BLOGS
Lo que no nos cuentan Lo que no nos cuentan

"Cerré mi boca y te hablé de mil maneras silenciosas". Rumi

Cómo triunfar en una entrevista de trabajo a través de videollamada

A día de hoy las entrevistas de trabajo, a través de plataformas como Skype, son cada vez más frecuentes. Gracias a la tecnología es mucho más fácil y funcional para ambas partes (reclutador y candidato) contactar y conocerse en un face to face, sin necesidad de desplazamientos físicos.

Este procedimiento puede tener muchas ventajas, sobre todo para el aspirante al puesto de trabajo, ya que estará cómodo en su casa o en un ambiente conocido, menos nervioso, menos agobiado por circunstancias externas que puedan complicar la puntualidad a una cita, etc. Estos tips pueden parecer muy obvios, pero os aseguro que llevo unos cuantos procesos de selección realizados a través de este medio, y veo errores repetidos que enturbian la imagen que proyecta el candidato.

  • En primer lugar, comprueba que tengas una buena conexión y el correcto funcionamiento de la aplicación que vayas a usar, diseñando también la luz, el enfoque, la distancia, etc. Una hora antes de la entrevista, por ejemplo, puedes contactar con un conocido para corroborar que todo marcha a la perfección.
  • Coloca el pc o la cámara a la altura de tus ojos o nariz. Este es uno de los errores más comunes, normalmente la gente se pone frente al portátil que se encuentra apoyado encima de una mesa, en ese caso se te verá desde abajo, es una perspectiva bastante pésima para tu imagen, ya que tu cara aparecerá distorsionada y hará que tu postura se encorve. Lo ideal es mantener una horizontalidad con la cámara que simule un encuentro real con otra persona.
  • Mantén una postura recta y erguida, pero con los hombros relajados, ayúdate siempre para ello de una silla con respaldo.
  • ¡Cuidado con el fondo que elijas! Sí, ya, parece una tontería, ¿no? Pues he llegado a ver pósters de grupos de música, imágenes de contenido político, fotografías familiares y demás efectos personales que no interesa mostrar. Elige un fondo liso y cuidado para no comprometernos de forma íntima con el entrevistador.
  • Mantén la mirada con la cámara, no mires constantemente tu imagen en el ‘cuadrito’ que sale en la pantalla. Es cierto que es incómodo mirar al objetivo, porque no podemos evitar desviar la mirada a la imagen del reclutador o a la nuestra propia, pero hay que intentarlo, al menos, la mayor parte del tiempo.
  • Vístete como si fueras a una entrevista al uso. No por estar en tu casa debes perder la formalidad y sobriedad del momento; evita también brillos o prendas y complementos que destellen en la pantalla.
  • No hagas movimientos o gestos bruscos. Asiente levemente y utiliza ilustradores pausados, la captura del movimiento no es como en la realidad y la velocidad se transforma en una mancha borrosa de la imagen.
  • Por último, ejecuta un ‘apretón de manos virtual‘. Ya que no hay contacto físico, debes cuidar una amplia y espontánea sonrisa al inicio y al final de la entrevista, acompañada de una leve reverencia con la cabeza, leve, muy leve. De esta forma regulamos el flujo de la conversación sin el contacto físico de por medio.

Y ahora… ¡a ponerlo en práctica!

También te puede interesar:

La comunicación no verbal durante la entrevista de trabajo

No seas puntual en una entrevista de trabajo

¿Cuántos segundos dura ‘la primera impresión’? (Y cómo conseguir que ésta sea buena)

¿Qué palabras son las mejores y las peores para incluirlas en el currículum?

1 comentario

  1. Dice ser Taxi driver

    Que buenos consejos para un mundo tan desconocido como el de las videollamadas!

    03 Febrero 2017 | 3:01 pm

Los comentarios están cerrados.