¿Cuál es el origen de los cajeros automáticos?

17 abril 2014

¿Cuál es el origen de los cajeros automáticos?El primer cajero automático fue instalado el 27 de junio de 1967 en una sucursal del banco Barclays del distrito londinense de Enfield (al norte de la capital del Reino Unido).

Su inventor fue John Sheperd-Barron a quien se le ocurrió la idea tras encontrarse un sábado con el banco cerrado y sin poder tener dinero durante el fin de semana. Ideó un tipo de máquina a la que se le pudiera introducir un cheque y ésta dispensase dinero.

Para que la máquina pudiese detectar la autenticidad del cheque y éste pudiese ser pagado, se creó un complejo proceso que requería que el cliente pasase por la entidad bancaria y se le entregasen tantos cheques por valor de 10 libras esterlinas como éste precisase y cuya cantidad era descontada de la cuenta antes del pago.

Estos cheques estaban impregnados de carbono 14, lo que hacía que al ser introducidos en el cajero, reconociese su autenticidad y dispensase las 10 libras.

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons

¿De dónde surge llamar ‘jersey’ al suéter?

16 abril 2014

¿De dónde surge llamar ‘jersey’ al suéter?A través del apartado de contacto, Maribel Núñez me hace llegar un correo en el que me pregunta sobre el origen del nombre de dos prendas de vestir: la rebeca y el jersey.

Para el origen de la chaqueta de punto conocida como rebeca ya escribí un post en los inicios de este blog (en el año 2006) pudiendo encontrar en el siguiente enlace el porqué se le llama así: ¿Cuál es el origen de la ‘rebeca’ y el ‘cárdigan’?

Sobre la segunda prenda por la que pregunta en su email: el jersey (prenda de vestir de punto, cerrada y con mangas, que cubre desde el cuello hasta la cintura aproximadamente, según encontramos en el Diccionario de la RAE) hay que buscar el origen de su nombre en las islas de Jersey y Guernsey,  dependencias de la Corona Británica, situadas en el canal de la Mancha.

Se dice que los pescadores y campesinos de la zona usaban una prenda de vestir pensada para combatir las inclemencias temporales del agua y viento, la cual cubría la parte superior de su cuerpo y brazos. Según algunas fuentes la lana para confeccionar estas prendas provenía de la lana de ovejas merinas de estas mismas islas, sin embargo otras fuentes indican que la lana se comenzó a importar aproximadamente alrededor del siglo XVI desde el Reino Unido, y que se utilizó para  fabricar y proveer a los miembros de la realeza con dichos jerséis.

Tanto una como la otra hipótesis lo que dejan claro es que el nombre de la prenda proviene de la mencionadas islas.

Hacia finales del siglo XIX empezó a popularizarse su uso dentro del ámbito deportivo, pasando entonces a llamarse suéter (derivador de sweater- en inglés – que significa el que suda).

 

Fuente de la imagen: jgglover

La curiosa anécdota de Alfonso XIII y cómo reconocer a un rey

15 abril 2014

La curiosa anécdota de Alfonso XIII y cómo reconocer a un reySe cuenta que durante una cacería, el rey Alfonso XIII decidió permanecer un rato sentado a la sombra de un árbol para así poder descansar un poco, mientras sus compañeros de la partida de caza continuaron con la actividad.

Poco después se paró frente a él un campesino que estaba de paso, quien le preguntó al monarca si era verdad que por allí andaba el rey y de ser afirmativo le podía indicar quién era, pues le gustaría conocerlo personalmente.

Alfonso XIII se incorporó y pidió a aquel hombre que lo acompañara hasta donde se encontraba el resto de cazadores de la montería y podría averiguar quién era el rey porque todos los presentes estarían con sus cabezas descubiertas menos él.

Al  alcanzar al resto de la partida, todos se descubrieron ante el rey a excepción del campesino.

«Ahora ya sabe usted quién es el rey» comentó Alfonso XIII

A lo que el hombre contestó:

«Una de dos. O es usted o soy yo, porque somos los únicos que seguimos con el sombrero puesto»

 

Lee y disfruta de más anécdotas como esta en el apartado Anecdotario de este blog

 

Fuente: Samuel Red (Las mejores anécdotas humorísticas)
Fuente de la imagen: historia-urbana-madrid

¿De dónde surge la expresión ‘hacer el agosto’?

14 abril 2014

¿De dónde surge la expresión ‘hacer el agosto’ que se usa para referirse al que realiza un negocio rápida y fácilmente?A través de Twitter, @MoleroJaime me preguntó, días atrás, de dónde procede la frase ‘hacer el agosto.

Tanto la frase ‘hacer el agosto’, como su variante ‘hacer su agosto’, es la típica expresión utilizada comúnmente para referirnos al hecho de que alguien ha realizado un negocio rápida y fácilmente obteniendo unos pingües beneficios e incluso para señalar a aquellos que lo hacen sin costarle un gran esfuerzo o de forma algo dudosa.

Muchos son los que piensan que el origen de esta expresión proviene de las ganancias que obtienen los empresarios que se dedican al sector turístico y otras personas afines al ramo, gracias a la masiva presencia de turistas durante el verano.

Pero en realidad el origen de este modismo lo encontramos en una actividad que nada tiene que ver con las vacaciones sino con la agricultura.

Desde siempre, el verano ha sido el momento idóneo para realizar la cosecha de la mayoría de los cereales sembrados y el posterior almacenaje del grano tras el trillado, siendo el mes de agosto el de mayor actividad.

Una buena cosecha era sinónimo de abundante materia prima, buenas ganancias y dinero para el resto del año (o al menos para los meses de invierno en los que la actividad agrícola descendía a causa de las bajas temperaturas).

Los que también se beneficiaban de esto eran los temporeros, quienes trabajaban duramente a lo largo del verano acudiendo a las diferentes vendimias y recolecciones y sacaban suficiente dinero para el resto del año (o buena parte de él).

Con el tiempo las expresiones ‘hacer el agosto’ o ‘hacer su agosto’ se convirtieron en sinónimo de buen negocio y ganancias abundantes de casi cualquier actividad, sin importar en qué época del año se lleve a cabo y de qué modo.

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas expresiones

 

Fuente de la imagen: timesheets

¿De dónde procede la expresión ‘El que no llora, no mama’?

10 abril 2014

¿De dónde procede la expresión ‘El que no llora, no mama’?A través del apartado de contacto, Ramón I. Sanz me hace llegar un correo en el que me consulta sobre la procedencia y significado de la expresión ‘El que no llora, no mama’.

La procedencia de la expresión ‘El que no llora, no mama’ debemos buscarla en los niños pequeños que todavía no hablan (sobre todo los bebés) y que reclaman su comida (el mamar la leche del pecho materno o biberón) a través del llanto.

Llorando es como se comunican y a través del los diferentes tonos del llanto los padres pueden distinguir si lo que tiene es hambre, sueño o alguna molestia o dolor.  Por lo tanto, si un bebé no llorase cuando tiene hambre no podría recibir su ración de alimento.

Este es el motivo que dio origen a esta famosa expresión, que también podemos encontrarla en la forma de ‘quien no llora, no mama’ y que se utiliza comúnmente para indicar que si se quiere lograr algo, hay que pretenderlo e, incluso, solicitarlo repetidas veces o despertando la compasión; tal y como indica el Centro Virtual Cervantes.

Pero esta expresión no es exclusiva de nuestra lengua, encontrándonos que en otros idiomas también tiene sus propias analogías:

En inglés suele decirse: The squeaking wheel gets the grease’ (La rueda que chirría recibe la grasa); en francés: ‘Qui ne demande rien, n’a rien’ (Quien no pregunta, no tiene nada); alemán: ‘Wer nichts verlangt, bekommt auch nichts’ (El que nada pide, nada recibe); euskera: ‘Arran mihi gabea ugarrak jan’ (El cencerro sin badajo lo come la roña).

En los idiomas italiano: ‘Chi non piange, non poppa; portugués: ‘Quem não chora, não mama’; catalá: ‘Qui no plora, no mama’ y gallego: ‘O que non chora non mama’ tiene el mismo significado y se dice de la misma forma.

En algunos países hispanoamericanos lo encontramos en la forma: ‘Guagua que no llora, no mama siendo ‘guagua’ una forma cariñosa de referirse al bebé/niño (no confundir con el autobús, también llamado así).

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas expresiones

 

Fuente de la imagen: clipartbest

¿Cuál es el origen de la expresión ‘A ojo de buen cubero’?

09 abril 2014

¿Cuál es el origen de la expresión ‘A ojo de buen cubero’?Cuando alguien realiza algo sin tomar medidas o pesos, se dice que lo ha hecho «a ojo de buen cubero».

Antiguamente, los cuberos eran los que fabricaban las cubas, como su nombre deja intuir. Por aquel entonces, no existía una reglamentación específica sobre las medidas y capacidad que debía tener cada cuba, pero se intentaba estandarizar, para que así todas fuesen más o menos iguales.

Esa capacidad de realizarlo prácticamente igual que las otras sin utilizar ningún tipo de medida, hizo que se popularizase la expresión ‘A ojo de buen cubero’ como símbolo del buen ojo que tenían estos artesanos a la hora de realizar su trabajo.

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas expresiones

 

Fuente de la imagen: pascal.charest (Flickr)

Ya está a la venta la edición de bolsillo del libro ‘Ya está el listo que todo lo sabe’Esta curiosidad forma parte del libro “Ya está el listo que todo lo sabe” (366 curiosidades para descubrir el porqué de las cosas cada día) de Alfred López y publicado por la Editorial Léeme Libros

Compra el libro a través de la tienda online de Léeme Libros y recíbelo a través de un mensajero en tan solo 24 horas y sin pagar gastos de envío.

¿Cuál es el origen del término ‘emperifollarse’?

08 abril 2014

¿Cuál es el origen del término ‘emperifollarse’?A través del apartado de contacto, Amparo Reyes me pregunta sobre el término ‘emperifollarse’ y su procedencia.

Es muy común decir que alguien va emperifollado o emperifollada cuando se ha maquillado en exceso, su peinado es excesivamente llamativo o  lleva demasiados complementos/adornos en su vestuario.

El término emperifollar y sus variantes emperifollarse/emperifollado provienen del ‘perifollo’ una planta herbácea similar al perejil y muy utilizada en cocina gracias a ser muy aromática (desprende un aroma mezcla de perejil y anís).

El perifollo estaba muy bien valorado en la alta cocina francesa, siendo el adorno estrella con el que se coronaban muchos platos de excelencia.

Esto hizo que muchos otros cocineros de inferior categoría quisieran imitar a los grandes chefs franceses sobrecargando sus creaciones culinarias con esta hierba aromática e incluso, en muchos casos, sustituyéndola por perejil, ya que este solía encontrarse gratis y más fácilmente.

De ahí que los platos excesivamente recargados con estas hierbas pasasen a ser conocidos como ‘emperifollados’ o ‘emperejilados’, siendo sinónimos el uno del otro, y directamente se comenzase a utilizar estos términos (y sus variantes) para referirse a aquellas personas que iban maquilladas/peinadas/vestidas en exceso o con mal gusto.

Como nota curiosa, cabe destacar que fue tal la popularidad que alcanzó el perifollo en la cocina francesa que incluso se le llegó a dedicar un día dentro del calendario republicano, concretamente el 19 de Ventôse (9 de marzo) ‘ jour du cerfeuil’.

 

Lee y descubre el curioso origen de otras palabras

 

Fuente de la imagen: tofugu

¿De dónde surgió el ambientador en forma de pino que se lleva en el coche?

07 abril 2014

¿De dónde surgió el ambientador en forma de pino que se lleva en el coche?Muchísimos son los automóviles en los que se puede apreciar un arbolito en forma de pino que cuelga del espejo retrovisor y que se utiliza como ambientador.

Su inventor fue Julius Sämann, un químico de origen alemán que tuvo que huir de la Alemania nazi debido a su ascendencia judía.

Se estableció a vivir en la población de Watertown (Estado de Nueva York) y la cercanía de su residencia con la frontera canadiense lo llevó a visitar frecuentemente este país con el propósito de estudiar las fragancias que desprendían los árboles, extraerles los aceites con las esencias y ver la manera de incorporarlos en pequeñas láminas que desprendiesen los aromas que recordasen a los olores de dichos árboles.

En 1952, un lechero le comentó sobre la peste que desprendía su camión por culpa de la leche que se le iba derramando y una vez ésta ya se había echado a perder, algo que era olorosamente desagradable al tener que pasar tantas horas conduciendo dentro del vehículo.

Sämann quiso ayudar al lechero aportando sus conocimientos con las fragancias de los árboles y tras realizar varias pruebas acabó ideando un ambientador que era capaz de camuflar los malos olores al mimo tiempo que desprendía un agradable aroma que recordaba al olor de los pinos canadienses. Se trataba de un pedazo de papel acartonado impregnado con un aceite de esencia de pino y recubierto de celofán, del que sobresalía un cordón para poder ser colgado.

Pensó que como iría colgado en el camión del lechero lo mejor sería darle un diseño que fuese agradable para la vista, por lo que colocó la silueta de una atractiva y exuberante pin-up.

El ambientador creado por Julius Sämann triunfó entre todos los repartidores que llevaban mercancías olorosas, pero se dio cuenta que la vida útil de cada uno era relativamente corto, debido a que el celofán que lo recubría se caía rápidamente y con mucha facilidad, por lo que trabajó en crear un sistema que alargase el producto y no dejase desprenderse el celofán que debía mantener la fragancia más tiempo, encontrándolo en un nuevo diseño: un ambientador en forma de pino.

La forma cónica del pino era propicia para que los usuarios fuesen desprendiendo poco a poco el celofán y el ambientador pudiese llegar a durar hasta un máximo de siete semanas.

En 1954 presentó la patente, creó la empresa Car-Freshner y en muy poco tiempo se popularizó entre todo tipo de automóviles y conductores.

 

Fuentes de consulta: car-freshner / nytimes
Fuente de la imagen: absolut xman (Flickr)

¿Cuál es el origen de la expresión ‘Echar el muerto a otro’?

03 abril 2014

¿Cuál es el origen de la expresión ‘Echar el muerto a otro’?A través de la página en Facebook de este blog, Lucía Cardona me pregunta sobre el origen de la expresión ‘echar el muerto a otro’.

Cuando alguien es acusado de algo y quiere evadir su responsabilidad echándole la culpa a otra persona suele utilizarse la expresión «echar el muerto a otro».

El origen de la expresión proviene de la Edad Media, una época en la que era muy habitual las reyertas y asesinatos sin ningún tipo de justificación. En infinidad de ocasiones, tras hallarse un cadáver abandonado en medio de una población, no se lograba averiguar cuál había sido la causa por la que esa persona había sido asesinada ni quién era el responsable.

Por tal motivo, las autoridades decidieron que en aquellas localidades donde apareciese un muerto, y no se pudiera determinar las causas ni culpables, el pueblo en su totalidad sería el responsable, pagando una multa económica al rey.

Esto llevó a que, algunos picaros vecinos, cuando aparecía en las calles algún muerto con evidentes muestras de violencia, lo trasladasen sigilosamente a la población más cercana y allí era abandonado, cargándoles el muerto y la culpa a sus vecinos y, por lo tanto, librándose de la multa real.

 

Fuente de la imagen: spaightwoodgalleries

Ya está a la venta la edición de bolsillo del libro ‘Ya está el listo que todo lo sabe’Esta curiosidad forma parte del libro “Ya está el listo que todo lo sabe” (366 curiosidades para descubrir el porqué de las cosas cada día) de Alfred López y publicado por la Editorial Léeme Libros

Compra el libro a través de la tienda online de Léeme Libros y recíbelo a través de un mensajero en tan solo 24 horas y sin pagar gastos de envío.

¿Por qué se llama ‘vándalo’ a aquel que se comporta de forma salvaje y desalmada?

02 abril 2014

¿Por qué se llama ‘vándalo’ a aquel que se comporta de forma salvaje y desalmada?Es habitual escuchar o leer en algunos medios de comunicación la utilización de los términos vándalo o vandalismo para referirse a personas o grupos que se comportan de manera incivilizada, desalmada y salvajemente.

El origen del término ‘vándalo’ lo encontramos en el pueblo bárbaro del mismo nombre que habitó en la Europa Central hasta su desaparición en el siglo VI. Como era habitual en aquella época, este tipo de pueblo era guerrero y conquistador, enfrentándose feroz y violentamente en múltiples batallas.

A pesar de haber recibido en la Península Ibérica la visita de los vándalos (siglo V), el término no tomó la popularidad, ni se extendió su uso como sinónimo de salvaje o desalmado, hasta que el 31 de agosto de 1794 lo utilizó Henri Grégoire (Obispo de Blois) pronunciándolo en un discurso en la convención republicana, en plena Revolución Francesa, como crítica al saqueo de las obras y tesoros religiosos que se produjeron en las iglesias y al que tituló ‘Informe sobre la destrucción causada por el vandalismo’ (Rapport sur les destructions opérées par le Vandalisme).  Para hacer referencia a aquella situación de pillaje y asolación utilizó el símil de lo ocurrido durante el siglo V en el que los vándalos llegaron a Roma y la saquearon de manera indiscriminada.

A partir de esas palabras de Grégoire, los términos ‘vándalo’ y ‘vandalismo’ quedaron asociados a todo tipo de actos violentos y a aquellos que los realizan.

 

Fuente de la imagen: will biscuits (Flickr)