A la pequeña Polina la arrojaron a un canal estando a punto de parir

Otra historia de abandono y maltrato, esta vez procedente de la protectora El amigo fiel de Córdoba. Otra historia que ejemplifica la poca responsabilidad de demasiadas personas, la necesidad de esterilizar y cómo las protectoras acaban asumiendo las negligencias ajenas y los animales son los que más las sufren.

Nos superan las historias de absoluta indiferencia hacia los animales. El ser humano sorprende una vez más por su insensibilidad hacia los más vulnerables.

Esta perrita estaba tirada dentro de un canal, desorientada y sin poder salir, por suerte pudo ser rescatada. No se sabe el tiempo que llevaba allí.

Como la familia que la salvó no podía hacerse cargo de ella, hemos asumido el caso para poder darle un futuro a esta pobre.

Hoy la hemos llevado al veterinario porque nos temíamos lo peor por como estaba de gordita y así ha sido. POLINA está embarazada, a término. Pero lo malo es que no vamos a poder cortar la gestación porque dará a luz en cualquier momento. Nuestros veterinarios han valorado el riesgo y es muy alto. Por lo tanto, está clara nuestra decisión.

Hemos hecho una ecografía donde se veía el tamaño de las crías, después de la radiografía digital se ha visto claramente que los pequeños están muy grandes y a punto de ver la luz. Casi seguro que serán dos bebés, sus pequeños cráneos y columnas se ven perfectamente.

Es una complicación, si ya es difícil una adopción, ni que decir la de otros dos seres que no tenían que venir a este mundo por la insensatez de la persona que alguna vez tuvo a esta perra, la cual no le importó su destino.

Ahora solo nos queda esperar. Polina será mamá en horas y solo queremos que ocurra sin problemas, ya ha pasado demasiado esta pequeña.

Mientras que la esterilización siga siendo un capricho, no una obligación y mientras el abandono y maltrato no tengan penas ejemplares, esto seguirá ocurriendo una y mil veces. Es una vergüenza.

Polina necesitará un hogar, igual que sus dos cachorros. Y en esta protectora siempre vienen bien los voluntarios y casas acogidas para poder ayudar en casos así.

Contacto: informacion@elamigofielcordoba.org

‘Mastín y la chica del galgo’, una novela que quiere ver la luz por crowdfunding para ayudar a los perros y gatos sin hogar

Hoy vengo a hablar de mi libro, literalmente. Vengo a hablaros de Mastín y la chica del galgo una novela juvenil (para chavales a partir de unos catorce años) de 400 páginas, interesante también para adultos, que publiqué hace cuatro años en este blog por capítulos semanales.

Al fin estoy en el camino de lograr que vea la luz en formato impreso. Es una versión mejorada, revisada varias veces. Y es un proyecto muy bonito, que me ilusiona mucho y que es completamente solidario.

Todo, absolutamente todo lo que genere será para los perros y gatos de la Fundación Amigos del Perro, cuya presidenta leía sin faltar un solo día la historia mientras se publicaba.

Voy a necesitar vuestra ayuda
para que sea realidad, para que podamos ayudar a los animales al tiempo que creamos conciencia y damos a conocer la realidad de la protección animal. Hoy mismo, hace muy pocos minutos, se ha abierto el Verkami para sumar mecenas. Mecenas que aporten el dinero suficiente para poder pagar los gastos que supone llevar Mastín al papel.

Es extremadamente raro que pida algo para mí, pero esta vez voy a hacerlo. Por favor, ayudadme. Más allá de ser mecenas, necesito que ejerzáis de altavoces y recomendéis este Verkami desde vuestras redes sociales y de viva voz a los que os rodean.

Me gustaría que este libro llegase al mayor número posible de lectores porque quiero creer que puede contribuir cambiar un poquito el mundo a mejor de diferentes maneras. Estoy convencida de que con los cuentos y los libros es posible ayudar a los animales, despertando una mayor sensibilidad y respeto por ellos, que se traduce también en bondad y empatía hacia otros seres humanos. De hecho, en el libro también se recogen más valores relacionados con el respeto, la tolerancia y la convivencia vinculadas a situaciones de acoso escolar o igualdad LGTBi.


Entre las recompensas las hay tan chulas como poner nombre a uno de los animales sin hogar que llegue a Fundación Amigos del perro (os animo a apadrinarlo además) y que María Gago haga un dibujo de vuestro perro o gato tan bonito como el que veis arriba.

Argumento:

Martín tiene diecisiete años y un pitbull, un perro viejo y bueno pero que hace que muchos se cambien de acera cuando los ven paseando juntos. Anda un poco perdido sobre qué hacer con su vida. Y conocer a una nueva vecina, una chica de veintiséis años con un galgo, le conducirá a ser voluntario en una protectora y le ayudará a encontrar su norte. Los perros protagonistas son un pitbull y un galgo. No es casualidad. Embajadores de los conocidos como perros potencialmente peligrosos cuya adopción es más difícil y sobre los que pesan muchos prejuicios injustos y de los perros de caza que llenan perreras y protectoras con un futuro incierto.

La terapia con perros redujo el dolor, el miedo y la ansiedad de los niños de la UCI pediátrica del Hospital 12 de Octubre

Ha terminado recientemente una experiencia piloto, cuyos resultados acabamos de conocer. Se trata del programa de actividades terapéuticas Huellas de Colores, “el primero que ha incorporado en España las Intervenciones Asistidas con Animales (IAA) en una UCI Pediátrica”. Lo hizo entre enero y febrero de este año en la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos (UCIP) del Hospital Universitario 12 de Octubre de Madrid.

Es un hospital que ya ha sido pionero en la introducción de otras medidas de humanización para el paciente pediátrico crítico y sus familias, como la política de puertas abiertas 24 horas o la musicoterapia.

En total se llevaron a cabo 23 intervenciones con quince niños mayores de tres años, la mayoría ingresados por complicaciones de enfermedad oncológica y con una media de edad de 14,6 años. Todos han podido disfrutar de la compañía de perros seleccionados y entrenados, supervisados por técnicos en IAA y psicólogos de la asociación terapéutica Psicoanimal dentro de su box de paciente, salvo si sus condiciones le permitían salir de la unidad bajo supervisión.

Han sido tres los perros que se han paseado por esa unidad hospitalaria, seguro que provocando algún arqueamiento de cejas pero muchas más sonrisas: un golden retriever de siete años, Zeni, una mestiza de draghtar de ocho, Senna y una mestiza de labrador que no llega a tres, Koma. de labrador nacida en 2016). Se da además el caso de que los tres perros habían sufrido experiencias de abandono y/o maltrato antes de ser rescatados, recuperados y entrenados por el equipo de Psicoanimal.

La conclusión es que “las terapias asistidas con perros pueden reducir de forma notable los niveles de dolor, ansiedad y miedo de los pacientes pediátricos críticos”. Más pormenorizadamente, esto es lo que concluye:

El estudio, diseñado por expertos del Hospital 12 de Octubre y la Cátedra Animales y Sociedad de la Universidad Rey Juan Carlos, y desarrollado por la asociación de expertos en IAA Psicoanimal, aprecia diferencias significativas en los pacientes antes y después de las intervenciones con los animales en la disminución de los niveles de dolor —hasta tres puntos según las escalas habituales de medida de esta variable— la ansiedad y el miedo.

Según los expertos, se trata de una intervención que aporta a los niños un ‘respiro terapéutico’ durante la hospitalización a través de las emociones positivas que generan los perros.

“Este estudio viene a demostrar el beneficio del uso de las IAA como una forma más de humanizar los cuidados intensivos y de controlar el dolor de los pacientes con medidas no farmacológicas. Estos aspectos están adquiriendo un interés creciente debido a los avances en la medicina intensiva y la mayor supervivencia a las enfermedades críticas”, explica Alba Palacios, investigadora principal del proyecto y pediatra de la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos del Hospital Universitario 12 de Octubre.

“El perro supone un estímulo novedoso y emocionalmente muy atractivo para los menores ingresados en esta unidad. Supone para ellos la ruptura de la rutina y lo que es más importante focaliza la atención en otro ser vivo, divertido, cálido y que le permite poder expresar su alegría y todo aquello que les define por ser niños y que el entorno hospitalario, la enfermedad, el miedo y el dolor pretende robarles”, afirma Nuria Máximo Bocanegra, investigadora del proyecto y directora de la Cátedra Animales y Sociedad de la URJC.

“Las IAA han demostrado numerosos beneficios en diferentes áreas de mejora de la persona. Producen beneficios a nivel físico, emocional, social, motor y cognitivo, principalmente porque son una increíble fuente de motivación. Creemos en el PERRO como apoyo en las sesiones terapéuticas y es través del VÍNCULO que se genera con los usuarios con lo que trabajamos y potenciamos las diferentes áreas de mejora”, explica Rocío Fernández Andrade, investigadora del proyecto, psicóloga clínica infantil, experta en Intervenciones Asistidas con Animales (IAA) y vicepresidenta de Psicoanimal.

El programa piloto ‘Huellas de Colores’ se ha financiado con fondos de la Cátedra Animales y Sociedad aportados por la compañía de alimentación natural para perros y gatos Dingonatura. La satisfacción global del proyecto ha sido muy positiva —9.71 puntos sobre 10— y la mayoría de los encuestados han manifestado que podría ser un hecho diferencial en la elección de hospital —3.56 puntos sobre 4—. La Cátedra Animales y Sociedad ha buscado nuevas vías de financiación que harán posible prorrogar el proyecto tres meses más, aunque el objetivo es su mantenimiento por tiempo indefinido.

Los autores de esta investigación destaca que hay poco investigado al respecto de emplear a los animales para tratar a personas ingresadas en cuidados intensivos. Mencionan experiencias en el Johns Hopkins School of Medicine de Baltimore, el Policlinico San Matteo de Pavia) y sobre todo en el Ospedale Pediatrico Meyer de Florencia (Italia), “que mantiene programas de IAA en su UCI desde hace más de diez años y confirma, además de los efectos positivos en los pacientes, que no se ha registrado un aumento de la incidencia de infecciones o enfermedades contagiosas transmitidas por los perros empleados en las intervenciones”.

El veterinario Carlos Rodríguez nos enseña a cuidar a nuestros animales de compañía en TVE en el programa de Macarena Berlín ‘+cotas’

Si hay un veterinario en España que destaque por su labor proteccionista es, sin duda, Carlos Rodríguez. Autor de numerosos libros de divulgación sobre animales de compañía, presidente de la Fundación Mascoteros y conductor del mejor y as duradero espacio periodístico sobre bienestar animal: el programa Como el perro y el gato en Onda Cero.

Él dice que no es periodista, que es veterinario, pero yo no puedo evitar pensar que es el comunicador de referencia en España en lo que respecta a promover una tenencia informada y responsable de nuestros animales de compañía. Y lo es desde hace tantos años que he perdido la cuenta. Recuerdo ser una veinteañera recién emancipada que procuraba cocinar el fin de semana a la hora que él daba sus recomendaciones por las ondas, contestando con sentido del humor y sensatez a las preguntas que le llegaban de los oyentes.

Hace unas pocas semanas que tenemos la oportunidad de ver en televisión a este hombre grande, de discurso apasionado. Se trata del programa +cotas, presentado por Macarena Berlín y dirigido por Albert Castillón, en el que también participa el rehabilitador canino Israel Pérez.

Se emite las mañanas los fines de semana. A las 9:30 de la mañana de los sábados en principio, aunque parece que disfrutan moviéndolo. Suerte que siempre nos quedará RTVE a la carta y las cuentas de twitter de sus artífices.

Es muy importante transmitir desde los medios de comunicación la importancia de ser dueños responsables, de informarse previamente sobre las necesidades de cualquier animal que vayamos a sumar a la familia, de asumir esa responsabilidad hasta el final y con todas las consecuencias. Y el programa me gusta, porque transmite precisamente eso. Incrusto tantos tuits, con pequeños fragmentos, para facilitar que os hagáis una idea.

Sus objetivo declarado es fomentar la adopción, dando cabida a protectoras de animales y explicando cómo adoptar.

También pretende desmontar falsos mitos y ayudarnos a comprender mejor a nuestros animales, así como presentarnos a animales de trabajo, que velan por nuestro bienestar.

A mí, personalmente, me parece mucho más interesante que conocer a los animales de compañía de los famosos, los animales ‘influencers’ en redes o los vídeos graciosos; otros espacios del programa, son bastante menos útiles que las partes más educativas y periodísticas.

Tal vez la principal crítica constructiva que podría hacer a los responsables del programa es que se pretende abarcar demasiado, todo el universo relacionado con los animales de compañía, y hay secciones demasiado ligeras y anecdóticas mientras que hay otras, como la del mismo Carlos, que nos dejan con ganas de más.

En cualquier caso, ojalá más espacios en televisión como éste, ojalá mejor tratados en la parrilla. El conocimiento es una herramienta importante para mejorar la situación existente en nuestro país, en el que los abandonos, el maltrato y los animales mal atendidos son moneda corriente.

Las bolas de pelo, el peligro que encierra que los gatos sean tan limpios

Tener un gato (o dos, ya sabéis que yo suelo recomendar tener una pareja bien avenida como la que ilustra este texto), requiere de informarse y satisfacer las necesidades de estos animales. Por ejemplo rascadores disponibles de su agrado; entornos que les estimulen pero sean seguros para evitar caídas; alimentos de calidad porque con la edad sus riñones se resentirán de no ser así.

También que tomemos medidas para evitar que se formen bolas de pelo, potencialmente muy peligrosas y más frecuentes en los ejemplares de pelo largo.

Los gatos, y está vinculado al hecho de que sean cazadores solitarios que atrapan a sus presas al acecho, quieren estar limpios. La manera que tienen para acicalarse. La segunda actividad a la que más tiempo dedican tras dormir, es emplear la lengua y las patas delanteras.

Su empeño por estar limpios propicia que muchos gatos domésticos no hayan necesitado un baño jamás en toda su vida. De hecho, si vemos que nuestro gato no se asea suele ser síntoma inequívoco de que se encuentra enfermo y hay que acudir al veterinario inmediatamente.

De tanto lamerse, los gatos acaban ingiriendo pelo muerto que forma bolas en el aparato digestivo. Cuando son pequeñas suelen ser vomitadas o eliminadas con las heces, pero si son demasiado grandes pueden provocar una oclusión intestinal que conducirá a la muerte del animal a menos que se intervenga quirúrgicamente.

Hay diferentes maneras de evitarlo. Una es ayudarle con cepillados frecuentes, sobre todo en el caso de los que tienen pelo largo. Otra es suministrarle periódicamente hierba gatera o malta (en pastillas o jarabe), que facilitan la eliminación natural de las bolas de pelo. Y también hay piensos que incluyen compuestos que facilitan ese tránsito.


Igor y Tizón necesitan encontrar una familia definitiva.

Al principio son algo tímidos, van juntos a todas partes y casi nunca se separan, pero con paciencia y amor conseguirás su confianza. Su adopción conjunta sería ideal ya que están muy muy unidos. ¡Los hermanos Halloween de Equipo Bastet están buscando a su familia definitiva!

Se encuentran en Murcia, pero se pueden enviar a otras provincias. Se entregan con chip, vacunas, desparasitados y castrados.

Contacto: adopcionesbastet@gmail.com

En la protectora de Lugo necesitan ayuda, se han juntado con casi cuarenta cachorros

Las perreras y protectoras no son un buen lugar para los cachorrros. Están más expuestos a enfermedades y a inclemencias y faltos de los estímulos que necesitan para crecer equilibrados. Por eso urge siempre encontrar casas de acogida temporales o adopciones definitivas para ellos.

Con estos calores fuera de tiempo, parece que las camadas primaverales se están adelantando y la protectora de Lugo es, por desgracia, más que consciente de ello. También de que el verdadero culpable no es el calor, sino la irresponsabilidad de muchos dueños, que no esterilizan, no controlan a sus perros y luego abandonan, “no paramos de ver abandonos de cachorros sin importar edad, camadas enteras y hembras preñadas”.

Teodoro al sol, esperando un hogar.

La cuestión es que desde Lugo me escriben pidiendo ayuda urgente porque tienen una “saturación de cachorros y camadas” y necesitan acogidas y adopciones. Las acogidas tienen que ser solo en Lugo, pero las adopciones pueden ser en toda España.

Actualmente en la protectora hay cuatro madres con sus respectivas camadas, hermanos que fueron abandonados sin madre y tambien algún cachorro suelto, seguramente regalos que no acabaron bien.

¡Hablamos de casi cuarenta cachorros! Y limitándonos sólo a los menores de cuatro meses. Es una locura. También hay dos recien llegadas a puntito de parir por lo la casa se agrava.

Queremos mandar un mensaje de auxilio, estos cachorros si crecen en un canil enfermarán y tampoco tendrán la socialización que necesitan para ser adultos equilibrados.

Aunque las acogidas solo pueden ser en Lugo por temas de controles y revisiones veterinarias, la adopción puede ser en cualquier parte, por lo que si alguien está interesados podrian adoptarlo cuando tengan la edad oportuna (siendo también más facil encontrar acogida en Lugo durante este tiempo si ya estan reservados).

Geno y Gena

Hay cuatro nolitos de raza pequeña (la madre pesa aproximadamente 10 kilos), ocho doris mestizos de pastor, cuatro agys medianos, cinco framis mestizos de pastor, cuatro furquis mestizos de labrador, dos iaguiños mestizos de pastor, los medianos Geno y gena, cinco teodoros también medianos y Mudo, un cruce de pastor.

En definitiva, estamos súper colapsados.

Cualquier persona que esté interesada en adoptar un cachorro o acoger (si es de Lugo) que envíe un email a lavisanchez@yahoo.es o contacte por facebook
https://www.facebook.com/protectoralugo/ o Instagram @protectoralugo

Joven y con un carácter perfecto, pero no encuentra hogar por ser atigrado

Los perros negros y atigrados tienen mucho más difícil encontrar un hogar. No es la primera vez que os lo cuento. Las protectoras lo tienen más que comprobado.

Su color llama menos la atención a los potenciales adoptantes, que con demasiada frecuencia se rigen por criterios estéticos y no pensando en otras características del animal que asegurarían el éxito en nuestra relación con él.

El color de Tigre es la única razón que desde Perrigatos sin fronteras encuentran para explicarse que aún no haya logrado una familia. Me cuentan que pese a ser joven, tener un carácter estupendo y un tamaño tirando a reducido, todos factores a su favor, “no hemos conseguido nada. Nadie se ha interesado en adoptarlo”.

Por eso Tigre asoma hoy a este blog, a ver si forzamos su buena suerte, porque lo merece.

De nada vale que sea un perrito bueno, obediente, muy sociable, cariñoso, mimosete a más no poder, que se lleva bien con otros perros y con niños. Es un perro diez (sin exagerar), un perrito que solo quiere dar amor. Pero parece que todo esto de nada vale, porque nadie ha preguntado por él, nadie se ha fijado en él. ¡No lo puedo entender!. Él es todo lo que cualquiera quisiera en un perro.

Tigre aún no ha cumplido los dos años. Fue abandonado porque no era lo suficientemente bueno para cazar. Desde entonces ha tenido que vivir en varios sitios (lo que también demuestra su capacidad de adaptación y lo agradecido que es), hasta que por fin hemos conseguido una casa de acogida para él.

Ahora está descubriendo lo que es un hogar, aunque prestado. Por eso buscamos para nuestro Tigretón su propia familia, la mejor familia porque él lo merece, su final feliz.
Ahora convive con dos perros y un niño, y se porta muy bien.

Tigre está en Madrid y se entrega con cartilla, chip, vacunas al día, esterilizado y con contrato de adopción.

Contacto: perrigatossinfronteras@gmail.com 670959688

Adiós Sancho

A Sancho lo encontré la primavera de 2005 abandonado en la calle cuando acababa de nacer. Yacía boqueando y con los ojos cerrados junto a su hermano Cervan. Su madre era una gata callejera, joven y enferma, que los parió en plena acera justo frente a la casa de unos buenos amigos, también amantes de los animales, Miguel y Encarni.

A Sancho su madre lo limpió pero con Cervan ni siquiera hizo eso. Cuando los recogí del suelo aun tenía el cordón umbilical y la placenta, que se había quedado pegada al adoquín. Todavía recuerdo la sensación de despegarla al coger a aquellos dos gatitos diminutos en mi mano, decidida a luchar por ellos.

Mi amigo Miguel, que estaba en casa, se quedó guardándolos mientras yo acudía corriendo a comprar leche para ellos.

Los gatitos son más duros de lo que pueda parecer y lograron salir adelante.

Si hubiera tardado unos pocos minutos más en pasar por allí, probablemente su suerte hubiese sido otra.

Un escalón de Ikea invertido fue su primer hogar, acompañado siempre de un flexo para mantenerlos calientes.

Eso, las tomas regulares y la estimulación de la zona perianal tras las comidas para que hicieran sus necesidades (con una gasa húmeda pero también con la ayuda de Troya, que hacía ese trabajo divinamente) obraron el milagro de convertirlos en unos pequeños exploradores bullendo de vida.

Esa paren de amigos y yo nos turnábamos en la responsabilidad de cuidarlos. Recuerdo que nos fuimos un fin de semana de viaje a Extremadura y nos los llevamos con nosotros, con flexo, biberones y toda la pesca.

Eran un poco nuestros. Sanchito y Cervan, que perdió los dedos de la mano nada más nacer por la falta de cuidados de su madre. Ser manco nunca le impidió hacer una vida normal. Era más tímido que su hermano, algo más pequeño y más débil. Fue también el primero en lograr un buen hogar, la mejor amita posible. Era una niña como mi hija entonces, cuando lo adoptó hace casi catorce años. Ya era universitaria cuando murió hace pocos años.

Sancho logró el que creíamos también un hogar estupendo, pero no fue así. La mujer que se lo llevó apreciaba más las cosas que los seres vivos y nos lo devolvió poco después, convertido en un precioso gatazo adolescente.

Vino de nuevo de refugiado a mi casa y parecía recordarla perfectamente, igual que a nosotros, a Troya y a mis gatos Maya y Flash.

Pasó unas semanas feliz, jugando con nosotros y con ellos mientras yo buscaba otro hogar en el que pudiera vivir por siempre, bien atendido y querido. Para mí Sancho fue siempre especial. Su personalidad (gatonalidad) era maravillosa, se trataba de todo un señor gato seguro de sí mismo, sociable, flexible y cariñoso.

Tuvo mucha suerte al acabar convertido en la familia de Vanesa. Ambos se robaron el corazón y compartieron muchos años juntos, valiosas vivencias que atesorar. Sabiéndole en sus manos yo estaba tranquila.

Hoy su humana me ha dicho que Sancho ha muerto. Ya llevaba cierto tiempo delicado, cuidado con mimo. Ya era un gato mayor.

Ha llegado el momento de pagar el peaje obligado de amar y recibir el amor de un animal.

Como os dije hace poco con Troya, no creo en cielos ni arcoíris. Atesoraremos su recuerdo en nuestros corazones, que no hay mejor lugar. En primer lugar el de Vanesa, pero también el mío, el de Miguel, el de Encarni, el de todos los que le conocimos.

Allí también están Troya, Flash, Mina, Cervan, Pipo, Uruguay, Ron, Tritus, Gaidin y Trinity.

Y puede parecer difícil de creer, pero llega un momento en que el dolor no está, en el que recordarles, ver sus fotos, hablar de ellos, solo evoca la felicidad pasada. Como mucho, tal vez un poco de esa nostalgia dulce que envuelve y no se clava.

Adiós Sancho, ánimo Vanesa.

Mejor mantener las pseudoterapias como la homeopatía o las flores de Bach también lejos de nuestros animales

 

Hace ya mucho que quería hablar de homeopatía y de animales de compañía. Llevo demasiado tiempo viendo como la presencia de productos homeopáticos aumenta entre los propietarios de perros y gatos, algo que tiene reflejo en la existencia de numerosos contenidos en Internet que recomiendan su empleo, contenidos que no voy a enlazar porque no los quiero favorecer pero que seguro que podéis encontrar a poco que tengáis curiosidad.

Solo con ese último comentario ya imagináis lo que opino. Solo cuentan con mi confianza aquellos tratamientos con evidencia científica claramente demostrada. La homeopatía en concreto no es capaz de curar nada y sí de perjudicar si incurrimos en el error de no tomar el tratamiento pautado y eficaz y sustituirlo por esta pseudoterapia, que además no es precisamente gratis.

Justo la pasada semana, más concretamente el jueves y el viernes, hemos publicado varios contenidos a partir del estudio sociológico Ulises que 20minutos elabora junto a la empresaria 40db e Ibercaja sobre la percepción que los españoles tienen de las pseudo ciencias en general y la homeopatía en particular.

Los españoles tienden a pensar que las pseudoterapias carecen de carácter científico, aunque su percepción varía en función de la práctica por la que se les pregunte. Para el 70,5% no son ni válidas ni efectivas.

La terapia alternativa a la que más naturaleza científica le confieren los encuestados es a la quiropraxia, con un 38%. Le siguen acupuntura, (36,9%), reflexología (26,8%), homeopatía (19,4%), biomagnetismo (15,4%), flores de Bach (12%), cristaloterapia (6,7%) y reiki, (6,5%). Por sexo y edad, como muestra, son más los hombres que las mujeres quienes afirman que la quiropraxia no tiene carácter científico (37,5% frente a 25,6%) y más los jóvenes, de 18 a 34 años, que sí le dan esa consideración al biomagnetismo.

Ese informe me animó a recuperar ese tema al que quería meter mano desde hace tiempo. Por un lado quiero invitaros a leer todo lo que ha escrito mi colega Javier Yanes, biólogo y periodista, en su blog Ciencias Mixtas.

Pero para centrarlo en el tema animal he podido contar con la ayuda de la veterinaria Flor Dessal, especialista en medicina felina en la clínica Gattos y que comienza la charla confesando haber “sufrido” que su madre le diese homeopatía hasta que tuv edad suficiente para exigir auténticos medicamentos.

¿Se ha encontrado con animales tratados con homeopatía?
Sí he encontrado animales con tratamientos así. No es demasiado común. En otros países ya están prohibiéndolos, en España la venta sí que parece ir en aumento para animales y para personas.

¿Para qué dolencias ha visto que los empleaban?
Para medicina interna, problema hepatitis, renales, digestivos, algunos problemas articulares… Sobre todo lo veo mucho en cuadros hepáticos lo veo mucho. No obstante somos un centro de referencia en el que solo tratamos gatos y es lo que veo según el perfil de cliente que tenemos.

¿Qué hace cuando se encuentra a un propietario que la emplea?
Me toca morderme mucho la lengua porque hay que respetar al cliente. Hay gente que lo tiene integrado como opción.

Y ahora que no habla a ningún cliente en concreto, ¿qué diría a los propietarios que dan homeopatía a sus animales?
Que están haciendo que sus mascotas no tengan calidad de vida porque se ha comprobado científicamente que no tiene ninguna utilidad. Y aparte están tirando el dinero. No son productos precisamente baratos. Es promover un negocio que es fraude.

La homeopatía es inocua, salvo que se deje de tomar el tratamiento verdaderamente eficaz.
Claro, en ningún caso hay que sustituirlo. La homeopatía no es nada, pero si se da en lugar de lo que debemos, la patología va ir avanzando. Es preciso hacer hincapié en que no es una alternativa, no es medicina. No hay estudios que avalen su eficacia, pero sí hay muchos estudios que dicen lo contrario.

¿Estaría a favor de prohibirla?
Totalmente a favor.

¿Qué otras pseudoterapias se encuentra?
Las flores de Bach. Está super extendido, más que la homeopatía. Realmente tampoco hay nada que avale su eficacia y tampoco estudios de seguridad. No es un producto veterinario, sino humano, y hay componentes naturales que podrían ser perjudiciales para los gatos. En este caso hablamos de algo que puede resultar incluso hasta peligrosos.

¿Tampoco recomienda que se usen?
No voy recomendar ninguna terapia alternativa. Puedo aceptar únicamente que algún paciente puede probar la acupuntura, pero tampoco la recomiendo. Está teniendo un poquito de auge ahora, pero en cualquier caso el gato es un animal poco receptivo a este tipo de tratamientos. Está pasando más con perros.

Hay personas que defienden estas terapias alegando precisamente que en los animales funcionan y son la prueba de que no se trata de un efecto placebo.
El efecto placebo en los animales también existe, sobre todo en los perros. Son conscientes de que los dueños les dan algo. Y, por otro lado, el efecto placebo no se da en el animal, sino en el propietario. Si le das algo que crees que funciona, el poder de sugestión es muy fuerte. Si crees que funciona es probable que veas beneficios; pero son subjetivos, no son reales.

Los cinco gatos que ilustran este contenido están en la protectora asturiana Amigos del Perro esperando un hogar. En su web hay más información sobre ellos y muchos otros igual de necesitados de una familia.

Contacto: adopciones@amigosdelperro.org 684607160
 

Los perros entrarán en los autobuses madrileños, pero con una tarjeta especial. ¿Costará dinero? ¿Dónde se sacará? ¿Es una medida disuasoria?

La EMT se moderniza. Aún tiene que recibir el visto bueno del Consorcio de Transportes, pero hoy mi compañero Paco Pelayo da la exclusiva en este medio de que no tardaremos demasiado en poder viajar con nuestros perros en autobús por Madrid.

Una buena noticia. Muy buena. Como siempre habrá gente que se opondrá de entrada. Olvidan que los perros hace muchos años que pueden ir en los trenes de Cercanías y ya llevan en torno a un par de años en el Metro de Madrid, algo más en el de Barcelona. Nada de eso ha supuesto ver jaurías corriendo por los pasillos subterráneos o por los vagones. No ha habido conflictos.

Troya en el Metro. (JORGE PARÍS)


La gente con perro no va a lanzarse a llenar trenes, metros o autobuses. Preferimos pasear por parques como El Retiro. Viaja en transporte público la gente con perro a la que no le queda otra opción.

Y en cualquier caso, con respeto y civismo y cumpliendo las normas hay sitio para todos.

Vayamos con las normas. ¿Cómo podremos viajar en los autobuses madrileños? Es un espacio más reducido e inestable y parece despertar más recelos de entrada.

El texto que me ha llegado es escueto y deja dudas.

La novedad más destacada del nuevo articulado es que EMT permitirá viajar con mascotas, fundamentalmente perros, por su propio pie. En este sentido, a la normativa actual que permite viajar con perros y otras mascotas en trasportines o similares y que permite acceder con perros por su propio pie cuando se trata de animales guía de personas discapacitadas o ciegas, se agrega la posibilidad de viajar con perros siempre que el propietario disponga de una tarjeta específica de autorización expedida por EMT.

A este respecto, los perros deberán viajar en todo momento sujetos con correa y con bozal puesto y deberán situarse, tumbados, bajo el asiento que ocupe su propietario o acompañante en la parte delantera del autobús (es decir, entre la puerta delantera y la puerta central).

Se permitirá el acceso al autobús con perros todos los días de la semana durante todo el servicio excepto los días laborables entre las 7:30 y las 9:00 horas y entre las 16:30 y las 19:00 horas. El acceso al autobús con perros estará, en todo caso, limitado a un animal por vehículo, y supeditado a la ocupación del vehículo según criterio del personal de EMT.

Es decir, hay que evitar horas punta como en el Metro (en julio y agosto no hay restricciones), solo se permite un perro por bus, hay que ocupar los asientos delanteros y en perro debe permanecer tumbado bajo el asiento. Es decir, es requisito obligado ya de entrada que el animal esté mínimamente ocupado.

Es importante destacar que conceden al conductor de autobús la última palabra. Si considera que ya está muy lleno o va a estarlo puede perfectamente negarse a dejarnos subir.

Las principales dudas son las relativas a que habrá que tener una “tarjeta específica de autorización expedida por la EMT”. ¿Tendrá coste? ¿Qué documentación habrá que aportar para obtenerla? ¿El perro tendrá que pagar billete? ¿Dónde se podrá conseguir?. Aun no lo sabemos.

Me da la impresión de que este requisito está puesto como un freno, una barrera, para que haya pocos perros subiendo al autobús. Me parecería más lógico pedir la cartilla veterinaria al día o el pasaporte europeo para animales de compañía. Como en el Metro o Cercanías, vamos. O como para cruzar la frontera con Francia.

Además de un posible elemento disuasorio, es un impedimento especialmente para los turistas (nacionales o extranjeros) que visiten Madrid con perro y cada vez son más. También para los que tengan una urgencia o una necesidad imprevista que requiera desplazarse con su perro, salvo que resulte puedas gestionar la obtención de la tarjeta en el mismo autobús, cosa que estaría bien, pero que dudo que vaya a ser así.

Y me queda una duda también relevante. Hasta la fecha podían entrar en los autobuses perros pequeños en el interior de un trasportín con su cartilla al día. ¿Eso serguirá siendo posible o también ellos necesitarán esa tarjeta?

Los perros potencialmente peligrosos o PPP no aparecen mencionados, por lo que es de deducir que no están vetados ni tienen que cumplir especiales condiciones más allá de aquellas a las que ya están sujetos. Aunque yo no canto victoria todavía. Tal vez cuando vayamos a obtener esa tarjeta nos encontramos con alguna sorpresa al respecto.

Tenemos la letra, habrá que esperar a ver cómo suena la música para saber realmente hasta qué punto las puertas de los autobuses madrileños se abren a los perros.

Esta foto la hice en el metro de Berlín en 2006. Ahí siguen subiendo sin bozal ni restricciones desde entonces y sin que se registren conflictos,