La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

¿Sabías que las crías de murciélago balbucean igual que nuestros bebés?

Cría de Saccopteryx bilineata balbuceando en el dormidero diurno. Foto: Michael Stifter y Ahana Aurora

Esta investigación publicada en Science es increíble. Un equipo de científicas del Museo de Historia Natural de Berlín (Alemania) acaba de demostrar que el balbuceo de las crías de un pequeño murciélago sudamericano tiene una semejanza sorprendente con el de los bebés humanos.

Como lo oyes. En los seres humanos, el balbuceo es la forma que tienen los bebés de practicar los sonidos del habla. Les permite empezar a controlar el aparato fonador y emitir sonidos que imitan las vocales (como “cu” o “gu”), consonantes (como “ba” o “ga”) y ritmicidad (como “da, da, da”), características definitorias del lenguaje humano.

Sin embargo, los humanos no somos los únicos aprendices del sistema fonador. El murciélago de líneas blancas o murciélago de sacos (Saccopteryx bilineata) es probablemente el único mamífero que practica sus habilidades vocales comunicativas de la misma manera que nosotros, balbuceando.

El equipo formado por Ahana Aurora Fernández, Lara S. Burchardt, Martina Nagy y Mirjam Knörnschild ha estudiado durante varios años el comportamiento de 20 crías en su hábitat natural en Panamá y Costa Rica. Los resultados obtenidos con este “primer análisis formal del balbuceo de las crías de murciélago” son alucinantes.

Cría de murciélago de sacos balbuceando. Foto: Michael Stifter

Canciones de bebé

Cuando un bebé humano cumple los 4 meses empieza a balbucear. El balbuceo de estas crías de murciélago también es precoz, empieza alrededor de su segunda semana de vida y se mantiene hasta el destete, alrededor de las 10 semanas de edad. En ese tiempo balbucean todo el día, desde el amanecer hasta el atardecer, pero nunca por la noche.

Es un sonido muy fuerte, audible incluso para el oído humano porque algunas sílabas están dentro de nuestro rango auditivo, aunque otras son demasiado altas para que las podamos escuchar.

Son incansables y muy creativos

Algunos de estos balbuceos duran hasta 43 minutos ininterrumpidos. Por el contrario, cuando los padres cantan apenas lo hacen durante unos minutos.

Otro dato curiosísimo. Al igual que nuestros bebés, los de este murciélago también emiten sonidos divertidos producidos cuando exploran su voz casi como en un juego.

El repertorio de su balbuceo es riquísimo, multisilábico (se han identificado hasta 25 tipos diferentes de sílabas), pues cantan de todo. Algo que no se sabe que hagan otros murciélagos… u otros mamíferos que no sean humanos.

También se ha descubierto que las crías de murciélago de saco balbucean por la misma razón que lo hacen nuestros bebés, para imitar y aprender “de oído” la voz de los adultos.

Dos tipos de canciones

Otra curiosidad de estos murciélagos es que los adultos tienen dos tipos diferentes de canciones, una para pelear y otra para ligar.

La canción territorial advierte a los rivales que el dueño está preparado para defender su territorio.

La canción de cortejo les permite a las hembras conocer la verdadera valía de un murciélago macho como pareja potencial.

Lenguaje infantil

Y ahora la gran bomba final de esta investigación 💣

Se ha descubierto que las mamás murciélago utilizan un lenguaje infantil específico para comunicarse con sus crías.

Tienen con ellas un tono más alto y cálido, un tempo más lento y con entonaciones exageradas, como nuestros “cuchi cuchi bonito cosa guapa“.

¿No es increíble?

Ahana Aurora Fernández grabando el balbuceo de las crías de murciélago en las selvas de Costa Rica. Foto: Michael Stifter

Un trabajo muy laborioso

No ha sido fácil estudiar a estos animales. Ahana Aurora Fernández ha pasado días enteros durante meses sentada frente a colonias de murciélagos en selvas tropicales de Panamá y Costa Rica escuchando, grabando y analizando con detalle tan singulares representaciones de los murcielaguitos.

“Juego vocal de las crías de murciélago”, lo denomina la investigadora. Un comportamiento que califica como “muy llamativo y ruidoso”. Lo hacen de día, a todas horas, y según ella, es “como una obra de teatro vocal”.

¿Y qué pasa con los pájaros?

Los pájaros también aprenden a cantar escuchando a sus mayores, en una fase de práctica que recuerda al balbuceo de un bebé humano. Pero solo lo hacen los machos. Además, vocalizan usando la siringe, mientras que nosotros usamos la laringe. Y la arquitectura de su cerebro es diferente a la de un mamífero. Por lo tanto, es limitado sacar conclusiones directas de la investigación de aves cantoras para humanos.

Con los murciélagos compartimos el mismo órgano para vocalizar, la laringe, y tenemos, según la investigadora, “una estructura cerebral similar”.

Igualmente, este balbuceo de los murciélagos es universal, pues lo emiten igual machos que hembras, sean de la región que sean.

Esta investigación es por tanto un paso muy importante para avanzar en el conocimiento de la evolución del lenguaje.

¿Y con los monos?

¿Qué pasa con nuestros primos los primates? Pues que sus crías no balbucean como lo hacemos nosotros o este murciélago. Tampoco lo hacen los delfines o las ballenas.

El único otro mamífero no humano que los científicos han documentado balbuceando es el tití pigmeo, una pequeña especie de mono sudamericano, pero no es capaz de imitar la voz de los adultos como hacen los murciélagos de saco.

Comparto la misma fascinación que la investigadora confiesa en un artículo:

“Me fascina que dos especies de mamíferos que son tan diferentes compartan sorprendentes paralelos en la forma en que alcanzan el mismo objetivo: adquirir un complejo repertorio vocal adulto, es decir, el lenguaje”.

Artículo de referencia: A. A. Fernández et al. Babbling in a vocal learning bat resembles human infant babbling. August 2021. Science 373 (6557): 923-926. DOI:10.1126/science.abf9279

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

3 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. ¡Al final todos de bebés tenemos un cierto parecido!

    13 septiembre 2021 | 21:23

  2. Dice ser la Natura mantiene bien el nivel en la vida

    Los murciélagos es otra especie maravilla de la Naturaleza.
    Come miles de insectos en un día y evita plagas.
    El ser humano mete manos y pes donde no sabe, creyéndose el rey de todo lo creado, y luego vienen los lamentos, pero las rectificaciones, si vienen, por estar cegado de avaricia en intereses creados en el fango, mal y tarde.

    14 septiembre 2021 | 12:22

  3. evita plagas.
    El covid se le escapó.

    17 septiembre 2021 | 15:46

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.