BLOGS
Viaje a la guerra Viaje a la guerra

Hernán Zin está de viaje por los lugares más violentos del siglo XXI.El horror de la guerra a través del testimonio de sus víctimas.

Mercenarios: Mark Thatcher y el fallido golpe de estado en Guinea Ecuatorial

El fallido golpe de estado en Guinea Ecuatorial del año 2004 sirve para desvelar cómo los mercenarios suelen trabajar a sueldo y comisión de intereses de las más altas esferas del poder empresarial y político.

La trama orquestada por el multimillonario libanés con base en Londres, Eli Calil, y orquestada por el antiguo miembro de los comandos británicos, Michael Mann, implica a personalidades como Lord Jeffrey Archer y, al más sonado de todos: Sir Mark Thatcher, el hijo de la Dama de Hierro.

Poner en marcha las finanzas

Un mes después de que Tim Spicer abandonó Sandline Internacional en el año 2000, la compañía de mercenarios con la que había traficado armas a Sierra Leona, Simon Mann creó Logo Logistics, empresa con la que recaudaría el dinero necesario para tratar de dar el golpe en Guinea Ecuatorial.

Según Robert Young Pelton, la cantidad estimada para la operación alcanzaba los cinco millones de dólares. Eso incluía los pagos a los lobistas que en Washington intentarían vender a Severo Moto, que sucedería a Obiang en el poder, como un hombre probo que terminaría con los abusos del dictador. También implicaba el alquiler de los aviones, la compra de las armas y el suelo de los 85 mercenarios que participarían en la operación.

Eli Calil, que había prometido 1,8 millones de dólares a Simon Mann, sufrió un importante revés cuando sus cuentas fueron congeladas por el gobierno francés tras el escándalo de los sobornos en la negociación entre la empresa francesa TotalFinalElf (TFE) y el antiguo dictador nigeriano Sani Abacha. Sólo pudo dar a Mann 750 mil dólares. Eso sí, le pasó una lista de posibles inversores. Se trataba de un botín suculento, para el que no faltarían aportaciones: controlar Guinea Ecuatorial, uno de los países con mayores fuentes de petróleo del mundo.

Los inversores

En algunos casos no queda claro cuánto sabían del plan quienes pusieron el dinero. Algunas fuentes sostienen que el propio Simon Mann aportó medio millón de dólares de la venta de derechos en la explotación de diamantes. Un grupo de pequeños inversores libaneses – recordemos la influencia de parte de la diáspora chií en África Occidental -, aglutinados en torno al empresario Karim Fallaha, aportó otro medio millón.

Otro inversor que, según Young Pelton, puso medio millón fue David Tremain, un hombre de negocios sudafricano. Entre los pequeños accionistas de los mercenarios la investigación señaló al político conservador caído en desgracia y llevado a prisión por sus mentiras, barón de Weston-super-Mare of Mark y pésimo novelista, Jeffrey Archer, que habría aportado 135 mil dólares.

También se presumía la implicación de David Hart, antiguo asesor de Margaret Thatcher, y de Gary Hersham, director de una inmobiliaria en Londres. Ninguno de estos presuntos implicados fue acusado formalmente.

El hijo de Margaret

El que sí fue juzgado por su apoyo al intento de golpe fue Mark Thatcher, que vivía en Sudáfrica, y que era muy amigo de Simon Mann. Ambos hombres compartían una vida de coches de lujo, mansiones y fiestas en Ciudad del Cabo. Eran parte de la jet set local.

El único hijo varón de Margaret Thatcher nunca destacó por sus logros intelectuales. No consiguió superar los exámenes finales de la universidad para poder graduarse como contable. Quienes lo conocían afirman que no era “demasiado brillante”. Durante el rally París-Dakar pasó seis días perdido en el desierto.

Pero los contactos que tenía le sirvieron para hacer fortuna. En 1981, mientras su madre visitaba Omán, Mark aprovechó para cerrar un contrato de 600 millones de dólares para construir la universidad. Su labor como intermediario en la venta de 25 mil millones de dólares en armas a Arabia Saudí, le permitió recibir una comisión suculenta: 15 millones de dólares. La venta de armamento al sultán de Brunei también lo convirtió en multimillonario, lo que desató un solapado escándalo en el Reino Unido que llegó al parlamento británico.

Thatcher no dio el dinero para el golpe directamente a Logo Logistics, sino a una empresa intermediaria Triple A. Hizo un primer pago de 275 mil dólares el 6 de enero y otro de 250 mil el 16 de enero de 2004, apenas dos meses antes del golpe. Desde allí, cien mil dólares fueron transferidos a Simon Mann.

Al fallar el intento de golpe, y salir a la luz los planes, Mark Thatcher puso en venta su casa, de cuatro millones de dólares, e intentó abandonar Sudáfrica. La fuerzas especiales lo detuvieron en agosto de 2004. En 2005 se declaró culpable de los cargos. Pagó una fianza millonaria y recibió una condena en suspensión de cuatro años.

Como en una novela, en la navidad de 2003, Mark invitó a su madre a una fiesta en la que coincidieron varios implicados en el intento de golpe, incluido Simon Mann, que se produciría tres meses más tarde. Apesar del título nobiliario heredado de su padre, las peticiones de residencia de Mark en Mónaco y EEUU fueron rechazadas, por lo que vive en Londres junto a la Dama de Hierro.

10 comentarios

  1. Dice ser Alejandro.

    Hernán, la verdad es que muchos señoritos ingleses dejan mucho que desear.Conquistadores, Colonizadores y su puta madre.La impunidad no tiene fronteras y cada día gracias a tu aportación y aquellos que hacen periodismo de pie, vamos descubriendo que estos nobiliarios estarían mejor sin chaquetas ni corbatas, trabajando y pagando por los desastres y experimentos que van dejando en los países mas vulnerables.Te mando un abrazo grande.

    30 noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser Hernán Zin

    Alejandro, amigo, tanto tiempo. Me alegra leerte. Es lo que justifica este trabajo, tener el lujo de vuestra mirada y compañía!! Un abrazo!! HZ

    30 noviembre -0001 | 00:00

  3. Dice ser Leña al mono

    Me gusta este blog. Leña al mono, sin piedad…

    30 noviembre -0001 | 00:00

  4. Dice ser Hernán Zin

    Sigo con la trama del intento de golpe. Anteúltima entrada. Mañana, la implicación de España y las razones por las que falló. Buenos días y un abrazo a todos amigos!!! HZ

    21 noviembre 2007 | 11:28

  5. Qué fuerte Hernán!;Mierda de gente. Miserables. Hoy tengo que soltar el teclado rápido, porque me empiezan a salir culebras.Me quedo satisfecho si la gente empieza a cuestionarse por qué es tan importante para el Gobierno USA implantar la “democracia” en Irak. Cómo es posible que un sentimiento “tan humanitario” que piensa en una sociedad irakí, puede suponer tantísima inversión sin un supuesto retorno. Si realmente Bush o Aznar son tan humanitarios.Y la otra reflexión dolorosa del post de hoy, es ver cómo este impresentable de Mark Thatcher vive actualmente con su mamá en Londres. ..No sé, intuyo que este sistema rompe aguas por todas partes. ¿De verdad se puede hacer todo esto y luego vivir en un barrio de lujo de Londres?.Un abrazo muy fuerte,Jorge Medina AzcárateOne brother World

    21 noviembre 2007 | 15:35

  6. Dice ser Cris

    Vergonzoso y patético para los que nos enteramos de todas estas tramas asquerosas, pero en cambio que bien les resulta a esta gentuza tanto si les sale bien como si no.Asco dan tambien asesinos que se contemplan como “trabajadores” y empresas que dan enormes beneficios y que invierten, pero en destrozar y pisotear más todavía.Lo que nos narras estos días te deja inmovil y rabiosa. Impotencia de saber, que los que han de estar en la carcel y sufriendo todo lo que han provocado, tienen tanta pasta como para comprar la mismisima carcel.Un fantasma escurridizo y difícil de agarrar y aplastar.Pero alguna vez será…Un abrazoCris

    21 noviembre 2007 | 21:20

  7. Dice ser Trinidad

    Creo que todas las democracias, incluida la nuestra son sistemas “de mierda”: están llenas de verdades a medias y de mentiras y falacias enteras, muy enteritas!!!No creo que exista una justicia “justa” y estos trabajos que tan generosamente nos regalas Hernan, me parecen una muestra de ello.Nunca he vivido en una dictadura, bueno sí sí, pero era muy chica…..Como hoy he tenido un duro día de trabajo (igual se nota bastante, y lo siento) quiero quedarme con la imagen de que cuando vivía “el Paquito” y regresábamos de ver a la familia los domingos llamábamos con palmadas al sereno para que nos abriese el portal de casa y nos fascinaba ver aparecer a un tipo con abrigo y gorra grises y un aro enorme con las llaves de todos los vecinos, un tipo generoso, amable y solidario que siempre tenía una palabra amable, sobre todo con nosotros, los chavales y chavalas del barrio….Buenas noches a todos, un besoTrinidad

    21 noviembre 2007 | 23:20

  8. Dice ser Trinidad

    Sí Jorge, esta mañana yo tb leí en la prensa lo de Bilal, el periodista iraquí.Y lo que os comnetaba:democracias de mierda!!!Y la que se lleva el premio gordo??la yanki!!Más besosTrinidad

    21 noviembre 2007 | 23:33

  9. Dice ser Hernán Zin

    Cris, Trinidad, me alegra leeros. Suscribo vuestras reflexiones, plenamente. HZ

    22 noviembre 2007 | 10:44

  10. Dice ser VIEJO

    Llama la atención que todos estos señoritos ingleses tengan título nobiliario. Parece que la reina los regala.VIEJO (E INNOBLE)

    22 noviembre 2007 | 12:49

Los comentarios están cerrados.