BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

El árbol de la vida se está muriendo de éxito

Hace un par de años os hablé del árbol más solitario y gafe del planeta. La única acacia en 400 kilómetros a la redonda del más terrible de los desiertos, el Teneré. Contra la que chocó un camionero borracho en 1973 poniendo violentamente fin a la leyenda.

Y hoy descubro con horror cómo el heredero de tan discutible honor tiene todas las papeletas para acabar igual, en símbolo de la estupidez humana. Se conoce con el pomposo nombre de “El árbol de la vida” y no, no tiene nada que ver con la famosa película de Brad Pitt. Es una acacia de Bahréin, el país más pequeño del golfo Pérsico, a la que se ha dado el título de “el árbol más solitario y aislado del planeta“. Y aunque no os lo vayáis a creer, se está muriendo por culpa del turismo.

Milagro de la vida, pues parece mentira que un árbol pueda encontrar agua en ese secarral, se le calculan 400 años de edad. Y por ello son cientos, miles de personas las que acuden a verlo, tocarlo, treparlo, pintarlo e incluso escribirlo a cuchillo en su dolorida corteza. Le han puesto una mínima valla alrededor, pero da lo mismo. También le podrían poner una papelera para recoger tantas inmundicias como arrojan los turistas a su lado.

Ya os he contado en otras ocasiones cómo los viejos árboles monumentales pueden morir de éxito. Le pasa a la famosa sabina milenaria de El Hierro y le ocurre a esta fabulosa acacia arábiga. Demasiada gente, demasiada curiosidad, demasiada poca educación.

¿Cuándo entenderemos que los árboles centenarios son monumentos vivos tan antiguos como una catedral, tan bellos como un paisaje, pero tan frágiles como una flor? Que su contemplación es un regalo hecho por nuestros abuelos a nuestros hijos. Que los árboles se ven de lejos, no desde abajo pisándoles las raíces. Que no se abrazan sino que se respetan. Que hay cariños (y curiosidades) que matan.

En este vídeo podeís ver el famoso árbol y su triste conversión en objeto turístico.

Un árbol al que incluso una entidad financiera local le ha dedicado un anuncio.

También puedes encontrarme en Twitter (@lacronicaverde) y en Facebook (www.facebook.com/cronicaverde)

**Comparte con tus amigos este post:

Bookmark and Share

7 comentarios

  1. Dice ser swim

    no se que clase de acacia sera esa, pero es bastante curioso que muchas acacias contengan DMT , la molecula del espiritu, uno de los alucinogenos mas potentes que se encuentran en la naturaleza, de efectos parecidos a los hongos magicos

    y que curiosamente tambien se encuentra en nuestros cerebros y su produccion aumenta cuando nos morimos

    DMT, Moses, and the Quest for Transcendence:

    http://sprott.physics.wisc.edu/pickover/pc/dmt.html

    16 mayo 2012 | 01:50

  2. Dice ser mujeres

    En este tiempo los arboles ya no duran mucho tiempo, 4oo años es larga vida.

    16 mayo 2012 | 06:15

  3. Dice ser ANTONIA LARRISA

    En medio de la península arábiga… mucho mono para un solo árbol. D.E.P.

    16 mayo 2012 | 08:35

  4. Dice ser My red wardrobe

    Tranquilos, seguro que lo hacen de petroleo o extraen la selva del amazonas a el desierto, no subestimeis el poder del oro negro.

    http://www.myredwardrobe.com/

    16 mayo 2012 | 09:29

  5. Dice ser ANTONIO LARROSA

    Quien no respeta un árbol tampoco respeta a un hijo ni a un libro.

    Clica sobre mi nombre

    16 mayo 2012 | 10:55

  6. Dice ser gallo claudio

    Larrosa, porque no te vas a vivir al lado del árbol y dejas de darnos la tabarra.

    16 mayo 2012 | 12:37

  7. Dice ser VAS

    Pues si que es cierto… una verdadera pena… no respetamos nada, y es que el ser humano es puro egoismo.

    16 mayo 2012 | 12:54

Los comentarios están cerrados.