BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Archivo de la categoría ‘Deportes tradicionales’

Qué es… el juego de pelota mesoamericano

Un jugador de Honduras calienta en el Mundial que se celebró en Guatemala en septiembre (EFE).

Vamos a cerrar esta semana con un deporte muy peculiar, porque es antiquísimo. A día de hoy es poco practicado y es más una exhibición casi arqueológica que otra cosa, pero creo que es interesante conocerlo un poco más de cerca. Es el juego de pelota mesoamericano.

En realidad, hay varios juegos de pelota conocidos en la zona que conocemos como Mesoamérica (no confundir con Centroamérica, que es una referencia geográfica y no incluiría a México, mientras que Mesoamérica es más una referencia cultural y sí incluye al país azteca -que es parte de Norteamérica-).

En general, podemos decir que se jugaba a juegos de pelota desde el año 1.400 antes de Cristo en el sur de México, Guatemala, El Salvador, Nicaragua y en zonas tan septentrionales como el estado de Arizona. No sólo se regían por el componente deportivo o competitivo, sino que también tenían carácter religioso e incluso se practicaba para dirimir litigios o conflictos entre tribus o caudillos locales.

Jugadores del equipo de El Salvador, en el reciente Mundial de Guatemala (EFE)

Normalmente se usaban caderas, codos y rodillas (en algunas modalidades, sólo las del lado derecho y en otras se usaban incluso palos o bates primitivos) para golpear una pelota de hule o caucho de hasta 4 kg de peso, que no podía tocar el suelo. Se practicaba en grandes terrenos de juego delimitados por dos paredes encaladas donde podía rebotar la pelota. En la versión más conocida, practicada por mayas y luego toltecas y aztecas, en esas paredes existían unos aros de piedra (colocados verticalmente, al contrario que en el baloncesto), de modo que al hacer pasar la pelota por ellos (en algunas versiones solo con tocarlo) se conseguían puntos.

Se enfrentaban dos equipos de dos o cuatro jugadores y cuando se trataba de partidos rituales, se podría producir un sacrificio humano después (no hay acuerdo si los sacrificados eran los derrotados o los vencedores). Hay crónicas españolas tras la Conquista que destacan lo mucho que botaba la pelota o incluso lo peligroso que podía resultar el deporte, pues por su peso podía provocar serias contusiones a los jugadores.

Como os decía, los campos (se han hallado los restos de cerca de 1.300, lo que da idea de la popularidad del juego) oscilaban en tamaños que iban de los 96 metros de largo por 30 de ancho del de Chichén Itza a los 16×5 del campo de Tikal. Las paredes encaladas solían estar inclinadas.

En la actualidad, existen torneos que recrean este juego ancestral. El pasado mes de septiembre se celebró en Guatemala la segunda Copa Mundial de Pelota Maya. También hay una versión llamada ulama, que se practica sobre todo en el estadio mexicano de Sinaloa, y en la que no hay aros, sino que se juega una especie de voleibol sin red y los jugadores pasan la pelota al campo rival con golpes de cadera.

Os dejo con una recreación de este deporte:

Hasta el miércoles.

Qué son los Highland Games: deporte con falda

Lanzamiento de tronco en un evento en América (WIKIPEDIA).

De vez en cuando sabéis que me gusta sacar deportes curiosos o tradicionales. En esta ocasión, vamos a hablar de unos deportes que son casi más folklore que otra cosa, pero que al fin y al cabo, también son competición. Son los Highland Games.

Primero hay que explicar qué son los Highland Games. Se trata de una serie de competiciones de deportes tradicionales inspirados en las tierras altas de Escocia, que se disputan en esta región y en Norteamérica. Entre otras pruebas, hay tiro de soga, lanzamiento de tronco, lanzamiento de piedra, martillo, peso, peso sobre barra y lanzamiento de fardo. Además, también hay torneos de danza, música en directo (muchas gaitas) y otras exhibiciones como de perros ovejeros o recreación de batallas. El más importante evento tiene lugar cada último fin de semana de agosto en el pueblo de Donoon, en Escocia, y recibe el nombre el de Cowal Highland Gathering. Están en pleno desarrollo, claro.

Sobre los orígenes del evento, hay varias teorías. Se sabe que en el siglo XI, el rey Malcolm III de Escocia organizó una carrera para elegir al ganador como cartero real. En 1703, el Clan Grant organizaba también unos juegos en los que había competiciones de lucha. No obstante, el formato actual viene de la época victoriana.

Hay eventos en muchos lugares de las tierras altas de Escocia, pero también en Canadá y Estados Unidos (muchísimos) y otros países como Nueva Zelanda, Bélgica, la República Checa, Suiza, Hungría o Indonesia.

Os dejo con algunas imágenes de las pruebas de los Highland Games:

Hasta el miércoles.

Santuarios del deporte. Cooper’s Hill: el escenario del Festival del Queso Rodante

Una imagen del festival de 2015 (GTRES).

Seguro que lo habéis visto en las noticias alguna vez. El último lunes de mayo, la ladera de una pequeña colina en el oeste de Inglaterra se convierte en el centro de todas las miradas por un deporte muy peculiar: el Festival del Queso Rodante. Vamos a conocer más de cerca esta tradición y el lugar donde se practica.

Esta antigua tradición se lleva a cabo en Cooper’s Hill, cereca de Gloucester. Las reglas son sencillas. Desde lo alto de la ladera se lanza un queso de unos cuatro kilos de peso, y los participantes se deben lanzar tras él para cogerlo o, en su defecto, llegar el primero al final del descenso. Hay que tener en cuenta que el queso puede alcanzar velocidades de más de 110 km/h y es lanzado un segundo antes de que los participantes puedan bajar, así que es prácticamente imposible agarrarlo.

Se suelen disputar cuatro descensos y los ganadores, claro está se llevan el queso como premio.

El festival no está exento de polémica, ya que hay críticas porque muchos de los participantes están ebrios y porque se producen pequeñas lesiones (esguinces, torceduras…) casi todos los años. En 2010, debido a la fama del evento y que acudían personas de muchas partes del mundo, se decidió vallar el recinto e incluso limitar el acceso mediante entradas. Se produjeron numerosas críticas y desde 2011, el evento se celebra sin organización oficial. Esta falta de gestión incluye la ausencia de servicios médicos, aunque por ahora no ha habido que lamentar ninguna desgracia.

Así que ya sabéis, este próximo lunes, un grupo de locos se tirará de nuevo tras un queso rodante.

Os dejo con las imágenes del festival del año pasado:

Hasta mañana.

Quién fue… Cayo Apuleyo Diocles: el deportista mejor pagado de todos los tiempos

Mosaico romano representando una cuádriga (WIKIPEDIA).

Mosaico romano representando una cuadriga (WIKIPEDIA).

Vamos a cerrar la semana haciendo un viaje larguísimo en el tiempo para conocer a un deportista muy particular, cuya fama, en su día, superaba la de las actuales superestrellas. Es Cayo Apuleyo Diocles.

Gaius Appuleius Diocles (versión latina de su nombre) nació en Lamecum, provincia romana de Lusitania (hoy Lamego, Portugal) en el año 104 de nuestra era.

De él se sabe que era hijo de un transportista y que empezó a dirigir cuadrigas desde muy joven. Gracias a su habilidad empezó a ganar carreras en Lusitania y pronto ganó una carrera fuera de su provincia, en Ilerda, la actual Lleida. Esta victoria le animó a acudir a Roma para correr en el Circo Máximo.

Diocles llegó a la capital del Imperio con 18 años. En las carreras de cuadrigas competían cuatro equipos o facciones: Blancos, Rojos, Azules y Verdes. El público, entonces, se comportaba como ahora, y cada equipo tenía sus hinchas, llegando incluso a haber peleas entre ellos. Como os decía, Diocles empezó a competir por la facción Blanca.

Las carreras de cuadrigas eran un espectáculo total, pero muy peligroso. Era raro que un auriga viviera más de 27 años, porque las caídas eran graves y era muy frecuente que el deportista muriera en la pista, normalmente aplastado por caballos o ruedas de carro (como muy bien explicó la película Ben-Hur).

A pesar de ello, Diocles mostró una longevidad poco vista. A los 24 años se pasó a la facción Verde, y a los 27 a la Roja, donde estuvo corriendo hasta la asombrosa edad de 42 años. En total, Diocles compitió en 4.257 carreras. Ganó en 1.462 (un 34,4% de victorias), mientras que en 1.438 fue segundo o tercero.

Los peligros de las carreras de cuadrigas tenían una contrapartida: los aurigas ganaban muchísimo dinero. La exitosa y larga carrera de Cayo Apuleyo Diocles propició que fuera multimillonario. Al retirarse había ganado 35.863.120 sestercios, cifra que equivalía al coste de todo el grano anual que consumía la ciudad de Roma, o a una quinta parte del salario anual de todo el inmenso ejército romano. El profesor Peter Struck, de la Universidad de Pennsylvania, afirma que es el deportista mejor pagado de la historia, ya que el equivalente actual de su fortuna estaría sobre los 15.000 millones de dólares.

Tras retirarse se estableció en Praenestre, actual Palestrina, muy cerca de Roma. Por desgracia para él, no pudo disfrutar de su fortuna más que dos años, puesto que falleció en el año 146.

En su honor se erigió una lápida en el Circo de Nerón (actual Vaticano), que resumía su carrera deportiva. Pese a que la piedra original se perdió, quedan copias del texto, que son las que han permitido conocer con exactitud sus logros. Además, en su ciudad natal, Lamecum, se erigió una estatua en su honor.

Espero que os haya gustado este artículo. El miércoles volvemos con más.

Santuarios del deporte. Croke Park: el escenario del Domingo Sangriento

Vista aérea del estadio (WIKIPEDIA)

Vista panorámica del estadio (WIKIPEDIA).

Hoy vamos a hablar de un recinto de deportes minoritarios pero con mucha historia detrás. Nos vamos a la isla Esmeralda, Irlanda, para hablar de Croke Park.

Nombre oficial: Croke Park / Páirc an Chrócaigh.

Ubicación: Jones Road, Dublín, República de Irlanda.

Capacidad: 82.300 espectadores.

Año de inauguración: 1884.

Propietario: Gaelic Athletic Association.

Más cosas: Pues este (relativamente) poco conocido es nada menos que el tercero más grande e Europa, y el más grande no dedicado a fútbol. Y es que Croke Park es el escenario de las finales de los Juegos Gaélicos, es decir, el hurling y el fútbol gaélico.

Sus obras se iniciaron en 1880 y fue inaugurado en 1884 para acoger los deportes tradicionales de la Gaelic Athletic Association o GAA. Sus primeros años fueron de constantes obras para aumentar su capacidad.

Pero además de por el deporte, Croke Park se conoce sobre todo por un luctuoso acontecimiento que tuvo lugar el 21 de noviembre de 1920: el llamado Domingo Sangriento o ‘Bloody Sunday’. En plena Guerra de la Independencia Irlandesa, la Royal Irish Constabulary, ayudada por el ejército británico, accedieron al estadio, donde se estaba jugando un partido de fútbol gaélico entre Dublin y Tipperary, y dispararon indiscriminadamente, matando a 13 espectadores y a un jugador de Tipperary, Michael Hoga, que años después daría nombre a una de las gradas del estadio. La matanza fue una respuesta al asesinato de 15 agentes británicos ese mismo día. Hoy, una placa recuerda el suceso.

Placa conmemorativa de los sucesos del Domingo Sangriento de 1920 (WIKIPEDIA).

Placa conmemorativa de los sucesos del Domingo Sangriento de 1920 (WIKIPEDIA).

Croke Park está siempre rodeado de la polémica. Al ser la GAA una organización de marcado carácter nacionalista, en sus estatutos se estipuló que en el estadio no se podía jugar a otra cosa que no fueran los deportes gaélicos, haciendo hincapié en deportes tradicionalmente británicos como el fútbol asociación, el rugby o el cricket, aludiendo a una norma que estos juegos están en franca competencia con los de la GAA. La norma fue levantada temporalmente en 2005. El motivo, que Landsdowne Road, la casa del rugby irlandés, estaba en obras. Así, durante tres ediciones del VI Naciones, Irlanda jugó sus partidos de casa en Croke Park.

Había miedo de cara al 24 de febrero de 2007, el día en el que Inglaterra pisaba el estadio por primera vez. Pese a los temores de que el himno inglés fuera pitado, al final no fue respetado y no hubo un solo incidente. Curiosamente, Irlanda logró su mejor resultado histórico ante Inglaterra, ganando 43-13).

Además, en Croke Park se han jugado partidos de fútbol sin que hubiera mayor conflicto.

Más allá del deporte, Croke Park ha acogido conciertos de U2, Elton John, Bon Jovi, Robbie Williams, Red Hot Chili Peppers, One Direction, Pharrell Williams, Bruce Springsteen o Beyoncé.

Os dejo con un breve reportaje sobre el estadio:

Hasta mañana.

Trofeos, copas y medallas. La ‘txapela’ del Campeonato Manomanista

El pelotari vascofrancés Xala, tras ganar el Manomanista en 2011 en Bilbao (Archivo 20minutos).

El pelotari vascofrancés Xala, tras ganar el Manomanista en 2011 en Bilbao (Archivo 20minutos).

Pues el artículo de esta semana dedicado a los trofeos va para uno muy especial, muy simbólico: la ‘txapela’ del Campeonato Manomanista.

Este torneo, el más importante en cuanto a pelota a mano, nació en 1940 para dilucidar quién es el mejor pelotari de cada año.

El ganador se lleva una copa, pero además, se lleva una ‘txapela’ o boina tradicional vasca, que es, al final, lo que más destaca, ya que la ‘txapela’ es sinónimo del campeonato en sí mismo.

La ‘txapela’ está adornada con el logotipo del patrocinador y como sabréis los asiduos a este espectacular deporte, el pelotari con más ‘txapelas’ es Retegi II.

Per la ‘txapela’ no sólo se ciñe a la pelota. En numerosas competiciones se le entrega una al ganador o ‘txapeldun’, como por ejemplo, en la Vuelta ciclista al País Vasco.

Os dejo con el vídeo de la entrega de la txapela de 2014:

Hasta mañana.

Qué era… La ‘soule’: el deporte de pelota al que jugaban pueblos enteros

Grabado de un partido de 'soule' en 1852 en Normandía (WIKIPEDIA).

Grabado de un partido de ‘soule’ en 1852 en Normandía (WIKIPEDIA).

Cuando uno encuentra un texto sobre los orígenes del fútbol, suelen aparecer una y otra vez las mismas referencias, procedentes de la antigua China, el antiguo Japón y la Europa medieval. Hoy nos vamos a centrar en una de esas referencias, un antepasado lejano del fútbol llamado ‘la soule’.

‘La soule’ tiene su origen en Francia, sobre todo en las regiones de Picardía y Normandía, aunque también hay referencias de su práctica en zonas de las Islas Británicas como Cornualles. Su funcionamiento era sencillo: una vejiga de cerdo rellena de heno, una pelota de cuero o tela o una pieza redonda de madera se ponía en juego. Competían dos pueblos, barrios o parroquias (a veces, competían casados contra solteros) y el objetivo era llevar la pelota a la puerta de la iglesia principal del rival (también se podía elegir otro lugar, como el interior de una casa). Para ello, se podía usar los pies, las manos e incluso palos (de ahí que ‘la soule’ sea también antepasado del rugby o el hockey).

Las distancias entre las iglesias podía ser grande, por lo que el terreno de juego era enorme y comprendía incluso kilómetros de prados, ríos, caminos o arboledas. El partido, que normalmente se celebraba con motivo de alguna festividad, podía durar días.

Era, como podéis imaginar, un juego muy violento. Eran muy habituales las lesiones graves y las fracturas de huesos. Este hecho provocó que las autoridades pusieran la mirada sobre ‘la soule’. El rey Carlos V de Francia lo prohibió en abril de 1365 y el obispo de Tréguier amenazó de excomunión a quien lo practicara en 1440. A pesar de ello, se siguió practicando en algunas localidades hasta el siglo XIX e incluso hay referencias de la década de los 30 y los 40 del pasado siglo.

Más recientemente, se ha producido un fenónemo de revitalización de la ‘soule’. Pueblos como Vendôme o Tricot celebran anualmente partidos.

Os dejo con una recreación de la ‘soule’:

Buen fin de semana.

Trofeos, copas y medallas. La cuchara de madera, el premio para el último

Cuthbert Lempriere Holthouse, remero de Cambridge, en 1910 (WIKIPEDIA).

Cuthbert Lempriere Holthouse, remero de Cambridge, en 1909 con su cuchara-remo de madera (WIKIPEDIA).

El artículo de hoy, dentr ode la sección de los trofeos, es particular, porque a diferencia de los que han salido y seguramente galgan, no es para el ganador, sino para el perdedor. Es la cuchara de madera.

La mayoría de vosotros conocerá esta expresión por el rugby. Normalmente se usa cuando nos referimos al último equipo que queda clasificado en el torneo VI Naciones (antes V Naciones). Es un trofeo simbólico, pues no se entrega físicamente. Pero ¿dónde está el origen?

Pues el origen está en la Universidad de Cambridge, en concreto en la Facultad de Matemáticas. Cada año, se celebraba el ‘Tripos Matemático’, una serie de difíciles exámenes. El alumno que obtenía la menor nota se llevaba una cuchara de madera, como premio, mitad de consolación, mitad de humor. Se tiene constancia de esta práctica desde 1803. En 1875, la Universidad lo prohibió, pero se siguió entregando de manera no oficial.

La cuchara fue incrementándose de tamaño con el paso del tiempo y llegó a medir metro y medio de larga, siendo más bien un remo. En el año 1909, un alumno llamado Cuthbert Lempriere Holthouse fue el último receptor de la famosa cuchara de madera. Aún se conserva en su college, el Saint John’s.

Desde ahí, dio el salto al rugby. Aunque no está por escrito, se cree que fueron los alumnos y exalumnos de Cambridge que participaron en las primeras ediciones del V Naciones los que llevaron la tradición de su Universidad a la nueva competición. La cuchara de madera es mencionada en un artículo de 1894, en el South Wales Daily Post, en la crónica de un partido entre Gales e Irlanda.

El concepto de cuchara de madera no es exclusivo del rugby. En Australia y Nueva Zelanda son muy comunes, y se entregan en deportes como el fútbol australiano, el rugby liga o el cricket.

Espero que os haya entretenido el artículo. Hasta mañana.

Santuarios del deporte. Piazza del Campo de Siena y el espectacular Palio

Una escena de la competición en 2006 (WIKIPEDIA).

Una escena de la competición en 2006 (WIKIPEDIA).

Hace días, escribí un artículo sobre la Piazza Santa Croce de Florencia, donde se juega cada año al ‘calcio storico’. En los comentarios, hubo varias referencias al evento que hoy nos ocupa. Y es normal, porque es otra recreación con orígenes medievales, y en la Toscana italiana. Nos vamos a la Piazza del Campo de Siena para hablar del Palio.

Nombre oficial: Piazza del Campo.

Ubicación: Siena, Toscana, Italia.

Capacidad: Aproximadamente, entre 50.000 y 70.000 personas (la ciudad tiene sólo 52.000 habitantes).

Año de inauguración: Se celebra desde finales del siglo XVI.

Más cosas: Pues sí, se trata de uno de los eventos culturales y deportivos más espectaculares de Europa. Los orígenes se remontan al siglo XVI, como os decía unas líneas más arriba aunque hay documentadas carreras de caballos desde la alta Edad Media en Italia. El primer Palio de Siena, tal y como se conoce hoy, se disputó el 2 de julio de 1656. En la actualidad, se celebran dos carreras al año. El 2 de julio, en honor de la Virgen de Provenzano, y el 16 de agosto (fecha incluida desde 1701), en honor a la Asunción de la Virgen. A veces se celebran pruebas extraordinarias con motivos especiales. La última fue en 2000, con motivo del cambio de milenio. Respondamos ahora a algunas preguntas:

¿Por qué se llama Palio?: el palio es una pieza de seda decorada con imágenes relacionadas con la Virgen predominante en cada caso, que es el premio que se lleva el vencedor. Es una suerte de estandarte sujetado en un asta blanca y negra (los colores de la ciudad de Siena). El palio se pinta cada año a mano por un artista local o destacado.

¿Quiénes participan?: los participantes son 17 contrade o barrios de Siena. Cada una tiene un nombre y unos colores. Cada barrio o parroquia se identifica con una profesión antigua.

  • Aquila (Águila), representa al barrio de los notarios.
  • Bruco (Oruga), representa al barrio de los comerciantes de seda.
  • Chiocciola (Caracol), representa a los artesanos de terracota.
  • Civetta (Búho), representa al barrio de los zapateros.
  • Drago (Dragón), es la representación de barrio de los banqueros.
  • Giraffa (Jirafa), es el barrio de los pintores.
  • Istrice (Puerco espín), se la llama contrada soberana por pertenecer al barrio sede de la Soberana Orden Militar de Malta.
  • Leocorno (Unicornio), representa al barrio de los orfebres.
  • Lupa (Loba), representa al barrio de los panaderos.
  • Nicchio (Concha), se corresponde con el barrio de los alfareros.
  • Oca (íd.), representa al barrio de los pañeros.
  • Onda (Ola), representa a los carpinteros.
  • Pantera (íd.), representa al barrio de los comerciantes de comestibles y a los químicos.
  • Selva (Bosque), se corresponde con el barrio de los tejedores.
  • Tartuca (Tortuga), representa a los escultores.
  • Torre (íd.), se corresponde con el barrio judío de Siena y representa a los peinadores de lana.
  • Valdimontone (Valle del Cordero), se identifica con el barrio de los sastres.

No participan las 17 contrade en las carreras. Lo hacen diez: las siete que no corrieron en la prueba anterior y tres elegidas por sorteo. Oca (65), Chiocciola (51), Tartuca (47) y Torre (45) son las más exitosas. Por el contrario, Lupa (34), Leoncorno (30), Pantera (26) y Aquila (24), las menos. Lupa es la que más tiempo lleva sin ganar: no lo hace desde julio de 1989. Las del pasado verano las ganaron Torre (julio) y Selva (agosto).

¿Cómo se desarrolla la prueba?: Se celebra en la plaza central de Siena, la Piazza del Campo, sobre un terreno de albero. Antes de ella hay un desfile en el que participan representantes municipales, miembros de todas las contrade y el propio palio, todos vestidos de época. Luego, hay un sorteo entre los diez jinetes, que portan ropa con los colores de su contrade y montan a pelo, sin silla. El sorteo elige a nueve que se colocan entre las dos cuerdas que delimitan la salida y al décimo jinete que se queda fuera. El juez es el encargado de colocar a los nueve caballos en orden y la carrera empieza cuando el décimo jinete decide entrar en ese espacio delimitado. Este proceso puede llevar mucho tiempo y resultar exasperante, ya que depende de estrategias e incluso alianzas. Pero cuando se produce, toda la emoción se desata. Los jinetes deben dar tres vueltas a la plaza en el sentido de las agujas del reloj. La carrera dura poco más de un minuto y cuarto. Hay que tener en cuenta que gana el caballo, no el jinete. Así, por ejemplo, si el jinete cae y el caballo llega el primero, la contrade a la que representa gana igual. La emoción es desbordante y el palio se entrega de manera casi inmediata, en medio de un maremágnum de abrazos, empujones, gritos y llantos.

El festejo tiene su polémica también. Organizaciones animalistas suelen protestar por el mal trato que reciben los caballos. Hay que tener en cuenta que son golpeados con las fustas de los jinetes (que por cierto, también pueden golpear a los caballos rivales) y además, las caídas son muy peligrosas, no sólo para los jinetes, sino también por los animales. Entre 1970 y 2005 murieron 47 caballos, una cifra muy alta. Por eso, el Ayuntamiento de Siena refuerza cada año las medidas de seguridad y las protecciones a lo largo de la carrera, ya que muchas de esas muertes se producen por choques de los animales con columnas o vallas.

Como curiosidad, deciros que el Palio ha salido en diferentes obras literarias y cinematográficas. La más conocida, quizá por ser la más reciente, es en Quantum of Solace, la antepenúltima película de James Bond, cuyo inicio se desarrolla en Siena durante el festejo. De hecho, las imágenes son reales y se corresponden a la carrera del 16 de agosto de 2007, que ganó Leocorno.

Os dejo con el Palio del pasado julio. Paciencia, que la carrera llega al final (1:49:00 aprox.). Pero merece la pena. Qué espectáculo:

Hasta mañana.

Santuarios del deporte: Ryogoku Kokugikan, la catedral del sumo

Vista general del interior del Ryogoku Kokugikan (WIKIPEDIA).

Vista general del interior del Ryogoku Kokugikan (WIKIPEDIA).

Pues vamos a viajar hasta Japón para conocer más de cerca el lugar más emblemático donde se celebran combates de sumo: el Ryogoku Kokugikan.

Nombre oficial: 両国国技館 (Ryogoku Kokugikan).

Ubicación: Sumida, Tokio, Japón.

Capacidad: 13.000 espectadores.

Año de inauguración: 1909 (la estructura actual es de 1985).

Propietario: Asociación de Sumo de Japón.

Más cosas: Pues como os decía, el Ryogoku Kukokigan es el recinto dedicado al simo más emblemático de Japón. Su primera edificación data de 1909, cuando en el período Meiji, el sumo se popularizó. En la II Guerra Mundial se empleó como depósito militar y reabrió con su propósito inicial en 1945, ya que las autoridades aliadas (que controlaban Japón), no veían peligro en la práctica de sumo (sí de otras artes marciales).

No obstante, en 1946, las grandes competiciones se trasladaron a otros lugares, y durante 39 años, el Ryoguko Kokugikan fue usado como pista de patinaje.

En 1985 reabrió y desde entonces acoge tres de los seis torneos oficiales de sumo, en los meses de enero, mayo y septiembre.

Además de que acoge un museo dedicado a este original deporte, el Ryogoku Kokugikan tiene un espectacular tejado colgante (tsuriyane), justo sobre el dohyo o círculo donde se desarrollan los combates. Es de estilo sintoísta.

Os dejo con un curioso vídeo grabado por un turista francés en el Ryogoku Kokugikan:

Hasta mañana.