BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Disney vence al lobo feroz

Nuestra sociedad resulta cada vez más superficial, más básica y simplista, más Disney. Las tragedias se reducen a grandes titulares que caducan pocas horas después, tan importantes o menos que el último exabrupto de las “belenesesteban” de turno. La naturaleza es apenas un plató de buenos documentales; los problemas medioambientales, poco más que el relleno final (y breve) de un telediario.

En este mundo sin matices, de color de rosa, urbano hasta el sonrojo, la frivolidad se ha instalado en nuestras vidas en busca del espectáculo rentable, de la “disneyficación” del campo. El lobo feroz interesa más que la aldeana Caperucita sólo si hay violencia entre ambos, pues la convivencia pacífica del cánido salvaje con el ganadero no vende, o se da por obligada, que es aún peor. Los espacios protegidos se han convertido en meros referentes turísticos que miden su importancia sólo por el número de visitantes al año. Por su rentabilidad en dinero o votos.

Con esta nueva visión global, un paraíso natural no tiene en estos momentos razón de ser si no cuenta con buenos accesos, amplios aparcamientos, tiendas y cafeterías, cómodos senderos, bancos y farolas, merenderos y barbacoas, además de periódicas campañas publicitarias de promoción. “Puesta en valor” se llama ahora.

La descabellada urbanización de estos parajes de incalculable valor es el último asalto contra enclaves hasta ahora inaccesibles, desvirtuados con argumentos pretendidamente conservacionistas bajo el pretexto de la dinamización, el desarrollo turístico o la adecuación.

¿Qué será lo siguiente?¿Pondremos escaleras mecánicas protegidas de la lluvia con una campana de cristal para visitar el bosque sin mojarnos? ¿O disfrazaremos a los guardas de lobos y caperucitas para que nos sigan contando cuentos de Disney?

¿Queréis un ejemplo? El sendero de madera, escaleras y plataformas abierto en el bosque de tejos más viejos y frágiles de España, la Tejeda de Tosande (Parque Natural de Fuentes Carrionas, Palencia). Se supone que se hizo para facilitar el disfrute de la naturaleza a personas con movilidad reducida. Ya veis la foto del estropicio. No sólo no se ha conseguido (es imposible caminar cómodamente por estas estructuras a lo largo de la empinada cuesta), sino que se ha dañado a los árboles y a un paisaje emblemático. Conservado hasta ahora gracias a su inaccesibilidad, ha quedado irreversiblemente adulterado, degradado, despojado de su grandiosidad natural.

Foto: Ignacio Abella / La memoria del bosque.

**Comparte con tus amigos este post:

Bookmark and Share

17 comentarios

  1. Que decir más, efectivamente se esta convirtiendo el monte en algo homogeneizado y estandarizado…. a golpe de subvencion por supuesto.

    salu2

    http://www.porlajeta.es

    26 noviembre 2010 | 08:06

  2. Dice ser steficool

    Estamos tontos, muy, muy tontos. La Naturaleza es salvaje, así nació y así debería seguir.
    Aparcamiento en un bosque? Cafeterias y farolas en un emplazamiento natural? Amos, no me jodas!!!!
    Quien quiera todos esos servicios que se vaya al Centro Comercial de turno, que disfrute de las luces de colores, de la comida basura y de los árboles de plástico.
    Nos hemos vuelto a-normales, solo nos preocupa tener más, y más, y más, y luego, más. Que todo sea fácil para nosotros, lo mejor de lo mejor, Señor!. Si para ello hay que destrozar, arrasar, matar, pues no importa… aun seguimos pensando que no vamos a ser víctimas de nuestra locura… y no nos damos cuenta de que ya lo somos.
    A veces me gustaria irme a vivir a un monte perdido por ahí, sola, sin nada. Pero me temo que deben quedar ya muy pocos de estos lugares… si es que queda alguno.

    Buen fin de semana a todos, en especial a ti, Crónica Verde. Bss

    26 noviembre 2010 | 09:31

  3. Dice ser Fet

    Me parece que sus conclusiones al respecto de nuestra sociedad son, aparte de típicas y tópicas de todo aquel que, aparte de atesorar ya una cierta edad, se considera falazmente superior a aquellos que le rodean.
    Decir que nuestra sociedad “resulta cada vez más superficial, más básica y simplista, más Disney” es una boutade estúpida, disculpe usted, digna de quien toma la parte por el todo.
    Ya puestos a ejercicios alambicados de sofisma dignos de un seguidor de Intereconomía, deje que le proponga otra parte de la que extraer sus conclusiones:
    Nunca ha habido un número tan grande de organizaciones que se preocupasen por la cosa ecológica; nunca se ha estudiado e invertido tanto en el estudio y lucha contra las consecuencias de los actos del hombre sobre el entorno; nunca se ha protegido tanto el medio ambiente -a pesar de la delincuencia institucional o no-; nunca ha habido mayor especialización, caudal de información y capacidad de actuación sobre cualquier materia -verde o no- que a usted se le ocurra…
    Así que si se limita a identificar nuestra sociedad con los eructos de Belén Esteban o las actuaciones de un equipo municipal conformado por indigentes intelectuales, el problema es más bien suyo. No de la sociedad.

    26 noviembre 2010 | 09:52

  4. Dice ser Rbk

    Por mas que leo y releo el articulo, no encuentro que relacion puede tener todo esto con Disney, o comparar belen esteban con la naturaleza o con disney. Si realmente eres hombre de campo te debería dar igual lo que hagan o dejen de hacer la esteban & resto de panda de freaks televisivos. Tanto te influyen que merecen que hables de ellos aunque sea para mal?
    Yo elijo lo que quiero ver en la tele, y hacia mucho tiempo que no veian en television tantos programas dedicados a la ecología, la naturaleza, campañas de todo tipo… y no solo eso, parece haber una intencion de aun siendo de diferentes cadenas, el colaborar entre todos.
    Me da igual si la sociedad sigue unos valores superficiales, lo que cuenta son los valores que sigo yo.

    26 noviembre 2010 | 11:31

  5. Dice ser antonio larrosa

    Ayer leí un articulo en el que se decía que habian encontrado en una protectora de animales a un gran cantidad de perros y gatos que habían sido congelados antes de morir por una sobredosis de estupefacientes, algo como lo que se esta haciendo con los ancianos en los hospitales de la seguridad social, y estas cosa son muy horribles casi increíbles, pero que están pasando . Nos estamos volviendo locos y ya no se respeta nada ni a los animales ni a las personas ni a nadie , incluso en este diario 20 minutos nos están cerrando las puertas a los que opinamos contra estos abusos , especialmente si hablamos de política.tenemos que denunciar este estado de cosas porque la constitución de derechos humanos y de los animales están siendo burladas impunemente.

    26 noviembre 2010 | 11:36

  6. Dice ser Vitorino

    Me parece bien tu queja, lo que no entiendo es porqué recurres a la palabra “Disney” para argumentarla…

    26 noviembre 2010 | 11:45

  7. Dice ser margargom

    ¿Podemos saber quien ha realizado y financiado esta “sin razón”???, -“…Se supone que se hizo para facilitar el disfrute de la naturaleza a personas con movilidad reducida….”- no entiendo mucho de este tema pero realmente esta “¿estructura?”, “¿Escalera?”, “¿Camino de madera?” FACILITA EL ACCESO A PERSONAS CON MOVILIDAD REDUCIDA???? me parece una broma…
    Hace algunos años estuve allí y lo conocí sin esta salvajada de actuación, me parece que quien lo ha realizado y sobre todo financiado debería hacerse un examen de conciencia…

    26 noviembre 2010 | 13:41

  8. Dice ser Acabemos con la secta vegana

    Señor Cesar se le enfadarán los veganos para los cuales los animales si son como Disney más o menos.Ellos si pudieran eliminarían de un plumazo todo lo que signifique muerte.
    Y la naturaleza real significa muerte, tragedia y supervivencia para casi todas las especies.
    Ya ve usted que el vegano de libro Fer se siente molesto.

    26 noviembre 2010 | 14:59

  9. Dice ser ..

    un sincero aplauso por lo escrito

    26 noviembre 2010 | 15:20

  10. Dice ser Miguel

    Tienes toda la razón César, se ha intentado dotar al campo de la visión urbana de éste. Los niños urbanos tienen la visión de los animales que muestra Walt Disney en los dibujos animados.En mi opinión solo el hombre de campo(el que vive 365 días al año en él) tiene una verdadera visión del campo, una visión real. Por el contrario el hombre urbano tiene una visión del campo como el de una postal en el que todo se mira y nada se toca.Más aún que eso el hombre urbano como dices proyecta a la naturaleza su visión urbana por eso traslada al campo
    buenos accesos, amplios aparcamientos, tiendas y cafeterías, cómodos senderos, bancos y farolas, merenderos y barbacoas, además de periódicas campañas publicitarias de promoción. “Puesta en valor” se llama ahora.
    El hombre urbano debería limitarse a la jungla de cemento de su ciudad y dejar a la gente de campo que siga conservando como hasta ahora nuestra naturaleza.
    La visión bambiana de la vida es la visión real que tienen muchos urbanos de la naturaleza y así nos va……..

    26 noviembre 2010 | 16:49

  11. Dice ser sffdfdesdfs

    97489784Para aquellos que les interesa el futuro, les recomiendo dos libros que en Internet son gratuitos. Me refiero a:

    EL SHOCK DEL SIGLO XXI
    ¿Por qué el mundo va hacia una crisis?
    ¿Como haremos para salir de ella?

    LOS PRÓXIMOS 500 AÑOS
    ¿Cómo evolucionaran las casas, computadoras,
    automóviles, industrias, y robots del futuro?

    LOS CUALES PODRÁN LEER O BAJAR GRATUITAMENTE A SUS COMPUTADORAS DESDE:

    http://futuro.clan.su

    26 noviembre 2010 | 17:37

  12. Dice ser Jack

    Aunque suene extraño para los urbanitas, proteger el humus del suelo es más importante que proteger a los árboles que se alimentan de él, y cuando dejan de pasar 10 personas a la semana por un sitio y comienzan a pasar centenares cada fin de semana la protección mediante caminos es la más adecuada. Humedales, arenales y zonas de cría de muchas especies se salvan de la agresión de patanes vestidos de ecologista a mansalva por este método. Dificilmente un discapacitado podría ir por la senda de la foto y creo que la sagacidad del articulista queda en entredicho. La mera mención de una empresa como Disney demuestra la envidia tan española que nos caracteriza.

    26 noviembre 2010 | 18:37

  13. vaya manera de montarse un post para atacar a Disney, ¿de que tienen la culpa ellos?

    consulta los mejores depositos de 2011 en
    http://www.miseuritos.com/depositos-bancarios/

    27 noviembre 2010 | 16:54

  14. Dice ser Towanda

    Es cierto que se tiene una visión comercial del mundo y de que todo gira alrededor de las personas: que me parece es lo que ha querido decir el autor. Aunque algunos lo nieguen, es lo que está ocurriendo no sólo local, sino globalmente: el mundo está para servirnos y nuestra comodidad. Y para ello, si tenemos que taladrar en las raíces de un árbol monumental, pues no pasa nada…, si así es más atractivo para los visitantes…
    Excelente exposición. Quien se quede con las palabras y nombres se queda en la superficie, y no ve más allá porque no quiere cuestionarse que haya otros puntso de vista.

    27 noviembre 2010 | 23:08

  15. Dice ser Pedro Moreno

    Reconozco bastante exagerada, y algo alejada de la verdad, la crítica social que haces a todas, las generaciones modernas, y no tan modernas, sobre el sentimiento, y responsabilidad personal, hacia las instituciones, o programas, en defensa de la naturaleza. No digo que no haya, pequeños núcleos de población, que pasen absolutamente, de todo lo concerniente a la ecología. O también, algún que otro programa ecológico nacional, que no se equivoque, en cuanto a proyectos y sistemas, de protección, a la naturaleza, junto al bien estar y conocimiento ciudadano, y obtenga resultados contrarios, a los que esperaba. Todo esto forma parte del lado anecdótico, de las cosa, y por tanto no se puede considerar un sistema, a seguir tanto de administraciones públicas, como privadas, en todos estos temas tan complicados de entender, como son los de la ecología nacional, en todas sus vertientes. También he de decir, y estoy totalmente convencido, coincidiendo con algún escrito, hecho algo más atrás del mío, en que hoy en la actualidad, la mayor parte de la sociedad Española, por lo menos. Este muchísimo más concienciado, más critica, y comprometida, con todo lo referente a la defensa del medio ambiente sobre el planeta, como de todo lo relacionado con el sistema natural, tanto animal, como vegetal, que hace por ejemplo 35-40 años. Tiempos infinitamente mucho más difícil, para las personas que de alguna manera estábamos, involucradas, en todo lo referente al sistema ecológico, y natural, dando ejemplo, a los demás de nuestra forma de vida sencilla, y en la cotidianidad, de nuestros aptos referentes a la forma de vivir, y hasta de alimentarnos algunos. Respetando al máximo todo lo posible la naturaleza. Luchábamos en un campo bastante hostil, para nosotros donde por la incomprensión, y el desconocimiento, del gran público sobre estos temas lo teníamos bastante difícil, de convencer, y transmitir nuestra idea, a la persona de apies, no digamos a niveles de la administración. Sin ánimo de contradecir, creo honestamente, que en general la sociedad Española actual, mantiene niveles, de conocimiento, y compromiso ecológico, que nada tiene que envidiar a muchos países Europeos, por no decir que en muchos casos les sobrepasamos… Un saludo……

    28 noviembre 2010 | 13:16

  16. Dice ser Daniel

    Los discapacitados también tienen derecho a disfrutas del campo, pero esas plataformas de madera son una estupidez, una silla de ruedas no puede ir por ahí con comodidad, una pista de asfalto u hormigón habría sido más adecuada.
    Los alérgicos tampoco están en mejor situación, con todas esas gramineas y esos bichos que pican, ¿para cuándo una eliminación de esos peligrosos animalillos?
    ¿Y qué decir de los ciegos? ¿Quién puñetas va a ser capaz de caminar por ese terreno llwno de irregularidades y sin disposivos de aviso acústico o rodeado de pajarillos que imitan malévolamente los dichos dispositivos que hay en los semáforos?

    ¿Y encima os quejáis por unas plataformitas de madera? ¡Sois unos insolidarios!

    XDDD

    Saludos, nos vemos cualquier día de estos en el futuro aquaparque de Daimiel

    29 noviembre 2010 | 17:33

  17. Dice ser abilio

    Totalmente de acuerdo con lo que tan brillantemente expones en tu artículo. Menos mal que esas cutres tablas de la pasarela que se ven en la fotografía se pueden quitar y el lugar puede recobrar su primitivo aspecto sin grandes dispendios ni destrozos. La naturaleza, en efecto, se vende hoy como un producto de consumo más, se intenta vender a toda costa cosas que nadie o muy pocos piden, para que el engranaje de la economía funcione, aunque con el tiempo esto nos lleve al despeñadero. Menos mal que la crisis volverá a poner las cosas en su sitio, o por lo menos amortiguará los efectos de una sociedad manirrota, teledirigida y sin pensamiento propio.

    30 noviembre 2010 | 12:49

Los comentarios están cerrados.