BLOGS
Madre Reciente Madre Reciente

La maternidad es tan cambiante que siempre eres una recién llegada a ella

La inclusión sería lo deseable, pero mantener la Educación Especial es imprescindible a día de hoy

Un modelo de educación completamente inclusivo sería lo ideal, a lo que hay que aspirar. Estoy convencida de ello. Tanto como que a día de hoy estamos muy lejos de lograr una inclusión mínimamente aceptable que permita prescindir de los centros de Educación Especial, tanto por voluntad política como por recursos.

La Educación Especial a día de hoy es necesaria, lo creo así sinceramente. Son un salvavidas para muchas familias pero sobre todo es la mejor respuesta educativa a día de hoy y siendo realistas para decenas de miles de niños, muchos de ellos que estuvieron previamente en la vía ordinaria y supuestamente inclusiva acumulando malas experiencias, desatención e incluso un notable sufrimiento.

Si algún año logramos esa deseada inclusión que dé una buena respuesta a las necesidades de todos los niños, independientemente de sus problemáticas, capacidades y grados de autonomía; si algún día de verdad podemos prescindir de la labor de los Centros de Educación Especial, el proceso tendrá que ser muy gradual, bien medido y casi personalizado. Y lo veo muy lejano en el tiempo. Desde luego, a día de hoy, dudo mucho que fuera posible abordar algo así.

Estos días de atrás he visto de cerca la preocupación de muchas familias que se han movilizado para evitar que se demonice esta opción educativa. Que se demonice y se desmonte.

(ELENA BUENAVISTA)

De esa preocupación ha nacido la Plataforma Educación Inclusiva SÍ, Especial TAMBIÉN, cuyo manifiesto inicial se dio a conocer la pasada semana y que aquí os dejo para entender mejor esta problemática.

A continuación he querido mostrar la respuesta de Plena Inclusión a esta preocupación.

Leer ambos puede ayudar a entender una situación compleja, en la que las soluciones fáciles y rápidas nunca van a funcionar.

Las personas con discapacidad, sus familias y docentes nos encontramos profundamente preocupados por la intención de algunos partidos políticos y organizaciones sectoriales de eliminar la Educación Especial que atiende a miles de niños y niñas en España.

Distintas comunidades autónomas están discutiendo en este momento, mediante proposiciones de ley, la conveniencia de hacer desaparecer la Educación Especial bajo el argumento de que es “segregadora y discriminatoria”. Así, propugnan “UNA SOLA modalidad de escolarización donde TODO el alumnado sería escolarizado en un centro ordinario”.

Además, un informe emitido por el Comité de Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad ha levantado la voz de alarma, interpretando que la existencia de la Educación Especial y la coexistencia de “dos sistemas educativos” supondría una discriminación de las personas con discapacidad, haciendo una interpretación extensiva y, cuando menos, discutible de la Convención de la ONU.

En el año 2017 dos miembros del citado Comité se trasladaron a España, donde permanecieron diez días. Realizaron entrevistas a más de 165 personas pertenecientes a los gobiernos central y autonómicos, y a académicos, juristas y representantes de distintas entidades. En sus conclusiones, el informe recomienda: “Eliminar la segregación educativa de estudiantes con discapacidad, tanto en una unidad dentro de la misma escuela o en centros especiales”.

En el documento no consta que los miembros del Comité visitaran ningún centro de Educación Especial, lo que, sin duda, les habría aportado una visión y una valoración más completa y ajustada a la realidad. En esta misma línea, España ya ha presentado sus alegaciones, manifestando su “desacuerdo y su firme rechazo” al informe.

Desde esta Plataforma creemos y defendemos el derecho de todas las personas con discapacidad a gozar de una inclusión real en la sociedad en todos sus ámbitos. Por eso, pedimos a los gobiernos que garanticen una dotación suficiente de recursos para atender a los alumnos con discapacidad en los centros ordinarios y en los centros de Educación Especial.

Igualmente, abogamos por que el dictamen de escolarización de cada niño y cada niña se realice una vez sean oídas sus familias, de forma que la opinión de estas prevalezca a la hora de elegir modalidad educativa para sus hijos e hijas, como forma de garantizar los recursos educativos necesarios.

La realidad es que, en este momento en España, no hay dos sistemas (“de primera y de segunda” ni “sistemas paralelos”), sino un único sistema escolar donde los alumnos y las alumnas con necesidades educativas especiales son atendidos bajo diversas modalidades de escolarización: Educación Ordinaria, Educación Especial, Aulas Específicas, Escolarización Combinada…

Por tanto, los centros de Educación Especial son una de las modalidades posibles para atender a la diversidad del alumnado y una vía legítima para la inclusión. Así, los colegios de Educación Especial son centros específicos y especializados que dan una respuesta personalizada y que garantizan los apoyos necesarios a cada niño, cada niña y cada joven.

Las personas con discapacidad presentan aptitudes y necesidades muy diferentes, por ello, la inclusión educativa pasa por contemplar cada situación y a cada alumno y alumna en particular, tal como se viene haciendo en la Educación Especial en nuestro país y en otros del ámbito europeo.

El derecho a no ser discriminado no supone tratar a todos igual, sino tratar a cada uno como necesita. Aunque algunos niños y niñas se adaptan muy bien a la escuela ordinaria, otros precisan de una educación individualizada, con personal muy especializado, espacios adaptados, aulas con pocos alumnos y ritmos de aprendizaje concretos. ¿Por qué destruir estructuras educativas que están funcionando y que garantizan el derecho a una enseñanza de calidad de este alumnado?

Para lograr una inclusión social, laboral, familiar y de ocio, desde la Educación Especial se trabaja y se persigue el máximo desarrollo de todas las capacidades del alumno y de la alumna, no solo de sus competencias curriculares que, en algunos casos, pueden estar muy alejadas de las de otros niños y niñas de su misma edad sin discapacidad.

Desde esta Plataforma exigimos que no se excluya ninguna de las modalidades educativas prestadoras de apoyo que hay actualmente en el sistema educativo español.

Por todo ello, pedimos que se rechacen las proposiciones de ley que intentan eliminar la Educación Especial bajo la premisa errónea de que un colegio ordinario es siempre el mejor para todos los niños y todas las niñas.

Para esta Plataforma, la Educación Especial garantiza los derechos elementales de las personas con discapacidad acogidas a esta opción dentro del sistema educativo. Suprimirla sería conculcar muy gravemente derechos consagrados en las leyes europeas y españolas que protegen a este colectivo.

Plena Inclusión Madrid ha querido lanzar un mensaje de tranquilidad a las familias de alumnos con discapacidad intelectual o del desarrollo. Dicen textualmente que defienden “el papel imprescindible de los Centros de Educación Especial” y que  “la libre elección de las madres y padres, la formación del profesorado, la sensibilización de la comunidad educativa y ofrecer los recursos y apoyos que necesite el alumnado, esté donde estén, claves para abordar el cambio del actual sistema educativo”.

Os dejo con este segundo comunicado:

El director de Plena Inclusión Madrid, Javier Luengo, ha remitido un mensaje de tranquilidad a las familias del alumnado con discapacidad intelectual o del desarrollo ante los rumores aparecidos en los últimos días y que han generado en madres y padres incertidumbre sobre el presunto cierre de los Centros Educación Especial.

Luengo, quien mantuvo  un encuentro con representantes de los Centros de Educación Especial que pertenecen al movimiento asociativo, explicó que la misión y los objetivos de Plena Inclusión Madrid están alineados con la Convención de Derechos de Personas con Discapacidad, ratificada por España y con rango de ley y que, apuesta, entre otras cosas, por la educación inclusiva como herramienta de inclusión social de las personas con discapacidad intelectual.

En esta estrategia hacia la educación inclusiva es incuestionable el importante papel que tienen que desarrollar los Centros de Educación Especial, siendo agentes activos de este proceso de transformación, que permita, a través de su experiencia y conocimiento, dar al alumnado con discapacidad intelectual o del desarrollo, los apoyos que requiera allá donde esté.

A su juicio, para avanzar en esta línea es preciso proceder a reformas importantes en el sistema educativo, siendo prioritario por encima de todas, garantizar que madres y padres tengan derecho a elegir sobre la modalidad educativa que quieren para sus hijos e hijas.

Luengo indicó que una sociedad inclusiva, en la que la igualdad de oportunidades sea incuestionable, no puede alcanzarse sin un sistema educativo adaptado a las necesidades de cada alumno o alumna, independientemente de su condición.

Es preciso –explicó- dotar a los centros de los recursos humanos, económicos y materiales necesarios para que, en ese proceso de transformación, el alumnado reciba los apoyos suficientes, dar formación al profesorado y sensibilizar al conjunto de la comunidad.

Con el fin de ir caminando hacia ese objetivo irrenunciable, desde Plena Inclusión Madrid se pone a disposición de los organismos competentes en Educación, el conocimiento y la experiencia de todos sus centros de educación especial, para lograr entre todos, la educación inclusiva que queremos y a la que tienen mucho que aportar.

Toda la información sobre el posicionamiento de Plena Inclusión Madrid en el ámbito educativo, puede consultarse en la web del movimiento asociativo.

4 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Paz

    Los niños normotipicos y los de altas capacidades son los comparsas que deben conformarse con las migajas. Los recursos se dedican a todos los demas. Ellos a apañarse con lo que quede, los profesores no son superman. Todos tienen que llegar al nivel de una linea de tiza en el suelo, a ver si los padres de los niños con necesidades especiales se van a frustrar.
    Eso si, vas a apuntar a cualquier deporte a un niño y lo primero es una prueba de nivel. Ya podria ser asi en las asignaturas del cole. Los maestros podrian hacer mejor su trabajo y todos los niños disfrutarian de aprender.

    03 julio 2018 | 07:24

  2. Dice ser Marta

    La inclusión es la mejor opción siempre y cuando se den las conciciones más favorables al niño para su mejor desarrollo.
    Por desgracia en España estamos lejos de poder conseguir todo esto ya que en la mayoría de los centros del país andan cortos de recursos, tanto humanos como materiales.
    El problema durante años ha sido que nunca se le ha concedido a la Educación la importancia que merece, ya que los Gobiernos centran sus esfuerzos en otras cosas “mas necesarias”, según su parecer. Y mientras esto siga así, por desgracia, seguirá habiendo esta desigualdad para todas aquellas personas que necesita modificaciones en el currículo y un apoyo extra.
    Sin embargo, igual que leo en vuestras palabras de esperanza, confío en que la tendencia cambie y, poco a poco, podamos llegar a lograr la inclusión real de todos los niños.

    03 julio 2018 | 10:18

  3. Dice ser Bego

    Pedir inclusión y a la vez pedir que se mantenga la educación especial no se sostiene. Es pedir inclusión y segregación a la vez. Tienes un nombre que incluye la inclusión, que queda muy bien, pero se queda solo en el nombre. Muy triste.

    03 julio 2018 | 17:56

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Normas para enviar su comentario e información sobre el tratamiento de sus datos de carácter personal

    Antes de enviar su comentario lea atentamente las normas para comentar en 20minutos.es. La opinión de los autores y de los usuarios que realizan comentarios no es responsabilidad de 20 Minutos Editora, SL. No está permitido realizar comentarios contrarios a la normativa española y europea ni injuriante. 20 Minutos Editora, SL se reserva el derecho a administrar y eliminar los comentarios que consideremos puedan atentar contra las normas, resultar injuriosos, resulten spam o sencillamente no estar relacionados con la temática a comentar.

    Le informamos que, de conformidad con lo establecido en la normativa nacional y europea vigente en materia de protección de datos personales y de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico, al enviarnos el presente formulario Ud. está dando expresamente su consentimiento a 20 MINUTOS EDITORA, SL para que trate los datos recogidos en este formulario con la finalidad de gestionar el servicio de recepción de su comentario, así como para enviarle comunicaciones electrónicas informativas o comerciales o dirigirle publicidad electrónica de productos y servicios propios o de terceros. No está permitido el registro de menores de 13 años.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies

    Para la finalidad anteriormente indicada 20 Minutos Editora, SL puede ceder estos datos a otras empresas de Grupo Henneo o a terceros proveedores de servicios para la gestión de comunicaciones electrónicas y otros servicios de gestión comercial o publicitaria, incluso aunque se hallen fuera del territorio de la Unión Europea en aquellos casos que legalmente garanticen un nivel adecuado de protección que exige la normativa europea.

    Los datos personales solicitados deben ser exactos para que puedan tratarse con las finalidades indicadas. En el caso de dichos datos dejen de ser exactos, necesarios o pertinentes para las finalidades para las que han sido autorizados (por ejemplo, en caso de comunicaciones electrónicas devueltas por error o cancelación de dirección electrónica), 20 Minutos Editora, SL procederá a su bloqueo, conservándose los datos únicamente a disposición de las Administraciones Públicas, Jueces y Tribunales durante el plazo de 4 años, transcurridos los cuales 20 Minutos Editora, SL procederá a su supresión. Sus datos se conservarán por 20 Minutos Editora, SL mientras sean exactos y Ud. no retire el consentimiento que explícitamente emite con el envío de este formulario o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales.

    En cualquier momento Ud. puede retirar el consentimiento prestado y ejercer los derechos de acceso, rectificación, supresión, portabilidad de sus datos y limitación u oposición a su tratamiento dirigiéndose a 20 Minutos Editora, SL enviando un correo electrónico a dpo@20minutos.es o mediante comunicación escrita al domicilio en Pº Independencia, 29. 50001 Zaragoza, indicando en cualquiera de ambos casos la Ref. Datos personales y el derecho que ejercita así como adjuntando copia de su DNI o documento identificativo sustitutorio.