Entradas etiquetadas como ‘americana’

El traje es la tendencia que querrás llevar todos los días (aunque no trabajes en una oficina)

Mi ultima adicción estilística tiene nombre y apellidos: americana y pantalón de traje.

GTRES

Para mí es un elemento imprescindible del armario que, a excepción del verano, lo puedes llevar todo el año, todos los años y por el resto de tu vida. Pero si aún no estás convencida de semejante compromiso porque tu no das el “Sí, quiero” ni a los dos años que te dura el móvil te traigo…

“Los cinco motivos por los que deberías seguir el consejo estilístico por excelencia de Barney Stinson e ir con traje aunque no trabajes en un bufete de abogados y en realidad solo salgas de casa para la clase de Biología celular e histología”.

  1. Porque el pantalón, en la lista de prendas cómodas, va liderando. Te gusta más que los bloques de canciones sin cortes de Spotify. Y encima esta temporada se llevan los trajes de pernera ancha que nos permiten ir a pierna suelta. ¿Podemos pedir algo más?

    Lady in red❤️ Wearing @zara #ootd #milan

    A post shared by Carla Hinojosa (@carlahinojosar) on

  2. Porque lo puedes combinar con zapatillas. La etiqueta de vestir un traje con corbata y maletín estaba bien en 1990, ahora todo tipo de calzado deportivo hace juego con el traje. Sí, hasta las deportivas más grandes y esperpénticas que tengas por casa.

  3. Porque es un conjunto perfecto para el entretiempo primaveral en el que estamos inmersas. ¿Que hace corriente porque han abierto la ventana? Chaqueta arriba. ¿Que vas a toda prisa porque llegas tarde y empiezas a sudar en cuanto te sientas a tomar algo con tu amiga? Chaqueta abajo. ¿Que estás exponiendo el trabajo de Biología de la clase de antes y necesitas movilidad? Mangas remangadas.

  4. Porque lo puedes llevar en clave formal con un body de encaje, una camisa de transparencias, unos tacones, un collar resultón o unos pendientes maxi. Pero también lo puedes llevar al lado informal de la Fuerza haciendo uso de camisetas de algodón basicas o sudaderas por debajo.

    Olivia Palermo ve Johannes Huebl.👌❤ #cosmopolitanturkiye #oliviapalermo

    A post shared by Cosmopolitan Türkiye (@cosmopolitanturkiye) on

  5. Porque, como decia uno de mis profesores de la universidad: “Vístete como quieras que te traten”. ¿Y qué mejor que un traje para estar a la altura de cualquier circunstancia?

El vestido-americana, apuesta segura para los días que no nos apetece complicarnos la vida

Lunes por la mañana y te suena el despertador mientras tratas de abrir un ojo pegado por las legañas. Entre la fiesta del viernes, la quedada con las amigas que iba a ser tranquila y terminó al día siguiente y la maratón de series que te pegaste el domingo noche, no es que te hayas levantado inspirada precisamente.

ZARA/DULCEIDASHOP

El pijama, por mucho que nos gustaría, no es una alternativa válida, y necesitas un estilismo rápido para salir por la puerta a toda prisa, que lo de llegar el primer día tarde no es lo que se conoce como un buen inicio de semana.

Es por eso que te propongo un outfit simple para esos días en los que lo último que necesitas es quebraderos de cabeza: la blazer a modo de vestido.

Esta prenda funciona tanto en un estilismo de diario, como puede ser ir a la universidad a tu clase de Edafología como para darlo todo en la noche del fin de semana (sin que además cojas mucho frío, ya que te permite envolverte en infinitas capas por dentro).

BERSHKA

Es cierto que NO cualquier americana sirve para crear el conjunto. Una blazer normal, por mucho que la tengamos cariño, no nos va a cubrir el culo. Es por eso que debemos coger americanas largas (mejor que sobre a que falte) y luego si queremos acortar su medida, agregarle un cinturón para salir del paso.

Pero si aún no estás convencida de cómo se pone, aquí tienes unos ejemplos que te servirán de inspiración para unirte a una de las tendencias de la temporada:

✨✨✨ #newyork

A post shared by SofijaMilo (@sofijamilo) on

Who's ready for a Friday night? Posted my outfit details here -> http://liketk.it/2tGzI #liketkit @liketoknow.it @topshop

A post shared by Negin Mirsalehi (@negin_mirsalehi) on

Siempre de tu mano, PRECIOSA ❤️ @albapaulfe #los40musicawards

A post shared by Aida Domenech (@dulceida) on

Os recibimos, americanas con alegría

Porque en Milán no hay grajos, pero de haberlos volarían muy cerca del suelo. El calor veraniego ha desaparecido en poco menos de una semana y ha llegado el otoño de la manera más norteña posible: con frío, viento y lluvia.

Lo que debería sumirme en la depresión más absoluta (como madrileña amante del sol que soy, quiero decir) se convierte en la oportunidad de sacar a la calle una de las prendas que protagonizarán esta temporada: la americana.

@MEETINGMARA

La americana se ha ganado a pulso el hueco entre nuestras favoritas. No hay cuerpo masculino, femenino, alto, bajo, ancho o estrecho al que no le quede bien.

Es una prenda que si no tenemos por el armario bien podemos “cogerle prestada” (cuando digo coger prestada me refiero a confiscar disimuladamente y no devolver jamás) a alguien de la familia. Las masculinas son especialmente recomendables, ya que es llevándola un poco ancha como dictan los gurús de la moda que se debe lucir.

Para esta temporada las americanas en tonos grises dominarán la calle, especialmente las conocidas como Prince of Wales que tienen unas rayas muy características.

A la hora de combinarla, las posibilidades son infinitas. Si el rollo oficinista no va mucho contigo, porque a lo que vas es a clase en la universidad y no a trabajar al Corte Inglés, ponle un cinturón por fuera o un pañuelo anudado en la manga. Le quitarás formalidad y le darás tu toque personal.

TALLY WEIJL

BERSHKA

La (curiosa) moda americana en la alfombra roja de los ‘CFDA Awards’

Este lunes fueron los #CFDAAwards, que para los que, como yo, esto de los grandes eventos os pilla un poco fuera, es la entrega de premios del Consejo de Diseñadores de Moda de América que tiene lugar en Nueva York y reconoce la labor hecha a la moda americana en ropa de hombre, de mujer, accesorios… En definitiva, la excusa perfecta para sacar los tiros largos del armario y menear el tacón por una alfombra roja.

Viendo los vestidos de las invitadas, podemos acercarnos a las tendencias ante las que se rinden al otro lado del charco.

Aberturas: Enseñar zonas estratégicas es algo que ha venido con fuerza esta temporada y que solo está permitido en aquellas que mantienen una excelente forma física como Naomi Campbell u Olivia Wilde. La modelo Joan Smalls apuesta por los abdominales(esos malditos bastardos) en un vestido que parece salido del khalasar de Daenerys Targaryen en Juego de Tronos.

Naomi Campbell, Joan Smalls y Olivia Wilde. GTRES

Naomi Campbell, Joan Smalls y Olivia Wilde. GTRES

 

Al cuello: Mires dónde mires los hombros son el nuevo escote, por lo que el tiro sube hasta el cuello en todas sus versiones: monos palazzo como el modelo de Shayk, vestidos cortos o largos hasta los pies.

Irina Shayk, Marta Hunt y Jaime Chung. GTRES

Irina Shayk, Marta Hunt y Jaime Chung. GTRES

 

Dibujos y estampados: Con la llegada de la primavera las flores irrumpen en la vida de los alérgicos y en los estampados para el buen tiempo como son los vestidos de Ana-siempre-perfecta-para-cada-ocasión-Wintour, Rhoda o Chastain . La elección de La La Anthony, un estampado tipo ‘efecto visual’ queda un poco fuera no solo porque ha sido la clase de estampados que hemos visto en invierno (ejem ejem) sino porque da picores ver una manga larga entre tanto hombro suelto.

Anna Wintour, Hillary Rhoda, Jessica Chastain y La La Anthony. GTRES

Anna Wintour, Hillary Rhoda, Jessica Chastain y La La Anthony. GTRES

 

Geométricos: El problema de los cortes geométricos es que puede salir un diseño totalmente de alfombra roja como es el caso del vestido de Heidi Klum o una especie de gurruño de papiroflexia extraño cuyo sentido encontrarías si estuviera expuesto en una galería de arte surrealista, algo que me pasa con el diseño de Karlie Kloss. Palermo, por otro lado, vestida de helado de fresa y nata cae, a mi parecer, con todo el equipo. Una elección de colores sosa, unos accesorios que no terminan de integrarse con el conjunto y un corte que, por muy it girl que sea, no hay por dónde pillar.

Heidi Klum, Karlie Kloss y Olivia Palermo. GTRES

Heidi Klum, Karlie Kloss y Olivia Palermo. GTRES

 

Minimal: Vestido liso largo y ajustado con tirantes es la fórmula de Rosie Huntington-Whiteley desde que empezó a pisar las red carpets. Y es que si encuentras algo que funciona, ¿para qué lo vas a cambiar? Las modelos Sampaio y Ratajkowski tomaron nota de la lección y se presentaron también con vestidos muy similares en negro.

Sara Sampaio, Rosie Huntington-Whiteley y Emily Ratajkowski. GTRES

Sara Sampaio, Rosie Huntington-Whiteley y Emily Ratajkowski. GTRES

 

Rajas: Unas piernas que parecen recién salidas del anuncio de Veet unidas a unas sandalias de tacón son los complementos perfectos para lucir estos vestidos.

Michelle Monaghan, Ashley Greene y Alessandra Ambrosio. GTRES

Michelle Monaghan, Ashley Greene y Alessandra Ambrosio. GTRES

 

Vuelta a los 2000: Y no de la forma en que nos gustaría. Las reminiscencias de la década del cambio de milenio son una catástrofe cada vez que aparecen en una gala. Asumámoslo, si los 2000 se fueron, dejémoslo estar y no nos empeñemos en seguir rescatando nuestras prendas de hace más de diez años. No funciona. Y sino, fijaos en el modelo de Adriana Lima. No sabes si parece salida de Embrujadas o si es un antiguo conjunto de cuando Victoria Beckham salía de gira con las Spice Girls.

Alexa Chung, Kristen Dunst y Adriana Lima. GTRES

Alexa Chung, Kristen Dunst y Adriana Lima. GTRES

 

Desaciertos: Porque por muy americana y amante de la moda que seas, también la puedes pifiar en la elección de los complementos. Lena Dunham y Zosia Mamet, en un intento de darle otro toque a sus vestidos, se pusieron sin mirar los complementos, ya que sino no me explico la elección del calzado de la protagonista de Girls. Es absolutamente inaceptable que hayan descabezado a dos conejitos de peluche para crear esa abominación. Elsa Hosk, Michele Hisk y Sofía Sánchez vivieron la experiencia contraria: aprobaron en complementos y suspendieron en todo lo demás.

Lena Dunham, Zosia Mamet, Elsa Hosk, Michele Hisk y Sofia Sánchez. GTRES

Lena Dunham, Zosia Mamet, Elsa Hosk, Michele Hisk y Sofia Sánchez. GTRES

conejitos