Archivo de la categoría ‘Curiosidades con animales’

Trece años de curiosidades con el blog ‘Ya está el listo que todo lo sabe’

Parece que fue ayer, pero ya ha pasado la friolera de trece años (menos mal que no soy triscaidecafobico) desde que la tarde del 24 de enero de 2006 me senté frente a mi viejo ordenador de sobremesa y abrí una cuenta en la desaparecida plataforma de blogs ‘La Coctelera’ (en aquella época era más común llamarlos ‘bitácoras’), con la intención de crear una página en la que ir publicando todas aquellas curiosidades que coleccionaba desde mis tiempos de estudiante y que estaban acumulando polvo en unas cajas del trastero.

Trece años de curiosidades con el blog ‘Ya está el listo que todo lo sabe’

Trece años en los que he ganado algún que otro premio, mi blog se ha convertido en uno de los más referenciados y mejor posicionados de los buscadores y en los que se ha superado de largo la cifra de 50 millones de visitantes únicos,  que han llegado hasta él desde cualquier lugar del planeta.

Trece años de curiosidades con el blog ‘Ya está el listo que todo lo sabe’

El primer post que vio la luz en el blog fue sobre la famosa expresión ‘Darle margaritas a los cerdos’ (tal y como podéis ver en la imagen adjunta, que corresponde a una captura de pantalla de esa entrada).

Mi vida ha cambiado enormemente en todo este tiempo y gracias a este blog dejé mi profesión como administrativo y pasé a dedicarme profesionalmente a la divulgación, escribir libros, colaborar con innumerables medios e incluso ser conferenciante. Si quieres conocer cómo ha sido la historia desde que creé el blog hasta convertirme en divulgador te recomiendo leer esta entrada que publiqué, tal día como hoy de 2017, en una página que se abrió como homenaje a La Coctelera y en la que nos juntamos unos cuantos de los pioneros de aquella plataforma: https://lanostalgicacoctelera.wordpress.com/2017/01/25/gracias-la-coctelera-contigo-empezo-todo/

Y como todo post homenaje por un “cumpleblog” que se precie, a continuación podréis encontrar cuál ha sido el post más leído de cada año entre 2006 y 2018:

 

Sígueme en mis redes sociales:
Twitter: @yelqtls https://twitter.com/yelqtls
Instagram: @yaestaellistoquetodolosabe2  –https://www.instagram.com/yaestaellistoquetodolosabe2/
LinkedIn: https://www.linkedin.com/in/alfred-l%C3%B3pez-07075618/
Facebook: https://www.facebook.com/Yaestaellisto

Bengala, la región asiática que dio nombre a un tigre y un tipo de fuego artificial

Cuando alguien menciona la palabra bengala acude de inmediato a nuestra cabeza un tipo de fuego artificial: ese que está prohibido llevar a los partidos de fútbol y también aquellas especies de velitas que chisporrotean chispas, muy comunes en las fiestas infantiles. Pero también puede hacer referencia a cierta especie de felino perteneciente a una subespecie de tigre, muy característico por su gran tamaño, ferocidad y belleza, conocido comúnmente como ‘tigre de bengala’.

Bengala, la región asiática que dio nombre a la especie de un tigre y a un tipo de fuego artificial

Todos ellos reciben el nombre de ‘bengala’ debido a su lugar de procedencia: la región de Bengala, la cual se encuentra actualmente dividida en dos (Bangladesh y un Estado homónimo dentro de la India).

Hasta allí viajó el famoso e incansable aventurero veneciano Marco Polo a finales del siglo XIII, siendo éste quien nombró aquella región como ‘sultanato de Bangala’ en honor a Banga, un jerarca que residía en aquel lugar.

Fue a partir de entonces cuando, a través de los escritos de Marco Polo, a la vuelta de su viaje por Oriente, se dio a conocer el topónimo de aquella región y, como era costumbre en la época, se le otorgaba el nombre del lugar a aquello que se descubría o era desconocido para los visitantes que llegaban por primera vez, como fue el caso de la mencionada especie de tigre y posteriormente, gracias a los marinos que arriban a su famoso puerto, al fuego artificial tan característico que era usado en las celebraciones locales bengalíes.

Hoy en día encontramos que muchas son las cosas que llevan incorporado el apelativo de ‘bengala’ como puede ser un tipo de gato, una insignia o cetro de mando militar, un tipo de tela y una planta de la familia de las palmas de la que se obtiene unas cañas.

 

 

Lee en este blog otros posts con curiosidades del mundo

 

 

Fuentes de las imágenes: Wikimedia commons (1) / Wikimedia commons (2)

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

Con esta ya van once las entregas de la serie de post dedicados a traer a este blog un buen número (de docena en docena) de cosas que quizás no sabíais cómo se llamaban en realidad o que, posiblemente, conocías pero con otro nombre distinto.

Espero que la selección de palabras que he hecho en esta ocasión sea de vuestro agrado, al igual que ha ocurrido con las veces anteriores.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Chiquichaque: Nombre con el que es conocido el ruido que se hace con la mandíbula cuando se mastica fuertemente.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

Anaquel: Se trata de la tabla colocada horizontalmente y que se utiliza como estante para colocar, entre otras cosas, libros o figuras.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

Taque: Es el característico ruido que hace la cerradura de una puerta al girar la llave tras haberla cerrado. También se conoce como taque a una determinada forma de llamar a la puerta (por ejemplo tres golpes seguidos con los nudillos).

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Abuhado: Se refiere a aquellos objetos, personas o animales que tienden a hincharse y/o abultarse (por ejemplo un trozo de madera tras mojarse o cuando nos sentimos hinchados tras una copiosa comida). El término proviene de ‘búho’, ya que recuerda a este animal.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Companaje: Aquella comida (especialmente fiambre o embutido) que suele acompañarse con pan.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Jipiar: Gemir y/o cantar con un tono y voz semejante al de un gimoteo o gemido.

 

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

Querulante: La típica persona que presenta querellas y denuncias por cualquier motivo. También se conoce así a aquellos que se dedican a quejarse de todo por cualquier motivo (aunque no tengan razón) ya que lo hacen de forma enfermiza.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Occiso: Hace referencia a aquellas muertes que se han producido de forma violenta.

 

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Meconio: Se conoce con este término al primer excremento que expele un recién nacido.

 

Renuente - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

Renuente: Es aquel que se niega o resiste a realizar alguna cosa. También se conoce con este término al gesto de mover la cabeza de un lado a otro para indicar no.

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

Acmé: Se puede utilizar este término para referirse al momento culminante en la vida o carrera profesional de alguien y para indicar cuando una enfermedad está en su peor etapa (mayor intensidad o gravedad).

 

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [11]

 

Taheño: Hace referencia a las personas pelirrojas.

 

 

 

Lee otros post relacionados:

 

 

Fuentes de las imágenes: pxhere / maxpixel / picryl / mikebaird (Flickr) / airforcemedicine / pixabay / pxhere / clker / Wikiedia commons / giphy / pixabay / Wikimedia commons

Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades

Las comidas y cenas familiares, durante la Navidad, se convierten en una perfecta ocasión para compartir todo tipo de datos, anécdotas y curiosidades que sabemos y que, estamos seguros, gustará saber al resto de comensales.

Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades

A través de imágenes os paso una docena de esos datos curiosos que os harán quedar la mar de bien (como unos cuñados o cuñadas ‘ilustrados’).

Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades

Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades  Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades

Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidadesUna docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades

Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidadesUna docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades Una docena de datos curiosos para explicar y compartir durante la sobremesa de estas navidades

 

No puedes dejar de leer el post de mi compañera Jessica Gómez (@quenomefalte): “Seis cuñadismos para que triunfes esta Nochebuena”

 

Aprovecho este post para desearos unas muy Felices Fiestas navideñas, recordaros que además de leerme a través del blog podéis seguirme en mis redes sociales de twitter (@yelqtls), Facebook (Yaestaellisto) e Instagram (@yaestaellistoquetodolosabe2) o tener mis curiosidades en formato libro, que podéis adquirir a través de Amazon (https://www.amazon.es/Alfred-López/e/B01M34WWSF/)

 

 

Fuente de la imagen inicio del post: jmsmith000 (Flickr)

Felices Fiestas Feliz Navidad 

Gatos, etimologías curiosas, leyendas urbanas y un poco de ciencia

Como bien sabréis quienes seguís con regularidad este blog o mis redes sociales, hace unas semanas (concretamente el 24 de noviembre) fui invitado por la Asociación de Divulgación Científica de la Región de Murcia a ofrecer una charla en el Museo de la Ciencia y el Agua con el fin de inaugurar el III ciclo de conferencias ‘Murcia Divulga’.

Gatos, etimologías, curiosidades, leyendas urbanas y un poco de ciencia

A lo largo de casi una hora (y con un hilo conductor que me llevaba de una historia a otra) estuve explicando a los presentes un buen puñado de curiosidades, en una charla que titulé ‘El gato curioso que tenía nueve vidas’ y que abarcaron diversos temas. Leyendas urbanas y mitos alrededor de la ciencia, etimologías, historia e incluso algo de ciencia cotidiana formaron parte de mi conferencia y que, a continuación, podéis visionar en el siguiente vídeo que la ADCMurcia acaba de colgar en su canal de YouTube.


Otros vídeos con charlas de divulgación que he dado y que quizá te interese ver:

Cuando el método más efectivo para realizar un test de embarazo era inyectando la orina a una rana

Quienes ya tenemos cierta edad nos acordamos, pero quizá los más jóvenes han quedado sorprendidos al ver en la magnífica serie ‘Arde Madrid’ (dirigida por Paco León y protagonizada por él mismo junto a Inma cuesta) una escena en la que, para averiguar si uno de los personajes femeninos que aparece (no digo quién para no hacer spoiler) había quedado embarazada, echaban la primera orina de la mañana en un cubo que contenía varias ranas.

Cuando el método más efectivo para realizar un test de embarazo era inyectando la orina a una rana

Y es que, por sorprendente que parezca, a lo largo de cuatro décadas ese fue el método más usado y efectivo que existía para averiguar, de una forma rápida (por decirlo de algún modo), si una mujer estaba encinta o no.

Quizá parezca que ese tipo de pruebas se encuentra más en la línea de ser algo cercano a la pseudoterapias que a la ciencia, pero no es así y cabe destacar que ese test de embarazo era un método había pasado las consiguientes pruebas de investigación y contaba con todas las garantías científicas.

La prueba consistía en inyectar bajo la piel de una rana hembra viva (que no era de cualquier tipo sino de la especie concreta conocida como ‘rana africana de uñas’ o ‘xenopus laevis’ original del África subsahariano) una cantidad de la primera orina de la mañana, de la mujer que deseaba averiguar si estaba embarazada, y posteriormente había que esperar entre 18 y 24 horas para ver si el animal había desovado (que se veía porque era una gran cantidad de pequeños puntitos negros que aparecían alrededor de la rana en el receptáculo donde se guardaba) y, de ser así, se confirmaba el positivo en el embarazo con un índice de acierto del 95%.

Cuando el método más efectivo para realizar un test de embarazo era inyectando la orina a una rana

Ese desovado de la rana se producía por la estimulación que el animal gracias a una hormona llamada ‘gonadotropina coriónica humana’hCG– (acrónimo del inglés ‘human chorionic gonadotropin’) presente únicamente en la orina de las mujeres embarazadas.

Este método de detección del embarazo empezó a desarrollarse en la década de los años 1930 y se mantuvo como algo habitual hasta bien entrados en 1970 (cuando ya se reemplazó por otros métodos como el análisis de sangre u orina en laboratorio o el famoso ‘predictor’).

Cabe destacar que, a partir de finales de la década de los años 1940, también se utilizó para los test de embarazo a sapos machos (concretamente el ‘sapo argentino’ o ‘rhinella arenarum’), siendo muy similar al realizado con las ranas hembras, pues se le inyectaba orina (en el saco linfático dorsal) y había que esperar si el animal eyaculaba. Este era un método con el que se podía tener los resultados entre tres y cuatro horas después y no había que esperar tanto como con la ‘prueba de la rana’.

Eso sí, tanto las ranas como los sapos podían ser reutilizados para nuevos tests, pero había que esperar varias semanas para hacerlo. Por tal motivo en las farmacias era habitual que hubiese una considerable cantidad de estos animales, ya que estamos hablando de una época en la que las familias solían ser numerosas y una tasa muy alta de natalidad.

 

 

Lee otros posts con curiosidades científicas

 

 

 

Fuentes de las imágenes: Wikimedia commons / Otis Historical Archives (Flickr)

¿De dónde proviene la expresión ‘Calentar a alguien los cascos’?

Suele utilizarse la expresión ‘Calentar a alguien los cascos’ para indicar la acción de atosigar, malmeter, agobiar o inquietar a una persona diciéndole, insistentemente, una serie de cosas (por ejemplo, preocupaciones).

¿De dónde proviene la expresión ‘Calentar a alguien los cascos’?

Los cascos a los que hace alusión la locución no son los gorros (normalmente de metal o plástico resistente) que se colocan en la cabeza para protegerse (los soldados, para ir en moto…), sino a las pezuñas del caballo, comúnmente conocidas con ese término (que es donde van colocadas las herraduras).

Y es que originalmente la expresión no hacía alusión al hecho de calentarle la cabeza a alguien sino al hecho de forzar a un caballo (por ejemplo cabalgando en un largo viaje sin descanso o teniéndolo muchas horas entrenando). Las herraduras (que son de metal) con la fricción continua con el suelo acababan ‘calentándose’ y, por tanto, las pezuñas del equino (cascos) sufrirán daños.

Cabe destacar que uno de los muchos sinónimos que se le da al cráneo es el de casco (que proviene de ‘cáscara’, por ser lo que recubre la cabeza), esto es lo que hace pensar a algunas personas que la expresión hace referencia a calentar el cráneo y no al origen que realmente se le debe dar relacionado con los pezuñas de los caballos.

Debemos tener en cuenta que durante gran parte de la Historia los equinos formaron una parte muy importante en la vida de los seres humanos (ya fuese como medio de transporte o animal para ayudar en cualquier trabajo), por lo que podemos encontrarnos con un buen número de expresiones que utilizamos hoy en día y que proviene del mundo del caballo, como pueden ser las siguientes:

 

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

‘El gato curioso que tenía nueve vidas’ [Charla en el Museo de la Ciencia y el Agua de Murcia]

¿De dónde surge el mito que indica que los gatos tienen varias vidas? ¿por qué en occidente esa creencia dice que son siete las vidas de un gato y en otros lugares y culturas señalan que son nueve?

'El gato curioso que tenía nueve vidas' [Charla en el Museo de la Ciencia y el Agua de Murcia]

Con esta pequeña introducción, el próximo sábado 24 de noviembre a las 12:00 horas, empezaré mi charla titulada ‘El gato curioso que tenía nueve vidas’ y que ofreceré en el Museo de la Ciencia y el Agua de Murcia invitado por la Asociación de Divulgación Científica de esa hermosa región (@ADCMurcia) con motivo de la inauguración del III Ciclo de conferencias ‘Murcia divulga en el museo’.

Una charla que me hace una especial ilusión ofrecer, debido a que en esa tierra tengo grandes amigos (también dedicados a la divulgación) y me consta que son muchos los lectores de este blog y mis redes sociales que me siguen desde allí.

Será una charla de aproximadamente 45 minutos (espero no pasarme del tiempo, ya que tengo muchas cosas que contar) en los que explicaré al público presente un buen número de curiosidades de diversas temáticas (historia, ciencia, etimologías, mitología, leyendas urbanas…) a través de un hilo conductor que llevará de una anécdota a otra.

Cuestiones tan triviales (pero a la vez interesantes y curiosas) como hablar de algunos errores de traducción que ha habido a lo largo de la Historia, destripar algunos mitos que llevamos toda la vida escuchando, etimologías de algunas palabras que no dejan de ser sorprendentes, datos científicos sobre hechos, lugares, inventos o personas e incluso resolver alguna duda sobre conocidas supersticiones.

Tras la charla se abrirá un turno de preguntas del público asistente.

Si ese día te encuentras en Murcia te invito a asistir a mi charla (la entrada es libre hasta completar aforo) y podrás aprovechar para desvirtualizarme e intercambiar dudas y opiniones (si lo deseas).

Desconozco si será grabada en vídeo, pero en caso de ser afirmativo lo compartiré en este post en cuanto esté disponible.

'El gato curioso que tenía nueve vidas' [Charla en el Museo de la Ciencia y el Agua de Murcia]

 

Título de la charla: ‘El gato curioso que tenía nueve vidas’ por Alfred López
Lugar: Museo de la Ciencia y el Agua (Plaza de la Ciencia, 1, 30002 Murcia)
Hora: 12:00

Más info: http://cienciayagua.org/actividad/ciclo-murcia-divulga-en-el-museo-el-gato-curioso-que-tenia-nueve-vidas/http://murciadivulga.com/2018/11/19/el-gato-curioso-que-tenia-nueve-vidas/

El largo y curioso pene del pato sudamericano

Dentro de las singularidades que existen en el mundo animal podemos encontrarnos con el ‘Oxyura vittata’, nombre científico de un tipo de pato conocido comúnmente como ‘malvasía argentina’ y que habita en Sudamérica (concretamente en Argentina, Chile, Paraguay, Uruguay, el sur de Brasil y Perú).

El largo y curioso pene del pato sudamericano ‘malvasía argentina’ (Oxyura vittata)

La malvasía argentina tiene una longitud aproximada de 46 centímetros y su especie macho posee un pene que puede llegar a medir tanto como él, siendo, proporcionalmente, el miembro reproductivo más largo de todos los animales vertebrados.

Cuando está en estado de reposo (flácido) lo tiene enrollado en su interior, pero en el momento de la cópula sale disparado rápidamente hacia el exterior (a una velocidad vertiginosa de aproximadamente un solo segundo), que es lo que tarda en ponerse erecto.

El largo y curioso pene del pato sudamericano ‘malvasía argentina’ (Oxyura vittata)

Otra de las peculiaridades del pene de este curioso pato es poseer una especie de cerdas las cuales, según creen los expertos, le sirven para arrastrar y limpiar los restos de semen del orificio de la hembra y que podrían haber dejado otros patos machos antes que él, debido a la promiscuidad de esta especie. Ya sabes que en el mundo de la fauna animal predomina la cópula no por un acto de placer sino de reproducción.

 

 

Lee en este blog otras curiosidades relacionadas con el sexo

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

¿Te ha gustado esta curiosidad relacionada con el sexo? Pues esta es una de las 240 que podrás encontrar en mi nuevo libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuentes de las imágenes: Wikimedia commons / Reddit

 

¿Por qué las cucarachas suelen morir boca arriba?

A través de Twitter, Ángel V. @garrofin me pregunta por qué cuando mueren las cucarachas lo hacen patas arriba.

¿Por qué las cucarachas suelen morir boca arriba?

Las cucarachas son uno de los animales que mayor resistencia tienen frente a la muerte, pudiendo sobrevivir en condiciones extremas y muy adversas: por ejemplo tras un desastre nuclear, sin ingerir alimentos durante bastantes días e incluso tras ser decapitada.

La mayoría de cucarachas no mueren ‘por causas naturales’ sino tras ser aplastadas o haber sido envenenadas con algún insecticida. En la primera de las opciones quedan chafadas contra el suelo (o la superficie en las que se les haya aplastado) tal y como estaban en el momento de matarlas.

Es en el segundo supuesto (por envenenamiento de insecticida) cuando suele darse el caso de que en sus últimos segundos de vida acaben volteándose y mueran boca arriba. Esto es debido a que en el momento conocido como ‘rigor mortis’ (rigidez de la muerte) sus patas no se contraen al unísono, por lo que las  cucarachas quedan ladeadas y la forma redondeada de su cubierta hace que acabe hacia arriba.

Cuando la muerte les sobreviene por causas naturales no siempre ocurre que se volteen.

Cabe destacar que, al contrario de lo que suele pensarse, una cucaracha que está viva y boca arriba sí sabe y/o puede volver a voltearse para colocarse correctamente. Muchas son las ocasiones en las que estos insectos, ante la presencia de algún peligro, fingen estar muertos colocándose patas arriba y después se dan la vuelta por si solas.

 

 

Lee y descubre en este blog más posts con Curiosidades sobre animales

 

 

Fuente de la imagen:  insight pest (Flickr)