Entradas etiquetadas como ‘cuerda’

¿Cuál es el origen de la expresión ‘Echar la soga tras el caldero’?

¿Cuál es el origen de la expresión ‘Echar la soga tras el caldero’?

A través del apartado de contacto, Rosa Mari me pregunta sobre el origen de la expresión ‘Echar la soga tras el caldero’.

La expresión ‘Echar la soga tras el caldero’ es antiquísima y aunque en la actualidad está prácticamente en desuso, se utilizaba para señalar a un individuo a quien le había salido alguna cosa mal (a causa de una acción equivocada o simple mala suerte) y acababa renunciando a conseguir el propósito, abandonándolo y/o dejando perder lo que ya había conseguido.

Era locución gráfica a ese infortunio que se hacía a través del ejemplo que aquel que al ir a sacar agua de un pozo se le escapaba el cubo (llamado también caldero) hacia el fondo y al ver que ya no podría extraer ni líquido ni el recipiente acababa lanzando también la cuerda (soga), por lo que se perdía toda la oportunidad de seguir obteniendo agua de dicho lugar (evidentemente teniendo en cuenta que posiblemente aquel caldero y soga eran los únicos de los que disponía).

 

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons

¿De dónde proviene añadir el término ‘sarta’ a expresiones como ‘sarta de mentiras’?

¿De dónde proviene añadir el término ‘sarta’ a expresiones como ‘sarta de mentiras’?

Posiblemente en más de una ocasión habéis escuchado, o incuso utilizado, alguna expresión en la que iba incluida el término ‘sarta’: sarta de mentiras, sarta de tonterías, sarta de desdichas

Su etimología la encontramos en el latín ‘sartum’ cuyo significado es ‘atado’; sarta es el plural, por lo que su traducción es ‘atadas’ y hace referencia a aquellas cosas que van ligadas, una detrás de otra, con una cuerda o hilo (por ejemplo las perlas de un collar). Ya en tiempos de la Antigua Roma comenzó a utilizarse esta palabra para referirse a aquellas cosas que se hacen o dicen de una manera continua (por ejemplo la mencionada ‘sarta de mentiras’).

De este término también proviene el vocablo ‘ensartar’: que es el acto de pasar un hilo, cuerda, alambre, etc, por el agujero de varias cosas (tal y como nos indica el Diccionario de la Rae).

 

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

 

Fuente de la imagen: pdpics

Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban [4]

Cuarta entrega de esta serie de post dedicados a traeros un buen puñado (de docena en docena) de cosas que quizás no sabíais cómo se llamaban en realidad o que conocías con otro nombre muy distinto.

Espero que la selección de palabras que he hecho en esta ocasión sea de vuestro agrado, al igual que ocurrió con las veces anteriores.

 

Asonada - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Asonada: Se trata de una reunión (tipo manifestación) en el que un numeroso grupo de personas intentan conseguir algún objetivo, normalmente de modo violento

 

Fosfeno - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Fosfeno: Sensación visual que se percibe al tener los ojos cerrados fuertemente o tras frotarte los párpados

 

Duela - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Duela: Seguro que habéis visto en más de una ocasión algún barril, pues la duela es cada una de las tablas curvas que lo forman

 

Carúncula - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Carúncula: Modo en que se llama la cresta de algunos animales (gallo, pavo…)

 

Morueco - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Morueco: Carnero utilizado para procrear (semental)

 

Tusígeno - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Tusígeno: Aquello que nos produce tos (humo, un atragantamiento…)

 

Orinque - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Orinque: La cuerda que va desde el ancla fondeada hasta la boya

 

Canana - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Canana: El cinturón en el que se colocan los cartuchos/balas (cartucheras) como el que llevaban los vaqueros en el Viejo Oeste o los revolucionarios mexicanos

 

Estepicursor - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Estepicursor: Y hablando del Viejo Oeste, no podemos olvidarnos de la especie de bola hecha de matojos secos que aparece rodando en las películas, eso es un estepicursor

 

Desbullador - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Desbullador: El tenedor para las ostras

 

Cáncana - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Cáncana: Banqueta o banquillo en la que el maestro solía obligar sentarse al estudiante al que castigaba

Giste - Una docena de cosas que quizás no sabías cómo se llamaban

 

Giste: Espuma de la cerveza

 

 

 

 

 

 

Fuentes de las imágenes: Wikimedia commons / pdpics / pixabay / Wikimedia commons / pixabay / Wikimedia commons / Wikimedia commons / Wikimedia commons / Wikimedia commons / nickulivieriphotography / arkham-insanity (deviantart) / pixabay

El cruel e histórico origen de la expresión ‘tener un ramalazo’

Aunque afortunadamente cada vez es menor el número de personas que utilizan el término ‘ramalazo’ para referirse a alguien que es afeminado, todavía queda quien lo utiliza despectivamente en frases tan típicas y escuchadas como ‘vaya ramalazo tiene fulanito.

El origen del uso de este término procede de los tiempos en el que las prácticas homosexuales estaban perseguidas, castigándose a aquellos que habían sido pillados realizando algún acto de sodomía con un latigazo público, el cual se propinaba directamente en los testículos del acusado.

El trozo de la soga que impactaba contra los testículos es conocido como ramal (nombre que recibe cada uno de los cabos que componen una cuerda, soga, pleita o trenza), por lo que la marca que dejaba, y por lo tanto quedaba señalada ahí durante largo tiempo, se conocía como ramalazo.

Esto llevó a que todo aquel que tenía un ramalazo fuese señalado como homosexual o afeminado.

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

Portada Vuelve el listo que todo lo sabe

 

Curiosidad que forma parte del libro “Vuelve el listo que todo lo sabe” de Alfred López.
Compra el libro online y recíbelo cómodamente a través de Amazón: http://amzn.to/2CbI1Cw