La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘alimentacion’

Los pesticidas contaminan gravemente el suelo agrícola de Europa

Aplicación de pesticidas en un campo agrícola. Foto: Wikipedia Commons

Los pesticidas o plaguicidas han sido el gran invento de la Humanidad, venenos capaces de poner a raya a cualquier plaga agrícola, esas capaces de matar de hambre a poblaciones enteras o empobrecerlas terriblemente. Pero se nos han ido la mano. Los estamos utilizando en tanta cantidad y con tanto descontrol que estos productos sintéticos están envenenando los suelos fértiles de Europa.

Un reciente estudio científico publicado en la revista Science of The Total Environment ha puesto al descubierto datos alarmantes:

  • El 83 % de los suelos agrícolas de Europa contienen restos de uno o más plaguicidas.
  • El 58 % contienen mezclas de distintos tóxicos (45% tienen residuos de dos a cinco plaguicidas y el 13 % tienen residuos de seis a 10 agrotóxicos diferentes).
  • Hay al menos 166 mezclas de plaguicidas diferentes, un terrible cóctel tóxico cuyos efectos combinados son desconocidos.

Lee el resto de la entrada »

El aceite de oliva industrial puede matar millones de aves

Zorzales y otras aves muertos en la recogida nocturna de aceituna.La recogida mecanizada de aceitunas durante la noche en los olivares en modalidad superintensiva puede provocar solo en Andalucía la muerte de 2.600.000 de aves, según a alertado la asociación Ecologistas en Acción basándose en un informe de la propia administración regional.

El olivar superintensivo crea una plantación de alta densidad en forma de seto. Esta modalidad de cultivo tiene como objetivo reducir costes, ya que desde la plantación hasta la recolección todo está mecanizado. En 2015 existían en España aproximadamente 45.000 hectáreas, la mitad de las existentes a nivel mundial, 21.000 de ellas en Andalucía.

Las pequeñas aves sienten predilección por este tipo de olivos arbustivos que les aportan mucha seguridad en sus horas de sueño. Pero estos olivares en seto se convierten en una trampa mortal durante la recolección nocturna al ser las aves cegadas por los focos de las cosechadoras, que se las tragan literalmente mientras duermen. Lo hacen por la noche para aprovechar bajas temperaturas, lo que garantiza una excelente calidad de la aceituna recogida y, por ello, del aceite de oliva resultante. Es aceite manchado de sangre. La de miles de pajaritos matados involuntariamente. Lee el resto de la entrada »

Los productos a granel vuelven a los supermercados

La nueva tendencia más rompedora de las grandes cadenas de supermercados es regresar al pasado. Ofrecer alimentos a granel. Contradicen de esta manera, aunque solo sea parcialmente, la que había sido hasta ahora tendencia imparable del sector: el multiembalaje.

¿A qué es debido este cambio comercial? Me lo explica muy gráficamente Cristina, una amiga entusiasta de este sistema: “Estoy harta de tanto plástico“. Y añade algo muy interesante: “Me gusta elegir yo misma la fruta y la verdura, comprar la cantidad exacta que necesito para no tener que desperdiciar nada, y al venir sin envoltorios me parece mucho más natural, sin tantos aditivos como les ponen ahora para aguantar más tiempo frescos”.

Su visión es la del nuevo consumidor, más concienciado con el medioambiente, por el exceso de residuos, más interesado por la nutrición saludable, más desconfiado hacia el agresivo marketing de la industria alimentaria, más decidido a volver a los orígenes. Y los supermercados lo saben. Por eso también ellos están apostando por el granel de las frutas, las verduras y los frutos secos. Lee el resto de la entrada »

Descubre los misterios de las voces búlgaras y sus tomates rosados

Iordanka y Stela posan vestidas con el traje tradicional de Pazardzik heredado de sus abuelas.

¿Tomates búlgaros? Sorprende descubrir que en Bulgaria se cultiven tomates, que haya una variedad rosada orgullo de ese país, considerada de las más exquisitas del mundo. También sorprende saber que a la sombra de este cultivo haya mucha gente joven, soñadora, entusiasta, empeñada en vivir en el campo cuando todo el mundo lo abandona, y en ofrecer unos cuidadosos productos basados en las tradiciones y en esa agricultura ecológica que igualmente fue la tradicional durante milenios.

Tan tradicional como esa misteriosa música vocal con más de mil años de existencia, heredera de los imperios bizantino, otomano y griego, que me regalaron dos maravillosas señoras cuando hace unos días visité los invernaderos de la familia Petkov cerca de Pazardzik, junto al río Maritsa, a un centenar de kilómetros de la capital búlgara Sofía.

A continuación te dejo un vídeo que resume el lujazo musical y gastronómico de ese momento inolvidable, gracias a la bienvenida con canciones, bizcochos y miel con que fuimos recibidos por las maravillosas Iordanka y Stela. Lee el resto de la entrada »

¿Por qué cada vez comemos menos fruta?

En seis años el consumo de frutas en nuestro país ha caído en España un 7%, de los 4.695 millones de kilos de 2010 a los 4.369 millones de 2016. Si echamos la mirada hacia atrás ha caído a la mitad, reducido a unos tristes 3,8 kilos de fruta por persona y año.

Paradójicamente, en el mismo periodo de tiempo la producción se ha triplicado hasta el punto de que nuestro país es el segundo productor mundial de frutas después de China.

Según  Ignasi Iglesias, investigador del Parque Científico y Tecnológico Agroalimentario de Lérida, a este ritmo en diez años ya no se consumirá melocotón. Lee el resto de la entrada »

Celebremos el Día de la Tierra ¿industrial o ecológica?

 

Cada 22 de abril celebramos el Día de la Tierra. Un año más, las ONG conservacionistas lanzan al aire la gran pregunta: ¿Qué planeta queremos?

Vivimos tiempos de zozobra, y mientras una inmensa mayoría se mueve hacia posturas de consumo desaforado una inmensa minoría propone levantar el pie del acelerador, repensar el futuro y abandonar la actual carrera industrial de las grandes producciones deslocalizadas y los inmensos derroches. Un ejemplo claro es el modelo agroganadero ¿industrial o ecológico?

Amigos de la Tierra, por ejemplo, apoya abiertamente el ecológico, mientras denuncia el daño ambiental y social que provoca la agricultura industrial y desmiente los mitos sobre la producción de alimentos y la lucha contra el hambre. Para este fin, la organización ecologista publica un informe en el que demuestra que la agroecología es la solución para alimentar a las generaciones actuales y próximas. Lee el resto de la entrada »

Samanta Villar pone contra las cuerdas al asesino aceite de palma

No hay mal que por bien no venga.

  • Llevamos 20 años denunciando el disparate del consumo generalizado, global, terrorífico del aceite de palma, malo para la salud y una tragedia para el medio ambiente.
  • 20 años denunciando el peligro de alimentarnos a base de unas grasas saturadas que, como explica maravillosamente bien mi compañera bloguera Boticaria García, su consumo en exceso se asocia a la aparición de graves enfermedades y al aumento del colesterol malo o LDL.
  • 20 años denunciando la deforestación de cientos de miles de hectáreas de intocables selvas tropicales de Asia, África y América, la extinción de seguramente también cientos de especies de animales y plantas únicos en el planeta, el aniquilamiento de seres tan maravillosas (y evolutivamente cercanos) como los orangutanes, la contaminación con pesticidas, incendios gigantescos, apertura de carreteras, desecación de turberas.
  • 20 años denunciando la explotación infantil, los sueldos miserables, la violación de derechos humanos, las condiciones de trabajo tercermundistas a las que se ven sometidos los operarios más básicos de esta innoble agricultura industrial que, cual Godzilla destructor, se lleva por delante ecosistemas y culturas enteras.
  • 20 años denunciando las mentiras de una industria alimentaria, hostelera, farmacéutica, cosmética empeñada en mejorar sus magros beneficios empresariales a costa de colarnos sin avisar esa maldita grasa asesina; obligándonos a perder tiempo y vista en investigar cual policías de la Científica las etiquetas de todo lo que compramos tratando de elegir algo que no lleve aceite de palma o cualquiera de sus muchos derivados.

20 años predicando en el desierto y de repente un breve texto de 140 caracteres acaba de lograr lo inimaginable. Poner contra las cuerdas a la asesina grasa de palma en España.

Incluyo aquí el tuit salvador publicado por la periodista Samanta Villar el pasado 17 de febrero, en inteligente respuesta a un provocador tuit de la empresa de alimentación infantil Hero donde se cuestionaba su idoneidad como madre:

El tema se hizo viral en segundos. ¿Grasa de palma en la leche infantil y las papillas? ¿Qué les estamos dando de comer a nuestros hijos? Lee el resto de la entrada »

Estamos matando a nuestros hijos a cucharadas

obesidad

Comparto con el mediático cocinero británico Jamie Oliver su preocupación por nuestros (malos) hábitos alimentarios.

Comparto sus críticas a esa comida de catering que diariamente dan a nuestros hijos en los comedores escolares y luego reforzamos los fines de semana llevándolos a hamburgueserías y pizzerías.

Comparto sus elogios hacia los productos frescos y nutritivos, sus críticas salvajes (y merecidas) hacia la comida preparada, transformada, congelada, trufada de conservantes, antioxidantes, espesantes, colorantes, aromatizantes, estabilizantes, emulgentes, gelificantes, antiespumantes, antipelmazantes, antiaglutinantes, humectantes, correctores, acidulantes, potenciadores, edulcorantes y una larguísima panoplia de productos químicos de síntesis.

Comparto su lucha contra los refrescos azucarados y las leches coloreadas para imitar ese chocolate, fresa o vainilla que no tienen.

He firmado en change.org su petición para que en los colegios de todo el mundo exista una asignatura obligatoria en educación alimentaria; para que entre las competencias básicas de todo joven se incluya el saber hacer al menos 10 recetas de cocina diferente.

Pero también estoy de acuerdo con el dietista-nutricionista y bloguero de 20 Minutos Juan Revenga en que la auténtica revolución de la comida la debemos hacer en nuestras casas.

La culpa es nuestra y de nadie más. Porque en el pecado de este sistema de vida urbano, estresante, frenético, sin tiempo para preparar un guiso y ni tan siquiera para pelar una naranja, llevamos nuestra penitencia, terrible penitencia: 42 millones de niños menores de cinco años padecen sobrepeso u obesidad en el mundo, muchos de ellos con un tipo diabetes que hasta hace poco sólo se desarrollaba a partir de los 40 años.

En un espeluznante reportaje Jamie se lo explicaba así a una madre norteamericana que no paraba de llorar. “Estoy matando a mis hijos con toda esta comida basura”, le venía a decir al cocinero.

Y éste, también lloroso, le respondía: “Es verdad, los estás matando, pero aún estás a tiempo de evitarlo”.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Maltrato animal en granjas de conejos españolas

Conejos

Supuesto maltrato animal en granja que IA identifica como Granja Rosers. Calonge de Segarra (Cataluña) © Igualdad Animal

Matados a golpes contra el suelo, arrojados vivos a los contenedores, sufriendo heridas abiertas, pudriéndose muertos dentro de las jaulas, hacinados en pésimas condiciones de vida. Éste es el terrible resultado del estudio que a lo largo de dos años han hecho voluntarios de Igualdad Animal en la industria de la cría de conejos española.

Un exhaustivo recorrido por 14 comunidades autónomas ha permitido comprobar graves irregularidades en materia de bienestar animal e higiénico-sanitarias. Resultados que se le atragantan e indignan a cualquier persona mínimamente sensible.

Ante ello, el gabinete jurídico de Igualdad Animal ha interpuesto un total de 72 denuncias por maltrato animal, irregularidades en las condiciones de bioseguridad e incumplimiento de la normativa higiénico sanitaria contra 70 granjas de conejos y 2 mataderos. Las sanciones oscilan entre 60.000 y 1.200.000 euros de multa, de 3 meses a 1 año de prisión e inhabilitación especial para trabajar con animales durante un período de 1 a 3 años para las infracciones muy graves. También podría ordenarse la clausura de las instalaciones.

El asunto es muy grave pero no hay que generalizar, pues pueden pagar justos por pecadores. No todas las explotaciones son iguales. Tomás Gómez, presidente de Intercun (interprofesional del sector cunícola) ha asegurado en declaraciones al programa Agrosfera (RTVE) que van a investigar a esas granjas “y las que no cumplan, desde el sector estamos estudiando tomar acciones contra ellas”.

Lo que sí es importante es que, como consumidores, exijamos transparencia al sector cárnico. Para que el salvajismo de unos pocos en granjas de cerdos, vacas, gallinas, pavos, conejos o patos no se nos oculte. La Rebelión en la Granja, el maravilloso libro de George Orwell, debe empezar por cada uno de nosotros.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Hasta (en) los huevos de las superbacterias

agar-60571_640

Si la Organización Mundial de la Salud (OMS) está preocupada, todos deberíamos estarlo, y mucho. Pero no lo estamos. En realidad no hacemos caso a sus científicos, que llevan años encendiendo todas las alarmas, cada vez más angustiosas, respecto al peligro de las superbacterias, aquellas resistentes a los antibióticos.

Frente a ellas no tenemos armas. 25.000 personas mueren al año en Europa por su culpa. Y esta terrible cifra no para de crecer, hipotecando nuestro futuro y el de nuestros hijos.

En el último siglo, gracias a Fleming, Chain y Florey, la medicina moderna ha salvado millones de vidas tras vencer a la mayoría de las enfermedades infecciosas. Un gigantesco avance ahora amenazado por culpa del mal uso que hacemos de los antibióticos.

Los usamos cuando no son necesarios (eliminan bacterias, nunca virus como gripe o catarros), los dejamos de usar antes de concluido el tratamiento (reforzando involuntariamente sus defensas en lugar de las nuestras) o los tomamos sin enterarnos, ocultos en la carne, el queso o la leche.

Sí claro. ¿No lo sabías? La comida también tiene antibióticos. En pequeñas cantidades, pero los tiene.

Este tipo de fármacos se usan ya más con los animales que con las personas, incluso aunque estén sanos, pues con ellos se acelera su crecimiento, engordan más y se previenen enfermedades. Vamos, que así son económicamente más rentables para ese monstruo empresarial al que llamamos industria alimentaria.

En la Unión Europea y Estados Unidos los animales de granja ya reciben más de 10.000 toneladas de antibióticos al año, por encima del doble que nosotros. Como para extrañarnos luego de la existencia de superbacterias y alergias.

¿Antibióticos hasta en la leche? Y hasta (en) los huevos estoy yo de tanta mierda que comemos sin enterarnos.

Si quieres conocer con más detalle este tremendo problema de las superbacterias y la resistencia a los antimicrobianos, te recomiendo los siguientes enlaces:

Foto: Pixabay

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras: