Ya está el listo que todo lo sabe Ya está el listo que todo lo sabe

Curiosidades, anécdotas e historias sorprendentes para ser cada día un poco más listos.

Entradas etiquetadas como ‘Cristo’

¿Por qué se conoce como ‘Adviento’ a las semanas previas a la Navidad?

Muchos son los hogares en los que al llegar el mes de diciembre se realiza la tradición del ‘calendario de Adviento’ en la que, hasta el día de Nochebuena (24 de diciembre), se va abriendo unas pequeñas ventanas (normalmente troqueladas) y en su interior guardan algún tipo de obsequio (que suelen ser dulces, chocolatinas o chucherías para los más pequeños de la casa).

¿Por qué se conoce como ‘Adviento’ a las semanas previas a la Navidad?

No se trata de una tradición nueva, aunque internet y las redes sociales han ayudado a que se difunda esta costumbre y haya cogido una gran relevancia en los últimos años, siendo realizado por todo tipo de personas desde hace muchísimo tiempo .

Originalmente este calendario de Adviento no era para recoger un regalo diariamente sino que se usaba de forma inversa, eran aquellos creyentes que vivían de un modo especial su religiosidad quienes ofrecían un presente a Cristo en forma de vela y cada día que iba pasando encendían una nueva.

Cabe destacar que aunque actualmente suele iniciarse la costumbre del calendario de Adviento el día 1 de diciembre no es lo correcto. En realidad se debería empezar el primer domingo después de San Andrés (que cae en el 30 de noviembre) que, por ejemplo, este 2018 ha caído en 2 de diciembre.

El término Adviento proviene del latín ‘adventus’ y su significado literal es ‘llegada’, en referencia a la llegada (nacimiento) de Jesús y a la preparación litúrgica (durante cuatro semanas) de la Navidad.

 

 

Lee y descubre en este blog otras Curiosidades Navideñas

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

¿De dónde surge llamar ‘bautismo de fuego’ a la iniciación en alguna práctica?

¿De dónde surge llamar ‘bautismo de fuego’ a la iniciación en alguna práctica?

Hoy en día se ha generalizado a cualquier ámbito el utilizar la expresión ‘bautismo de fuego’ para referirse al hecho de que alguien hace algo por primera vez, sea cual sea la dificultad. Podemos encontrarnos con frases como: ‘El jugador del filial ha tenido su bautismo de fuego tras debutar con en el primer equipo’, ‘Hoy es su bautizo de fuego como conductor, empieza las prácticas en la autoescuela’

Hasta no hace demasiado tiempo esta expresión estaba reservada para referirse únicamente a aquellas primeras experiencias que comportasen algún riesgo o peligro, pues originalmente el modismo comenzó a utilizarse hace un siglo y medio para indicar que un soldado iba a combatir en un campo de batalla por primera vez. El fuego al que se refiere la expresión es el de las armas que se utilizaban en la guerra y esta acepción de la locución se extendió desde el francés ‘baptême de feu’ que aparece referenciado por primera vez y bajo este mismo sentido en el año 1857.

Pero realmente el concepto es muchísimo más antiguo, señalando la mayoría de expertos que la expresión ‘bautismo de fuego’ fue extraída de unas palabras pronunciadas por San Juan Bautista que hacían referencia a aquellos que se iniciaban en el sacramento del bautismo recibiendo la gracia del Espíritu Santo y por tanto iniciándose en la fe de Cristo. Dichas palabras fueron recogidas en los evangelios de Mateo y Lucas:

Yo, en verdad, os bautizo en agua para arrepentimiento; mas el que viene tras mí, es más poderoso que yo; cuyo calzado no soy digno de llevar; Él os bautizará con el Espíritu Santo, y con fuego (Mateo 3:11)

Respondió Juan, diciendo a todos: Yo a la verdad os bautizo en agua; pero viene uno más poderoso que yo, de quien no soy digno de desatar la correa de su calzado; él os bautizará en Espíritu Santo y fuego (Lucas 3:16)

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

Fuente de la imagen: johnragai (Flickr)

Un puñado de palabras relacionadas con la Semana Santa y que quizás no sabías su significado

Un puñado de palabras relacionadas con la Semana Santa y que quizás no sabías su significado

A pesar de que España es un país aconfesional (laico prefieren decir algunos), la Semana Santa sigue siendo uno de los eventos más importantes que se celebran en toda la geografía y en el que, a pesar del carácter profundamente religioso de la celebración, aglutina a millones de personas que se sienten atraídas por los actos que se realizan a lo largo de esos días, siendo los más populares las procesiones.

Evidentemente, cada vez más son las personas que ven en estos días una excusa perfecta para descansar e irse de vacaciones sin tener apego alguno a la religiosidad de la fecha.

Pero la Semana Santa y toda su liturgia está llena de actos y términos que en muchas ocasiones su significado es ajeno a muchas personas que no conocen la terminología, por este motivo en este post os traigo un puñado de palabras relacionadas con la Semana Santa y que quizás no sabíais su significado:

La Cuaresma es el periodo de ‘cuarenta días’ que preceden a la Semana Santa. Abarca desde el Miércoles de Ceniza (último día de Carnaval) hasta el Jueves Santo. El origen etimológico de Cuaresma es el término en latín ‘quadragésima’ cuyo significado es ‘cuadragésimo día’.

Otro término muy utilizado en Semana Santa es Pascua. Este vocablo, tras evolucionar y pasar por varios idiomas (latín, griego y hebreo), fue acuñado para referirse al final del periodo de ayuno que se realiza durante la Cuaresma. Se celebra a partir del Domingo de Resurrección y marca el final de la Semana Santa (de ahí que el resto de días lleven acompañados la palabra ‘Santo’ –Jueves Santo, Viernes Santo…- y a partir de ahí se le adjunte la palabra ‘Pascua’ –Domingo de Pascua, Lunes de Pascua…)

Pero sin lugar a dudas, tal y como os indicaba en el primer párrafo de este post, uno de los actos más populares y que aglutina a más personas son las ‘procesiones’. El nombre a esa marcha o desfile religioso en el que participan numerosas personas proviene del término en latín ‘procedere’ cuyo significado es ‘marchar/andar hacia adelante’.

En cualquier procesión hay una serie de actos que tienen su nombre específico: ‘Cruz de guía’: es la cruz que encabeza la marcha. El ‘encuentro’: el Domingo de Resurrección salen distintas procesiones, unas portan un Cristo y otras una Virgen, van recorriendo diferentes calles hasta que en un punto se encuentran ambas imágenes. Una ‘imagen’ es una estatua, efigie o pintura de una divinidad o de un personaje sagrado.

Los ‘pasos’ son diferentes imágenes que son sacadas en procesión y que escenifican y representan diferentes momentos de los últimos días de Cristo y su resurrección.

Varios términos relacionados con los pasos y sus significados son:

Andas: Tablero sujeto con dos varas paralelas horizontales sobre el que se ponen las imágenes que se sacan en procesión. Baquetón: Moldura que se sitúa encima de la parihuela. Candelabro de guardabrisas: Candelero de varios brazos con tulipas para proteger las velas del aire y evitar que se apaguen. Faldón: Tela de terciopelo con la que se cubre la parihuela del paso. Gloria: Medallón que suele llevar el palio en la cara inferior, en el que se representa al Espíritu Santo o a la Inmaculada Concepción. Hachón: Cada uno de los cuatro cirios que, por regla general, están situados en las esquinas del paso. Llamador o martillo: Aldaba de metal situada en la parte delantera de los pasos, tallada habitualmente con formas que representan algún motivo simbólico y religioso. El capataz lo utiliza para dar algunas de las órdenes a los costaleros. Palio: Especie de dosel colocado sobre cuatro o más varas largas, bajo el cual se lleva procesionalmente el Santísimo Sacramento, o una imagen. Parihuela: Estructura (de hierro o madera) sobre la que se dispone el resto de los elementos que componen el paso y que se cubre con los faldones. Respiradero: Celosía que rodea el paso para que los costaleros puedan respirar. Trabajaderas: Listones de madera bajo los que se colocan los costaleros para levantar el paso. Simpecado: Insignia que en las procesiones sevillanas abre marcha en la sección de cofradías de la Virgen, y que ostenta el lema sine labe concepta. El nombre procede de la expresión sin pecado concebida, fórmula religiosa que hace referencia a la inmaculada concepción de la Virgen María.

Algunos términos relacionados con las personas y sus vestimentas que forman parte en las procesiones y sus significados son:

Un puñado de palabras relacionadas con la Semana Santa y que quizás no sabías su significadoAspado: Término que se aplica a quien por penitencia (sobre todo la que se hacía en Semana Santa) llevaba los brazos extendidos en forma de cruz, atados por la espalda a una barra de hierro, espada, madero o algo similar. Esta costumbre se ha conservado en algunas localidades donde estas personas reciben el nombre de empalaos. Azotado: disciplinante. Camarera: Mujer que se encarga de cuidar el altar y las imágenes, y de vestir la imagen con el hábito y el manto con el que desfilará. Suelen acompañar a la virgen, a veces con mantilla y peineta. Capataz: Jefe de los costaleros y el que los guía en la procesión. Capirote: Cucurucho de cartón o rejilla que se cubre con el capuchón. Capuchón: Tela con la que se cubren la cabeza, que deja al descubierto solo los ojos. Cíngulo: Cordón con una borla a cada extremo que se ata a la cintura para ceñirse la túnica. Cargador, costalero, hermano de carga o portador: Persona que lleva el paso cargándolo sobre el costal o sobre las cervicales, protegidas por una almohadilla denominada costal. También se le conoce como cargador, portador o hermano de carga. Cofrade, nazareno o penitente: Miembro de una cofradía; también recibe el nombre de nazareno y penitente. Cofradía: Congregación o hermandad que forman algunos devotos, con autorización competente, para ejercitarse en obras de piedad. La archicofradía es la cofradía más antigua o que tiene mayores privilegios que otras. Contraguía: Ayudante del capataz; suele haber más de uno y se sitúan en las esquinas traseras o en los laterales del paso. Disciplinante o flagelante: Persona que se disciplina en las procesiones de Semana Santa, es decir, que se flagela la espalda como penitencia. También recibe el nombre de azotado o flagelante. Antes se los denominaba disciplinantes de sangre para diferenciarlos de los disciplinantes de luz, que eran los que alumbraban con hachas y cirios a los que se disciplinaban. Escapulario: Dos trozos de tela o cartón unidos por dos cintas largas, en los que se puede encontrar el escudo de la hermandad y una imagen. Se cuelga del cuello y las piezas quedan una sobre el pecho y la otra en la espalda. Manolas: Nombre que reciben en algunos lugares las mujeres que visten de negro, con mantilla y peineta; en las procesiones del Jueves Santo, Viernes Santo y Sábado Santo la mantilla y la peineta son negras, mientras que el Domingo de Resurrección suelen ser blancas.

 

 

Lee y descubre en este blog más curiosidades relacionadas con la Semana Santa

 

 

Fuentes de consulta: profesoresdeele / fundeu (pdf) / etimologias.dechile / Diccionario de la RAE
Fuentes de las imágenes: garrellmillhouse (Flickr)pixabay

¿De dónde surge el término ‘Cristo’ que se relaciona con Jesús (Jesucristo)?

¿De dónde surge el término ‘Cristo’ que se relaciona con Jesús (Jesucristo)?A través del apartado de contacto, Christian Zambrano me pregunta de dónde surge el término ‘Cristo’ que se relaciona con Jesús y si tiene algo que ver con su nombre.

En realidad el término ‘Cristo’ significa literalmente ‘el Mesías’ y éste proviene de ‘ungido’ (la unción es el acto de impregnar con aceite perfumado y consagrado que se realiza sacramentalmente), derivando en expresiones como ‘el elegido’‘el hijo de Dios’; de ahí que este vocablo acompañe al nombre Jesús de Nazaret, como clara referencia a éste como ‘el hijo de Dios hecho hombre’.

Es incorrecto utilizarlo redundantemente como en algunas ocasiones podemos encontrar: ‘el Mesías Jesucristo’, porque estaríamos diciendo en realidad: ‘el Mesías Jesús el Mesías’.

Del vocablo ‘Cristo’ ha derivado términos y nombres como cristiano/Cristiano siendo su significado ‘el que profesa la fe de Cristo’.

Como nota curiosa, señalar que el término ‘cretino’ (utilizada para referirnos a alguien estúpido, necio o con falta de talento) procede etimológicamente de ‘chrétien’ que es la variante en francés de ‘cristiano’, tal y como os explico en el post “¿Qué es ser un ‘cretino’?” y también encontramos que da origen al término ‘crisma’, que el Diccionario de la RAE da como bueno para utilizarlo como sinónimo de cabeza y que se trata del  aceite consagrado que se utiliza en la iglesia católica para ungir en la frente en actos como el sacramento del bautismo, la confirmación, la consagración de obispos y otros actos de índole religioso. También hable de ello en el post: ¿En qué parte de la cabeza tenemos la crisma?

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons