La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘peta’

Regalan pelotas gigantes para poder correr encierros sin toros

Matalpino

© Matalpino

Matalpino, una pequeña localidad madrileña del Parque Nacional de La Sierra de Guadarrama, se ha hecho famosa por organizar desde hace 5 años unos divertidos encierros sin toros. En lugar de enfrentarse a los astados, durante las fiestas de San Bartolomé los mozos y mozas huyen de gigantescas pelotas de 120 kilos de peso que bajan rodando por la calle. Son los “boloencierros“, una iniciativa ética que está causando furor incluso entre los antitaurinos.

La fama de esta singular carrera ha llegado hasta Londres, sede central en Europa de PETA, el mayor grupo activista por los derechos de los animales en el mundo. Y ha gustado mucho. Tanto que sus responsables se han ofrecido a pagar a otras ciudades españolas o portuguesas las pelotas gigantes pintadas que se asemejan a toros, a cambio de que abandonen los encierros taurinos.

“El divertido y familiar ‘Boloencierro’ de Mataelpino ha encajado perfectamente en un mundo que se opone más que nunca a las corridas de toros”, asegura a través de un comunicado de prensa Mimi Bekhechi, directora de PETA.

“El lema de PETA dice que los animales no son nuestros para utilizarlos para el entretenimiento, ¡pero las pelotas gigantes y los seres humanos que voluntariamente huyen de ellas son un juego justo!”, afirma Bekhechi.

Según PETA, un residente de Mataelpino explicó en una entrevista a un periodista que el encierro de los toros “fue la tradición, pero era una tradición que moría. Las personas ya no quieren ver animales asustados corriendo por sus vidas”.

Aunque este encierro también tiene sus peligros. Sobre todo cuando algún osado, o algún despistado, trata de parar esas pesadas bolas que bajan a toda velocidad. Todos los años hay algún herido. Pero toros ninguno.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

¿Unos Sanfermines sin encierros… ni toros?

Corredores

Manifestación antitaurina en Pamplona. © PETA

Durante estas fiestas de San Fermín sufrirán y morirán cruelmente 48 toros bravos. ¿Muchos, pocos? Siempre serán demasiados.

La justificación a este matadero se apoya en la tradición. Toda la vida se han corrido los Sanfermines, dirán los pamplonicas. Pero no es verdad. En esta fiesta la tradición salió corriendo a partir de 1926, espoleada por la fama de una novela, Fiesta, que igualmente hizo famoso a su autor, Ernest Hemingway. Hasta entonces era una sencilla festividad local de origen ganadero. Hoy atrae a casi un millón de personas.

Lo cierto es que ni San Fermín es el patrón de Pamplona, como piensan muchos (el patrón oficial y olvidado es San Saturnino), ni su fiesta es el 7 de julio, sino el 25 de septiembre. Pero da lo mismo. También que estemos en pleno siglo XXI, una época donde los derechos de los animales forman parte de las exigencias morales de toda sociedad moderna. Salvo los toros en España.

La fiesta no debe estar unida nunca a la crueldad. En San Fermín diviértete, por supuesto, pero no corras los encierros. Si tú corres, los toros mueren. Te conviertes en un corredor de la muerte.

Un año más, pañuelos negros han pedido fiestas de San Fermín libres de sufrimiento animal. El mío, virtual pero sincero, es uno de ellos.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Pamela Anderson pide a los senadores españoles que no apoyen las corridas de toros

Pamela

Según me comunica Ben Williamson, de la asociación PETA Reino Unido, la actriz Pamela Anderson  ha enviado hoy una carta a los senadores de España pidiéndoles que rechacen el proyecto de ley que pretende dar a las corridas de toros el indigno estatus de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

Atormentar toros para entretenimiento pertenece a una Era Oscura, no al siglo 21“, escribe la estrella de la serie de televisión Vigilantes de la playa, quien visitó España el mes pasado.

“Por favor, tomen una postura compasiva frente a este cruel pasatiempo rechazando el proyecto de ley que protege a las corridas de toros. Garantizo que ganarán los corazones, incluyendo el mío, de los ciudadanos alrededor del mundo”.

Una coalición de cinco organizaciones protectoras de animales: Human Society International, World Society for the Protection of Animals, CAS International, League Against Cruel Sports y PETA, así como la plataforma Torture Is Not Culture, también están exhortando a los senadores  para que se opongan a este movimiento para proteger las corridas de toros. En septiembre, la coalición presentó su demanda a los políticos en Madrid #LoveSpainHateBullfights, la cual consiguió más de 250.000 firmas en más de 135 países.

Las corridas de toros son un negocio que va en declive, no solo en España sino en cualquier otro lugar donde se practica, ya que la gente se está distanciando de este cruel y arcaico pasatiempo. Una reciente encuesta dirigida a ciudadanos españoles puso en evidencia que más de las tres cuartas partes de la población en España está en contra de que sus impuestos sean destinados a apoyar las corridas de toros.

Otras entradas relacionadas:

¿Son los ecologistas unos terroristas?

Un documento interno del Ministerio de Justicia del Reino Unido incluye a los ecologistas en una lista de grupos peligrosos para la seguridad nacional junto a terroristas de Al Qaeda, independentistas norirlandeses y nazis. En opinión del gobierno británico, todos ellos tienen en común su extremismo beligerante. Esta guía interna del Servicio de Gestión de Delincuentes del Ministerio de Justicia, como así se llama, califica a los activistas medioambientales más radicales como “extremistas domésticos”, al suponerles responsables de acciones ilegales en sus actos de protesta o campañas.

La administración norteamericana es de la misma opinión, y en su larga lista de grupos peligrosos incluye a la organización People for the Ethical Treatment of Animals (PETA) y sus más de dos millones de socios.

Y aquí en España, una reciente detención de supuestos etarras llevó a prisión a uno de los candidatos del partido ecologista Berdeak-Los Verdes de Euskadi.

¿Somos los ecologistas unos terroristas? Personalmente discrepo. Decía con brillantez el inventor Thomas Alva Edison:

“La no violencia conduce a la ética más alta, que es la meta de toda evolución. Hasta que no dejemos de lastimar a otros seres vivos seguiremos siendo salvajes”.

Y cuando los ecologistas hablamos de seres vivos lo hacemos en el sentido más amplio posible, incluyéndonos a nosotros y a nuestra calidad de vida en esa delicada biosfera que tratamos de salvaguardar para nuestros hijos. El problema es que en la sociedad, al margen de ideologías y tendencias, siempre surge una minoría de intolerantes, los violentos, los auténticos salvajes. Por ambos lados.

Tampoco se nos oculta que el activismo medioambiental tiene muchos y muy poderosos enemigos, especialmente aquellos grandes grupos empresariales a los que un mayor respeto de la sociedad a su entorno natural les está escamoteando pingües beneficios.

Es verdad. Cada vez somos más y cada vez somos más ambiciosos. Ya no nos conformamos con proteger un bosque o un pájaro, ahora queremos salvar al mundo. Pero nuestras bombas son pacíficas.

**Comparte con tus amigos este post:

Bookmark and Share

Michael Jackson quiere usar elefantes en sus conciertos

El hombre espectáculo quiere convertir sus conciertos en un espectáculo… circense.

Para sus 50 conciertos en Londres en julio próximo, Michael Jackson está empeñado en montar una espectacular entrada al escenario montado sobre un elefante, acompañado por un centenar de guerreros masai, panteras encadenadas, serpientes, aves tropicales y monos, ha revelado el diario británico Daily Mirror.

Quiere hacer algo “exótico” e “inolvidable”, y no se le ha ocurrido otra barbaridad más ridícula que salir micrófono en mano entre animales e indígenas africanos.

Las críticas no se han hecho esperar. El grupo Trato Ético para Animales (PETA) instó al músico estadounidense a desechar esta excéntrica idea “de inmediato” o de lo contrario amenazan con boicotear sus conciertos. Contrarios a los circos y los zoológicos, justifican este rechazo por el tremenda presión que se les infligirá a los pobres bichos durante los conciertos:

“Estos animales exóticos deberían estar en Africa, no en el estadio O2 Arena entre miles de fans gritando, en medio de luces muy fuertes y explosiones en el escenario. A estos animales se les priva de todo lo que es natural e importante para ellos al verse forzados a actuar bajo condiciones de mucho estrés”.

Probablemente al final Michael Jackson no saldrá cabalgando sobre un elefante (indio, pues los africanos son indomables), pero por razones mucho más prosaicas que la ética animal. Como recoge nuestro periódico digital 20Minutos.es, los manager de Jackson no están entusiasmados con la idea, pues supone gastar millones de dólares y la contratación de múltiples pólizas de seguros.

Será la pasta y no la ética, lo único que le hará cambiar de opinión al Rey del Pop.

Los vegetarianos tienen mejor sexo

No lo digo yo. Lo dice la organización Por el Trato Ético de los Animales (PETA), cuyos miembros promueven el vegetarianismo como una alternativa que acabe con el aprovechamiento cárnico de las especies ganaderas.

Según esta poderosa sociedad protectora de los animales,

“Los estudios demuestran que los vegetarianos tienen mejor sexo”.

Para concluir con un rotundo:

“Hazte vegetariano”.

Tan sorprendente afirmación no viene acompañada por evidencia científica alguna. Tan sólo se publicita a través de un caliente anuncio, ‘Veggie Love‘, que finalmente ha sido vetado por la NBC al considerarlo obsceno. La conservadora cadena televisiva americana se ha negado a emitirlo durante la celebración de la famosa Super Bowl, la final de la liga de fútbol americano profesional de los Estados Unidos, “por su alto contenido sexual”.

Para aceptar la emisión en el intermedio del que está considerado en ese país como el mayor acontecimiento televisivo del año (150 millones de televidentes), la NBC detalló las escenas que deberían de ser eliminadas, como los “frotamientos en la zona pélvica con la calabaza”, “restregarse espárragos por el pecho” o “tocarse los pechos con sus manos mientras la modelo come brócoli”.

No son los únicos. El propio You Tube ha limitado su emisión a mayores de 18 años debidamente identificados y registrados.

Toda la vida oyendo a las abuelas que para estar fuerte en la cama hay que comer mucha carne, y ahora resulta que la caprichosa Oliva lo sabía, las espinacas de Popeye dan más vigor que las hamburguesas de su amigo Pilón.

¿Os parece apropiado este anuncio? Yo lo veo, además de pelín subido de tono y vergonzantemente machista, poco efectivo. Porque a muchos se les ocurrirán todo tipo de usos para con esas verduras antes que el meramente alimenticio.

Queda aquí el spot sin censuras, a la espera de vuestras opiniones.


‘Veggie Love’: PETA’s Banned Super Bowl Ad

Horror: despellejan vivos a los animales

Llevo semanas dando vueltas a la difusión del vídeo más horripilante de cuantos he visto en mi vida. Imposible de terminarlo tras varios intentos terroríficos, me censuré a mi mismo su publicación en La Crónica Verde. Pero al final he llegado a la convicción de que no se puede silenciar una salvajada así.

Investigadores camuflados de la Sociedad Suiza de Protección de los Animales (Swiss Animal Protection, SAP) lograron filmar el modo en que se sacrifican cientos de perros mapache o Tanukis (Nyctereutes procyonoides) en las granjas de peletería de la provincia china de Hebei, donde cada año se venden 35 millones de pieles, más del 60 % de este comercio en China. Fue así como descubrieron horrores más allá de sus peores pesadillas, de los que se ha hecho eco la asociación internacional PETA (People for the Ethical Treatment of Animals). Una bestialidad (con perdón de las bestias) que justifica por qué estas granjas tienen prohibida la entrada a los extranjeros.

La vida de estos pobres animales en cautividad es un infierno, pero su muerte es aún mucho peor. No hay una regulación sobre los sacrificios y los criadores matan a golpes a las pobres bestias, rematándolas contra el suelo, y despellejándolas cuando todavía están vivas.

Como explica uno de los testigos de la asociación suiza,

“las condiciones de las granjas peleteras chinas son una burla a las más elementales normas de bienestar animal. En su vida y sus indignas muertes, a estos animales se les ha negado incluso el más simple acto de bondad”.

La globalización del comercio de pieles hace imposible conocer el verdadero origen de las materias primas utilizadas. Los productos peleteros pasan a través de casas de subastas internacionales y se compran y distribuyen a los fabricantes de todo el mundo, desde donde luego son exportados como prendas de lujo. China es el mayor exportador mundial de pieles, un mercado en alza gracias a sus bajos precios, apoyados en mano de obra barata y ausencia de una legislación sobre bienestar animal. Incluso si una prenda de pieles señala en la etiqueta que se hizo en un país europeo, los animales pudieron ser criados y sacrificados en otro lugar muy lejano, posiblemente en una granja china no reglamentada.

Debido a que el origen de las pieles no puede ser rastreado, desde PETA se presenta como la única manera para prevenir ese tipo de crueldad inimaginable el no usar nunca pieles naturales. Y tienen razón. Sin mercado no habrá industria peletera. Aunque mientras tanto, puedes firmar aquí para exigir el final de estas atrocidades, indignas de personas civilizadas en pleno siglo XXI.

Os dejo a continuación el terrorífico vídeo que ha dado pie a esta campaña. Pero nuevamente os aviso: ES TERRIBLE Y CON TODA SEGURIDAD HERIRÁ LA SENSIBILIDAD DE CUALQUIER PERSONA BIEN NACIDA. Si tienes dudas, mejor no lo veas.