Entradas etiquetadas como ‘humor’

Un regalo diferente para futuros padres recientes

“No puede ser posible, no puede existir algo así”. Eso es lo primero que pensé al ver el insólito producto que mi compañero del blog de videojuegos @20hitcombo encontró en la página web Cuantarazón.com. La primera reacción de ambos al ver la imagen sin una explicación fue dudar que fuera cierto, que pudiera existir un cacharro semejante. Aunque por otro lado la experiencia me decía que el ser humano es perfectametne capaz de idear, comercializar y comprar semejante artefacto que equipara la crianza infantil con el cuidado de hamsters, cobayas o conejos. Y, efectivamente, es real y se vende por ocho dólares (3 por 20 y 6 por 40) incluso en Amazon. Afortunadamente es un producto de broma, para regalar a los futuros padres y verles la misma cara de susto al quitar el papel de regalo que se me ha puesto a mí al principio al ver la imagen.

Está lo suficientemente conseguido como para poder prolongar la broma tanto como uno se atreva. Tiene unas pegatinas que indican si la leche está caliente o fría cambiando de color y lo publicitan en la caja con el eslogan: “Dando independencia a los bebés desde 1972”. Incluye testimonios de éxito y oferta de bebidas energéticas para bebés.

La verdad es que como broma no está nada mal. Dependiendo del sentido del humor de los padres a los que se les regale, claro.

Y antes de que alguien extenuado  por tener que levantarse varias veces por la noche para alimentar a un bebé lloroso y hambriento se plantee usarlo de verdad (espero que a nadie se le ocurra), dudo que funcionara. Los bebés necesitan alimentarse por la noche, cierto, pero muchas veces lloran para no sentirse solos, para obtener la presencia y el consuelo del adulto. Y muchas de esas veces comerán y se dormirán luego, es cierto, pero lo que buscaban no era el alimento.

Por otro lado, aprovecho para recordar hay costumbres naturales que nos ayudan a estar descansados atendiendo por la noche a nuestros hijos pequeños. Se llaman colecho y lactancia materna, que no tienen necesariamente (aunque suelen) ir de la mano. Y no me voy a extender en defender el colecho y la lactancia materna, que ya he escrito numerosos posts en el pasado sobre el tema.

¡Buen fin de semana!

La maternidad, según Roxi

Un post ligerito para el puente. Es obviamente exagerado, en eso se basa para resultar humorístico, pero es un reflejo distorsionado de muchas realidades cotidianas que reconoceréis.

¡Buen fin de semana!

“¿Mamá, me cuentas un chiste?”

Vacío absoluto, en blanco como un folio a estrenar. Así me quedé cuando mi hija de tres años me hizo este domingo esa petición. Todos los chistes que se me ocurrían eran o muy complejos para ella o completamente verdes. Puntualizo: los pocos chistes que se me ocurrían debería decir, que nunca he sido yo demasiado chistosa.

“No me sé ninguno cariño, mamá nunca ha sido demasiado buena recordando y contando chistes”.

Y se conformó, pero me quedé pensando un rato más. Nada, ninguno.

Lo dije en twitter (@madrereciente), pero solo recibí tres inspiraciones:
– El del fantasma de los ojos azules (al que un español amenaza con poner morados) por parte de @todomundopeques
– “El d q la abuela le dice a Jaimito q no se cogen las cosas del suelo, y luego se cae la abuela y le pide q le ayude a levantarse” de @raquelc86.
– Y “hay un libro de un escritor ruso N. Nosov “Fantasiadores”, yo lo tengo en castellano, lleno de cuentos de risa para los niños” de @sergioserioga pero son cuentos, no chistes.

Bueno, también a un amigo sin hijos confesando lo siguiente: “le estoy dando vueltas y no se me ocurre nada. Debe ser complicado ser padre”.

Lo cierto es que es fácil hacerla reír tirando de absurdos, cambiando la letra de canciones conocidas o jugando a que nos equivocamos. Pero chistes para niños tan pequeños, pues no….

Así que os voy a trasladar el reto. ¿Qué chistes hay para los niños más pequeños?

¿Os ofenden estas viñetas?

Hoy me voy a meter en un buen charco, soy consciente, pero no puedo evitarlo.

En 20minutos.es acabamos de publicar una noticia titulada La Sociedad Española de Ginecología publica viñetas que “ridiculizan a la mujer”, con galería de las viñetas, a raiz de varias quejas que nos han llegado.

Os invito a leer la noticia y ver las viñetas
para poder leer en consecuencia este post, pero aquí hay un resumen:

“Un toque de humor”. Bajo este epígrafe, la gaceta electrónica distribuida por la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO) ha querido dar un aire desenfadado a su publicación incluyendo viñetas dibujadas a mano, pero lo que ha conseguido ha sido levantar una oleada de críticas.

Las viñetas, obra del doctor Javier Server Gosálvez, bromean con la práctica de una cesárea, se burlan de mujeres obesas, prostitutas y de bajo nivel cultural y se ofrecen imágenes de malas prácticas desaconsejadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS). “Decir que estas viñetas son una clara falta de respeto hacia los cuerpos y mentes de las mujeres que acuden a diario a sus consultas se queda muy corto”, continúan.

Y ahora es cuando me quito los zapatos y meto los deditos en el barro: a mí no me ofenden esas viñetas.

Me parecen malas, muchas son un poco asquerositas al mismo estilo que hablar de la menstruación en la mesa, pero no me ofenden.

Debe ser que tengo la piel muy gruesa.

Creo que en El club de la comedia o El Jueves se han hecho chistes similares sin mayores consecuencias. Vale, es un ginecólogo el que los hace ahora, pero ¿no tiene el mismo derecho a hacer chistes chuscos (y los demás a reírselos o no) que cualquiera?

Y sí, se publican en un sitio desafortunado: la gaceta electrónica distribuida por la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO). Creo que eso es lo más cuestionable. Pero lo hacen bajo el epígrafe humor. Es de mal gusto, pero no como para rajarse las vestiduras.

Creo yo desde mi humilde y personal punto de vista, claro.

¿A vosotras os ofenden estas viñetas?

Maitena y la maternidad

Siempre me ha gustado Maitena, en casa tengo un par de libros suyos. Me gustaba cuando no era madre y siguió gustándome después de serlo. Aunque ahora me fijo más en unas creaciones suyas que otras, o al menos me dicen cosas muy diferentes.

Maitena es madre y ha reflejado muchas veces la maternidad, os dejo aquí con algunos ejemplos su ternura y su sentido del humor. Espero que os guste.


Margarita, la niña repelente

Aunque por lo visto ya es bastante famosa, me han descubierto estos días una serie de animación por Internet bastante gamberra protagonizada por Margarita, una niña repelente.

Me recuerda a Cálico electrónico. Y la verdad es que me parece que tiene su gracia. Aunque no dudo que habrá muchos que no se la encuentren.

Por si acaso no la conocéis, os dejo con ella: