BLOGS
Ya está el listo que todo lo sabe Ya está el listo que todo lo sabe

Curiosidades, anécdotas e historias sorprendentes para ser cada día un poco más listos.

Archivo de la categoría ‘Curiosidades Científicas’

¿Cuál es el origen etimológico del término ‘divulgación’?

Se conoce como ‘divulgación’ al acto de poner al alcance de todo el mundo cualquier conocimiento.

¿Cuál es el origen etimológico del término ‘divulgación’?

Su etimología nos lleva hacia el término ‘divulgar’ y al origen latino de este: ‘divulgāre’, el cual significaba literalmente ‘decir, enseñar al vulgo’; teniendo en cuenta que el vocablo ‘vulgo’ era utilizado en la antigüedad para designar al pueblo llano.

De hecho, cuando el papa Damaso I encargó en el año 382 d.C. a Jerónimo de Estridón que realizase una traducción de las Sagradas Escrituras del hebreo a un latín que pudiese ser entendido por el vulgo, esta recibió el nombre de Biblia Vulgata.

Cabe destacar que en su origen (y hasta no hace demasiado tiempo) era más común encontrar la referencia al término divulgación en la forma ‘vulgarización’ (por ejemplo, la ‘divulgación científica’ era nombrada como ‘vulgarización científica’).

Así pues, el hecho de hacer llegar a las personas vulgares (conjunto de la gente popular, habitantes del pueblo) un conocimiento dio lugar a denominar de ese modo a la enseñanza.

Con el paso del tiempo, tras tomar un carácter negativo el término ‘vulgar’ (relacionando el vocablo con personas incultas o de clases más bajas) éste acabó convirtiéndose en sinónimo de algo ordinario, simple, chabacano, corriente… por lo que la palabra con la que se referían a la enseñanza de conocimiento pasó de ‘vulgarizar’ a ‘divulgación’ tal y como la conocemos y utilizamos actualmente.

 

 

Te puede interesar leer también:

 

 

Fuente de la imagen: Jordi Picart (TEDx Andorra la Vella)
Post realizado a raíz de un tuit de @MarAbad

El curioso motivo por el que los depósitos de cadáveres son conocidos con el término de ‘morgue’

Conocemos como ‘morgue’ al lugar en el que se depositan los cadáveres a la espera de ser identificados o realizarles la autopsia.

El curioso motivo por el que los depósitos de cadáveres son conocidos con el término de ‘morgue’

El término morgue (que es utilizado internacionalmente para referirse a ese lugar) proviene del francés medieval ‘morguer’ y su significado literal era ‘mirar solemnemente’.

Y es que inicialmente (alrededor del siglo IX) ese término no era usado para referirse al depósito de cadáveres sino al lugar donde se encerraba a los delincuentes que habían sido arrestados por primera vez. Era un tiempo en el que todavía no existían los documentos de identificación ni las fichas policiales y, por tanto, los criminales eran exhibidos en una celda de la prisión a la que acudían algunos voluntariosos ciudadanos para indicar si conocían de algo al reo y de ese modo tenerlos identificados.

Los visitantes miraban solemnemente a los presos y por tal motivo se acuñó el término.

El curioso motivo por el que los depósitos de cadáveres son conocidos con el término de ‘morgue’Pero con el tiempo las autoridades parisinas se dieron cuenta que esa fórmula de identificación de criminales también podía ser útil a la hora de descubrir la identidad de muchos de los fallecidos que aparecían en las calles de la ciudad (sobre todo en el fondo del rio Sena).

Así que en los sótanos del Grand Châtelet de París (fortificación que a partir del siglo XIV sirvió de prisión, juzgados, comisaría de policía y depósito de cadáveres) se habilitó un habitáculo donde se exhibían los cuerpos sin vida sin identificar y por el que iban desfilando los ciudadanos que debían ayudar a reconocer los cadáveres.

Como el modo de exhibir los cuerpos sin vida se realizaba de una manera muy similar a como se había estado haciendo con los presos, aquel depósito de cadáveres pasó a ser conocido con el mismo término: ‘morgue’ y de ese modo ha llegado hasta nuestros días.

 

 

Te puede interesar leer también:

 

 

Fuente de la imágenes: Wikimedia commons

¿Por qué a veces llamamos a alguien con el nombre de otra persona?

Solemos achacarlo a un despiste o a estar pensando y/o haciendo varias cosas a la misma vez, pero el hecho de llamar a alguien con el nombre de otra persona es más común de lo que creemos y suele pasarle a una gran parte de la población.

¿Por qué a veces llamamos a alguien con el nombre de otra persona?

Lo curioso es que esa equivocación suele sucedernos casi siempre con los mismos protagonistas y estos suelen ser dos personas muy cercanas a nosotros (hermanos, hijos, padres, tíos, amigos…).

Los anglosajones (muy puestos a bautizarlo todo) utilizan el término ‘misnaming’ para referirse al hecho de nombrar a alguien equivocadamente.

No hay una respuesta clara y contundente para este fallo de memoria pero, según indican los expertos, puede deberse a que cuando nuestra memoria almacena datos de todas las personas a las que conocemos lo hace guardándolo en bloques de afinidad y, por ejemplo, nuestros hijos o mejores amigos se encuentran en un mismo grupo por lo que al ir a llamar a uno hay mucha posibilidades que acabemos haciéndolo por el nombre del otro.

Es habitual que una madre llame a cualquiera de sus dos hijos por el nombre que no le corresponde, pero esto no ocurre por el hecho de que puedan parecerse físicamente (incluso a veces se puede llamar al hijo con el nombre del abuelo) sino porque ambos se encuentran alojados en el mismo bloque de la memoria. Lo mismo podría ocurrir con alguien que tiene varias mascotas y llamar a una con el nombre de otra, aunque se trate de razas diferentes.

A esta conclusión llegaron los investigadores Samantha A. Deffler, Cassidy Fox, Christin M. Ogle y David C. Rubin de la Duke University, de Carolina del Norte, quienes lo publicaron en el número 44 de la revista especializada ‘Memory & Cognition‘, de octubre de 2016, bajo el título: ‘All my children: The roles of semantic category and phonetic similarity in the misnaming of familiar individuals‘ [Todos mis hijos: los roles de la categoría semántica y la similitud fonética en el “misnaming” (llamar equivocadamente) a individuos de una misma familia].

 

Lee y descubre en este blog más posts con Curiosidades de ciencia

 

Fuentes de consulta y más info: livescience / Memory & Cognition / wowamazing
Fuente de la imagen: Wikimedia commons

¿Sabías que la jeringuilla desechable es un invento español?

Desde su invención a mediados del siglo XIX (por el escocés Alexander Wood) la jeringa para inyectar o aspirar líquidos del cuerpo había estado fabricada en distintos materiales como vidrio o piezas metálicas, siendo reutilizada una y otra vez con diferentes pacientes tras haber sido lavadas y/o esterilizadas.

¿Sabías que la jeringuilla desechable es un invento español?

Pero no fue hasta bien entrada la década de 1970 cuando se inventó la jeringuilla desechable y de un solo uso (que con el tiempo se ha comprobado que ha salvado a millones de personas de no ser infectadas).

El inventor de este recipiente, realizado en plástico, y que servía para inyectar líquidos (o para extraer sangre en los análisis) fue Manuel Jalón, la misma persona que veinte años antes había revolucionado el mercado doméstico con la invención de la fregona.

No fue hasta inicios de los años ‘80 cuando comenzó a comercializarse la jeringuilla desechable, haciéndose rápidamente muy popular. En la actualidad se calcula que diariamente se fabrican alrededor de veinte mil millones de unidades en todo el planeta.

 

ACTUALIZACIÓN:
He recibido algunos mensajes en los que tachan de falsa la invención de la jeringuilla desechable por parte de Manuel Jalón, señalando que el neozelandés Colin Murdoch la inventó y patentó en 1956, dos décadas antes que el inventor español, pero cabe destacer que el invento de Colin Murdoch no se trataba de una jeringa de un solo uso sino de un artilugio en forma de pistola que servía para poner inyecciones (normalmente vacunas y sedantes) que iba dotada con un dispositivo desechable.

 

 

Te puede interesar leer también:

 

Fuente de las imágenes: pixabay

El curioso manual sobre sexualidad que en el siglo XVII fue falsamente atribuido a Aristóteles

Aristóteles está considerado como uno de los mayores filósofos de la Historia y se le adjudican alrededor de dos mil escritos de los que, realmente, tan solo una treintena han llegado hasta nuestros tiempos.

Pero en el año 1684, casi veinte siglos después de haber fallecido, apareció en Inglaterra un tratado sobre sexualidad y que aseguraban que había sido escrito por el filósofo griego en el siglo IV a.C.

El curioso manual sobre sexualidad del siglo XVII falsamente atribuido a AristótelesLlevaba por título ‘La obra maestra de Aristóteles’ (The Aristotle’s Masterpiece) y se trataba de un manual con el que instruir en las artes amatorias y sexuales a las parejas de recién casados, las cuales se suponía que llegaban vírgenes al matrimonio.

Evidentemente era una obra escrita en el siglo XVII y de autor anónimo,  aunque algunas fuentes señalan que fue obra del médico y escritor inglés William Salmon. El libro consiguió cierta fama al ser adquirido por numerosas personas (tanto casadas como solteras) que deseaban aprender las técnicas de copular que, erróneamente, creían que el maestro Aristóteles quería enseñarles.

En este curioso manual se podía encontrar consejos del tipo que una mujer solía estar más satisfecha con una cosa bien hecha una vez que no con algo mal hecho frecuentemente; cuál era la mejor postura para dejar embarazada a la esposa o cómo detectar rápidamente si había quedado en estado (fijándose si tenía los párpados hinchados).

Durante algo más de un siglo y medio fue un libro ampliamente leído y compartido (posiblemente el que más reimpresiones tuvo durante todo ese tiempo), pero en 1854, bajo el reinado de Victoria I del Reino Unido, el político John Campbell propuso al Parlamento británico aprobar una ley que restringiese y prohibiera la venta y difusión de libros obscenos, entre los que se encontraba ‘La obra maestra de Aristóteles’, la cual fue retirada del mercado y poco a poco desapareció de la vida de los ingleses.

Escritores como James Joyce, William Carleton, Evelyn Waugh o Anthony Burgess (entre otros) han citado en alguna de sus obras este antiguo y curioso manual sobre sexo.

Parece ser que tan solo han llegado hasta nuestros días y en buenas condiciones tres únicos ejemplares de la primera edición, estando valorados cada uno de ellos en alrededor de 75.000 euros. Si estás interesado en leerlo, no te preocupes que podrás hacerlo gratis. Puedes descargar (de forma gratuita y totalmente legal) una copia en pdf del libro “The Aristotle’s Masterpiece” a través del siguiente enlace de la U.S. National Library of Medicine: https://collections.nlm.nih.gov/catalog/nlm:nlmuid-8709661-bk

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

¿Te ha gustado esta curiosidad relacionada con el sexo? Pues esta es una de las 240 que podrás encontrar en mi nuevo libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: U.S. National Library of Medicine

¿Sabías que en la antigüedad creían que la capacidad de pensar no se encontraba en el cerebro sino en el corazón?

El cerebro es posiblemente la estructura más compleja de nuestro organismo y del que todavía no se conoce totalmente todas sus funciones y capacidades. Sabemos que es el encargado de transmitir una serie de mensajes al resto de nuestros órganos (a través de múltiples y diversos estímulos)  y que es el responsable de hacernos razonar, pensar y recordar.

¿Sabías que en la antigüedad crecían que la capacidad de pensar no se encontraba en el cerebro sino en el corazón?

Y es precisamente a partir de esta última función (tirando del hilo de su etimología) de lo que quiero hablar hoy en este post.

Recordar: del latín re-cordis, volver a pasar por el corazón [Eduardo Galeano]Tal y como decía Eduardo Galeano en su famosa y multicompartida cita: ‘Recordar: del latín re-cordis, volver a pasar por el corazón’. No le faltaba razón al célebre escritor uruguayo, debido a que ese es el origen exacto de dicho término, pero debo hace una puntualización sobre el mismo.

En la antigüedad (en las civilizaciones como la Antigua Roma y Grecia) se tenía el convencimiento de que el órgano encargado de hacernos pensar, sentir y recordar estaba situado en el pecho, o sea, era el corazón y no el cerebro.

Por tal motivo existen tantos vocablos que hacen referencia al corazón, entre ellos ‘recordar’. Pero el sentido original del mismo para referirse al acto de evocar algo ya sucedido no lo implicaban como un sentimiento sino como algo que provenía de la mente (situada, según los antiguos, en el pecho). Así pues, ese ‘volver a pasar por el corazón’ que alude la etimología del término recordar/recuerdo a lo que hacía alusión original y realmente era a ‘volver a pasar por la mente’, la cual se encontraba en el corazón.

Otras palabras como ‘acordar’, ‘desacuerdo’, ‘concordia’, ‘discordia’, ‘cordialidad’ o ‘concordato’ provienen de la misma raíz ‘cordis’ (corazón).

 

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

 

Fuente de las imágenes: publicdomainpictures / creatufrase

El curioso caso de la pingüino hembra que ofrece sexo a cambio de piedras

Las islas subantárticas están pobladas por una extensa colonia de pingüinos papua (conocidos también por el simpático nombre de ‘pingüino juanito’ en honor a Johann Reinhold Forster, el primer científico que los describió en 1781) cuya conducta en el momento de aparearse no deja de ser curiosa y sorprendente: se gana los favores sexuales de la pingüino hembra aquel palmípedo que le entregue un guijarro (piedra redondeada) necesaria para construir el nido en el que posteriormente se depositaran los dos huevos concebidos y que serán incubados al mismo tiempo por los dos miembros de la pareja.

El curioso caso de la pingüino hembra que ofrece sexo a cambio de piedras

Esto propicia que, cercano a la época de celo, los pingüinos juanito machos empiecen a recolectar piedras, vigilándolas con recelo e incluso atacando violentamente a otros de su especie que tratasen de robarles alguno de aquellos guijarros.

Es curioso ver cómo alguno de estos ejemplares de pingüinos andan a la búsqueda de las piedras más grandes que puedan encontrar, cargando algunas cuyas dimensiones son de 20 por 25 centímetros, teniendo en cuenta que la tienen que portar con el pico y que la estatura de estos animales es aproximadamente de unos 80 centímetros.

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

¿Te ha gustado esta curiosidad relacionada con el sexo? Pues esta es una de las 240 que podrás encontrar en mi nuevo libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons

El ‘efecto halo’ o por qué algunas personas triunfan solo por ser atractivas

En 1920 el psicólogo estadounidense Edward L. Thorndike acuñó el término ‘efecto halo’ con el que señalaba que debido a la percepción que se tiene de una persona por un rasgo o cualidad determinada  se le valora de mejor o peor modo.

El efecto halo o por qué algunas personas triunfan solo por ser atractivas

Por ejemplo, cuando alguien recibe una visita comercial (ya sea por parte de un hombre o una mujer) si el visitante resulta atractivo al cliente tiene una mayor posibilidad de cerrar un trato o venta. Lo mismo puede ocurrir en el momento de realizar una entrevista de trabajo, siendo aquellos candidatos mejor vestidos y rasgos físicos más atrayentes quienes tengan una mayor posibilidad de obtener el puesto de trabajo por delante de otros aspirantes que aparentemente son menos agraciados pero poseen mejores cualidades.

Esto es debido a un sesgo cognitivo, innato en el ser humano, el cual provoca que, irremediablemente, se asocie a la belleza y otras cualidades (una sonrisa atractiva, una voz atrayente, incluso el tipo de peinado y la forma de vestir) con la sinceridad e inteligencia, motivo por el que debido a este efecto halo, en ocasiones, suele ser más fácil triunfar profesionalmente a aquellas personas que poseen una cualidad sobresaliente, ya que ésta hace que se aumente la percepción sobre las demás (aunque realmente no la posea).

Se puede extrapolar también ya no al contacto personal directo sino, por ejemplo, a la hora de tener referencias sobre alguien (leer su currículum, que nos hablen de ella…). Dependiendo del lugar donde ha estudiado o carrera que ha cursado, sitio en el que vive e incluso si sus apellidos suenan a provenir de una insigne familia, tenderemos a hacernos un juicio de valor mucho más positivo (influenciados por ese ‘halo’ que nos ha deslumbrado).

Actualmente muchos expertos en sesgos cognitivos ponen como ejemplo los concursos televisivos conocidos como ‘Talents’ en el que se puede advertir en el rostro y actitud de algunos miembros del jurado que suelen hacerse un juicio previo solo con ver aparecer al participante sobre el escenario y quedando, en un gran número de ocasiones, gratamente sorprendidos al comprobar que se habían equivocado al prejuzgar por el aspecto. Debido a ello nació otro tipo de concurso de talentos (como ‘La voz’) en el que el jurado no veía previamente al concursante y solo se dejaba guiar por su forma de cantar.

También cabe destacar como ejemplo lo que ocurre en alguna ocasión en los juicios con jurado: si la persona acusada es atractiva es mucho más fácil que salga un veredicto de inocencia (o no culpabilidad) que si no lo es. Esto también es lo que hace que los abogados pidan a sus clientes que se presenten adecuadamente vestidos, peinados y aseados.

 

Si te gustan estos temas, te aconsejo seguir el blog sobre ‘lenguaje no verbal’ de mi compañera Alicia Martos

 

Te puede interesar leer también:

 

 

Fuentes de consulta: sciencedirect / springer / verywellmind / Google Books
Fuente de la imagen: pixabay

Kamasutra, el libro sobre sexo más famoso de la Historia

No se puede determinar con certeza en qué momento se escribió el Kamasutra (también escrito Kama-sutra), uno de los tratados sobre sexualidad y posturas más célebre de la Historia. Los historiadores manejan un abanico muy amplio de posibilidades sobre su origen y lo datan en una franja que comprende entre el siglo II a.C. (posiblemente, incluso antes) y el siglo VI de nuestra Era.

Kamasutra, el libro sobre sexo más famoso de la Historia

Es muy probable que el Kamasutra se trate de un compendio de información sexual de varias épocas que fue recogido por el religioso, de origen indio, Vatsiaiana, quien consta como autor de la obra y del que apenas se sabe nada sobre su vida y siglo exacto en el que vivió.

El KamaSutra fue escrito originalmente en sánscrito (antigua lengua indoeuropea) y está compuesto por ocho capítulos a través de los cuales instruye en las artes amatorias,  siendo el apartado relacionado con las 64 posiciones sexuales el más conocido, debido a que la mayoría de personas que han oído hablar de él creen que se trata de un libro en el que únicamente se muestran las posturas con las que practicar sexo placentero.

En realidad en este libro podemos encontrar mucho más que las mencionadas 64 posturas del kamasutra, habiendo capítulos dedicados al modo de seducir y tratar a la pareja (tanto a la esposa como a las amantes que, por aquel entonces, a un hombre se le permitía tener) o cómo debían de ser las relaciones sexuales, dependiendo del estatus social de cada pareja.

A día de hoy, debido a su peculiaridad, el KamaSutra sigue siendo uno de los libros sobre sexualidad más leídos y referenciados de la Historia.

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

¿Te ha gustado esta curiosidad relacionada con el sexo? Pues esta es una de las 240 que podrás encontrar en mi nuevo libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

Reseña del libro: ‘Las matemáticas vigilan tu salud’ de Clara Grima y Enrique F. Borja [#UnoAlMes]

‘Las matemáticas vigilan tu salud’ de Clara Grima y Enrique F. Borja El libro que voy a reseñar y recomendar en esta ocasión me hace una especial ilusión, ya que se trata de la obra que han escrito en conjunto dos personas a las que aprecio enormemente y a la vez admiro gracias a su manera cercana y efectiva de divulgar.

‘Las matemáticas vigilan tu salud’ es un libro escrito mano a mano por Clara Grima @ClaraGrima y Enrique F. Borja @Cuent_Cuanticos, una matemática y un físico que han puesto todo su conocimiento para hablarnos de epidemias y vacunas y demostrarnos cómo una disciplina como las matemáticas que, para los neófitos en la materia, a simple vista parece que no tiene nada que ver con la salud, es fundamental para conocer, entender y comprender cómo se propaga una enfermedad y cuál es el modo más efectivo para ponerle freno.

El libro forma parte de la colección ‘El Café Cajal’ que puso en marcha la editorial Nextdoor Publishers en colaboración con Jot Down Books, bajo la impecable dirección de Laura Morrón @lauramorron, y el prólogo ha sido escrito por la humorista Raquel Sastre @raquelsastrecom.

En un momento en el que los movimientos antivacunas han encontrado varios potentes altavoces entre personajes mediáticos y debido a ello han provocado que vuelvan a surgir enfermedades víricas que ya estaban erradicadas desde hacía varias décadas (con el riesgo que ello comporta para nuestra salud), es muy necesaria toda la divulgación científica posible para hacer comprender a la ciudadanía de lo útiles y beneficiosas que son las vacunas (y campañas de prevención) para la sociedad y lo perjudicial que es el dejar de inmunizar a parte de la ciudadanía.

A través de sencillos gráficos y ecuaciones los autores nos explican cómo se puede predecir cuál será el alcance de una enfermedad epidemiológica  y cuáles serían sus devastadoras consecuencias para el conjunto de la sociedad en caso de que vaya en aumento la absurda y peligrosa moda de no vacunar a los hijos haciendo caso a estúpidas advertencias alarmistas sin fundamento alguno.

‘Las matemáticas vigilan tu salud’ de Clara Grima y Enrique F. Borja

Cabe destacar que tanto Clara Grima como Enrique F. Borja son dos reconocidos y multipremiados divulgadores científicos de largo recorrido y muy activos en las redes sociales. Clara, es doctora en Matemáticas y profesora titular del Departamento de Matemática Aplicada I en la Universidad de Sevilla y cada vez más presente en los medios de comunicación, con un buen número de libros ya publicados (próximamente se publican dos títulos nuevos, uno de ellos en Francia). Enrique es doctor en Física por la Universidad de Valencia, colaborador de varios medios y autor de diversos libros de divulgación. Además, ambos, junto a Alberto Márquez @twalmar realizan el premiado y muy recomendable podcast ‘Los 3 Chanchitos’ @Los3_Chanchitos.

 

 

Lee mis otras recomendaciones literarias de la sección #UnoAlMes

 

 

‘Las matemáticas vigilan tu salud’ de Clara Grima y Enrique F. Borja
Editorial Nextdoor Publishers
ISBN: 978-84-946669-6-4
http://www.nextdoorpublishers.com/libros/las-matematicas-vigilan-tu-salud
http://www.jotdown.es/store/#!/Las-matem%C3%A1ticas-vigilan-tu-salud/p/94761271/category=18397020