Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Entradas etiquetadas como ‘belgica’

Escudos y logos. El KAA Gent y el jefe indio

Logo del KAA Gent (WIKIPEDIA).

Hay muchos escudos curiosos en clubes europeos, pero pocos tan llamativos como el del KAA Gent (o Gante) belga: la cabeza de un jefe indio. Os cuento el motivo de este curioso emblema.

Fundado en 1900, el Gante es uno de los clásicos del fútbol belga. Al club se le conoce por el nombre de ‘Los Búfalos’. El apodo tiene un origen curioso. En el año 1895, un circo estadounidense actuó en Gante con una rutilante estrella: William Cody, más conocido como Buffalo Bill. Cody presentaba un espectáculo con nativos americanos en el que se pedía al público que coreara cada pirueta o truco con el cántico “¡Búfalo, búfalo!”. Un grupo de estudiantes quedó tan impresionado con el show que adoptó el cántico en su vida diaria y perduró en el tiempo

Muchos años después, en 1920, se celebraron los Juegos Olímpicos de Amberes. En ellos participó un atleta formado en la Universidad de Gante llamado Omar Smet, que volvió a usar el cántico. Smet formaba parte del KAA Gent (porque el club tenía sección de atletismo), y la prensa bautizó al club como los Búfalos. Cuatro años después, se usó por primera vez la efigie de un jefe indio como símbolo del club en recuerdo de la visita del circo que dio origen al sobrenombre de los Búfalos, y hasta la actualidad.

El club, en su página web, explica esta historia y especifica que el indio no es una caricatura racial sino un homenaje a los valores de los nativos americanos, tales como la valentía, el honor o el respeto. Además, la imagen del jefe indio está solamente circunscrita al logo del club y muestran su solidaridad con las reivindicaciones de los nativos americanos (y es que, como recordaréis, en Estados Unidos este tipo de logos no está muy bien visto).

Espero que os haya gustado la historia. Mañana, más.

Qué fue de… Filip de Wilde: portero de la prestigiosa escuela belga

Cromo de De Wilde para el Mundial 94 (PANINI).

Vamos a viajar a Bélgica para hablar de un portero, puesto para el que este país ha dado grandes estrellas. Es Filip de Wilde.

¿Quién era?: Un portero belga de los 80, los 90 y primeros años de la pasada década.

¿Por qué se le recuerda?: Pues por su prolongada experiencia en el Anderlecht y por ser internacional con Bélgica.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2005 en las filas del FC Geel. En la actualidad, es el entrenador de porteros de la selección belga sub-21.

¿Sabías qué…?: Salió de la cantera del Beveren, el mismo sitio del que salió el mítico portero Jean-Marie Pfaff.

– Jugó tres Mundiales con la selección belga: 1990, 1994 y 1998. En las dos primeras fue suplente de Michel Preud’homme, y fue titular en la tercera.

– Durante dos años, De Wilde fue portero del Sporting de Portugal y Preud’homme lo fue al mismo tiempo del Benfica.

– También estuvo en la Eurocopa de 2000, que se disputó en su país y Países Bajos, y fue titular.

– Su rendimiento en aquella Eurocopa dio mucho que hablar, pero para mal: en el partido definitivo del grupo belga, Turquía derrotó por 2-0 a los anfitriones, dejándolos fuera de la fase eliminatoria. De Wilde cantó en el primer gol turco y por si fuera poco, fue expulsado en el minuto 86. Como Bélgica había hecho ya los tres cambios, se tuvo que poner bajo palos el defensa Eric Deflandre

– Aquel fue su último partido como internacional.

– Ese año 2000 había sido nombrado portero del año en Bélgica.

– En 1996 recibió un premio por su fair play.

– Antes de su cargo actual, fue entrenador de porteros del Anderlecht.

– Mide 1,80 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Filip Alfons de Wilde nació el 5 de julio de 1964 en Zele, Bélgica. Debutó como profesional en 1982 en el Beveren. En 1987 lo fichó el Anderlecht, donde estuvo 9 temporadas. Entre 1996 y 1998 jugó en el Sporting de Portugal. En 1998 regresó al Anderlecht y en 2003 probó fortuna en el Sturm Graz austríaco. En 2004 se fue al Lokeren y en 2005 al Geel, donde se retiró. En su palmarés tiene una liga, una copa y una supercopa belgas con el Beveren y seis ligas, tres copas y seis supercopas belgas con el Anderlecht. Con su selección jugó 33 partidos.

Así de dura fue la Euro’2000 para De Wilde:

Hasta mañana.

Qué fue de… Bertrand Gachot: el piloto sin patria gracias al que debutó Schumacher

Gachot, en 1991 (WIKIPEDIA).

En el mundo del motor ha habido muchos personajes peculiares, pero pocos como el protagonista de hoy. Vamos a conocer más de cerca a Bertrand Gachot.

¿Quién era?: Un piloto de origen francés de finales de los 80 y los 90.

¿Por qué se le recuerda?: Por cmpetir en seis temporadas de la Fórmula 1 y en las 24 Horas de Le Mans.

¿Qué fue de él?: Se retiró de la Fórmula 1 en 1995. En la actualidad, Gachot es el jefe de la firma de bebidas energéticas Hype Energy. Podéis conocer más detalles de él en su web.

¿Sabías qué…?: Gachot nació en Luxemburgo. Su padre era un diplomático francés que trabajaba en la Comisión Europea y su madre es alemana.

– Al principio, Gachot compitió bajo licencia belga, pero luego bajo la francesa. Más tarde, llegó a considerarse a sí mismo ciudadano europeo y lucía la bandera de la UE.

– Su suerte estuvo vinculada a la de Michael Schumacher. En 1991 estaba en el equipo Jordan cuando tuvo un problema legal. Estando en Londres tuvo una discusión de tráfico con un taxista y acabó rociando al conductor con gas pimienta. Fue juzgado y encarcelado seis meses. Al estar en la cárcel, no pudo competir, por lo que su puesto en la parrilla lo ocupó un prometedor piloto alemán llamado Michael Schumacher. Quién sabe si, de no haber sido por esa discusión de tráfico en Londres, el más grande no hubiera llegado a donde llegó.

– Sólo pasó dos meses de los seis a los que fue condenado, y se perdió cuatro carreras.

– Estuvo en la cárcel de Brixton, donde también cumplieron condena celebridades como Mick Jagger o su tocayo Bertrand Russell.

– Empezó a competir en carreras de karts a los 15 años.

– Su mejor posición en Fórmula 1 fue un quinto puesto en el GP de Canadá de 1991.

– Compitió seis veces en las 24 Horas de Le Mans y en 1991 ganó, haciendo equipo con el alemán Volker Weidler y el británico Johnny Herbert.

– Pasó su infancia en Bruselas, donde trabajaba su padre.

– Disputó 47 grandes premios de Fórmula 1.

Biografía, palmarés, estadísticas: Bertrand Jean Gachot nació el 23 de diciembre de 1962 en Luxemburgo. Debutó en Fórmula 1 en el año 1989 y compitió hasta 1995. En sus 47 grandes premios logró 5 puntos y una vuelta rápida.

Os dejo con un vídeo de un accidente de Gachot en el GP de España en 1994:

Hasta mañana.

Quién fue… Gustaaf Deloor: la desconocida historia del primer ganador de la Vuelta

Gustaaf Deloor, a comienzos de la década de los 30 (cedida por Libros de Ruta).

Tengo un amigo que se llama Juanfran de la Cruz y que es una de las personas que más sabe de ciclismo de este país. Juanfran acaba de publicar un par de libros. Uno, sobre la historia de la Vuelta a Extremadura, su patria chica. Y otro, más reciente y editado por Libros de Ruta, sobre un personaje con una historia apasionante: Gustaaf Deloor, el primer ganador de la Vuelta a España, y con el que ha ganado un premio literario (podéis comprar el libro en este enlace). Hace unas semanas estuve charlando con él sobre Deloor y éstas fueron algunas de las cosas de las que conversamos:

¿Quién era?: Gustaaf Deloor fue un ciclista belga cuya carrera se desarrollo durante la década de los años 30 del siglo XX, llegando sus éxitos más notorios a mediados de la misma.

¿Por qué se le recuerda?: Por haber sido el primer ganador de la Vuelta Ciclista a España. Gustaaf Deloor se impuso en la edición de 1935, pero también ganó en la que se celebró al año siguiente. Un éxito, curiosamente, en cuyo podio final le acompañó su hermano mayor Alfons, segundo en aquella general final de 1936. Ni en España, pese a ser un pionero (si bien extranjero), ni en Bélgica, acaso por su interminable lista de grandes corredores, es una figura especialmente conocida.

¿Qué fue de él?: Tras verse perjudicado por el estallido de la Guerra Civil, que impidió la celebración de la tercera edición de la Vuelta y de cualquier carrera del panorama estatal (como la Volta a Catalunya, la decana, la tercera ronda por etapas más antigua del mundo tras el Tour y el Giro), Gustaaf Deloor abandonaría el deporte profesional definitivamente como consecuencia de la Segunda Guerra Mundial, para la que fue movilizado y por la que fue hecho prisionero por las tropas nazis.

– Siempre lamentó no haber podido ser campeón del mundo: sólo disputó unos mundiales, en Berna 1936, pero rodaba escapado con el francés Antonin Magne, a la postre campeón, cuando un pinchazo le acabó dejando fuera de carrera. Siempre pensó que ese mundial hubiera sido suyo, porque él era mucho más rápido.

– Gustaaf afrontó en 1937 el Tour de Francia, aunque como corredor independiente; logró ganar una etapa y acabó segundo en varias más. Y su concurso, a ojos de los jueces, fue básico para que el entonces líder, el belga Sylvere Maes, recibiese una sanción que indignó a toda su selección hasta el punto de que el equipo nacional belga se retiró de la carrera a cuatro etapas de llegar a París.

– El estallido de la Segunda Guerra Mundial le cogió en el Fort Eben-Emmael, escenario de una pionera operación con planeadores y paracaidistas que ninguneó una fortaleza que se consideraba inexpugnable y que se vendía como fundamental para proteger varios puentes sobre el río Mosa. Rendida la guarnición, fue hecho prisionero y enviado a un campo de prisioneros en actual suelo polaco, el Stalag II-B. Allí, tuvo una ocupación “amable” en las cocinas gracias a que le reconoció un mando alemán aficionado a la bicicleta.

– Gustaaf pudo regresar a casa por la amnistía que recibieron los soldados flamencos, aunque se encontró que todos sus bienes fueron saqueados y destrozados. Intentó poner en marcha un negocio de neumáticos para bicicleta y se negó a trabajar para los nazis bajo la ocupación alemana de Bélgica, por lo que se marchó a Francia.

– Acabó emigrando con su primera esposa, Margrot, a Estados Unidos, aunque sin apenas conocimiento del inglés. Primero se estableció en Nueva York, donde encadenó muchos trabajos en talleres mecánicos en los que apenas duraba unos días o unas semanas por su falta de destreza con el idioma.

– La pareja plasmó una auténtica ruta 66 sobre el mapa: con un viejo coche que Gustaaf arregló se mudaron a California, desde donde le habían llegado algunas propuestas de viejos amigos. Allí, de vez en cuando solían frecuentar un club de emigrantes flamencos que recibía el nombre de Rik Van Looy, un gran campeón ciclista belga de los años 50 y 60. En EE UU, Deloor no siguió mucho la actualidad deportiva del que había sido su deporte.

– Gustaaf acabó trabajando en una empresa, Marquardt Corporation, muy involucrada en la investigación y construcción de estructuras y de sistemas de propulsión. La Marquardt tenía en el Gobierno de Estados Unidos, y la NASA, dos grandes clientes. Deloor es asignado a uno de los programas ‘Rocket’ que trabajaban en las misiones espaciales.

¿Sabías qué…?:
– Al barrio de De Klinge donde nació se le conoce como “Barrio Español” (Spaans Kwartier), un reflejo de la vieja ligazón de Flandes a la corona castellana y a la existencia de un fuerte militar en torno al que fue creciendo un asentamiento poblacional.

– Siendo ciclista profesional protagonizó un extraño episodio de contrabando en la frontera francobelga. Abandonó el coche con la carga, y su esposa, y se fue corriendo a Bélgica. Volvería, con un enigmático personaje, para pagar una gran multa y recuperar a su pareja y a su coche.

– Aunque sus grandes éxitos llegaron en vueltas por etapas, ganó un Tour de Flandes como corredor aficionado y, siendo profesional, rozó la victoria en una Lieja-Bastoña-Lieja en la que al final hizo segundo.

– Un familiar por parte paterna fue beatificado por Juan Pablo II.

– Se casó con una mujer 25 años mayor que él, Margot, que trabajaba (y posiblemente tuvieran algún tipo de relación sentimental) para el que fue su representante, el belga Fons Versnick.

– Un año después del fallecimiento de Margot, ya en Estados Unidos, se casó con Roza Buys, que era 25 años más joven e hija de unos amigos, admiradores de su carrera deportiva, con los que se veía de vez en el Rik Van Looy Supporters Club. De este matrimonio nació Jeanette, su única hija, quien actualmente ejerce de ginecóloga en Amberes.

– Muy unido a su hermano Alfons pese a la gran distancia entre Estados Unidos y Bélgica, se reencontraron muchos años después en Bélgica con motivo de unas vacaciones durante las cuales tuvo lugar la misión del Apolo XI que llevó el hombre a la luna, misión que vieron juntos por televisión.

– Una vez jubilado, a finales de los años 70, decide regresar a Europa. La familia regresa a Bélgica.

– Gustaaf sí volvió a España, país que no había pisado desde su última victoria en la Vuelta: fue en los 80, en la malagueña Estepona, con motivo de unas vacaciones.

– En Bélgica retomó su atención hacia el ciclismo profesional, especialmente la Vuelta a España.

– En 1995 recibió una invitación de la Vuelta a España para acudir a un acto con el que Unipublic, su organizadora, quería conmemorar los 50 años de la carrera. Deloor declinó por motivos de salud.

– Su viuda conserva en su casa un hermosísimo trofeo que le entregaron con motivo de su segunda victoria en la Vuelta.

– En agosto 2010, ya fallecido, se le organizó un homenaje en De Klinge, donde se renombró una plaza con el hombre de los hermanos Deloor en la que, además, se encuentra una escultura llamada Vuelta obra de Hugo de Rudder. También se organizó una exposición con fotos y crónicas de la época.

– En esa plaza de los hermanos Deloor existe una pequeña capilla en cuyo interior se puede contemplar un pequeño cuadro pintado por Gustaaf. La pintura fue otra de sus pasiones.

– El Tour de Francia, en su apartado de estadística e historia, le asignaba dos participaciones en la ronda gala. Un error que le confundía con su hermano Alfons, quien sí tomó parte en ese 1933 que también se le atribuye a Gustaaf.

Biografía, palmarés, estadísticas: Gustaaf Deloor nació en De Klinge (Bélgica) el 24 de junio de 1913 y falleció en Mechelen el 28 de enero de 2002. Fue un ciclista que pasó muy joven al profesionalismo y que vio truncada su carrera por la Guerra. Primero, por la Guerra Civil. Después, por la Segunda Guerra Mundial. Sus dos victorias en las dos primeras ediciones de la Vuelta a España son sus grandes éxitos, pero también ganó una etapa en el Tour 1937, rozó una general de la Vuelta a Suiza (1936) y siempre tuvo el pesar de que estuvo muy cerca de imponerse en un Mundial, que se celebró en Berna en 1936. Tras el conflicto bélico abandonó el ciclismo.

Espero que os haya gustado. Hasta el miércoles.

Qué fue de… Émile Mpenza: no pudo ir a entrenar por una mala pasada con la viagra

Mpenza controla una pelota en un Wolfsburgo-Schalke de abril de 2000 (Archivo 20minutos).

El fútbol belga ha reverdecido viejos laureles tras una época bastante gris desde mediados de los 90 hasta mediados de la presente década. Hoy vamos a hablar de un jugador de aquellos tiempos: Émile Mpenza.

¿Quién era?: Un delantero belga de mediados de 1995 a 2015.

¿Por qué se le recuerda?: Por ser en su época uno de los destacados jugadores de su selección y por su paso por equipos europeos del calibre del Schalke 04 o el Manchester City.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2015 en las filas del Eendracht Aalst belga. En la actualidad tiene una empresa de management deportivo con su hermano Mbo.

¿Sabías qué…?: Como os decía, su hermano mayor Mbo también fue jugador profesional, internacional y como Émile, delantero centro.

– Nació en Bélgica pero en una familia originaria del Congo. De hecho, Mbo llegó a nacer en África.

– En los primeros tres equipos de su carrera jugó con su hermano Mbo.

– En el Schalke 04 coincidió con su compatriota Marc Wilmots.

Mpenza celebra su gol ante Suecia en la Eurocopa de 2000 (Archivo 20minutos).

– El nombre de Mpenza saltó a los medios de comunicación en 2016 cuando el entrenador Paul Sturrock publicó un libro con sus memorias. Sturrock tuvo a sus órdenes a Mpenza en el Plymouth Argyle de la Championship inglesa. En el libro, Sturrock contaba que el belga no pudo acudir a un entrenamiento porque estaba bajo los efectos de una pastilla de viagra que había ingerido la noche anterior. Mpenza denunció a Sturrock, alegando que la historia es falsa.

– Mpenza estuvo en el Mundial de 1998. Él llevaba el dorsal 20 y su hermano el 9.

– Dos años después, en la Eurocopa de 2000, era Émile el que llevaba el 9 y Mbo, en cambio, el 21.

– Émile jugó 30 minutos en el primer partido de Bélgica en el Mundial de 1998, en el duelo ante Holanda; 13 minutos en el segundo ante México y 16 minutos en el último ante Corea del Sur, donde jugó con su hermano en el ataque ese rato.

– Mpenza fue titular en los tres partidos de Bélgica en la Eurocopa de 2000 y los jugó íntegros, ante Suecia, Italia y Turquía. En el primero marcó un gol y en el segundo también jugó unos minutos junto a su hermano Mbo.

– Mide 1,77 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Eka Basunga Lokonda Mpenza nació el 4 de julio de 1978 en Zellik, Bélgica. Debutó como profesional en 1995 en el Kortrijk. En 1996 se fue al Mouscron y en 1997 al Standard de Lieja, donde pasó dos temporadas. Luego se fue al Schalke 04 alemán, donde estuvo tres temporadas. Volvió al Standard y un año después regresó a Alemania para jugar en el Hamburgo. En 2006 probó fortuna en el Al Rayyan catarí. La temporada 2007/2008 la pasó en el Manchester City y la siguiente en el Plymouth Argyle. En 2009 se fue al Sion suizo y en 2010 al Neftchi Bakú de Azerbaiyán, para acabar su carrera en el Eendracht Aalst de su país en 2015. En su palmarés tiene dos copas alemanas con el Schalke y una liga azerí con el Neftchi. Con Bélgica jugó 57 partidos y marcó 19 goles.

Os dejo con un vídeo dedicado a Mpenza:

Hasta mañana.

Qué fue de… Philippe Albert: de la Premier al negocio de la fruta y la verdura

Philippe Albert, en un cromo de su etapa en el Malinas (PANINI)

Bélgica es uno de los principales exportadores de talento a la Premier, pero la cosa no es nueva. Hace años ya llegaban jugadores belgas a la mejor liga de fútbol del mundo. Hoy vamos a recordar a uno de ellos: Philippe Albert.

¿Quién era?: Un central belga de mediados de los 80 y los 90.

¿Por qué se le recuerda?: Por ser internacional con su país y por su paso por el Newcastle United, entre otros equipos.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2000 en las filas del Charleroi de su país. En al actualidad, es comentarista para la tele belga, y además, tiene un negocio de exportación e importación de frutas y verduras.

¿Sabías qué…?: Estuvo con Bélgica en el Mundial de Italia 90. Sólo jugó un partido. Fue en la primera fase, ante España (con victoria para los de Luis Suárez por 1-2).

– En USA 94 jugó tres partidos, todos de titular, y marcó dos goles: uno en la fase de grupos ante Países Bajos (1-0) y otro en octavos ante Alemania (3-2 para los teutones).

– En 1992 ganó el título de futbolista belga del año.

Imagen reciente de Albert (WIKIPEDIA).

– Durante la mayor parte de su carrera lució bigote.

– De su etapa en el Newcastle se le recuerda sobre todo por marcar el último gol en un histórico 5-0 ante el Manchester United en St. James’ Park e 20 de octubre de 1996. Fue, además, una espectacular vaselina que podéis ver en este vídeo.

– Cuando fichó por el Newcastle explicó que tenía ofertas de la Juventus y de la Fiorentina, pero las rechazó porque no le gustaba el calor de Italia (aunque Turín es más bien fría) y jugar los domingos.

– Firmó con las urracas el día de su 27º cumpleaños y eligió el dorsal 27.

– Es valón, esto es, de la parte francófona de Bélgica.

– Debutó como internacional absoluto con solo 20 años.

– Mide 1,90 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Philippe Julien Albert nació el 10 de agosto de 1967 en Boullion,  Bélgica. Debutó como profesional en 1986 en el Charleroi. Dos años después se fue al Mechelen (en español, Malinas). En 1991 lo fichó el Anderlecht y en 1994 llegó al Newcastle. La temporada 98/99 la pasó cedido en el Fulham y en 1999 regresó al Charleroi, donde se retiró un año después. Con el Malinas ganó una liga belga y con el Anderlecht ganó otras dos, más una copa y una supercopa. Con Bélgica jugó 41 partidos y marcó cinco goles.

Hasta mañana.

Qué fue de… Ronny Gaspercic: un portero de modestos en España

Cromo de Gaspercic con el Extremadura (MC Sports).

Cromo de Gaspercic con el Extremadura (MC Sports).

Hoy vamos a hablar de uno de esos porteros extrajeros que desembarcaron en España en el cambio de siglo. Es Ronny Gaspercic.

¿Quién era?: Un portero belga de finales de los 80 a finales de la pasada década.

¿Por qué se le recuerda?: En España, por su paso por equipos como Extremadura, Betis o Albacete, y a nivel global por ser internacional con su país.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2007 en las filas del Westerlo. En la actualidad vive alejado del fútbol y regenta una tienda de disfraces en Genk, su ciudad natal.

¿Sabías qué…?: Es de origen croata.

– En la temporada 97/98 fue elegido portero belga del año, honor que comparte con otros como Preud’homme, Mignolet o Courtois.

– Sus años en el Extremadura le valieron para jugar en la selección.

– En su primer año en España fue expulsado dos veces, una en la jornada 5 y otro en la promoción de descenso, ante el Rayo.

Cromo de Gaspercic de la Euro 2000, que no llegó a disputar (PANINI),

Cromo de Gaspercic de la Euro 2000, que no llegó a disputar (PANINI),

– En dos años en el Betis sólo jugó dos partidos de Liga.

– En su año sn el Albacete (2004/2005) descendió a Segunda.

– Debutó con su selección en un amistoso ante Luxemburgo.

– No llegó a disputar ningún gran torneo con Bélgica.

– Iba a ser el tercer portero de Bélgica en la Eurocopa de 2000, pero una inoportuna lesión se lo impidió.

– Mide 1,86 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Ronald Louis Gaspercic nació el 9 de mayo de 1969 en Genk, Bélgica. Debutó como profesonal en 1987 en el Winterlag. En 1988 lo fichó el Genk, donde estuvo hasta 1996. Tras dos años en el Harelbeke, emigró a España para jugar en el Extremadura tres temporadas. Luego pasó dos temporadas en el Betis, una en el Alavés y otra en el Albacete, para regresar en 2005 a su país, al Westerlo, donde se retiró en 2007. Con su selección jugó ocho partidos.

Hasta mañana.

Camisetas para la historia. El maillot nacional de Bélgica

Greg van Avermaet, ganando el oro en los recientes Juegos de Río (EFE).

Greg van Avermaet, ganando el oro en los recientes Juegos de Río (EFE).

Vamos a hablar hoy de uno de los maillots más míticos del ciclismo. Popularizado por el que quizá sea el más grande ciclista de todos los tiempos, Eddy Merckx, el maillot nacional de Bélgica es un súper clásico de las competiciones por equipos nacionales. Y hoy vamos a hablar de sus orígenes.

Como os decía, el maillot nacional de Bélgica es uno de los más reconocibles. Es de color celeste, con la bandera belga (girada) en el pecho y las mangas.

En la década de los 30, la dirección del Tour decidió que los corredores debían correr bajo la bandera de su país en lugar de hacerlo por equipos. Bélgica llevó en 1930 un maillot muy parecido al actual de campeón belga. Pero el diseño cambió…

En 1948, los belgas corrieron el Tour con el mítico maillot celeste con la bandera en el pecho. El año anterior, en 1947, el belga Raymond Impanis acabó sexto en el Tour, siendo uno de los favoritos. Al parecer, Impanis le echó la culpa de su rendimiento al negro de su maillot, que absorbía en mayor medida el sol y que le provocó sufrir de peor manera las altas temperaturas del julio francés. Así, al año siguiente, los belgas estrenaron maillot.

No hay seguridad del motivo por el cual se eligió el celeste. Hay un diseñador belga obsesionado con el tema, que ha llegado a crear una web sobre el asunto (del cual he sacado gran parte de la información del post). La teoría más plausible es que los belgas eligieron el azul por el equipo Alcyon. Alcyon era un fabricante francés de bicicletas y patrocinador de una escuadra que albergaba en sus filas a los mejores ciclistas belgas de la época. El maillot del equipo era azul celeste. Por eso, los ciclistas belgas decidieron recurrir al maillot del equipo, al que le pusieron la bandera belga, cuando descartaron el negro por caluroso. Y a partir de ahí, lo demás es historia. Mi tocayo Eddy Merckx, que ganó tres Mundiales, lo elevó a la categoría de mito. Tanto, que en la pasada Eurocopa de fútbol, la selección belga usó un uniforme reserva inspirado en el maillot ciclista de Bélgica. Y para que no decaiga, hace unas semanas el ciclista Greg van Avermaet logró el oro olímpico en Río luciendo tan emblemática prenda.

Espero que os haya gustado (si sois amantes del ciclismo, estoy seguro de ello). Quiero darle las gracias por la idea del artículo a mi amigo Juanfran de la Cruz, la persona que más sabe de ciclismo (de todas las que conozco).

Hasta mañana.

Quién fue… Jef Jurion: el futbolista que jugaba con gafas

Jurion, en un partido de Bélgica en 1964 (WIKIPEDIA).

Jurion, en un partido de Bélgica en 1964 (WIKIPEDIA).

Hoy vamos a cerrar la semana con un futbolista singular, sobre todo por su atuendo, pero que también fue un destacado jugador: es Jef Jurion.

Armand Joseph Jurion nació el 24 de febrero de 1937 en Sint-Pieters-Leeuw, Bélgica. Con 11 años de edad entró en el Ruisbroek FC, y cinco años después se fue al Anderlecht. Con 16 años debutó con el primer equipo, como centrocampista.

Su etapa en el Anderlecht fue larga y fructífera. Duró 15 años, en los que el equipo bruselense ganó siete Ligas y tres Copas belgas. Jurion, como os decía antes, jugaba siempre con gafas, algo que hoy es muy difícil de ver.

Internacional por Bélgica durante 12 años (jugó 64 partidos y marcó 9 goles), Jurion fue conocido como ‘Mister Europe’ desde 1962, gracias a un gol.

Fue en la Copa de Europa de la temporada 62/63. El Anderlecht se enfrentó en primera ronda ante el Real Madrid. En España, el resultado fue de 3-3. En la vuelta, en Bruselas, el resultado fue de 1-0 para los belgas, consiguiendo una clasificación histórica. El gol, claro está, fue de Jurion.

En 1968, Jurion se fue a La Gantoise, y tres años después se fue al Lokeren, donde se retiró en 1974. Fue entrenador luego durante dos temporadas, en el Beveren y en La Louviere.

En la actualidad, Jef Jurion tiene 79 años de edad y reside en Knokke, Bélgica. Y sí, sigue llevando gafas.

Os dejo con un resumen de aquel Anderlecht-Real Madrid, en el que Jurion marca el único gol del partido:

Que paséis buen fin de semana.

Quién fue… John Langenus: el primer árbitro de una final mundialista

El árbitro belga John Langenus, en el centro, en el saludo inicial de la final del Mundial de 1930 (WIKIPEDIA)

El árbitro belga John Langenus, en el centro, en el saludo inicial de la final del Mundial de 1930 (WIKIPEDIA).

Vamos a  cerrar la semana con un árbitro. Su nombre ya ha salido en el blog. En realidad, lo que ha salido fue su foto (esta que veis a la izquierda). Fue en el artículo que le dediqué al atuendo de los colegiados. Hoy le dedicamos a él solo el artículo. Es John Langenus.

John L. Langenus nació el 8 de diciembre de 1891 en Berchem, Bélgica, en el seno de una familia acomodada. Una lesión en el pie le impidió ser futbolista, por lo que encaminó sus pasos al arbitraje. Suspendió su primer examen para ser árbitro por no ser capaz de contestar a dos preguntas: qué debía de hacer un colegiado si un balón alto impactaba con un avión que viajara a baja altura y qué debía hacer si un guardameta se sentaba sobre el larguero y se negaba a bajarse. Tres meses después se volvió a presentar y aprobó.

Sus inicios fueron duros, arbitrando hasta tres partidos cada domingo y traslandándose entre los campos, muchas veces, a pie. Durante sus primeros años recibió agresiones y amenazas, pero nunca abandonó por su amor al arbitraje. Una de las principales anécdotas de su carrera en Bélgica tuvo lugar cuando le tocó pitar un partido de máxima rivalidad entre el Racing de Bruselas y el Brujas, equipos que se jugaban el liderato. Langenus había decidido llevar dos relojes, uno en cada muñeca, para asegurarse de controlar bien el tiempo. Además, un jugador inglés del Racing, Bunyan, le prestó un moderno cronómetro que le acababan de enviar desde Inglaterra. El problema es que al poco de empezar el partido, Langenus se dio cuenta de que no había puesto en marcha el cronómetro y que no se había fijado en la hora de comienzo del encuentro en sus dos relojes, despistado por el nuevo invento. Al no haber reloj en el estadio y no atreviéndose a preguntar, Langenus decidió pitar el final del primer tiempo a ojo. Lo hizo con tanto convencimiento, que nadie se preguntó si habían transcurrido o no 45 minutos.

Su debut en las grandes competiciones fue en los Juegos Olímpicos de 1928, en Amsterdam. Pitó dos partidos: el inaugural (Uruguay 2-0 Holanda) y el que dirimía el bronce (Italia 11-3 Egipto). Dos años después, Langenus fue uno de los elegidos para arbitrar el primer Mundial, que se celebró en 1930 en Uruguay. Pitó dos partidos de la primera fase: el Uruguay 1-0 Perú y el Argentina 3-1 Chile y dos de la fase final: la semifinal Argentina 6-1 Estados Unidos y la final Uruguay 4-2 Argentina.

El colegiado belga arbitró todos los partidos ataviado con pantalones de golf o bombachos, chaqueta y corbata. Y lo hizo, en términos generales, bastante bien, a juzgar por las crónicas de la época. La final era un partido difícil, qué duda cabe, debido a la rivalidad entre uruguayos y argentinos. De hecho, antes de empezar el partido Langenus se informó de una ruta de escape para llegar al barco que le tenía que devolver a Europa si la cosa se ponía fea. Tuvo, además, la buena idea de mediar en un conflicto previo: cada una de las dos selecciones querían jugar el partido con su propio balón. Langenus propuso que se jugara una parte con uno y la otro con el otro, solución que satisfizo a ambos capitanes. El único pero que se le pudo poner al belga es que el parecer el primer gol de Argentina fue en fuera de juego, pero en todo caso, no fue determinante para el resultado final.

Cuatro años después, en el Mundial de Italia 34, Langenus repitió, aunque sólo pitó un encuentro: el Checoslovaquia 2-1 Rumanía disputado en Trieste. Pero nuestro protagonista todavía tenía energías para pitar en un tercer mundial. Fue en Francia 38. Arbitró un partido de la primera fase, el Suiza 1-1 Alemania y el encuentro por el tercer y cuarto puesto: Brasil 4-2 Suecia.

Una curiosidad es que durante toda su carrera, siempre arbitró con el mismo silbato, uno que adquirió de joven. Tras colgar ese silbato, escribió dos libros: Pitando por el mundo: recuerdos e impresiones de un árbitro de fútbol y Fútbol y futbolistas. Langenus falleció el 1 de octubre de 1952.

Os dejo con un resumen de aquella final de 1930:

Que paséis buen fin de semana.