BLOGS
Ya está el listo que todo lo sabe Ya está el listo que todo lo sabe

Curiosidades, anécdotas e historias sorprendentes para ser cada día un poco más listos.

Archivo de la categoría ‘Curiosidades sobre sexo’

Basoexia, cuando el orgasmo solo se alcanza a través de los besos

Besarse es uno de los elementos claves en cualquier relación, ya sea sentimental como sexual. Cuando dos personas se conocen el primer paso para que intimen es un beso. Si en éste no hay química y compenetración esa pareja difícilmente prosperará.

Basoexia, cuando el orgasmo solo se alcanza a través de los besos

Pero, no dejando de lado la importancia que tiene en cualquier relación el besarse, podemos encontrarnos con otra de las muchas y curiosas parafilias que existen en el mundo del sexo: la basoexia o, dicho de otro modo, personas que tan solo alcanzan el orgasmo a través de los besos.

El basoexico puede estar entregado apasionadamente durante el coito y disfrutar con todo el placer que su pareja le proporciona, pero es incapaz de llegar al clímax si no es mientras está besando.

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

¿Te ha gustado esta curiosidad relacionada con el sexo? Pues esta es una de las 240 que podrás encontrar en mi nuevo libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons

Nuevo libro sobre curiosidades relacionadas con el sexo

PORTADA-Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO de Alfred LópezMe alegra enormemente anunciaros la reciente aparición en el mercado de mi nuevo libro: ‘Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO’, el cual está compuesto por 240 curiosidades, historias, anécdotas, ciencia cotidiana y datos sorprendentes relacionados con el mundo del SEXO, explicado del modo coloquial y didáctico tan característico en mí y alejado de cualquier tipo de lenguaje soez.

Pero ojo, no se trata de un libro en el que he hecho un simple copia y pega de los posts ya publicados previamente en este blog…  el 60% de las entradas del nuevo libro no han sido publicadas previamente por aquí y las que han sido utilizadas las he reescrito, corregido o actualizado.

En el libro podréis encontrar curiosidades tan diversas como: ¿Desde cuándo se usa el término ‘sexualidad’ como sinónimo de relación carnal?, ¿De dónde surge que a las prostitutas también se les conozca como ‘rameras’?, ¿Cuál es el origen de la expresión ‘ser un viejo verde’?, ¿Fue realmente el ‘cinturón de castidad’ un invento medieval para evitar infidelidades de las esposas?, ¿Por qué se llama ‘tetas’ a los pechos femeninos?, ¿Sabías que los corn flakes se inventaron para evitar que los jóvenes se masturbaran?, ¿De dónde surge el famoso ‘salto del tigre’?, Si en Japón gusta tanto el sexo ¿por qué pixelan los genitales en las películas pornográficas?, ¿Qué posición ocuparía el pene humano en un ranking de miembros sexuales con otros animales?, ¿Sabías que la canción Summer of ’69 de Bryan Adams no se refiere al año sino a la postura sexual?, ¿Cuál fue la primera película pornográfica de la historia?… y así hasta 240 entradas.

Libros de Alfred LópezSe trata del libro más personal de los tres que he publicado, debido a que no solo me he ocupado de escribirlo sino también de editarlo. Pero no se trata de un libro de autoedición cualquiera, detrás de él ha trabajado el mismo equipo que lo hizo en mis dos anteriores obras (maquetación, ilustración, artes gráficas…), debido a que, lamentablemente, la editorial Léeme Libros (con quienes había publicado hasta ahora) cerró sus puertas hace unos meses y me pilló en pleno proceso de creación del libro. Así que en lugar de vagar de editorial en editorial buscando quien me lo publicara (o montar un crowfunding para que otros me lo financiara), decidí hacer una importante inversión y contratar por mi cuenta al equipo anteriormente mencionado. Con ello garantizaba un resultado final equivalente a mis anteriores libros.

Las ilustraciones han sido realizadas (una vez más) por Marta Contreras (me ha ilustrado mis tres libros y es autora del dibujo de la cabecera de este blog). Y para el prólogo he contado con Celia Blanco (@Latanace en las redes), presentadora y directora del programa radiofónico, dedicado a la sexualidad, «Contigo Dentro» de Cadena SER y colaboradora del diario El País con la sección “Mordiscos y tacones”.

Echa un vistazo al book trailer…

Cabe destacar que he lanzado el libro con una tirada inicial de 2.000 ejemplares en la primera edición, la cual cuenta con una importante empresa de distribución que garantizará que se pueda adquirir en cualquier punto de venta de España (si en tu librería habitual no lo tienen, pídelo y se os servirá en 24/48 horas).

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred LópezAdemás de la venta en librerías físicas, el libro se encuentra disponible en plataformas online como puede ser Amazon https://amzn.to/2q6wNXa El Corte Inglés https://www.elcorteingles.es/libros/A25972907-ya-esta-el-listo-que-todo-lo-sabe-de-sexo-9788415589389/ o Alibri https://www.alibri.es/712791

Aquellos que vivís fuera de España también podéis adquirirlo a través de las diferentes páginas que tiene Amazon repartidas por todo el planeta:

Comienzan unas semanas en las que estaré promocionando el libro por diferentes medios de comunicación y mis redes sociales y me encantaría (y sería de gran ayuda) que todos vosotros me echaseis una mano recomendándolo y tuiteando sobre el libro (o en cualquiera de vuestras RRSS) usando la etiqueta #CurioSex.

Si por casualidad trabajas en un medio (ya sea escrito, radio o televisión) y te gustaría hacer una reseña o entrevistarme, no dudes en ponerte en contacto conmigo.

También realizaré presentaciones en varios puntos de España (y ojalá me inviten fuera de aquí). De momento ya tengo cerrada la presentación del libro en Parets del Vallès (población barcelonesa en la que resido) el miércoles 18 de abril a las 19 horas y en Valdepeñas (Ciudad Real) el jueves 3 de mayo a las 20:30 horas. En breve informaré de los lugares y de más presentaciones (como la de Barcelona, Madrid y otras localidades).

Y como se acerca Sant Jordi (23 de abril, Día del Libro) también estaré firmando ejemplares en varias casetas:

  • De 10 a 12 horas en la Plaza Vila de Madrid con la Calle Canuda (Barcelona) en el stand  de la ACEC (Asociación Colegial de Escritores de Cataluña)
  • De 13 a 15 horas en el stand de la Librería Universitaria en la Rambla Cataluña frente al nº 66 (Barcelona)
  • De 18 a 20 horas en la Plaza de la Vila de Parets del Vallès

¿Cuál es el origen de llamar ‘Zona roja’ a los barrios donde hay un mayor índice de prostitución?

Muchas son las ciudades que cuentan con una zona específica en la que se agolpan los burdeles (ya sean legales o no), lugares en los que se juega y apuesta ilegalmente, donde es frecuente el trapicheo de drogas y objetos robados o los garitos a los que se acude para pegarse una juerga algo desenfrenada.

¿Cuál es el origen de llamar ‘Zona roja’ a los barrios donde hay un mayor índice de prostitución?

Estos barrios suelen ser conocidos por varios nombres, pero dos son los que predominan: ‘Barrio rojo’ o ‘Barrio chino’. En esta ocasión te voy a explicar el posible origen del primero.

Y digo ‘posible’, debido a que los expertos e historiadores no acaban de ponerse de acuerdo y según a qué fuente de consulta acudas encontrarás que te da un origen u otro.

El que tiene más posibilidades de ser el más acertado es el que señala que proviene de la Serenísima República de Venecia del siglo XVI, una de las ciudades-Estado más prosperas de su época y que abarcó todo tipo de personas en sus calles y canales.

Según explican algunas crónicas, Venecia llegó a albergar varios centenares de cortesanas que ejercían como prostitutas por todos los rincones, motivo por el que se decidió regular y censarlas a todas ellas, permitiéndose únicamente su ejercicio en el barrio ‘Rialto Carampane’ y obligándoles a colocar una distintiva luz roja en la puerta de los burdeles con el fin de que los clientes supieran dónde debían entrar (algo parecido a colgar una rama que te explico en la curiosidad sobre las rameras). Uno de los lugares más concurridos en el que se colocaban algunas meretrices era el cercano ‘Ponte delle Tette’ (Puente de las tetas).

Parece ser que este es el origen más probable para llamar Zona Roja a los barrios donde se ejerce la prostitución.

Otra de las explicaciones nos traslada al Medio Oeste de los Estados Unidos en el siglo XVIII, en los inicios de la construcción del ferrocarril, en el que muchos eran los ferroviarios que llegaban de noche a una población y se alumbraban por el camino con el farolillo rojo que iba colocado en el vagón de cola. Al llegar a un burdel dejaban esa linterna junto a la puerta mientras pasaban un rato con la prostituta de turno.

Existe constancia de que esto último llegó a realizarse, pero de lo que no hay ninguna certeza es que fuera lo que diese origen al término y más habiendo algunas referencias anteriores en el tiempo, como la mencionada en Venecia.

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: comunicati (Flickr)

¿Fue realmente el ‘cinturón de castidad’ un invento medieval para evitar infidelidades de las esposas?

Estamos acostumbrados a ver en películas, series de televisión y numerosísimas novelas históricas escenas en las que, durante la Edad Media, cada vez que un hombre poderoso de la época salía de viaje para participar en una guerra, con el fin de asegurarse la castidad de su esposa y evitar que ésta pudiera cometer algún acto de infidelidad, mandaba colocarle un artilugio metálico en forma de braga de seguridad que aseguraba la total imposibilidad de la mujer a ser penetrada sexualmente.

¿Fue realmente el ‘cinturón de castidad’ un invento medieval para evitar infidelidades de las esposas?

También hay quien indica que dicho cinturón no solo servía para salvaguardar la honorabilidad del marido que mandaba colocarla, sino que también se utilizaba como forma de imposibilitar una violación sexual en caso de ser atacadas durante la ausencia del marido e incluso padre, ya que hay algunas versiones que señalan que esas bragas de hierro también eran colocadas a las hijas con el fin de que se mantuvieran vírgenes hasta llegar al momento de contraer matrimonio.

Pero en realidad, el concepto de cinturón de castidad tal y como nos ha llegado a través de los libros, el cine y la televisión, es totalmente falso (o mejor dicho, inexacto) y está más cerca de ser una leyenda urbana que un hecho histórico real.

Según múltiples investigaciones y estudios realizados por historiadores y expertos en el medievo, no existen apenas referencias fiables y reales escritas en la época para asegurar de que realmente los celosos maridos o temerosos padres obligaran a las féminas de su familia a colocárselos cuando éstos salían de viaje.

En las investigaciones, en las que también han participado científicos, se ha podido demostrar que una persona no podría haber llevado una de esas bragas de hierro mucho más allá de dos días seguidos sin que esta le produjese abrasiones, rozaduras, múltiples daños e incluso infecciones. Lo cual hubiese provocado infinidad de enfermedades y, a consecuencia de ello, fallecimientos, algo de lo que no hay constancia. También debemos tener en cuenta la larga duración de las batallas que tenían lugar en aquella época, en la que los militares que participaban en ellas podían tirarse varios meses sin regresar a sus hogares.

Sí que existía durante la Edad Media una especia de braga metálica pero que era colocada como instrumento de tortura cuando a un preso o presa se le quería castigar por un delito, debido a que esos artilugios comprimían y provocaban terribles dolores.

El mito del cinturón de hierro como método de castidad surgió varios siglos después de la Edad Media, en el periodo conocido como el de la Ilustración (también llamado Siglo de las Luces), en el que a partir de 1700 surgieron varias corrientes intelectuales que quisieron emborronar muchas de las cosas que habían tenido lugar durante el Medievo creando alrededor de esa época infinidad de leyendas urbanas que intentaban demostrar lo nefastos y oscuros tiempos que se habían vivido.

Muchas de las ilustraciones, tratados y referencias que actualmente tenemos sobre los cinturones de castidad están datados a partir del siglo XVIII, así como la inmensa mayoría de esos artilugios que se exhiben en algunas exposiciones y museos.

Debo indicar que algunos sí que son verdaderos, pero no son los referidos a temas de castidad sino no como instrumento de tortura.

También cabe destacar que en la actualidad se utilizan unas versiones modernas de los cinturones de castidad que son utilizadas durante las prácticas sadomasoquistas.

 

Te puede interesar leer: ¿De dónde surge el término ‘sadomasoquismo’?

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: oddsock (Flickr)
Fuentes de consulta: historiasdelahistoria/ strambotic/ abc / Le Vase de Soissons n’existe pas & autres vérités cruelles sur l’histoire de France de Christophe Granger y Victoria Vanneau

Sitofilia, cuando jugar con la comida produce un gran placer

Posiblemente una de las escenas cinematográficas más famosas es la protagonizada por Kim Basinger y Mickey Rourke en la película ‘Nueve semanas y media’, de 1986, en la que una de sus prácticas en sus encuentros sexuales consiste en colocarse frente a la nevera y él irle dándole de comer una serie de alimentos de la forma más sensual, mientras ella permanece con los ojos cerrados. Acaban jugando con la comida y embadurnándose en ella.

Sitofilia, cuando jugar con la comida produce un gran placer

Esta práctica tiene un nombre: ‘sitofilia’ y está considerado como uno de los fetiches sexuales más practicados y sugerentes que existen, debido a su alto componente erótico. No siempre conlleva el terminar con el acto sexual, pero el hecho de embadurnar, rozar o lamer produce una gran excitación a quienes lo realizan.

El término proviene del griego y está compuesto por los vocablos ‘sito’ (comida) y ‘filia’ (cualidad de amar).

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: Captura de la película ‘Nueve semanas y media’ (YouTube)

Periodo refractario: el tiempo de recuperación entre una y otra relación sexual

Cuando realizas el acto sexual y llegas al orgasmo si quieres volver a ponerte en ello nuevamente, por regla general, debes esperar un tiempo que puede ir de unos minutos a incluso horas (dependiendo de la edad y condición física). Esto es prácticamente indispensable para casi todas las personas, pero sobre todo para los hombres (salvo algunas excepciones, evidentemente).

Periodo refractario: tiempo de recuperación entre una y otra relación sexual

Los franceses tienen un curioso término para aludir a ese tiempo de recuperación: ‘petite mort’ (pequeña muerte) y hace referencia a aquel estado en el que se quedan algunas personas tras haber llegado al orgasmo a las que les viene un bajón que hace que queden semiinconscientes o algo aturdidas. De ahí que haya quien se quede, involuntariamente, dormido tras el coito.

Algunas seudociencias, absurdamente, intentan justificar ese pequeño desvanecimiento o pérdida de fuerzas debido al ‘gasto espiritual’ sufrido por nuestro organismo.

Una vez transcurrido el periodo refractario, en mayor o menor medida, todos podemos volver a ponernos al asunto de intentar una nueva relación sexual.

 

 

Te puede interesar leer el post relacionado: ‘Efecto Coolidge’, el curioso fenómeno de comportamiento sexual que tomó su nombre del presidente de los EEUU

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

¿Qué término se utiliza para referirse al hombre con un insaciable apetito sexual?

A raíz del post que publiqué días atrás sobre el origen del término ‘ninfómana’, un lector del blog llamado Carlinhos me dejó un comentario en el que me preguntaba sobre ¿qué término sería correcto utilizar para referirse al hombre que tiene un insaciable apetito sexual?’.

Lamentablemente, debido a la sociedad y pensamiento machista de la historia, el vocablo que se utiliza para referirse a los hombres que padecen de una insaciable apetencia sexual suele decirse con un tono mucho más amable y menos hiriente que el usado para las mujeres.

¿Qué termino se utiliza para referirse al hombre con un insaciable apetito sexual?‘Sátiro’ es el término con el que se le denomina, apareciendo en muchos diccionarios bajo la acepción de ‘hombre lascivo’ (propenso a los deleites carnales), una descripción muy alejada a la que reciben las mujeres por el mismo (digámosle) trastorno.

El término sátiro proviene de unos personajes mitológicos de igual nombre que según la Mitología Griega acompañaba al Dios Pan (el mismo que os explicaba días atrás que dio origen a la palabra ‘pánico’), cuando éste iba por el bosque persiguiendo a las ninfas.

Los sátiros estaban descritos como unas pícaras y alegres criaturas de insaciable apetito sexual, cuyo cuerpo era mitad hombre y mitad cabra (portaban una flauta con la que llamaban la atención de sus víctimas sexuales).

Cuando el deseo irrefrenable y compulsivo por tener cópula lo tiene el hombre es conocido como ‘satiriasis’ o ‘satiromania’.

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons (cuadro ‘Sátiro y las Ninfas’ de Bouguereau)

¿De dónde proviene el término ‘ninfómana’?

¿De dónde proviene el término ‘ninfómana’?

Se conoce como ‘ninfómana’ a la mujer que tiene una insaciable apetencia sexual, siendo  habitualmente utilizado este término de un modo despectivo y con intención de insultar.

Científicamente la ninfomanía está descrita como una patología médica y que sirve para describir a quienes padecen de un deseo irrefrenable y compulsivo por tener cópula.

El origen del término lo encontramos en la Mitología Griega en la que se conocía como ‘ninfas’ a unas jóvenes y hermosas deidades que habitaban en la naturaleza y que, según explican las fábulas, atraían con sus cantos y belleza a los campesinos que por allí transitaban con la intención de seducirlos. Con este acto, según la mitología, surgía la fertilidad de la naturaleza.

Del término griego ninfa (νύμφα) también derivó el vocablo con el que se conoce en anatomía a los labios menores de la vulva femenina.

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons

El curioso, mitológico y sexual origen del término ‘pánico’

El curioso, mitológico y sexual origen del término ‘pánico’

Conocemos como ‘pánico’ al estado de miedo intenso y el cual, en ocasiones, se convierte en colectivo o contagioso.

Para encontrar su origen etimológico debemos acudir a la Mitología Griega en la que nos encontramos con Pan, Dios de la fertilidad y sexualidad masculina, quien estaba dotado de un insaciable apetito sexual y vigorosidad.

Según relatan las fábulas mitológicas, una de las mayores aficiones del Dios Pan era perseguir a las Ninfas de los bosques con el fin de poseerlas sexualmente. También disfrutaba asustando a todo aquel con el que se cruzaba y había perturbado el sueño de su siesta.

De ahí que surgiera el término ‘pánico’ para referirse al momento de terror intenso. Al castellano llegó a través del latín ‘panicus’ y a éste desde el griego ‘panikós’ (Πανικός) compuesto por ‘Pan’ (nombre del mencionado Dios) y el sufijo ‘iκός’ (relativo a).

Cabe destacar que, a partir de la Edad Media, la imagen de Pan se utilizó en los aquelarres y rituales de brujería, representándolo como un macho cabrío y asociándolo a menudo con el propio diablo.

 

Otros posts que te puede interesar leer:

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

¿Cuál es el origen de la expresión ‘Ir de picos pardos’?

¿Cuál es el origen de la expresión 'Ir de picos pardos'?

Infinidad son los términos y expresiones que se utilizan para señalar que una persona se marcha de juerga con intención (o sin ella) de acabar teniendo algún tipo de encuentro sexual. Uno de los más populares es ‘Ir de picos pardos’, una locución que para para encontrar su origen debemos retroceder unos cuantos siglos.

El hecho de salir a tomar unas copas y acabar en un prostíbulo es algo que se viene llevando a cabo desde tiempos inmemoriales, pero hay una etapa de nuestra historia en la que se intentó legislar la práctica de la prostitución; sobre todo desde que el estamento eclesiástico comenzó a ocupar cargos de responsabilidad en los gobiernos y reinos.

En la Edad Media la Iglesia quiso regular la prostitución, pero no prohibiéndola, debido a que los religiosos sabían que la función social que realizaban las rameras era fundamental para acabar con violaciones.

Esto hizo que, para distinguir a las meretrices de las mujeres que no lo eran (y así ahorrarse malentendidos), se les exigiera portar algún tipo distintivo y este fue (entre otras cosas) vestir con una falda en cuya obertura sobresalían cuatro picos de color marrón (llamado por aquel entonces ‘pardo’).

Existen algunas divergencias sobre cuándo empezó a usarse y aunque hay menciones a ello anteriores a que Carlos III fuese coronado rey de España (en el siglo XVIII), según consta fue este monarca quien legisló para que fuese obligatorio vestir a las prostitutas con una falda de con picos de color pardo.

De ahí surgió que quienes iban en busca de la compañía de una prostituta estuviese yendo de ‘picos pardos’, como clara referencia a las ropas de ésta.

La expresión ‘Ir de picos pardos’ tomó mucha relevancia a partir del Siglo de Oro (entre los siglos XV y XVII) en el que era habitual que los estudiantes universitarios fuesen a menudo a divertirse con prostitutas que vestían faldas con picos de ese color.

Desde entonces, esta famosa locución, ha quedado como sinónimo de ir de juerga en busca de diversión sexual.

 

Te puede interesar leer:

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons