La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘visón’

Granjas de visones: muy peligrosas para la salud y la biodiversidad

Visón americano en la jaula de una granja peletera. Foto: © Jo-Anne McArthur

Las granjas de visón americano no gustan a casi nadie. El uso de sus pieles para hacer abrigos ha perdido interés entre las generaciones más jóvenes, cada vez más sensibilizadas con el sufrimiento que existe en esas prendas hechas con animales criados en pésimas condiciones exclusivamente para ser sacrificados por su pelaje. Además, los nuevos materiales sintéticos son mucho más eficientes para aislarse del frío.

A ello se une el terrible impacto ambiental que el escape accidental de visones americanos ha tenido en la biodiversidad de Europa, llevando casi a la extinción al visón europeo, así como a muchas especies de animales autóctonos sobre los que depreda.

Por si todo esto fuera poco, el visón americano se ha mostrado como un peligrosísimo supercontagiador de la covid-19, además de comportarse como un reservorio del virus. Cuando esos animales están vivos, claro está. Una vez muertos, sus pieles son sanitariamente seguras. Y mucho más ese viejo abrigo de visón de la abuela.

WWF pide el cierre de las granjas de visiones

Ante el riesgo para la salud por contagios de coronavirus de visones a humanos y los graves impactos ecológicos de las granjas de visón americano, WWF ha solicitado al Gobierno el cierre inmediato y definitivo de las existentes en nuestro país. La organización ecologista, que califica a estas granjas como “bomba biológica“, ha iniciado la campaña ‘Cierre de las granjas de visón YA’.

WWF ha enviado una carta a la vicepresidenta cuarta y ministra para la transición ecológica y reto demográfico, Teresa Ribera, y a los ministros de sanidad, Salvador Illa, y agricultura, pesca y alimentación, Luis Planas, pidiendo el cierre inmediato y definitivo de las, al menos, 38 granjas que aún quedan en nuestro país. Ese cierre, advierten, deberá hacerse con todas las garantías sanitarias y de bienestar animal necesarias, y con un plan de reconversión para el sector.

Según WWF, “este paso no sólo es necesario para evitar el grave daño ambiental que suponen estas granjas, sino un ejercicio de responsabilidad para evitar que actúen como reservorios del virus causando nuevos contagios futuros por coronavirus”.

Holanda empieza a cerrar sus granjas

La organización subraya en esta carta la situación excepcional de Holanda, donde se acaba de confirmar el primer caso en todo el mundo de contagio de animal a humano desde el inicio de la pandemia por coronavirus. Por ello, el gobierno holandés ha habilitado mecanismos para facilitar el cierre voluntario de las granjas de visón americano antes del fin definitivo en todo el país de estas explotaciones, previsto ya para 2024. También se han tomado medidas drásticas para reducir los riesgos sobre la salud en aquellas granjas donde se han registrado contagios.

Hasta el momento, en España, ante el evidente riesgo y algunas sospechas de posible infección en personas y animales en una de estas granjas, se está realizando un seguimiento veterinario de los visones y poniendo en marcha diferentes medidas preventivas, pero sin tener en cuenta el riesgo de que estas granjas puedan actuar como reservorios del virus en el futuro.

Visón americano enjaulado. Foto: © Jo-Anne McArthur

Una vida triste y deplorable

WWF recuerda que estos animales viven en granjas intensivas, encerrados en pequeñas jaulas, con el único fin de producir pieles para una actividad no esencial, donde se necesita hasta 70 individuos para hacer un abrigo de piel.

Estas situaciones han motivado la prohibición de estas granjas en varios países europeos, como Reino Unido, Croacia, Austria, Holanda o Suiza, y no europeos, como Japón.

Grave impacto ambiental

El visón americano es una de las especies más peligrosas para la biodiversidad por su carácter invasor, según la UICN, por lo que ha sido incluida en el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras.

Los reiterados escapes de esta especie exótica al medio natural suponen una clara amenaza para casi medio centenar de especies autóctonas, como el turón, la rata de agua, el desmán ibérico, la garza imperial o el cormorán moñudo.

Sin embargo, es el visón europeo la especie más amenazada, declarada “en situación crítica”. Los datos muestran que ya ha desaparecido en más del 90 % de su área de distribución original al ser desplazada por su congénere americano. En España, uno de sus últimos reductos, puede desaparecer en apenas siete años, ya que apenas quedan 500 visones europeos.

Según Juan Carlos del Olmo, secretario general de WWF España: “El Gobierno y determinadas comunidades autónomas no pueden seguir amparando esta actividad peligrosa y prohibida ya en muchos países de Europa”.

Y añade: “Es totalmente incoherente que el Gobierno reconozca que el visón americano es una de las especies exóticas invasoras más peligrosas del mundo y en España se permita su explotación peletera, a la vez que invierte grandes cantidades de dinero público en erradicarla de la naturaleza”. “La comprobación de que el visón americano puede ser un reservorio de coronavirus hace aún más urgente terminar con esta actividad”, concluye Del Olmo.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Preocupación por un extraño topo ibérico con trompa, acuático y nocturno

Señala media docena de los animales más amenazados y emblemáticos de España. Mencionarás sin duda al lince, el águila imperial, el lobo, el oso pardo, el urogallo o el quebrantahuesos. Pero te olvidarás de una de las joyas de la biodiversidad europea: el desmán ibérico (Galemys pyrenaicus).

¿Qué bicho es ése?, te preguntarás. Quizá sea la primera vez que oyes hablar de él. Es lógico. Lo tiene todo para pasar desapercibido: es nocturno, acuático, terriblemente tímido, huidizo, escaso y, por si fuera poco, es muy feo. Y los animales feos tienen poco futuro en una sociedad que centra sus esfuerzos de conservación en las especies más hermosas.  Lee el resto de la entrada »

¿Conoces el sufrimiento que hay en un abrigo de piel?

Abrigos de pieles

© Equanimal

Tener a mano una buena ropa de abrigo cuando llega el frío es fundamental para sentirse bien. Durante milenios usamos las pieles de los animales. Pero ahora hay tejidos infinitamente mejores, más confortables, más baratos y menos sangrientos. Porque para lucir un triste abrigo de piel es necesario sacrificar 60 visones, 20 linces, zorros o tejones, 15 crías de foca, 10 perros mapache, 8 lobos, 6 leopardos. Todo a mayor gloria de una moda asesina, cruel e inútil, además de pelín hortera.

Cada año son cazados cerca de 20 millones de animales con el único fin de utilizar sus pieles. Con trampas para no estropearlas, provocando con ello terribles tormentos a las agonizantes víctimas. Otros 40 millones son criados en granjas, la mayoría europeas, donde las condiciones de cautiverio y sacrificio son igualmente terribles. Si se escapan o son estúpidamente liberados por grupos con demasiada sensibilidad y poco cerebro, el daño al medio ambiente resulta catastrófico.

Dando más valor a su piel que a su vida, los animales de granja son gaseados o electrocutados por vía bucal, anal o vaginal; o desnucados a palos. Algunas veces ni siquiera están totalmente muertos cuando se les despelleja. Los restos de su cuerpo se transforman luego en alimento para perros y gatos o en abonos. Un terrible sin sentido.

Si compras este tipo de prendas eres parte del problema, pues la fuerza del consumidor es la única capaz de acabar con la industria peletera. Es verdad, cada vez se usan menos los abrigos de pieles en Europa pero, a cambio, su consumo encandila ahora por millones a chinos y rusos, el nuevo mercado emergente para las pieles de lujo. El horror no acaba. Y es que como decía el filósofo Schopenhauer, “el hombre ha hecho de la Tierra un infierno para los animales”.

Pieles

© Anima Naturalis

A continuación os dejo tres vídeos no aptos para personas sensibles, tan terribles como la realidad que cuentan. Tienes más información en: www.StopModaCruel.org y www.SinPiel.org


Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Plantas invasoras ponen en peligro a las aves

Priolo

Muchos nos llaman exagerados. Cada vez que criticamos con dureza el escaso interés de los Gobiernos por impedir la llegada de especies invasoras nos tachan de alarmistas. ¿Qué hay de malo con tener cotorras en Barcelona, eucaliptos en Asturias, visones americanos en Galicia, mapaches en Madrid, cangrejos americanos en el Duero, galápagos de Florida en el Guadiana? ¿Qué hay de malo en que el plumero de la Pampa “se escape” de los jardines y se extienda por los prados cantábricos, que la uña de gato tapice las dunas de Doñana, que el catus de Arizona conquiste nuestros desiertos ibéricos?

Para cada una de estas preguntas se podrían escribir varios libros, detallando los mil y un desastres que estas liberaciones, intencionadas o accidentales, están provocando en la naturaleza. Porque su aparición no es, como piensan algunos, evolución natural. Es involución.

Que se lo digan al priolo (Pyrrhula murina). Muchos no habrán oído en la vida tan extraño nombre ni lo sabrán relacionar con un bellísimo pajarito.  Pero existe, aunque está en las últimas en el único lugar del mundo donde puede observarse: las Azores (las del famoso anticiclón). En concreto en sólo una de estas islas: San Miguel.

En ese remoto lugar en medio del Atlántico, más cercano a América que a Europa, hay un camachuelo único adaptado a vivir tan sólo en sus escasos bosques de laurisilva. Durante siglos esta vegetación igualmente única desapareció bajo el hacha, el fuego y el diente del ganado. Pero lo poco que ha quedado se enfrenta hoy a un problema aún mayor. Varias de las más de 500 especies vegetales introducidas están modificando gravemente el monte. Y los priolos, incapaces de adaptarse a esos nuevos bosques bastardos, son cada vez menos.

En el siguiente vídeo, la Sociedad Portuguesa para el Estudio de las Aves (SPEA) explica el problema y nos pide ayuda a través de una “campaña de Naturfunding“. Con ella recauda dinero para seguir en la desigual lucha de acabar con las invasoras y recuperar el bosque nativo, fundamental para la supervivencia de estas singulares aves y decenas de otras especies únicas.

Y hablando de plantas invasoras, aprovecho para felicitar desde aquí a mi querido amigo y maestro Wolfredo Wildpret de la Torre, a quien el Ayuntamiento de Cádiz ha concedido el Premio Iberoamericano de Botánica José Celestino Mutis. Botánico y doctor en Farmacia, se premia a este canario universal por su estudio “Plantas exóticas invasoras en Canarias procedentes del continente americano”. Considerado por el jurado como mejor trabajo original e inédito sobre la ciencia botánica, lo firma junto a su inseparable mujer y gran científica (además de gran amiga) Victoria Eugenia Martín Osorio.

Patear el campo junto a tan entrañables sabios es uno de esos raros lujos que la vida nos concede.

Puedes seguirme (si quieres) en Twitter (@lacronicaverde) y en Facebook (www.facebook.com/lacronicaverde)