BLOGS
Mara viste y calza Mara viste y calza

“Algunas personas
sueñan con piscinas,
yo sueño con armarios”.
Audrey Hepburn

‘Choker’, el regreso de la gargantilla noventera

Corrían los 2000 y entre las muchas tendencias, las gargantillas elásticas a modo de tatuaje triunfaban entre las adolescentes. Quién me iba a decir a mí que años después la rescataría de entre el collar de la concha de nácar y el del elefante de imitación de marfil.

Realmente el choker, que es esa gargantilla ajustada que realza el cuello, es un concepto muy amplio, ya que puede ir desde nuestro elástico vintage hasta un pañuelo colocado estratégicamente alrededor de la garganta.

Choker casero. MARA MARIÑO

Choker casero. MARA MARIÑO

Kendall Jenner, Gigi Hadid o Emily Ratajkowski son solo algunas de las que ya han caído ante los encantos del accesorio. Y es que es lo bueno de los complementos, que no solo te va a resultar mucho más asequible hacerte con ellos que si se pone de moda un Birkin, sino que además con la variedad de gargantillas que puedes encontrar (de cinta, de lazo, más ancha, menos ancha, lisa, metálica, de terciopelo, minimalista, barroca…) te va a resultar muy difícil no tropezar con una que te guste.

Pero si, como yo, eres de la escuela del reaprovechamiento máximo, te recomiendo que le eches un poco de creatividad al asunto y apañes alguna cuerda o cinta que tengas por casa para hacerte con el tuyo.

En mi caso, inspirada por Katie Rosebrook, una tuitera de Iowa cuyo choker hecho con el cordón de una zapatilla de deporte anudada se convirtió en viral, corté los herretes a un cordón de mis zapatos Oxford y… ¡apañado!

¿Qué opináis de la tendencia?

 

8 comentarios

  1. Dice ser Lola

    Las modas vienen y van al igual que las olas en la playa.

    19 octubre 2016 | 11:35

  2. Dice ser Ahí lo llevas

    Opino que es una estupidez como todas las modas. Pero al mismo tiempo es un adorno que a mi me provoca deseo sexual o quizá morbo

    19 octubre 2016 | 12:30

  3. Dice ser belleza y natura guapas

    Kendall Jenner, Gigi Hadid o Emily Ratajkowski.
    Todas ellas pasan ya casi totalmente del sujetador, otro artilugio innecesario y perfectamente reemplazable por otros diseños menos agesivos para con las formas guapas femeninas. En la tele da pena ver los acorazados qeu rompen terriblemente las formas femeninas. Una negación brutal del cuerpo, búnkers de censura, destrozo emocional, muro censor tremendo. Viva el braless y al aceptación integral de los senos.

    19 octubre 2016 | 13:21

  4. Dice ser Nerea

    Pues a mí no me gusta nada… no me gustaba hace años y no me gusta ahora. Me parece que hace un cuello ancho y corto tipo Fernando Alonso… para morirse. Aun no he visto a nadie a quien me guste cómo le queda…
    Pero lo bueno es que cada uno una se ponga lo que quiera así que adelante!

    Un saludo!

    19 octubre 2016 | 13:35

  5. Dice ser KKK

    Llegas 4 o 5 meses tarde, esta moda empieza a pasar así que no llegará a Navidad…

    19 octubre 2016 | 14:41

  6. Dice ser isaac

    me parece ahora y siempre una moda de putas

    19 octubre 2016 | 16:32

  7. Dice ser Alicia

    Por treinta céntimos que cuesta un choker en Aliexpress no me paseo yo por la calle con el cordon de los zapatos al cuello. Y las tienes de ese estilo, pero con chapita en los bordes, de terciopelo, de encaje, con colgantes, sin colgantes…. vaya que me juego lo que sea a que te ha salido más caro cargarte los cordones de los zapatos que comprar uno normal

    21 octubre 2016 | 03:02

  8. Dice ser Pebbles

    Me voy más allá del 2000, me voy a los 60…y tanto tú como yo, si tiramos de fotos de álbum familiar nos encontraremos a más de una madre, en su tiempo, ahora abuela…o a alguna tía o prima mayor con ese pañuelito al cuello puesto de manera estratégica, sexy a la vez que elegante, a modo de gargantilla y totalmente de moda en su tiempo.
    La historia se repite y la moda forma parte de esa historia, así que las modas siempre vuelven.
    Qué importante tener hecho un buen fondo de armario!!!

    21 octubre 2016 | 08:42

Los comentarios están cerrados.