BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Matanza de árboles en las Cortes

Las obras de construcción de un nuevo aparcamiento subterráneo para el Congreso de los Diputados están provocado un auténtico arboricidio en Madrid. Son 262 nuevas plazas en cuatro plantas subterráneas. Ya de paso, sus señorías remodelarán la popular Carrera de San Jerónimo para darle a la calle nuevos aires de modernidad, ajenos a que los árboles que durante décadas han luchado denodadamente por sobrevivir en un asfixiante ambiente urbano están en peligro.

Es verdad, no se cortará ninguno y todos sus troncos han sido protegidos con maderas para evitarles daños involuntarios, pero morirán de igual manera.

Desgraciadamente, parece que ni nuestros próceres, ni nuestros arquitectos, ni nuestros contratistas han tenido en cuenta un pequeño detalle que hasta un niño sabe: los árboles tienen raíces. Y por no saberlo los están matando a todos.

Tratados como farolas, las máquinas han abierto zanjas a su alrededor arrancándoles de cuajo la vida. Quizá algunos, los más fuertes, sobrevivan, pero cedros, sóforas y aligustres están sentenciados. Si no antes, cuando lleguen los primeros calores del verano morirán sin remedio. Y con ellos perderemos a esos árboles singulares que fueron testigos vivos de tantos acontecimientos históricos de España, de coronaciones y golpes de Estado, de pactos y desencuentros.

“Entre todos los matamos y ellos solitos se murieron”.

Han caído ya demasiados árboles en Madrid; los de la M-30, los del Parque de Arganzuela, los del Paseo de Recoletos o los ya sentenciados del Salón del Prado. Como también los de tantas otras ciudades de España.

Ya lo dice mi amigo y magnífico botánico Bernabé Moya.

Los árboles son en las ciudades elementos de ornato, y en arquitectura ornato es la parte superflua del edificio.

Nuestros padres de la Patria necesitan aparcamientos. Ven morir a los árboles a sus pies y no les dice nada. Ya nadie los defiende por lo que son, por los sentimientos y emociones que cada uno de ellos nos producen. Están, estamos, ecológicamente insensibilizados.

En esta primera foto puede verse a la excavadora arrancando las raíces de un árbol a escasos metros del madrileño Palacio de las Cortes. Todas las imágenes han sido tomadas por mí la pasada semana, así que ahora estarán seguramente mucho peor.

Junto a una sófora o acacia del Japón yacen los restos de un gran aligustre, primera víctima colateral de la remodelación de la Carrera de San Jerónimo.

Zanjas, agujeros, hierros, hormigón. Los árboles están rodeados.

20 comentarios

  1. Dice ser elquetrabajatulado

    Los que ahora rien mañana lloraran.

    20 Noviembre 2009 | 01:18

  2. Dice ser Ciudadano, contribuyente, votante

    El ayto. de Móstoles con su política medioambiental y el todo vale si es subcontratado, está poco a poco terminando con los parques que convierten en plazas, con los arboles que ahogan con los minialcorques y no reponen y mucho menos riegan, sin tener en cuenta que esos arboles daban sombra, oxigeno, amortiguaban ruidos, daban cobijo a gorriones que controlaban el exceso de insectos etc etc…y que sus electores lo tendran muy encuenta en las urnas para las próximas elecciones y también a la hora de contribuir en las arcas

    20 Noviembre 2009 | 01:45

  3. Dice ser juan carlos sexto gutierrez

    Es inexplicable el rechazo que produce en el hombre todo lo natural. Sin ir más lejos en Ontigola (Toledo) se están produciendo unas podas en los olmos horripilantes cortando ramas tan grandes que es imposible que el arbol pueda cerrar esas heridas si os pasais a verlos os dareis cuenta que siguen el mismo patrón que cuando se podan cepas de vid.

    20 Noviembre 2009 | 07:29

  4. Dice ser José Antonio

    Junto al metro de Colonia Jardín, al lado de la Ciudad de la Imagen, se está talando cientos de árboles y arbustos que componen la vegetación de ribera del Arroyo Meaques. Es una zona con abundante avifauna, a la que este bosque de ribera servia de protección y alimento. Las zonas en las que se ha procedido a la “limpia” están irreconocibles. ¿Cual es la razón de esta actuación?. Por otro lado el Arroyo meaques desde hace años es manipulado en su caudal, hay días que “abren el grifo” y otros que lo cierran, esto ocurre tanto en verano como en invierno lo que hace que su caudal no sea constante. El domingo pasado abrieron el grifo y el arroyo llevaba gran caudal, pero el martes lo cerraron y el caudal era mínimo. Estas actuaciones son muy perjudiciales para el ecosistema. Por favor dennos una solución.

    20 Noviembre 2009 | 07:35

  5. Dice ser sebastian cordero

    Es cierto lo que dice Juan Carlos Yo vivo en Aranjuez (Donde tambien tenemos lo nuestro) Y he visto las podas de Ontigola. Alli apenas hay cuatro árboles y el mal hacer y consentimiento del consistorio se los ha cargado porque esos estan condenados en breve tiempo. Se ven ya en algunos chorretones de podredumbre de podas pasadas.

    20 Noviembre 2009 | 07:39

  6. Dice ser Ioputa

    “Cuánta razón tienes Antonio. La naturaleza es más sabia que la técnica y todo lo recupera, aunque sea lentamente para nosotros.Lo malo es que tiende a hacerlo de forma violenta, cual perro con sus pulgas.”¿Os dáis cuenta de que es precisamente al revés? ¿De que si no fuera por la técnica estaríamos mucho más expuestos a las inclemencias, agresiones, peligros y desastres del mundo natural?Ahora se ha puesto de moda decir que si la naturaleza afecta negativamente al hombre es porque éste primero la maltrata. Acabáramos. No niego que esto puede ser así en algunos casos y hasta cierto punto, y que es tarea importante preservar el medio ambiente y no alterar los ciclos naturales, pero también es cierto lo opuesto: que la técnica fue concebida para defenderse de una naturaleza a menudo hostil y despiadada (que hoy no percibimos como tal PRECISAMENTE PORQUE LA TÉCNICA NOS PROTEGE DE ELLO EN GRAN MEDIDA).Nos dicen y repiten machaconamente que por culpa de la técnica la naturaleza (concebida como un “dios vengador” al más puro estilo oscurantista y medieval) nos agrede. Sin embargo, yo lo que veo es que gracias a la técnica no estamos muriendo como moscas por culpa de la gripe (la A, la B, la J o la Z, tanto da), que hoy podemos preveer científicamente los terremotos, vulcanismo, fenómenos atmosféricos y otras catástrofes y anticiparnos a ellas, que podemos conocer una gran diversidad de entornos naturales (y humanos) gracias a nuestros flamantes y tecnificados medios de transporte (si no, ya sabéis: movilizáos en burro para defender los ecosistemas), que disponemos de alimentos en todos los momentos del año y en buenas condiciones (sin pillar enfermedades como les ocurre a los tercermundistas, que se supone viven en comunión con la naturaleza, y así nos gusta verlos paternalistamente, como “puros” e “intocados”, aunque deseen nuestra tecnología para no estar tan jodidos, digo, tan “puros”) gracias a los avances agrícolas (algunos discutibles, no lo niego) y a los sistemas de preservación y refrigeración, etc.Para mí, de hecho, el peligro de una sociedad excesivamente tecnificada no es tanto para la naturaleza, sino para nosotros mismos, que corremos el riesgo de hacernos demasiado dependientes de la tecnología, alejándonos de la naturaleza y recluyéndonos en nuestras burbujas urbanas. Pero, desde luego, no veo que haya que demonizar a la tecnología en sí misma, la cual es neutra, puede ser para bien o para mal, y aunque se cometen excesos con y por ella también es necesaria y nos ayuda muchísimo.En cuanto a la pérdida de árboles, tanto como podemos destruír también podemos reforestar. ¿O no?

    20 Noviembre 2009 | 07:46

  7. Dice ser arkared

    El SER HUMANO ES TAN HIPOCRITA QUE LO UNICO QUE VE, ES EL DINERO, LOS QUE GOBIERNAN Y LOS BUROCRATAS TODAVIA MÁS.Este mundo no va cambiar mientras la gente piense de otra manera.

    20 Noviembre 2009 | 09:23

  8. Dice ser Carlos

    Ioputa, cuánta ignorancia en tan pocas palabras. Una buena parte de esos “tercermundistas” de los que tú hablas, especialmente quienes no han sufrido o han sufrido en menor medida la invasión, colonización y ¿culturización?, de nuestros prohombres y su ciencia, llevan miles de años viviendo en armonía con su entorno. Sufriendo, o no, las mismas hambrunas y enfermedades que quienes dominan tu ciencia y tecnología les siguen condenando a padecer, y ahí siguen sin extinguirse, aceptando con resignación que no todo está bajo control (por mucha ciencia y tecnología, también tú la vas a palmar, es solo cuestión de que tardes más o menos). Partiendo de esta premisa, tal vez como seres iluminados que nos suponemos, deberíamos mirar por encima de nuestro ombligo y darnos cuenta de que el lugar en el que habitamos, ni es nuestro, ni lo ha sido, ni lo será, y que hay muchas otras vidas que han de disfrutar de este espacio, de igual manera que lo hemos hecho nosotros. No es tan difícil de entender. Es sólo cuestión de menos egocentrismo.Por cierto, de la naturaleza (o las leyes de funcionamiento de la propia tierra si lo quieres llamar así), no se libra ni el Tato. Así, si llegado el momento, cuando se hayan esquilmado bosques y selvas, cuando el aire putrido que respiramos en nuestro mundo rico no tenga posibilidad de renovación, o cuando hayamos agotado los recursos marinos, o más fácilmente aun, cuando hayamos quemado hasta la última gota del oro líquido que mueve la inmensa mayoría de las máquinas que tu ciencia ha podido crear,las leyes de la vida, nos cobrarán los intereses, y acabaran con millones de ejemplares de los de nuestra especie, sin importar en absoluto su origen, religión o condición social. Y que mentes como la de Carl Sagan compartieran esta idea, y la de que este es el único lugar en el que vamos a poder habitar por muuuuuuuucho tiempo, indica que no todo está perdido en cuanto a la concienciación.Para acabar, Ioputa, si pudiésemos movernos libremente con burros, bueyes y caballos por nuestro planeta, te sorprendería, aun en nuestro mundo tecnológico, la cantidad de gente que así lo haría, pero olvidas, que quienes diseñan el uso de tu ciencia sin raciocinio alguno, no lo hacen para proporcionar igualdad, sino más bien para diferenciar, por supuesto en su beneficio.Respecto a lo de talar bosques y repoblar, mejor ni te cuento. Date un paseo por un bosque de árboles centenarios (o milenarios si lo prefieres), y luego te lo vuelves a pensar. Te conviene.

    20 Noviembre 2009 | 09:26

  9. Dice ser J

    ¿Alguien se imagina la plaza mayor de Madrid con árboles? Pues los tuvo, y quedaban como el culo. No se perdió nada quitándolos de ahí. ¿Os imagináis la puerta del sol llena de árboles gigantes? Pues no. A la plaza de las cortes la pasa igual, esos arboles puede que den algo de sombra, pero estéticamente no son muy acertados. Seamos realistas, se va a ganar bastante dejando una plaza diáfana que permita ver la arquitectura de la plaza. Estoy a favor de los árboles, pero no en cualquier sitio. Esos árboles son producto de un gusto estético desafortunado.

    20 Noviembre 2009 | 09:38

  10. Dice ser Antonio E.

    El hombre que no amaba a los árboles,Gallardon Larsson

    20 Noviembre 2009 | 09:43

  11. Dice ser J

    loputa, no hasgas caso, tienes muchísima razón, pero la gente que está delante de un ordenador, conectado a internet, que ha desayunado leche pasteurizada, que va al trabajo en coche,en autobus o en metro, por vías de asfalto o acero, que vive entre ladrillo y viste prendas se poliester, estos dicen que la naturaleza es maravillosa y nosotros muy malos. Entendamos de una vez que necesitamos a la naturaleza, pero que la naturaleza está bien siempre y cuando la domines, porque la naturaleza por si misma es una hija de la gran pu… y a la que puede intenta exterminarnos. La evolución de las especies va de eso, de eliminar al más débil, y el ser humano ya no lo es.Respecto al comentario de Carlos, supongo que tiene 14 años o está harto de pacharán.

    20 Noviembre 2009 | 09:46

  12. Dice ser fralina

    Totalmente de acuerdo contigo Carlos… “de la naturaleza no se libra ni el Tato”Al fin y al cabo ésta es capaz de adaptarse a todos los cambios que pueda sufrir… Lo que parece que no nos damos cuenta es que probablemente seamos nosotros los que no podamos adaptarnos a las propias condiciones que habremos creado…

    20 Noviembre 2009 | 09:53

  13. Dice ser Pusy

    Carlos estoy totalmente de acuerdo con tu comentario, el ser humano se piensa que todo le pertenece, el planeta tierra y todos los demas planetas. En el planeta tierra hay muchos seres vivos que tienen tanto derecho como los humanos a seguir su ciclo de vida. Creo que todo los que se hace en exceso traera sus consecuencias espero que mi vida se apague antes de verlo

    20 Noviembre 2009 | 09:53

  14. Dice ser Félix

    ¿Cómo queremos que nuestros munícipes tengan conciencia de la sabiduría de la savia para nuestro medio ambiente cuando tanta mierda corrupta afecta a nuestros ayuntamientos? Respira en http://www.diariodelaire.com

    20 Noviembre 2009 | 10:49

  15. Dice ser c

    J, la dominación nunca es una solución, creo que lo sabes… y tú dices que la naturaleza es una hija de pu… cuando quiere. Tienes razón pero simplemente se defiende del peor depredador que existe…el ser humano.

    20 Noviembre 2009 | 11:13

  16. Dice ser antonio larrosa

    Las máquinas contra la naturaleza.Hoy vencen las máquinas ,pero la naturaleza algún dia se vengará de todo lo que la humillamos , de todo lo que la arrasamos y ese dia acabará con las maquinas y con sus dueños. El hombre tiene sus dias contados.Clica sobre mi nombre

    20 Noviembre 2009 | 12:27

  17. Dice ser ALEXIS

    alguien tiene q parar esto¡¡ hacer llegar esta noticia alguna persona que pueda pararar esta locura………cuando nos daremos cuenta q el cemento no se come¡¡ esos arboles suministran oxigeno a los alrededores y llevan alli mas años que muchas de las personas,maquinas, jefes y dinero para hacer estas obras….PAREN ESTO¡¡

    20 Noviembre 2009 | 12:50

  18. Dice ser sincerisima sinceridad

    Cuánta razón tienes Antonio. La naturaleza es más sabia que la técnica y todo lo recupera, aunque sea lentamente para nosotros.Lo malo es que tiende a hacerlo de forma violenta, cual perro con sus pulgas.

    20 Noviembre 2009 | 12:52

  19. Dice ser .abr

    El sentido común de nuestros (des)gobernantes cada día marca un mínimo histórico… Ahora resulta que sus ilustres señorías necesitan cuatro plantas de aparcamiento… y se dan cuenta ahora claro, que la constitución de las cámaras fue ayer no? que pasa, que tienen tanta corte de secretarios y serviles que necesitan 262 aparcamientos más? donde aparcaban hasta ahora? para que gastan NUESTRO dinero en obras absurdas como esta? si sus señorías no van a trabajar, si eso es para el vulgo y la plebe que les tiene que mantener a ellos.Y como siempre, en un país seco, sin vegetación, que en verano y primavera te puedes morir al sol… pues nos dedicamos a quitar la poca sombra que tenemos y lo que atrae a la lluvia… Y más hormigón, y más calorcito en verano, y menos renovación del aire y más polución…Jooo… pero que listos somos…http://lacasadelarcerojo.wordpress.com/

    21 Noviembre 2009 | 04:07

  20. Dice ser Todos

    Todos los que escribis en este blog, sois todos urbanitas hasta la médula, utilizais coche,nevera, calefacción,ordenador,movil,ascensor, luz, gas etc……….Por supuesto vuestra opinión es una opinión ridícula, cualquier habitante del mundo rural os da veinte patadas en todo!!!!!!!!!!!!!!!!!!!Los comentarios memos, las palabras neciasno pagan impuestos, cualquier meapilas se pone a decir las palabras más lindas del vocabulario jajajajaja que risa dais niñatos urbanos jajajajajajajaja

    24 Noviembre 2009 | 10:05

Los comentarios están cerrados.