Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Entradas etiquetadas como ‘nottingham forest’

Qué fue de… Peter Withe: marcó un gol que valió una Copa de Europa

Cromo de Withe (PANINI).

El otro día os hablé de Alan Kennedy, el jugador que marcó un gol que valió una Copa de Europa. Pues bien, hoy os voy a hablar de otro, que consiguió su logro un año después que Kennedy. Es Peter Withe.

¿Quién era?: Un delantero inglés de los 70 y los 80.

¿Por qué se le recuerda?: Pues por ser el autor del gol que le dio al Aston Villa la victoria en la final de la Copa de Europa de 1982.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 1991 en el Aston Villa. Tras colgar las botas inició una carrera de entrenador que le llevó sobre todo al sudeste asiático. Fue seleccionador de Tailandia y de Indonesia, entre otros equipos. Ahora es el presidente de Diamond Show Events, una empresa que organiza partidos con viejas estrellas del fútbol y charlas para empresas, sobre todo en Asia. Lo podéis seguir en Twitter.

¿Sabías qué…?: Nacido en Liverpool, era fan del Everton, equipo donde nunca jugó.

– Un hermano suyo llamado Chris fue también jugador profesional.

Otro cromo de Withe (PANINI).

– Su hijo Jason también fue futbolista, pero sólo jugó en equipos modestos.

– Como os decía, su mayor logro fue marcar el único gol de la final de la Copa de Europa de 1982, con el Aston Villa ante el Bayern de Múnich de Breitner y Rummenigge en Rotterdam.

– También fue titular en los partidos de ida y de vuelta de la Supercopa de Europa del 83, en la que el Aston Villa derrotó al Barcelona.

– Estuvo con la selección inglesa en el Mundial de España 82.

– Fue el primer jugador del Aston Villa convocado para jugar una Copa del Mundo con Inglaterra.

– Es uno de los miembros del Salón de la Fama del Aston Villa.

– Siendo seleccionador de Tailandia fue sancionado por su federación por llevar bermudas en un partido.

– Mide 1,88 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Peter Withe nació en Liverpool el 30 de agosto de 1951. Debutó como profesional en 1971 en el Southport. Luego jugó en el Barrow y en 1972 recaló en el Port Elizabeth City. En 1973 jugó en el Arcadia Shepherds, en Sudáfrica. En 1973 regresó a Inglaterra para jugar en el Wolverhampton. En 1975 emigró de nuevo para jugar en los Portland Timbers de Estados Unidos. Ese mismo año volvió a Inglaterra para jugar en el Birmingham. Al año siguiente se fue al Nottingham Forest, donde estuvo dos años. En el 78 lo fichó el Newcastle y tras dos años, recaló en el Aston Villa, donde pasó cinco temporadas. Luego fichó por el Sheffield United y allí estuvo 4 temporadas, aunque en 1987 jugó cedido en el Birmingham. En 1989 firmó por el Huddersfield Town y al año siguiente regresó al Aston Villa, donde se retiró en 1990. En su palmarés tiene una NASL (liga de Estados Unidos), una liga y una Copa de la Liga con el Forest y una Liga, una Copa de Europa y una Supercopa de Europa con el Villa. Con Inglaterra jugó 11 partidos y marcó un gol.

Este fue el gol de Withe:

Hasta mañana.

Escudos y logos. Nottigham Forest: Robin Hood, heráldica, un árbol y un río

Evolución de los escudos del Nottingham Forest (nottinghamforest.co.uk)

Hoy voy hablaros del peculiar escudo de uno de los equipos más castizos  de Inglaterra, ahora en horas algo más bajas que en los 70 y los 80. Es el escudo del Nottingham Forest.

El equipo fue fundado en 1865 por un grupo de jugadores de bandy y de sinty (dos variantes del hockey). El Forest, por cierto, es el primer equipo de la historia en jugar de rojo (como ya os conté en su día, en homenaje a los ‘camisas rojas’ de Garibaldi). El primer escudo del club fue el mismo que el de la ciudad de Nottingham, pero no fue este el primero en ser lucido en su camiseta. En 1946, el primer emblema que lució el club fue un original diseño consistente en la imagen de una especie de Robin Hood con sombrero puritano en un círculo verde. Dejó de usarse en 1954 y en 1958 se empezó a usar el de la ciudad, esta vez ya en las camisetas.

En 1973 llegó el gran cambio. Se convocó un concurso para rediseñar el escudo y el ganador fue David Wilson, un diseñador gráfico y profesor de la Nottingham Trent University. En el escudo se representa un árbol y un río. Se trata del Major Oak (Roble Mayor), el árbol más famoso del bosque de Sherwood, donde la leyenda dice que Robin Hood y sus partidarios se ocultaban, mientras que el río representado en las líneas onduladas de debajo es el Trent, el que pasa por la ciudad. El cambio del escudo, que se estrenó en 1974, se produjo un año antes de la llegada al club de Brian Clough, al que tradicional y erróneamente se atribuye el diseño del escudo.

El logotipo ha permanecido sin cambios hasta 2008, cuando se le añadieron dos estrellas por las dos Copas de Europa que ganó el club. En 2010 las estrellas se cambiaron de sitio.

Espero que os haya gustado el artículo. Mañana, más.

Final de la FA Cup en 1991: el día que los ‘shorts’ desaparecieron del fútbol

Una de las imágenes que nos vienen a la cabeza cuando pensamos en el fútbol de finales de los 70 y los 80, en cuestión de atuendos, es la de los pantalones. En aquellos años se llevaban unos shorts que hacían honor a su nombre en inglés. Eran muy cortos. ‘Paqueteros’, si me permitís la expresión vulgar. Pero eso cambió radicalmente y desde entonces, los pantalones son mucho más largos. ¿Cuándo cambió eso? ¿Quiénes fueron los responsables? Pues os lo voy a contar.

Es 18 de mayo de 1991. Se disputa en Wembley la final de la FA Cup o copa inglesa. Se enfrentan el Nottingham Forest de Brian Clough y el Tottenham Hotspur de Terry Venables. En el equipo londinense hay una peculiaridad. Sus pantalones son sensiblemente más largos que los de los rivales. El partido acaba con victoria para el Tottenham por 2-1 en la prórroga.

Pero más allá de lo deportivo, los pantalones de los Spurs dan mucho que hablar. Algunos los ridiculizan. Pero lo que no sabían es que se iniciaba así una moda que duraría décadas. Fue Terry Venables, el entrenador del Tottenham, el que diseñó junto a Umbro ese largo de pantalón, pasado de moda en los 80. Fue el primer equipo que rompió con los shorts que durante más de una década se vieron en los terrenos de juego de todo el mundo, con algunas anécdotas, como la vez que a Butragueño se le vio todo en un partido ante el Español en diciembre de 1986.

La temporada siguiente quedó claro que los shorts habían muerto cuando el FC Barcelona presentó su primera equipación de la firma italiana Kappa, que incluía unos pantalones más largos de lo normal.

Desde entonces, la moda de los shorts ha quedado olvidada… aunque quién sabe si alguna vez vuelve.

Os dejo con un resumen de ese partido:

Hasta mañana.

Quién fue… Sam Weller Widdowson: el inventor de las espinilleras

Widdowson, en un grabado de la época (dominio público).

Widdowson, en un grabado de la época (dominio público).

Vamos a cerrar la semana regresando a mi admirada época victoriana, a esos albores del fútbol asociación que tanto juego dan. Vamos a hablar de uno de esos inventores a los que tanto debe el fútbol: Sam Weller Widdowson.

El 16 de abril de 1851 nació en Hucknall Tockard, Nottighamshire, Gran Bretaña, Sam Weller Widddowson. Sexto de diez hermanos, su padre le puso de nombre Sam Weller en honor a un personaje de Los papeles póstumos del Club Pickwick, la primera novela del gran Charles Dickens.

Widdowson tenía solo 14 años de edad cuando se fundó el Nottingham Forest. Al año siguiente, ya formaba parte del equipo. Con 22 años, en 1873, ya era el capitán del equipo. Widdowson destacaba por su fuerza, su regate y su velocidad. Corría 100 yardas (algo más de 91 metros) en 10.25 segundos, aunque su especialidad eran los obstáculos. Sus características se adaptaban perfectamente al estilo de juego de aquellos tiempos, poco combinativo.

Como en otros ejemplos que hemos visto en el blog, Widdowson no solo jugaba al fútbol, sino que también practicaba cricket, como miembro del Nottinghamshire CCC. Fue de este deporte de donde sacó la innovación que lo hizo pasar a la historia.

Siendo el fútbol de antaño muy duro y peligroso, y temiendo por su integridad, Widdowson cogió dos almohadillas protectoras de cricket, las recortó y se las ató a las piernas para jugar al fútbol. Acababan de nacer las espinilleras. Pese a que al principio su invento causó bromas y chanzas, en poco tiempo su idea ganó popularidad. Un compañero suyo del Nottinghamshire CCC empezó a producirlas por primera vez.

Pero Widdowson fue pionero en otras cosas. En 1878, la FA usó un partido entre el Forest y Norfolk FC para probar el silbato como elemento arbitral, en sustitución de la bandera blanca. La FA consultó a Widdowson y él dio su aprobación tras comprobar como jugador que el silbato era mejor.

A partir de 1879, Widdowson compaginó su tarea de jugador con la de presidente del club. En 1880 jugó su único partido como internacional con Inglaterra, ante Escocia en Hampden Park, con resultado de 5-4 para los del norte. Ese día, Widdowson le rompió la mandíbula (sin querer) a un escocés, cuando ambos saltaban a cabecear un balón. Imaginad el impulso…

Widdowson era un hombre muy activo y además de presidir el Forest, también fue árbitro. En esta faceta, tiene el honor del ser colegiado del primer partido de la historia que se disputó con redes en las porterías, en 1891.

En su vida posterior, nuestro protagonista fue dueño de un cine y de una empresa de encajes. Falleció en Beeston, Nottinghamshire, el 9 de mayo de 1927.

Espero que os haya gustado la historia. Hasta el miércoles.

Qué fue de… Des Walker: de futbolista internacional a camionero

Cromo de Des Walker para la Eurocopa del 92 (PANINI).

Cromo de Des Walker para la Eurocopa del 92 (PANINI).

Vamos a abrir la semana con uno de esos futbolistas de los que mola hablar por su ocupación actual. Es Des Walker.

¿Quién era?: Un central inglés de los 80 y los 90.

¿Por qué se le recuerda?: Por ser titular con Inglaterra en el Mundial de Italia y por su paso por el ‘calcio’ italiano.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2004 en las filas del Nottingham Forest. Tras colgar las botas, ha sido camionero en la empresa de un amigo. Por si acaso, tiene el carné de entrenador.

¿Sabías qué…?: Fue el mítico Brian Clough el que le hizo debutar con el primer equipo del Nottingham Forest.

– Nunca pudo jugar competiciones europeas: la sanción a los equipos ingleses tras Heysel y su ausencia posterior en equipo de primer nivel fueron la causa.

– En la Sampdoria jugó de lateral derecho.

– Walker fue titular en los siete partidos que disputó la selección inglesa en Italia 90. Fue, junto a Gascoigne, la revelación de Inglaterra en aquella cita.

Cromo de Walker con el Forest (PANINI).

Cromo de Walker con el Forest (PANINI).

– En su momento, fue el jugador inglés que alcanzó las 50 internacionalidades en menos tiempo: cuatro años.

– Debutó con Inglaterra en 1988, sustituyendo en un partido ante Dinamarca a Tony Adams.

– En los equipos donde jugó le cantaban “You’ll never beat Des Walker” (“Nunca podrás con Des Walker”). Los periodistas bromeaban y decían “You’ll never meet Des Walker” (“Nunca te verás con Des Walker”), debido a que era muy esquivo con la prensa.

– Destacaba por su velocidad y su salto.

– Tiene un hijo llamado Tyler que juega de delantero en el Forest.

– Mide 1,83 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Desmond Sinclair Walker nació el 26 de noviembre de 1965 en Hackney, Londres. Debutó como profesional en el Nottingham Forest en 1984. En 1992 se fue a la Sampdoria y un año después regresó a Inglaterra para jugar en el Sheffield Wednesday. En 2002 regresó al Forest, donde colgó las botas en 2004. En su palmarés tiene una Copa de la Liga. Con Inglaterra jugó 59 partidos.

Créditos merecidísimos de este post para los cracks de la revista Kaiser y este vídeo sobre Walker.

Os dejo con un vídeo de Walker marcándose un autogol en la final de la FA Cup.

Hasta mañana.

Qué fue de… Roy Keane: el tipo más duro del fútbol británico

Roy Keane, entrenando con el Manchester United en el estadio Gerland de Lyon antes de un partido de Champions en septiembre del año 2004 (Archivo 20minutos).

Roy Keane, entrenando con el Manchester United en el estadio Gerland de Lyon antes de un partido de Champions en septiembre del año 2004 (Archivo 20minutos).

Seguimos hablando de fútbol con un personaje al que conocéis a buen seguro. Si, además, seguís más o menos de cerca el fútbol inglés, quizá os parezca que no anda muy perdido, pero es uno de esos futbolistas de lo que realmente apetece escribir. Además, hoy es el día de San Patricio (felicidades a todos los Patricios y a todas las Patricias) y lo suyo es hablar de un irlandés. Estamos hablando de uno de los tipos más duros del fútbol de las islas. Es Roy Keane.

¿Quién era?: Un mediocentro irlandés de los 90 y la pasada década.

¿Por qué se le recuerda?: Pues por ser capitán del Manchester United y de la selección irlandesa de fútbol duranto mucho años, siendo uno de los jugadores más emblemáticos de los ‘red devils’ durante los mejores años de su historia. Además, se le recuerda por ser uno de los jufadores más duros y más polémicos de su tiempo.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2006 en las filas del Celtic de Glasgow. Inmediatamente tras retirarse empezó una carrera como entrenador del Sunderland, donde estuvo dos años. Luego entrenó al Ipswich Town otras dos temporadas y desde 2013 es entrenador asistente de la selección irlandesa. El año pasado fue también segundo técnico del Aston Villa. También ejercido como comentarista para la cadena ITV.

¿Sabías qué…?: Su padre, entre otros empleos, trabajó en la fábrica de cerveza Murhpy’s.

– De niño era hincha del Tottenham Hotspur y del Celtic, equipo en el que se retiró.

– Cuando el United pagó por sus servicios 3,75 millones de libras al Nottingham Forest en 1993, se convirtió en el traspaso récord del fútbol británico.

– En Inglaterra eran famosos los roces que tuvo con el centrocampista del Arsenal Patrick Vieira. Ambos se odiaban y se atizaban de lo lindo en el terreno de juego, amén de decirse de todo.

– Suplió a Eric Cantona como capitán del Manchester United.

– Una de sus más lamentables experiencias tuvo lugar en un derbi de Manchester contra el City y con el noruego Alf Inge Haland. Keane le dio una terrible patada a Haland a la altura de la rodilla que se convirtió en una grave lesión. De hecho, Haland no volvió a jugar un partido completo nunca más. Lo peor fue cuando Keane admitió que lo había hecho a propósito, con el ánimo de hacerle daño, debido a un roce en un partido disputado cuatro años antes, cuando el noruego jugaba en el Leeds United, y que acabó con Keane lesionado. El irlandés recibió ocho partidos de suspensión.

Keane, en un partido de Liga de Campeones contra el Madrid en Old Trafford en 2000 (Archivo 20minutos).

Keane, en un partido de Liga de Campeones contra el Madrid en Old Trafford en 2000 (Archivo 20minutos).

– Representó a Irlanda en los Mundiales de 1994 y 2002, aunque en este último no llegó a jugar.

– La concentración de Irlanda para el Mundial de 2002 fue muy polémica, ya que se produjo un gravísimo enfrentamiento entre el capitán, Roy Keane, y el seleccionador, Mick McCarthy. Keane publicó una carta en la prensa irlandesa criticando las penosas condiciones de los jugadores en la concentración y la falta de apoyo de McCarthy. Tras un durísimo enfrentamiento dialéctico, Keane fue expulsado de la concentración y no volvió a ser internacional hasta la marcha de McCarthy, meses después.

– Está casado y tiene cinco hijos.

– Estuvo cerca de fichar por el Real Madrid cuando tenía 34 años, tal y como reveló en su autobiografía. Recibió una llamada de Emilio Butragueño cuando estaba… sentado en el retrete. Dijo que no “por miedo” a lo desconocido. Se arrepiente de ello.

Biografía, palmarés, estadísticas: Roy Maurice Keane nació en Cork, República de Irlanda, el 10 de agosto de 1971. Debutó como profesional en 1989 en el Cobh Ramblers de su país natal. Al año siguiente se fue al Nottingham Forest, donde tras tres temporadas, fue contratado por el Manchester United, equipo que no dejó hasta doce temporadas después, cuando se fue al Celtic, donde colgó las botas en 2006. En su palmarés tiene siete Premier Leagues, cuatro Community Shields, cuatro FA Cups, una Copa de Europa y una Intercontinental (con el Manchester United) y una Liga y una Copa escocesas con el Celtic.

Os dejo con un vídeo resumen de cómo se las gastaba el bueno de Roy:

Santuarios del deporte. Estadio de Hillsborough, Sheffield, y el desastre que conmocionó al mundo

Un momento de la estampida (WIKIPEDIA).

Un momento de la estampida (WIKIPEDIA).

En los años 80, el fútbol inglés se vio agitado por una serie de eventos desgraciados que lo dejaron muy tocado, y pese a lo cuales ha sabido regenerarse. Hoy vamos a hablar de uno de esos momentos, una de las mayores desgracias de la historia del fútbol. Lo haremos a través de su escenario, el estadio de Hillsborough.

Nombre oficial: Hillsborough Stadium.

Ubicación: Owlerton, Sheffield, Reino Unido.

Capacidad: 39.732 espectadores.

Año de inauguración: 1899.

Propietario: Sheffield Wednesday FC.

Más cosas: El Sheffield Wednseday jugaba sus partidos, a finales del siglo XIX, en un estadio que tuvo que ser expropiado para la ampliación de las líneas de ferrocarril. Una empresa local ofreció, a un precio de 5.000 libras, unos terrenos situados en el noroeste de la ciudad, donde se erigió el estadio de Hillsborough.

Hillsborough fue uno de los estadios señeros de Reino Unido, acogiendo cinco partidos del Mundial de 1966. Pero si por algo es recordado este estadio es por lo que se produjo en él el 15 de abril de 1989, en una de las peores tragedias de la historia del fútbol mundial.

Otra toma del fondo del desastre de Hillsborough (WIKIPEDIA).

Otra toma del fondo del desastre de Hillsborough (WIKIPEDIA).

Ese día se celebraba en Hillsborough una de las semifinales de la FA Cup (se disputaban en campo neutral), entre el Liverpool FC y el Nottingham Forest FC. Se dieron entonces una serie de catastróficas circunstancias que llevaron a la tragedia final. Los accesos a la grada destinada a los hinchas del Liverpool eran estrechos. En el exterior del estadio se concentraron miles de aficionados del Liverpool, muchos de ellos sin entradas. Aquellos que no tenían entradas o que se habían equivocado de acceso no podían darse la vuelta e irse porque detrás tenían mucha más gente.

La Policía, en el exterior, estaba desbordada, así que tomaron una decisión que resultaría dramática: abrieron una de las salidas de emergencia para descongestionar los accesos. Los hinchas, unos 4.000, entraron en tropel y empezaron a producirse los primeros problemas, porque el fondo estaba ya lleno. Los espectadores que estaban más cerca del terreno de juego se vieron aplastados contra las vallas que rodeaban el fondo. La Policía no abrió las vallas, más preocupada por evitar una invasión de campo que de resguardar la salud de los aficionados. Algunos escaparon hacia arriba, subiendo a la grada superior, pero muchos otros quedaron atrapados.

Algunos espectadores saltaron las vallas buscando el terreno abierto. Otros, en su desesperación, llegaron a intentar hacer hoyos en la tierra alrededor de las rejas para que por allí escaparan sus compañeros. Finalmente, una valla cedió y el partido, que llevaba siete minutos de juego, se suspendió. Lo siguiente que se vio en Hillsborough fue atroz: la Policía y los servicios médicos no daban abasto para atender a heridos y a muchos se les dio por muertos cuando aún vivían. Por algún incomprensible motivo, la Policía sólo dejó entrar a una de las 44 ambulancias que se trasladaron a Hillsborough. En total, esa tarde en Sheffield murieron 96 personas (de las que sólo 14 fueron hospitalizadas), la mayoría gente joven y varios niños. Además, hubo 766 heridos. Las consecuencias fueron más allá. Diez años después del incidente, se sabe de al menos diez heridos en Hillsborough que acabaron cometiendo suicidio. Otros supervivientes cayeron en las drogas y en el alcoholismo. Os diré que el más joven fallecido, Jon-Paul Gilhooley, de 10 años, era primo de Steven Gerrard, que por aquel entonces tenía 9 años y que después se convertiría en capitán del Liverpool. Gerrard ha citado a la memoria de su primo como principal motivación de su carrera.

Las dos portadas de 'The Sun' sobre el incidente: la de 1989 y la de 2012.

Las dos portadas de ‘The Sun’ sobre el incidente: la de 1989 y la de 2012.

La catástrofe conmoció al mundo entero. Hubo ceremonias por los fallecidos tanto en iglesias como en estadios de fútbol, la reina Isabel visitó al lugar del incidente y a los heridos. Se inició una investigación cuya principal conclusión fue dictaminar la obligatoriedad de que todas las localidades de los estadios fueran de asiento y la de eliminar las vallas. El informe acusó a la Policía de Sheffield de negligencia y se quejó de las inadecuadas condiciones de Hillsborough para acoger un partido así. No obstante, existía también una corriente que acusaba directamente a los hinchas del Liverpool de ser los culpables; se dijo que la mayoría estaban borrachos y que intentaron entrar a última hora. A ello contribuyó una infame portada del tabloide The Sun, que bajo el titular “The Truth” (“La Verdad”), acusaba a los hinchas del Liverpool de atrocidades como vaciar los bolsillos de las víctimas, pegar a los “valientes policías” y sanitarios mientras realizaban masajes cardiacos y boca a bocas e incluso orinarse sobre ellos. La Policía, de hecho, se descargó de toda culpa y acusó a los hinchas.

Pero en 2012, 23 años después de la catástrofe, una comisión independiente emitió un informe en el que quedaba claro que los hinchas del Liverpool no tuvieron responsabilidad alguna en los hechos, y que llevó al primer ministro David Cameron a pedir disculpas en nombre del Gobierno, algo que también hizo la Policía de South Yorkshire y el propio director de The Sun, que publicó una portada titulando “The Real Truth” (“La Verdadera Realidad”) y en la que reconocían haber dado falsas informaciones.

Así informó la BBC, en su día, de los hechos:

Hasta mañana.

Camisetas para la historia: Nottingham Forest, el primer equipo que vistió de rojo

El Nottinghan Forest, en 1884 (Lenton Local History Society)

El Nottinghan Forest, en 1884 (Lenton Local History Society)

El artículo de hoy no es tanto sobre una camiseta, que sí lo es, como sobre un color. Podría atreverme a decir que el rojo es el color más representativo, o uno de ellos, de todo el deporte. Es innumerable la cantidad de equipos que han utilizado y utilizan el rojo como color principal. Centrándonos en el fútbol, podemos empezar: Bayern de Múnich, Liverpool, Manchester United, Arsenal, Benfica, Spartak de Moscú, Internacional de Porto Alegre, Independiente de Avellaneda… Pues como en todo, alguno tuvo que ser el primero, ¿verdad? Pues el primero fue el Nottingham Forest.

Nos remontamos a la prehistoria del fútbol moderno, a la década de los 60, pero del siglo XIX. En 1865, un grupo de jugadores de bandy y de sinty (dos variantes del hockey) de la ciudad inglesa de Nottingham decidieron unirse para crear un club de fútbol, a imagen y semejanza del Notts County, un club también de Nottingham fundado en 1862 (de hecho, el Notts County es el club profesional vivo más antiguo). De hecho, su primer partido fue un derby de la ciudad.

Giuseppe Garibaldi (WIKIPEDIA)

Giuseppe Garibaldi (WIKIPEDIA)

Los fundadores del equipo se reunieron en un local llamado Clinton Arms, donde adoptaron el nombre actual del club (adoptado de su primer estadio, el Forest Recreation Ground, que a su vez coge su nombre del bosque de Sherwood -sí, el de Robin Hood-) y decidieron adoptar el color rojo, convirtiéndose así en el primer equipo de fútbol (al menos, que se sepa), en usar este color.

El motivo es sorprendente. Se eligió así en honor a Giuseppe Garibaldi, el héroe nacional italiano. Garibaldi, en la década de los 60, estuvo envuelto en la guerra de la Independencia italiana y era uno de los personajes más famosos de Europa. Se sabe que en 1864 estuvo en Inglaterra, y puede que ahí conectara su historia con la del Forest. El caso es que las tropas de Garibaldi se caracterizaban por llevar camisas rojas y este fue el color elegido por los fundadores del club. De hecho, hoy en día uno de los salones del City Ground, el estadio del Forest, lleva el nombre de Garibaldi.

El caso es que este color rojo del Forest también sirvió para otros equipos: en 1886, dos exjugadores del Nottinghan Forest que estaban en la plantilla del recién nacido Arsenal pidieron ayuda a su exequipo, pues carecían de materiales. El Forest les envió un juego completo de uniformes rojos y un balón.

Y en 1905, el Forest hizo una gira por Sudamérica. Arístides Langoni, presidente del Independiente de Avellaneda, vio jugar al equipo inglés un amistoso y se quedó prendado por el color rojo de sus uniformes, decidiendo que ése sería el color del equipo.

Y hasta ahora en los tres casos…

Esto es todo, amigos, mañana más.

Quién fue… Brian Clough: a su lado, Mourinho es un aficionado

Brian Clough (WIKIPEDIA)

Brian Clough (WIKIPEDIA)

Hace ya unos meses, traje a este blog a Bill Shankly, uno de los más carismáticos entrenadores de todos los tiempos. Lo era no sólo por sus logros futbolísticos, sino porque está considerado como uno de los mejores autores de citas futbolísticas de la historia. Si hay alguien que se puede poner a su altura es el protagonista de hoy. Un tipo que condensa en sí mismo lo mejor del fútbol inglés y que es el paradigma de entrenador de personalidad arrolladora. Todo un personaje que tiene hasta una película. Es Brian Clough.

Middlesbrough, North Yorkshire, Inglaterra. El día 21 de marzo de 1935 nace Brian Howard Clough, el sexto de nueve hermanos. Su padre trabaja en una tienda de dulces y caramelos. En su infancia y juventud, se decantó más por el cricket que por el fútbol, que luego marcaría su vida.

Nunca fue un estudiante brillante y en 1953 realizó el servicio militar en la Fuerza Aérea Real (RAF). Antes, ya había hecho sus pinitos futboleros en el Billingham Synthonia. Nada más regresar de la ‘mili’, se incorporó al Middlesbrough, donde desempeñó como delantero. Fue un ariete demoledor. En 222 partidos de Liga con el Boro (durante seis temporadas) marcó la impresionante cifra de 204 goles. Ya de jugador daba muestras de su carácter difícil. Se enfrentaba constantemente a sus compañeros, sobre todo a sus defensas, que solían encajar muchos goles. Les llegó a desafiar preguntándoles cuántos goles tenía que marcar para poder ganar un partido. No obstante, se hizo amigo del portero, Peter Taylor, personaje que posteriormente sería clave en su carrera.

Fue internacional sólo dos veces, en 1959, con escaso éxito. En 1961 fue traspasado al Sunderland por 55.000 libras. En su segunda temporada en los black cats, llegó el hecho que puso fin a su carrera: en un partido ante el Bury, disputado en unas infames condiciones meteorológicas, chocó con el portero rival y se rompió el ligamento cruzado y el ligamento colateral tibial. Era otra época, claro está, y en aquellos tiempos, una lesión así significaba dejar el fútbol. Tras dos años de baja, llegó a volver a jugar al fútbol, pero sólo pudo disputar tres partidos. Colgaba las botas con 29 años. Pese a tamaña desgracia, sus cifras en el Sunderland fueron espectaculares: 63 goles en 74 partidos.

Llega a los banquillos

Su primera experiencia en los banquillos fue como técnico de los juveniles del Sunderland. En 1965 le ofrecieron el puesto de entrenador del Hatlepool United, de Segunda. Aceptó y lo primer que hizo fue llamar a Peter Taylor, su querido compañero del Boro, para que le acompañara en su primera aventura como entrenador profesional. Clough tenía 30 años y era el entrenador más joven de la Liga. Era un club modesto, siempre luchando por la permanencia y con agobios financieros. Al poco de llegar, Clough llegó a ir por los pubs de la localidad pidiendo contribuciones para el equipo.

El principio de la segunda temporada, el presidente quiso despedir a Clough, pero eso no hizo sino provocar un cisma en la directiva que acabó con el presidente fuera. Esa segunda temporada, el sufridor Hartlepool acabó octavo. Este logro le valió fichar por el Derby County (junto a Taylor, por supuesto) en 1967. Los ‘Rams’ llevaban años en Segunda, intentando regresar, sin éxito, a la máxima categoría. Clough llegó e hizo limpieza en el vestuario. Sólo permanecieron cuatro jugadores de la temporada anterior. Por despedir, echó al secretario, al jardinero, al ojeador e incluso despidió a dos camareras a las que pilló riéndose tras una derrota del equipo. Y todo funcionó: con una racha de 22 partidos invicto, el Derby acabó campeón de Segunda y ascendió.

Estatua de Brian Clough y Peter Taylor en Derby (WIKIPEDIA).

Estatua de Brian Clough y Peter Taylor en Derby (WIKIPEDIA).

En su primer año en Primera con el Derby, dejó al equipo cuarto, su mejor clasificación histórica, pese a lo cual, y por problemas económicos, no pudo jugar en Europa. Mantuvo al equipo en Primera hasta que en su quinta temporada, la 71-72, llevó al Derby County a la gloria: los ‘Rams’ ganaron el primer título de Liga de su historia. Fue precisamente entonces cuando empezaron los problemas entre Clough y la directiva. El primer enfrentamiento fue debido a la pretemporada del equipo en Alemania y Holanda. Clough exigió llevarse a su familia y el presidente se negó. Por este motivo, el exdelantero no estuvo en el stage, que quedó a cargo de su segundo, Peter Taylor.

Clough empezó a fichar jugadores caros, lo que le valió un toque de atención de la directiva (ya sabéis que en Inglaterra, el entrenador es mucho más de lo que es aquí en España). Llegó a criticar a los hinchas porque, según él, sólo animaban cuando el equipo iba ganando. Estaba desatado. Cayó en semifinales de la Copa de Europa ante la Juve. Cuando salió del vestuario y los periodistas italianos le preguntaron, dijo: “No hablo con cabrones tramposos”. Empezó también su particular cruzada contra el Leeds United (uno de los punteros de la época) y su entrenador, Don Revie, acusándolos de juego sucio.

El 15 de octubre de 1973, Brian Clough y Peter Taylor abandonaron el Derby County. Clough era por esa época un personaje muy conocido y era un asíduo a los programas de televisión, donde engrandecía su leyenda de hombre sin pelos en la lengua. Enseguida, no obstante, él y su equipo se hicieron cargo del Brighton and Hove Albion, un equipo de la Tercera División. El cambio, en pocos meses, había consistido en jugar ante la Juve en la Copa de Europa a jugar en los barrizales de la tercera categoría. Su etapa en el sur de Inglaterra, no obstante, no fue nada buena.

La gran oportunidad de su vida llegó en 1974, cuando su odiado Don Revie dejó el Leeds United para ser seleccionador nacional de Inglaterra. El equipo de Yorkshire lo contrató. Esta vez, Peter Taylor no lo acompañó. Su fichaje fue una sorpresa, debido a las críticas que antes le había dedicado a este club. Es más, en su primer entrenamiento, le dijo a sus nuevos jugadores una de sus frases más famosas: “Hasta donde yo sé, podéis tirar todas esas medallas que habéis ganado estos años a la basura, ya que las ganasteis todas robando”.

Su etapa en el Leeds duró 44 días. Los jugadores, fieles aún a Revie, le hicieron el vacío. El equipo ganó uno de los seis partidos que disputó. Fue despedido fulminantemente. Pero el destino le deparaba aún una gran oportunidad a Brian Clough. He decir que desde que empezó a despuntar con el Derby, su nombre estuvo siempre ligado con la selección inglesa, pero nunca se concretó su incorporación al equipo nacional.

Estatua de Brian Clough en Middlesbrough (WIKIPEDIA)

Estatua de Brian Clough en Middlesbrough (WIKIPEDIA)

En enero de 1975, el Nottingham Forest, que estaba en la mitad baja de la tabla de Segunda, lo contrató. Dejó al equipo octavo esa temporada y en la siguiente, de nuevo con su amigo de siempre Peter Taylor junto a él, lograron el ascenso. En la siguiente temporada lograron la Copa de la Liga y el campeonato. Brian Clough conseguía con 43 años lo que sólo había conseguido un entrenador antes que él: ganar la Liga inglesa con dos equipos diferentes. La siguiente temporada (78-79), no pudo repetir el título de Liga, pero consiguió un hito. Hizo al Nottingham Forest campeón de Europa, tras derrotar al Malmö por 1-0 en la final. Pero es que al año siguiente, 1980, repitió la hazaña, derrotando al potente Hamburgo por el mismo resultado.

En 1982, su inseparable Peter Taylor se retiró. El siguió al frente del Forest hasta 1993. Anunció su retirada cuando el Forest descendió a segunda división. En sus últimos años, además de entrenar a su hijo Nigel (que llegó a ser internacional) y ‘descubrir’ a futbolistas como Teddy Sheringham o Roy Keane, empezó a aflorar uno de sus grandes problemas: el alcoholismo.

El resto de su vida estuvo marcada por su lucha contra su enfermedad, pese a lo cual comentaba partidos y escribía una columna semanal en Four Four Two. En enero de 2003 se sometió a un trasplante urgente de hígado. Lo tenía tan dañado tras 30 años de alcoholismo que los médicos le daban dos semanas de vida. Se repuso, pero un año y nueve meses después, fue ingresado de nuevo en un hospital de Derby a causa de un cáncer de estómago, motivo de su muerte el 20 de septiembre de 2004. Se celebró un funeral en su honor en el estadio del Derby County al que asistieron 14.000 personas. Los homenajes son incontables. El tramo de autopista que une Nottingham y Derby lleva su nombre, así como una grada del estadio del Forest. Hay estatuas en su honor en Nottingham, Derby y Middlesbrough. Desde 2007, todo partido que juegan el Forest y el Derby, ya sea de Liga, Copa, Copa de la Liga, amistoso, etcétera… se convierte automáticamente en el Trofeo Brian Clough.

Detalle de la estatua de Clough en Nottingham (WIKIPEDIA)

Detalle de la estatua de Clough en Nottingham (WIKIPEDIA)

La figura de Brian Clough, en mi opinión, tiene un punto negro, que no es otro que la gestión que hizo de la homosexualidad de Justin Fashanu. Podéis leer más sobre este tema en el artículo que le dediqué a este jugador.

Os decía al principio lo de las citas de Clough. Os dejo aquí unas cuantas:

– No digo yo que fuera el mejor entrenador del mundo. Pero siempre estuve en el Top-1.

– Dicen que Roma no se levantó en un día. Pero yo no estaba a cargo de esa tarea.

– Estoy seguro de que los mandamases de la selección de Inglaterra creían que, si me contrataban y me confiaban el empleo, me pondría a dirigir el cotarro. La verdad es que son muy listos: eso es exactamente lo que habría hecho.

– Si discutiera con un jugador, nos sentaríamos juntos unos veinte minutos, hablaríamos del asunto y al final decidiríamos que yo tengo razón.

– No quiero epitafios de frases profundas ni nada de ese rollo. He aportado algo. Espero que eso sea lo que digan de mí, y ojalá le haya gustado a alguien.

– Hoy es un día espantoso… para el Leeds United (el día que le despidieron del Leeds).

No puedo dejar de recomendaros encarecidísimamente The Damned United, la fantástica película que relata los últimos días de Clough al frente del Derby County y su azarosa etapa de 44 días en el Leeds United. Imprescindible.

Os dejo con un documental sobre Clough:

Que paséis un buen fin de semana.

Quién fue… Viv Anderson, el primer jugador negro de la selección inglesa

vivanderson1Pues este creo que es uno de los más recientes deportistas que ha salido en esta sección de los viernes. Y es curioso, porque este tema de deportistas que rompen barreras raciales suele ser de otra época. Pero aquí no nos vamos a remontar tanto, sólo a finales de los 70. Permitidme que esta vez, el artículo mantenga la estructura habitual de entre semana. El protagonista de hoy es Viv Anderson.

¿Quién era?: Un defensa central inglés de mediados de los 7o a mediados de los 90.

¿Por qué se le recuerda?: Pues por como indica el título del artículo, por ser el primer jugador de color en ser internacional con la selección inglesa, además de por ser bicampeón de Europa con el Nottingham Forest.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 1995 en las filas del Middlesbrough. En la actualidad colabora con la Federación Inglesa como embajador de buena voluntad y además, tiene una empresa, una agencia de viajes de temática deportiva.

¿Sabías qué…?: Viv Anderson nació en Nottingham de padres jamaicanos.

– Vivió el racismo desde los inicios de su carrera. En su autobiografía, publicada hace tres años, relata cómo en un partido en Carlisle, el mítico Brian Clough le mandó calentar y el público le lanzó plátanos, manzanas y peras. Atemorizado, Anderson regresó al banquillo. Clough le dijo: “Creía que te había dicho que calentaras”. “Me están lanzando fruta”, respondió Anderson. “Bueno, pues mueve el culo y tráme una pera y dos plátanos”, le espetó el siempre agudo técnico.

– Por sus buenas actuaciones en el Forest, el seleccionador Ron Greenwood lo convocó para un partido ante Checoslovaquia en Wembley el 29 de noviembre de 1978. Preguntado al respecto, Greenwood dijo: “Amarillo, morado o negro… si es lo suficientemente bueno, lo convocaré”.

– Fue el primer negro en jugar con la absoluta, pero en las categorías inferiores jugaron antes que él Benjamin Odeje y el malogrado Laurie Cunningham.

– Cuando debutó con la selección, la reina Isabel II le envió un telegrama de felicitación. Aún lo conserva.vivanderson2

– Años después de su debut, fue nombrado Miembro del Imperio Británico (MBE).

– Jugó dos Eurocopas (1980 y 1988) y dos Mundiales (1982 y 1986).

– Como os decía, fue titular en las dos Copas de Europa que ganó el Nottingham Forest (1979 y 1980).

– En su biografía admite que, años después de la muerte de Brian Clough, lo primero que recuerda la gente de él es su adicción al alcohol, “y es triste”. Añade “lo vi en sus últimos días. Llegó a Middlesbrough en una firma de libros y parecía frágil. Vi manchas en la cara, algo que siempre está relacionado con beber. Me sorprendió la forma en que se había deteriorado durante un período de seis a ocho meses”.

– También jugó en el Manchester United, en los inicios de Alex Ferguson. En su biografía tiene palabras elogiosas para el técnico escocés. Asegura que Ferguson sabía lo que hacía cada jugador en su tiempo libre “gracias a sus espías en la ciudad de Manchester”.

Biografía, palmarés, estadísticas: Vivian Alexander Anderson nació en Clifton, Nottingham, Inglaterra, el 29 de julio de 1956. Debutó como profesional en el Nottingham Forest en 1974. Diez años después, fichó por el Arsenal, donde estuvo hasta 1987. Ese año firmó por el Manchester United, para luego irse en 1991 al Sheffield Wednesday. Un par de temporadas después firmó por el Barnsley, donde estuvo un año. Otro año más, el último de su carrera, lo pasó en el Middlesbrough. Su palmarés: con el Forest, una Liga inglesa, dos Copas de la Liga, una Charity Shield, dos Copas de Europa y una Supercopa de Europa. Con el Arsenal, otra Copa de la Liga. Con el Manchester United, una FA Cup, una Charity Shield y una Recopa. Con Inglaterra jugó 30 partidos y metió dos goles.

Os dejo el resumen de un Turquía 0-8 Inglaterra en el estadio del Besiktas, en el que Viv Anderson marcó su primer gol como internacional:

Que paséis buen fin de semana.