BLOGS
Mara viste y calza Mara viste y calza

“Algunas personas
sueñan con piscinas,
yo sueño con armarios”.
Audrey Hepburn

Me duele ser mujer

Me duele ser mujer. Me duele más que nunca. Como si el peso de mi género me hubiera caído sobre los hombros de tal manera que no pudiera ni mover un solo dedo de la mano.

Me duele pensar que ahí fuera hay una hermana, amiga, hija, prima, vecina, clienta, socia, colega de cola de baño de discoteca, a la que han forzado, han vejado, han destrozado física y anímicamente, han reducido a la nada en contra de su voluntad y la juzgada ha sido ella.

Me duele ser mujer y me duele que mi valor haya estado dictado en una sentencia que ha transmitido un mensaje que ha llegado a todo país: viólame, fuérzame, méteme la polla por dónde, cómo y cuando quieras, que, a fin de cuentas, el precio te va a salir barato. No va a llegar a 9 años de tu vida, así de poco, así de sencillo. Que de hecho luego será menos, se te va a quedar en nada. Así que ahora que me veas por la calle ( a mí o a cualquiera de mis compañeras), si antes dudabas, ya no creo que te lo vayas ni a pensar dos veces

Me duele la vagina del peso que siento que ahora mismo acarrea haber desarrollado un par de tetas. Me duele que mi vida valga tan poco, que el aire sea más pesado que una sentencia que, de ligera, ha quedado en etérea.

Me duele que siga sintiéndome indefensa. No ya solo por las manadas y jaurías que hay ahí fuera, educadas en que la mujer es como su consola o una fiesta, algo para pasar un buen momento cuando apetezca, sino porque ahora ya sé que nadie va a hacer nada por detenerlas. Y que, aún si lo hacen, no pasará mucho hasta que vuelvan a estar fuera. Porque la justicia, esa que nos venden como una efigie de una mujer con una balanza, es en realidad un monstruo llamado machismo, y en sus manos, lo que empuña, es una desigualdad lacerante que está de parte de la justicia patriarcal.

Me duele que no he ido (ni iré) en mi vida a unos San Fermines pero da igual porque NUNCA VOY A ESTAR A SALVO. Nada garantiza mi integridad física, ni el lugar, ni el momento del día, ni estar sola ni estar acompañada. Porque esto le podría haber pasado a cualquiera.

Me duele llegar a casa y pensar que esa noche he tenido suerte porque he llegado entera. Me duele pensar que si me pongo una ropa u otra, si voy maquillada, serán atenuantes porque “está claro que lo iba pidiendo a gritos” y dirán que lo tengo merecido porque “iba buscando guerra”. Me duele también pensar que mejor no me pongo esos tacones por si tengo que correr.

Me duele que se desarrolle ropa interior “anti violaciones”, un anillo especial para defenderme si me atacan mientras he salido a correr o unos pantalones para guardar un arma en vez de concienciar de que no necesitamos ser defendidas sino ser respetadas haciendo comprender que “NO” es “NO”.

Me duele tener que estar preocupada por mis amigas, porque no me han mandado el mensaje de “Ya estoy en casa” y no saber si de camino, o en su propio portal, les puede haber pasado algo. Y creedme, es algo que me duele cada vez que salgo desde que tengo 16 años. No sé si alguna vez dejará de dolerme por mí o mis amigas, pero independientemente de ello, sé que empezarán dolores nuevos por una posible hija o sobrina.

Me duele que, desde el 26 de abril, si me violan, solo tengo dos opciones: o gritar, morder, arañar, rebelarme con todas mis fuerzas hasta que alguien, haciendo uso de su superioridad física (o numérica) me deje inconsciente o me mate, ya que la resistencia no es algo que vaya a detenerle. O bien mi otra opción: quedarme callada, asustada, recogerme a un rincón de mi cabeza y rezar a todas las deidades que se me ocurran para que pase rápido y pueda continuar un día más con vida, en cuyo caso, mi agresor, por mucho que me duela, será juzgado de otra manera.

Me duele pensar que no soy yo la que decide sobre mi cuerpo. Que dependo de que ningún hombre quiera hacerlo suyo por la fuerza. Me duele que ya no es una cuestión de sexo, dejó de serlo hace tiempo, sino de poder. De que realmente hay hombres que se creen en su derecho de hacer conmigo lo que quieran.

Me duele ser mujer, a mí y a tantas personas que se han manifestado en sus ciudades, a través de redes sociales, de whatsapps, de llamadas, de tuits… En definitiva, haciéndose eco de una situación que nos ha tocado cada fibra, que nos ha puesto la piel de gallina y nos ha dejado con la sensación de que, por mucho que nos lo vendan como un desenlace justo, no lo es.

Porque en los cuentos que nos leían de pequeños nunca nos habían contado que el malo vivía feliz por siempre jamás mientras era la princesa la perseguida, la hostigada, la culpable, la cuestionada.

Ellos 9 años (si llega) en la cárcel, ella, el resto de sus días recordando ese paso por el puto infierno.

8 comentarios

  1. Dice ser Man off the life

    A mi me duele ser hombre

    28 abril 2018 | 00:35

  2. Dice ser AZULMARINOCASINEGRO

    Pues hazte jueza y cambia el mundo.
    Yo también soporto injusticias de la “Ley de Igualdad” que es la más desigual de todas.
    Dejad ya el victimismo

    28 abril 2018 | 08:57

  3. Dice ser Pepe

    Yo se de tías con las que he hecho trios que luego se han sentido sucias y se han arrepentido. Supongo que las novelas de 50 sombras han hecho mucho daño a demasiadas mentes y la realidad no es como en las novelas. Y de ahí a decir que la han violado, que ella no quería, que ella no sabía que iba a pasar eso… Hay un trecho.

    Como media España tiene su teoría la mía es que la nena de 18 se fijó en el macho alpha de la manada y le puso la idea de enrollarse con él. El alpha insistiria en que los amigos también y ella dudando aceptó creyendo que iba a ser tipo 50 sombras. Pero la realidad fue que se convirtió en un panal de agujeros rellenos y claro, si encima le roban el teléfono y se marchan dejándola corrida y perpleja… La tía se ofusco. Y a partir de ahí, la máquina de guerra feminista han hecho el resto. Ni más ni menos.

    29 abril 2018 | 09:07

  4. Dice ser Lola

    Es terrible todo lo que está sucediendo. Yo creo, es mi humilde opinión, que mientras no se eduque en el respeto mutuo y a todo los niveles, las cosas irán a peor. Ni las mujeres somos objetos ni todos los hombres son unos degenerados. Lo que más me ha desconcertado ha sido lo que declaró uno de los jueces, parece que el individuo ve bastantes películas subidas de tono para saber distinguir lo que pasa por la mente de una persona en determinados momentos. Espero que si ese señor tiene hijas, nunca tenga que arrepentirse de sus palabras.

    29 abril 2018 | 10:02

  5. Dice ser Lacedemonio

    Te comprendo: hallar el placer con un cuadrùpedo de cien milos encima de ti, resoplando como una bestia mientras te taladra con un miembro erecto de 50 cm, es incomprensible.

    29 abril 2018 | 10:53

  6. Dice ser AGA

    Estoy contigo, Mara. En el dolor y en el asco. Pero tambien en la esperanza de que al fin despertemos algo.
    Leyendo algunos de los comentarios se entiende que cosas tan horribles sigan sucediendo.

    30 abril 2018 | 19:09

  7. Dice ser Lilian Nikky

    Mi nombre es Liliano N. Este es un día muy alegre de mi vida gracias a la ayuda que Dr.saguru me ha brindado al ayudarme a recuperar a mi ex marido con su hechizo de magia y amor. Estuve casado durante 6 años y fue tan terrible porque mi esposo realmente me estaba engañando y estaba buscando el divorcio, pero cuando me encontré con el correo de Dr.saguru en Internet, me contó cómo ayudó a tantas personas a recuperar su ex y ayudar a arreglar la relación. y hacer que la gente sea feliz en su relación. Le expliqué mi situación y luego busqué su ayuda, pero para mi gran sorpresa, me dijo que me ayudaría con mi caso y que ahora estoy celebrando porque mi esposo ha cambiado totalmente para siempre. Él siempre quiere estar a mi lado y no puede hacer nada sin mi presente. Realmente estoy disfrutando de mi matrimonio, qué gran celebración. Seguiré testificando en Internet porque Dr.saguru es realmente un verdadero hechicero. NECESITA AYUDA LUEGO PÓNGASE EN CONTACTO CON DOCTOR SAGURU AHORA VÍA CORREO ELECTRÓNICO: drsagurusolutions@gmail.com o +2349037545183 Él es la única respuesta a su problema y lo hace sentir feliz en su relación.y también es perfecto en
    1 HECHIZO DE AMOR
    2 WIN EX ATRÁS
    3 FRUTO DE LA WOMB
    4 HECHIZO DE PROMOCIÓN
    5 HECHIZO DE PROTECCIÓN
    6 HECHIZO DE NEGOCIO
    7 BUEN HECHIZO DE TRABAJO
    8 HECHIZO DE LOTERÍA Y HECHIZO DE CASO DE CORTE.

    30 abril 2018 | 21:24

  8. Dice ser Alba

    Duele ser mujer y mucho. A pesar de los siglos que llevamos en este planeta, las mujeres seguimos temiendo que se nos utilice en contra de nuestra voluntad y por la fuerza, para saciar las pulsiones sexuales de algunos hombres que se creen con todo el derecho y lo justifican. La Justicia añade más daño al que ya se produjo. Tenemos que seguir alzando nuestras voces porque la lucha por nuestros derechos sigue, hasta que llegue el día ue ya no podamos decir me duele ser mujer.

    08 mayo 2018 | 09:52

Los comentarios están cerrados.