lena. Exigen a su alcalde que “se investigue el suceso y se castigue a los culpables”. Yo ya he firmado.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras: