BLOGS
Madre Reciente Madre Reciente

Vivir es cabalgar un dragón y disfrutar del viaje

“Los juguetes no son para niños o para niñas, son para jugar”. Ojalá toda la publicidad de juguetes fuera así

Las jugueterías del pasillo rosa. Así llamamos en casa a las jugueterías clásicas en las que hay un pasillo de un rosa deslumbrante. Son jugueterías en las que parecen agrupar los juguetes en función de si son para niñas o para niños. Las figuras de acción, los coches teledirigidos y los monopatines todos juntitos. Las muñecas en todas sus diferentes modalidades en otro. Imagino que ese concepto de distribución ayuda cuando buscas yogures, pero con los juguetes es otro cantar.
juguetes2
Ir con un niño varón por esas jugueterías suele suponer saltarse el pasillo rosa igual que yo me saltaba la sección entera de deportes cuando era adolescente y mi padre traía el periódico a casa.

Me parece poco inteligente en todos los sentidos. Una mezcla de productos bien pensada invitaría a todos los niños a recorrer todos los pasillos independientemente de su sexo. A fin de cuentas, los juguetes son solo juguetes, no existe o no debería existir aquello de “este juguete es solo para niñas” o “es un juguete para niños”.

Hay jugueterías que no son así. Dideco e Imaginarium probablemente sean las dos más conocidas. En los ToyPlanet no he estado, pero me da la impresión de que tampoco. Cada vez hay más tiendas erradicando esa absurda manera de dirigir los gustos de nuestros niños.

Pero son solo destellos, en líneas generales no lo estamos haciendo bien. Basta con fijarse en la publicidad de los juguetes, en los anuncios de televisión y en los catálogos que en diciembre nuestros niños recorren pensando qué pedir a los Reyes Magos. En la mayoría de catálogos siempre es igual: sección rosa, sección de machotes, niñas jugando con las muñecas, niños jugando con los camiones. Nunca lo vemos impreso al revés. Nunca pese a que en la vida real hay niñas, como mi hija, que jamás ha hecho caso de una muñeca, o niños que no han hecho rodar un coche jamás en su vida.

Esta temporada navideña hay una juguetería que se ha atrevido a hacer las cosas diferentes en su catálogo: Toy Planet. A principios de mes lanzó un catálogo sin roles preestablecidos que solo ha cosechado aplausos. No es la primera en jugar con esta idea, pero sí la primera en apostar por ella con fuerza.

juguetes1

“Los juguetes no son para niños o para niñas, son para jugar. En Toy Planet nos olvidamos de los estereotipos y clichés y ponemos a jugar a los peques con los juguetes que prefieran ¡sin distinciones!”, aseguran.

Efectivamente, así es. El hecho de que las imágenes nos choquen, nos sorprendan, es la mejor prueba de lo mal que lo estamos haciendo. El éxito de su iniciativa de cara al consumidor debería animar a todas las demás empresas que sacan catálogos de juguetes, diseñan las cajas en las que se guardan o los colocan en su estantería.

Nosotros como consumidores deberíamos premiar a esas firmas que apuestan por erradicar los pasillos rosas y los clichés de género, buscando sus catálogos y acudiendo a ellas a comprar.

Pequeñas grandes iniciativas que sí, son marketing para vender, pero también son loables y pueden contribuir a hacer del mundo un lugar menos escindido entre el rosa y el azul.

juguetesparatodos2

38 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Stewart Cops

    Hola, se nos acaba otro año renovando ilusiones para el siguiente… y con ello, el deseo de poder cumplir los objetivos pendientes.

    http://lacasadelcomicduendeverde.blogspot.com.es/2014/12/una-despedida-conaniversario.html

    A todos nos gusta jugar en un momento dado… ¡¡¡que vaya bien!!!

    30 diciembre 2014 | 08:57

  2. Dice ser juligan

    No lo he leido porque he leido bastantes de esto este año, que no son sexistas? Poner a los niños con los juguetes tradicionalmente de niñas y viceversa sigue siendo sexista, aunque sea un sexismo positivo como dicen, si no quieres folletos de publicidad sexistas pon los juguetes sin ningun niño al lado

    30 diciembre 2014 | 09:49

  3. Dice ser Rvfcore

    Es que algunas no os acabáis de enterar de que un hombre y una mujer no son iguales, no tienen las mismas capacidades, ni habilidades, ni sensibilididades, ni motivaciones, ni fuerza, ni físico…

    El problema es que confundís desigualdad con superioridad/inferioridad y aquí ya adoptáis posturas irracionales y absurdas, la desigualdad debe ser riqueza, lo que te permite aportar lo que te sobra y recibir lo que te falta pero no lo entendéis, en lugar de aceptar que a un niño le gusta una pistola y a una niña una muñeca al niño le ponemos una lavadora y a la niña un set de herramientas, estupendo, un gran avance para la sociedad del futuro. Igual sería mejor hacerles entender que su desigualdad es natural y que no hay que imponerla sino compartirla, aunque claro, eso implica educar y estoy ya pidiendo mucho.

    Olvidáis que los humanos somos otra raza más de animales aunque nos creamos el centro del universo, y los animales sexuales sin excepción tienen misiones diferentes y complementarias, pero nosotros somos tan guays que no, vamos a crear un nuevo comportamiento, que para eso somos la raza superior…

    Donde no se debe tolerar esa desigualdad es en los derechos, donde no debe haber ni un pelo de discriminación ni positiva ni negativa, fuera de ese concepto el día que seamos iguales lo que seremos es una raza que habrá alcanzado el máximo de estupidez.

    30 diciembre 2014 | 09:57

  4. Dice ser albitaguapa2

    que no tiene roles? lo que quere es obligar a implantar otros roles, a cuantos niños les gsta una muñeca? a quien se venden las barras de labios, a quien las usa no? que pongan niños y niñas vale spero solo niños con las muñecas es estúpico y de buenista

    30 diciembre 2014 | 10:08

  5. Dice ser Ainis94

    Rvfcore, por supuesto que somos diferentes físicamente, pero eso no significa que por ser hombres o mujeres nos tenga que gustar una cosa concreta u otra. Por esa diferencia de la que hablas, existen, por ejemplo, equipos deportivos masculinos y femeninos; pero ambos hacen lo mismo y estoy segura de que a las mujeres que juegan en esos equipos también les gusta, aunque haya a quien le parezca imposible.
    La cosa no es que a un niño le guste un set de herramientas y a una niña una lavadora, eso es simplemente lo que les dan los adultos. Yo de niña tenía los dos “tipos” de juguetes a mi alcance (no tenía una lavadora, pero sí una cocinita) y jugaba con los dos por igual.

    Albitaguapa2, no conoces muchos niños, ¿no? Porque yo ahora mismo no recuerdo uno solo que en algún momento de su vida no haya querido una muñeca. Que luego con el paso de los años se les acabe inculcando que las muñecas son de niñas y dejen de quererla es otro tema.

    30 diciembre 2014 | 10:27

  6. Dice ser Joana

    Ridícula propaganda del NWO. No podréis ir en contra de la naturaleza.

    30 diciembre 2014 | 10:32

  7. Dice ser Joana

    Ainis94 La que no conoce a los niños eres tú. Mi hijo jamás tuvo el menos interés por las muñecas. Ni ninguno de sus amigos (y tenía muchos amigos). Esa propaganda barata para idiotas no te la crees ni tú.

    30 diciembre 2014 | 10:34

  8. Dice ser Joana

    Ya veo que la dueña del blog éste le mola mogollón la censura. ¿Qué, te molesta la verdad? Mi hijo JAMÁS tuvo interés en jugar con muñecas, maja. Ni sus amigos tampoco. Sí, ese hijo con déficit de atención y que ahora estudia ingeniería nanotecnológica. Pero tú a lo tuyo, a la propaganda barata. Ya veo que eres como todos los progres, liberales y demócratas… la censura a todo lo que no les convenga. Venga, borra ésto también, mujer.

    30 diciembre 2014 | 10:56

  9. Dice ser marian

    Bravo por Rvfcore, no se puede explicar más claro, totalmente de acuerdo en cada punto.

    30 diciembre 2014 | 11:01

  10. Dice ser Manderkewey

    Totalmente de acuerdo con juligan: confeccionar un catálogo de juguetes con los roles tradicionales totalmente invertidos tampoco ayuda.
    Y claro, no forzaría jamás a ningún niño a niña a jugar obligatoriamente con un juguete “de su sexo”. A mi menor sí le gustaba jugar de vez en cuando espontáneamente con una muñeca y he tenido sobrinas en mi casa que les chiflaba jugar con los coches de mi hijo. Todo con libertad y sin forzar como en ese catálogo estúpido que únicamente pretende que la gente hable de su empresa porque eso es estupendo para la venta.
    ¡Que disfruten de sus juguetes!

    30 diciembre 2014 | 11:25

  11. Dice ser albitaguapa2

    que no conozco niños? solo trabajo con mas de 100 niños al año y veo los juguetes que cogen, maja

    30 diciembre 2014 | 11:27

  12. Dice ser raspuli

    En el cole de mi hijo, ahora con diez años: niños futbol, niñas baile.
    Alguna excepción que apunta a baloncesto o pilla pilla, pero habitualmente es así en el recreo, a la salida del cole y en cualquier oportunidad, y en esto no han intervenido catálogos ni leches, es así por naturaleza y gustos de género, punto pelota.

    30 diciembre 2014 | 11:29

  13. Dice ser seño

    Como maestra de educación infantil puedo afirmar sin miedo alguno que a los niños les gusta tanto jugar a las cocinitas como le puede gustar a cualquier niña. Y a ellas les gusta jugar a los coches, recorriendo una ciudad tipo “playmobil” igual que a ellos. Sin querer, orientamos a los niños a unos gustos determinados. Pero en la escuela les ofrecemos distintos juegos, distintos amigos, y ellos mismos eligen. No estoy diciendo que los niños se peleen por los nenucos en todas las ocasiones, pero sí se sienten libres de poder cogerlos, experimentar con ellos… No veo donde esta la biología diferente en hacer eso. ¿Acaso los hombres adultos no dan el biberón? Los niños imitan lo que ven. El comentario que apunta a que las barras de labios se venden a las mujeres tiene razón, al igual que los peines para bigotes se venden a los hombres. Pero no es comparable a un muñeco. Un muñeco es la representación de un bebe, y tanto mujeres como hombres pueden jugara ser su papá/mamá y alimentar, pasear y vestir al bebé. Me chocan los comentarios negativos, pues pensaba que la polémica en este tema estaba superada.

    30 diciembre 2014 | 11:32

  14. Dice ser Victoria

    Yo tengo hermanos y hermana y de pequeña recuerdo haber jugado tanto con los juguetes que recibían mis hermanos como los que recibíamos las chicas. Recuerdo un set de herramientas que me encantaba, me hice un collar con una llave inglesa de juguete, me encantaban los juegos de construir y el arco y las flechas y las pistolas. También me gustaban los otros juguetes, los que recibíamos mi hermana y yo. Y desde luego todos jugábamos con todo.
    No digo que hay que regalar una muñeca a un niño si no la quiere. Pero sí hay que escucharle porque a lo mejor sí la quiere y sois los padres los que no queréis. Y lo de la muñeca vale para cualquier juguete.
    ¿Os importan vuestros hijos u os importa lo que serán vuestros hijos?

    30 diciembre 2014 | 11:36

  15. Dice ser Lola

    Es difícil erradicar el sexismo en la publicidad, en la de adultos también hay. Incluso los anunciantes de TV. pasan sus anuncios dependiendo del público que se supone esté viendo la programación de turno.
    Para los catálogos lo ideal sería que no pusieran ningún niño, sólo los juguetes.
    A mi hija le compré muñecas, pero también Legos y hasta un microscopio cuando tuvo edad para utilizarlo. Que quiso una Barbie, a lo que yo me negué por mucho tiempo, pues al final se la compré, aunque la verdad es que ella misma terminó rechazándola.

    30 diciembre 2014 | 11:37

  16. Dice ser rebeldepp

    El empeño de los progres de degenerar a la sociedad occidental nos convertirá en esclavos de los chinos y los musulmanes.

    Todas las sociedades emergentes hoy en dia tienen en comun que son socialmente conservadoras con sus valores de lo que es y lo que no. Los niños son niños y las niñas son niñas, el hombre y la mujer tienen roles distintos en cuanto a asuntos relacionados con la sexualidad. Los homosexuales son personas respetables y no deben ser discriminados, pero no son normales, su conducta es una desviación de lo natural, aunque repito, no por ello merecen ni mas ni menos respeto mientras ellos no se metan con los demas.

    China para los chinos, arabia para los arabes, el africa negra para los negros, la india para los indios, y occidente para todos. Los musulmanes preservan su cultura y sus costumbres y si vas allí te tienes que adaptar a ellos, pero nosotros no preservamos la nuestra ni nuestras costumbres y cuando alguien viene aqui tambien tenemos que adaptarnos nosotros a el..

    Ninguna cultura del mundo tolera que una pareja de homosexuales tenga niños, porque saben que un niño necesita un padre y una madre, que son dos figuras distintas, claramente distinguibles por el niño a simple vista y complementarias. Nosotros nos encargamos de degenerar la familia, y si seguimos asi terminaremos considerando normal la zoofilia.

    30 diciembre 2014 | 11:39

  17. Dice ser raspuli

    Claro que los niños imitan, pero no son simples monos, y lo que en infantil es jugar todos con todo, cambia en primaria a eso de los 9 años, en los que se decantan por ciertos juegos que determinan su género (no todos por supuesto, pero sí la mayoría), no es imitación.
    ¿Tan difícil es entender que efectivamente somos distintos y que tenemos gustos (a veces) contrarios?, por cierto, no veo en esto gravedad alguna.
    ¡Qué manía les entra a alguno con este tema!

    30 diciembre 2014 | 11:49

  18. Dice ser Almudena Fer

    Una vez me llegó un cuadro que explicaba muy claramente todo esto de los juguetes para niños y niñas y su relación con las diferencias biológicas entre unos y otros. Era algo así:

    Como distinguir si un juguete es para niño o para niña. ¿hay que utilizar los genitales para jugar con él? Es un juguete para adultos ¿no hay que utilizar los genitales para jugar con él? Entonces pueden jugar con él niños y niñas.

    No consigo ver la relación entre que somos biológicamente distintos, los hombres tienen más fuerza, las mujeres parimos, etc. y jugar con una lavadora o con un banco de herramientas. Generalmente a los niños pequeños les suelen gustar toda clase de juguetes. Según van creciendo se van dirigiendo más hacía unos u otros de forma mayoritaria. Creo que hay una muy fuerte influencia social.
    Igual pasa con los colores¿que razón biológica justifica que a las niñas les guste más el rosa? Por cierto, hasta la primera guerra mundial el rosa se consideraba color de niños por ser más fuerte, el color celeste era para las niñas por ser más suave. Son puras convenciones sociales.
    Los pintalabios los utillizan las mujeres, si. Pero en el siglo XVIII los varones de las clases altas se maquillaban y llevaban tacones. De nuevo, puras convenciones sociales.
    Mis hijos juegan con toda clase de juguetes y practican todo tipo de actividades según sus preferencias que unas veces coinciden con las “propias de su sexo” y muchas otras veces no. Y más de una vez me han dicho “que estan cambiados”. Yo prefiero pensar que tienen personalidad propia.
    Feliz 2015 para todos!

    30 diciembre 2014 | 11:59

  19. Dice ser marcia

    Yo tuve una época (además siempre jugaba con mi primo) que mataba por jugar con indios, vaqueros y pistolas, cierto que él pocas veces por no decir ninguna, jugó conmigo a las muñecas…, lo que sí recuerdo es que hubo ese momento en que cada uno decidió que le gustaban más otros tipos de juego, yo con mis amigas a bailar y él con sus amigos a hacer gamberradas.
    Ese cambio no lo identifico para nada con convenciones sociales ni imitaciones a mayores, simplemente se dio, igual que se da el encierro de los adolescentes en su habitación a escuchar música con cierto halo de tristeza e incomprensión, de la misma forma natural en que a muchas niñas les gusta el rosa y otros tantos los balones de futbol y sus cromos.
    No deberíamos darle tantas vueltas, los niños no son tontos y francamente por mucho que ellos nos vean comer brócoli, la mayoría te va a decir que te lo comas tu.

    30 diciembre 2014 | 12:18

  20. Dice ser Carla

    Me sorprenden los comentarios. Me parecen irreverentes e irrespetuosos; sinceramente no entiendo la actitud defensiva de muchos. La autora está exponiendo su opinión. Vosotros la vuestra, pero sin faltar.
    Yo estoy en un 50% 50% en mi opinión. He dedicado varios años de mi vida a trabajar de canguro, eso es, a criar hijos que no son míos, y ves las cosas desde otra perspectiva. Cada niño es un mundo y tiene su personalidad. Creo que la empresa, en su afán por descatalogar géneros, ha llevado el asunto al extremo opuesto, que tampoco es correcto. Ni queremos inculcar a las hijas que su trabajo tiene que ser si o sí ser “ama de casa, cuidar a los hijos y fregar platos” ni al hijo tampoco, ni que se ama de casa, criar hijios y fregar platos esté mal, ojo, es un trabajo muy loable. Creo que a ambos se les tendría que dar a entender que pueden ser quienes ellos quieran ser. Por eso, igual habría sido mejor idea o bien, como mencionan más arriba, no añadir niños pero tampoco los famosos “colores de género” o probar a mezclar más a los niños, a saber, tanto niños como niñas jugando con los electrodomésticos y con las herramientas o coches. Lo que quiero decir es que, ni está mal que una niña juegue con muñecas, ni es alarmante que juegue con un Transformer, ni es incorrecto que un niño juegue con un coche, ni es aberrante que juegue con una cocina. Yo he visto mamás negarles a sus hijos varones el comprarles una muñeca que ellos querían porque “no es para hombres”. La cara de vergüenza se me caía sólo de oir semejante ignorancia. Pero también he visto a mamás colmar a sus niñas de regalos rosas, habitación rosa, ropa rosa, mientras que la niña no ha pedido nada de eso. Las están predeterminando a no apuntar a una carrera cuando sean mayores. Y sí, no empecéis a ir a lo kamikaze contra mi ahora, es así señores. Una niña a la que prácticamente obligas a jugar con muñecas rosas y cocinas tiene más posibilidades de no querer entrar en el mercado laboral que a una a la que le ofreces muñecas y Legos por igual.

    30 diciembre 2014 | 12:27

  21. Dice ser lectorareciente

    ¿En serio decís que no valemos para lo mismo? Cierto que no somos iguales, las mujeres tenemos zonas del cerebro más desarrolladas para unas tareas y los hombres para otras, pero a la hora de cuidar a nuestros hijos y atender nuestra casa somos perfectamente capaces.
    He tenido la suerte de tener una pandilla mixta desde que nací, conforme nacíamos, nuestras abuelas nos juntaban en el pueblo y he de decir que mis amigos y primos VARONES jugaban con mis muñecas, las atendían cuando hacían de papás y los mandábamos a comprar a la frutería o mercería que había puesto en “El barrio” otro matrimonio. Siempre hacíamos parejas como veíamos a nuestros padres.
    Y NOSOTRAS jugábamos al fútbol, al beisbol y todos los deportes que ellos, incluso mejor. Además, en los juegos siempre trabajábamos y nuestros “maridos de broma” se quedaban con las muñecas porque era su responsabilidad.
    Ahora hablo como hija. Como HIJA he visto SIEMPRE a mi padre barrer, fregar, poner la lavadora, secarme el pelo y hacerme coletas cuando le tocaba porque mi madre estaba trabajando y puedo decir que incluso lo hacía mejor o a mi me gustaba más porque era mi papá quien lo hacía. Para mí ha sido motivo de orgullo siempre que seamos un equipo y que mi padre haga algunos platos más buenos que mi madre.
    No soy madre, pero cuando lo sea, voy a incluir en la pila de juguetes de mi hijo o hija tanto “juguetes para niños como para niña” porque como dice madrereciente SON PARA JUGAR.
    Un saludo

    30 diciembre 2014 | 13:38

  22. Dice ser perchien

    El rosa chifla a la mayoría de las niñas y el futbol a la mayoría de los niños, no creo que la mayoría de los padres esté ahí inculcando y metiendo con calzador estas ideas y gustos a sus hijos, ¡qué tontería!

    30 diciembre 2014 | 13:43

  23. Dice ser lectorareciente

    Carla, apoyo tu comentario. Opino igual.
    Hace poco, vi un juguete que era una tarta partida en porciones con sus platos, sus vasos,… Vamos, todo para celebrar el cumpleaños y venía en colores rosas… Me pareció divertido pensar en que mi pequeño sobrino de 2 años, nos repartiera su tarta o lo hiciera con sus amiguitos pero me tope con el “eso no es para un crío, cómprale un coche”.
    Y sinceramente, ¿no hay cocineros y pasteleros? ¿Por qué no se le puede regalar a un niño una lavadora para que ayude a mamá y papá con la colada?
    En mi grupo había un niño, hoy un hombre hecho y derecho, que se pirraba por nuestras muñecas, platos y cocinitas y sus hermanos (más mayores) se burlaban de él por pedir por Reyes lo que nosotras… Hay como un miedo enfermizo a que te salga “gay” o sarasa cuando eso ni es malo ni está condicionado por los juguetes.
    La mente cerrada de mucha gente es lo peor, a ver si van cambiando las tornas

    30 diciembre 2014 | 13:46

  24. Dice ser lectorareciente

    Y con hombre hecho y derecho me refiero a que hoy es un adulto sano, equilibrado, con su carrera y su trabajo.No acabó en un psiquiátrico por jugar con nosotras. (Aclaración)

    30 diciembre 2014 | 13:49

  25. Dice ser porqui

    lectorareciente, qué tendrá que ver que los niños y niñas jueguen con juguetes iguales para que se vayan dando diferencias de gustos por género según van creciendo….hombres y mujeres se complementan, no son iguales ni física ni emocionalmente.
    A un niño de dos años cuando tenga diez, no le va a gustar ciertos juguetes clasificados como para niñas, simplemente porque habrá cambiado de gustos.

    30 diciembre 2014 | 13:57

  26. Dice ser Luisa

    Jugar es algo instintivo, es una preparación para la vida adulta, por el bien de la perpetuación de la especie. (Las crías de muchas especies animales también juegan).
    El ser humano estuvo miles de años viviendo en cavernas… los niños tenían que jugar a juegos que incentivasen la fuerza y rapidez porque eran los que iban a salir a cazar. Las niñas tenían que incentivar el cuidar a bebés porque iban a estar casi toda su vida pariendo y amamantando.

    De aquellas no había ni publicidad, ni televisión ni catálogos.

    Luego eso continuó durante toda la historia así, porque los hombres seguían realizando los trabajos más duros o iban a la guerra y las mujeres seguían pariendo y amamantando… Fue así hasta el siglo XX (en los países desarrollados)

    30 diciembre 2014 | 16:15

  27. Dice ser Luisa

    Es más, la prueba de que el juego elegido es algo instintivo la podemos observar en distintos experimentos realizados con crías de monos. Les echaban distintos tipos de juguetes y las monas iban corriendo a coger las muñecas, cosa que no hacían los monos machos. Y que yo sepa los monos no ven mucho la tele ni ven los catálogos de juguetes.

    30 diciembre 2014 | 16:34

  28. Dice ser Almidena Fer

    Luisa, me llama mucho la atención el experimento que comentas. Me cuesta entende cual pueda ser la razón por la que las crias hembra de mono se siemtam instintivamente inclinadas a jugar con muñecos que representam crias humanas
    bebes humanos…

    30 diciembre 2014 | 20:16

  29. Dice ser Blanca

    Me parece tan ridículo y trillado el discurso que se da aquí. No entiendo dónde está el orgullo de que una niña no haga caso a una muñeca, ¿es acaso un delito que una nena se fije y le guste una muñeca?. ¿Por qué está estupendamente visto que un niño juegue con una cocinita y una niña con un tren y al revés es antiguo, sexista y mil chorradas más?. No creo en absoluto que un juguete marque la vida de nadie, la vida la marca la educación que te den, lo que tu pienses, lo que tu sientas y tus propias inclinaciones, algo que nadie te puede cambiar por mucho que te lleven a determinadas jugueterías de pequeño o te pongan en la mano un camión o un muñeco. Esto es ya viejo, nada descubre la madre del blog, tiene ideas de progre jubilado y saca a relucir temas ya discutidos, absurdos y que no tienen ninguna relevancia.
    Y sobre el meterse ya en cómo distribuir una juguetería es ya por demás la bobada. No creo que la intención de ninguna juguetería sea adoctrinar a nadie, sino facilitar las compras y decorar la tienda de una manera agradable y llamativa además de con un orden.
    Por esa regla de tres como toda la comida es para comer que en los supermercados te pongan mezclada la carne con las galletas salpicado de legumbres y frutas con cacahuetes, vaya a ser que sí ponemos todos los frutos secos juntos interpretemos que nos quieren convertir en monos induciéndonos a comer sólo cacahuetes. Que cada uno en su casa y con sus hijos actúe como le parezca y deje vivir. Algunos cuando tienen hijos se creen que todo gira ya alrededor en torno a eso y que el mundo se para para rendir,es pleitesía y todas sus ocurrencias han de contemplar se y debatirse y cada cual tiene una ocurrencia o más tonta o más disparatada. Adema hay que respetar a los demás y habrá quién esté encantado con que sus hijas jueguen con muñecas sí eso las hace felices y sus niños con coches sí eso les divierte.

    30 diciembre 2014 | 22:15

  30. Dice ser Sara

    Pues yo tengo ese catálogo y me parece ridículo, de hecho nos estuvimos riendo un buen rato de lo absurdo que resulta ver en la página de cocinitas sólo niños. Mis hijos, niño y niña, deben estar mediatizados por alguna fuerza perversa porque ni él mostró nunca interés por los juguetes propios de niñas, ni ella quiere juguete de niño y pide muñecas lo quiere todo rosa.

    A veces caemos en el ridículo por negar lo evidente, un niño es un niño y una niña es una niña. Los hombres y las mujeres no somos iguales, ni falta que hace.

    30 diciembre 2014 | 23:44

  31. Dice ser marian

    Bravo Blanca, Sara y porqui.

    31 diciembre 2014 | 10:52

  32. Dice ser lectorareciente

    Pues por esa regla de tres que muchos comentais. A las chicas no tendría por qué gustarnos el fútbol, ni la lucha libre y los chicos odiar el patinaje artístico y el ballet. Claro que cada uno cría a sus hijos como quiera pero a las pruebas de cuando yo era una cría me remito y me gustaba más jugar a los vaqueros y al beisbol y a un amigo mío jugar con mis muñecas. Y por eso, no creo que haya que considerar raro a ninguno de los dos. Los juguetes están para jugar y dejemos que los críos los elijan pero daros cuenta de que nosotros mismos les regalamos en función de que sean un niño o una niña.
    Afortunadamente, tambien hay crías que juegan con dinosaurios y que han dicho que no quieren a la barbie enfermera sino a un lego científico mujer porque no había hasta hace unos meses (y no sé si han llegado a nuestro pais).

    31 diciembre 2014 | 20:17

  33. Dice ser marian

    Se trata de entender que mayormente hay juegos que les gustan más a los chicos y otros más a las chicas y esto se da por su condición de género, desde que el mundo es mundo y desde la realidad palpable de que hombres y mujeres son distintos.

    02 enero 2015 | 13:51

  34. Dice ser tere

    Tenemos ese catalogo en casa y lo hemos visto y repasado para escribir la carta a los Reyes,pero hasta q no he leído esto no nos habíamos dado cuenta de q ese catalogo era “especial”, nadie en mi casa (papá, mamá, dos niños y una niña)había visto nada raro,hasta que alguien ha dicho:es un catálogo diferente.,.

    02 enero 2015 | 22:39

  35. Dice ser Sarita

    Desde muy pequeño yo le compro a mi hijo los juguetes que el pide lo mismo un coche que una muñeca que un camión o un pony rosa, el mismo me dice que las muñecas son de niña que el rosa es de niña que se lo dicen en el cole pero como siempre le explico que los juguetes y los colores son para quien le guste me dice que ya le da igual que lo quiere por que le gusta. Aunque si es verdad que tiende más a juguetes de futbol, coche, pelota ect hay veces que le apetece jugar con muñecas como Mia y yo por ejemplo. Y si es feliz con eso yo también.

    05 enero 2015 | 18:25

  36. Les dejo un listado de Outlets de Jugueterías en Buenos Aires

    http://www.outlets-bsas.com.ar/outlets_jugueterias.htm

    26 octubre 2016 | 14:41

  37. Dice ser Olga Talavera

    Qué bonita publicidad, ojalá se transmitiera más ese mensaje en los comerciales. Saludos

    18 mayo 2017 | 23:14

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.