BLOGS Deportes
Tridente | Al contragolpe | Fútbol Tridente | Al contragolpe | Fútbol

"El fútbol no es una cosa de vida o muerte, es mucho más que eso". Bill Shankly

Entradas etiquetadas como ‘Árbitros’

Otro favor arbitral al Madrid… otra final de Champions

Parece un dejavu. Otro favor que le hacen al Real Madrid. Esta vez, el árbitro turco Cakir obvió un penalti claro a favor del Bayern por una mano de Marcelo dentro del área. Una mano de balonmano en el descuento de la primera parte de un partido completamente abierto. Con 1-1 en el marcador, el Bayern estaba poniendo en serios apuros a los de Zidane y ¡zás! Era su oportunidad de adelantarse. Pero no fue así. Cakir dejó seguir el juego como su no hubiera pasado nada. Un favor del colegiado que hace que el Real Madrid pase a otra final de la Champions League. ¿No os resulta familiar?

Captura de pantalla de la mano de Marcelo.

Captura de pantalla de la mano de Marcelo.

No hace falta irse muy lejos. Hace tan solo unos meses, cuando los blancos luchaban por acceder a semifinales de esta misma competición, otro árbitro les ayudó. Esta vez fue un penalti a su favor, que podría ser o no ser, pero que era totalmente decisivo. Corrían los últimos minutos ¡qué digo, segundos! del encuentro ante la Juventus. El Real Madrid perdía 3-0 un partido que venía de ganar 0-3 de Turín. Y esta vez sí, el rencilla vio clara una jugada muy polémica. Que, con una posible prórroga por delante, quizás no era necesaria señalar. Pero la pitó y Cristiano Ronaldo marcó. Y el Real Madrid pasó a semifinales pese a la patética imagen que ofreció.

Si nos remontamos un año atrás en el tiempo, concretamente al 19 de abril de 2017, volvemos a otro partido entre Bayern de Múnich y Real Madrid. Otro partido de Champions entre ambos equipos en el que los blancos vencieron gracias a la ayuda arbitral de Kassai (famoso por esa gran actuación). Expulsó a Arturo Vidal (acción muy protestada) y perdonó la expulsión de Casemiro. Además, concedió dos goles de Cristiano Ronaldo en fuera de juego (muy claro). Dos tantos que le dieron la victoria por 4-2 al Madrid en el Bernabéu ante un Bayern que quedaba eliminado así en cuartos de final de la competición continental.

Ahora los alemanes podrán volver a hablar de robo. Pero el Madrid ya está en otra final de Champions, la tercera consecutiva.

Aquí el GIF de la mano, por si alguien seguía dudando si era o no.

Los árbitros ayudan a Barça y Atlético y se equivocan con el Real Madrid: VAR, ven ya

Hoy que hemos descubierto que hasta en el rugby se protesta por el arbitraje y se persigue a colegiados al final de los partidos, en la Liga hemos vuelto a tener una jornada plagada de errores. El otro día decía Infantino que el VAR reducirá drásticamente los errores (“sin el VAR hay un error grave cada 3 partidos. Con el VAR, uno cada 19”), y una semana más queda claro que su llegada es ya urgente.

Villarreal - Atlético

Fernándes Borbalán enseña una amarilla en el Villarreal – Atlético (EFE).

En el partido del Barça, el primer gol azulgrana fue en fuera de juego de Jordi Alba. Fue un partido tremendamente desequilibrado, pero el error es importante, dado que fue el que abrió el marcador. Después, en El Madrigal, penalti que no era a Griezmann y que sí decidió el trencilla que era, a instancias al parecer del linier.

Y después, más errores en el Bernabéu, empezando con un gol anulado (mal) por fuera de juego a Lucas Vázquez que ponía el 2-0 y que no subió al marcador. Poco después, llegó el empate del Girona. Tampoco influyó en el resultado, pero no me salen las cuentas de Infantino de que se equivocan en uno de cada tres partidos.

Fallos en líneas generales intrascendentes, esta vez, pero que dejan en evidencia que es urgente cambiar algo en esta autodenominada mejor liga del mundo. El VAR no está mal para empezar.

Por fin pitan un penalti en contra del Barça, ¡y no era!

Más de dos años después un árbitro ha dictaminado que ha habido penalti en contra del Barça en Liga. Desde el 14 de febrero de 2016, cuando le tocó al Celta, ningún equipo se había visto en la tesitura de tener que lanzar un penalti ante un portero culé. Hasta hoy. Y las dudas sobre si Mateu Lahoz debía pitar o no la pena máxima en el Las Palmas-Barça son muchas.

El colegiado Mateu Lahoz en el partido. (EFE)

El colegiado Mateu Lahoz en el partido. (EFE)

Tantas que he visto la jugada repetida tres veces y todavía no entiendo la decisión del árbitro. Ni yo ni mucha, pero que muchísima gente. ¿Qué ha visto dentro del área Mateu Lahoz? ¿Un supuesto agarrón de Sergi Roberto a Aguirregaray? ¿Una mano involuntaria de Digne, que apenas roza el balón ni desvía su trayectoria? Pues ninguna de las dos cosas son apreciables. Por tanto, a mi forma de ver el fútbol, no existe penalti.

En el caso de que sea penalti por agarrón, la supuesta jugada retransmitida por televisión y a cámara lenta es tan inapreciable que el ojo humano en directo lo apreciará aún menos. Y, si no se aprecia lo suficiente, es que el contacto es mínimo. No lo digo yo, lo dice toda lógica.

Respecto a la segunda posibilidad vamos a consultar fuentes oficiales de la RFEF:

¿Qué dice el reglamento sobre las manos dentro del área?

“Se concederá asimismo un tiro libre directo si un jugador  toca el balón deliberadamente con las manos o brazos (excepto el guardameta dentro de su propio área). Se deberá tener en cuenta lo siguiente:

  • El movimiento de la mano hacia el balón (no del balón hacia la mano)
  • La distancia entre el adversario y el balón (balón que llega de forma inesperada)
  • La posición de la mano no presupone necesariamente una infracción
  • Tocar el balón con un objeto sujetado con la mano (como una prenda, espinillera, etc.) se considera una infracción
  • Golpear el balón con un objeto lanzado (una bota, espinillera, etc.) se considera una infracción”

Vale, una vez consultado esto podríamos concluir que el único punto que (en caso de haber pitado penalti por manos) sería susceptible de crear dudas sería el segundo. Por la distancia que hay entre el jugador y el balón. Sin embargo, el balón es el que da en la mano de Digne y por tanto, la deliberación del azulgrana de parar la jugada es inexistente. Y tampoco influye en su trayectoria. Ustedes valoren…

Ya se puede hablar de árbitros, hubo una decisión que favoreció al Real Madrid

Hoy, por fin, se puede hablar de los árbitros. Hace apenas unos días, casi horas, si lo hacías no había más que una explicación: que no te gusta el fútbol.

Gol del Real Madrid

Los jugadores del Real Madrid celebran un gol al Betis en presencia de Mateu Lahoz (EFE).

Sí, efectivamente, nos hemos tirado días leyendo que ante lo grandioso de la remontada del Barça, si hablabas del colegiado no eras más que un resentido, que no te gusta el fútbol (tengo que repetirlo de nuevo, aún no me lo acabo de creer), y que los colores te ciegan. Una mala persona que se estaba ahogando en su bilis, prácticamente.

Y entonces ha llegado una actuación de un árbitro que podría haber favorecido al Real Madrid. Ni siquiera está del todo claro que fuera así, porque aparte de una posible expulsión de Keylor Navas que, quizás, Mateu Lahoz perdonó, también hubo un par de penaltis posiblemente escamoteados a los blancos y un gol mal anulado a Cristiano.

De esto ya hemos hablado aquí alguna vez, solo conviene analizar una parte de la historia, en esta caso la de la no roja a Keylor, luego es evidente: otro robo del Madrid.

Haciendo el repaso a las portadas de la prensa deportiva, me ha sorprendido, quizás porque soy ingenuo, que los dos periódicos de Barcelona llevaran hoy una mención al arbitraje, dejando claro que de nuevo había ayudado al Real Madrid. Uno no espera ya objetividad. Tampoco ni siquiera ya que sean justos. Pero sí vergüenza torera. Creí a que, después de la exhibición de Aytekyn en el Camp Nou del pasado miércoles en la Champions, dichos diarios estarían un tiempo calmados con el tema de los colegiados. He vuelto a subestimarles.

Y, ya, por último, ayer domingo había gente comparando lo del Barça-PSG con lo del Real Madrid-Betis. “Los árbitros se equivocan, son humanos”. Sí, efectivamente, la no expulsión de Keylor ha sido la coartada perfecta para justificar lo de Aytekin. Para no creérselo.

Los problemas del Real Madrid que el arbitraje ha tapado

Árbitros, árbitros y más árbitros. Solo de eso se habló después del partido disputado en el Estadio de la Cerámica, pero allí pasaron más cosas, muchas más cosas. Y, aun con la victoria, destapó bastantes problemas que tiene este Real Madrid que lleva un 2017 muy irregular tanto en juego como en resultados.

Vamos con ellos:

  1. Karim Benzema. Lleva los mismos goles que un centrocampista poco goleador y que no es titular (Isco), uno menos que el central del equipo (Sergio Ramos), dos menos que un jugador que ha estado tres meses sin jugar (Bale) y tres menos que su suplente (Morata). Lo de Benzema es cada vez más difícil de defender, y ante el Villarreal desesperó con sus fallos ante la portería contraria. Un buen día como el del Nápoles no justifica que lleve 5 goles en Liga esta temporada.
  2. Isco. Es, posiblemente, el jugador más en forma del equipo. ¿Es eso un problema? Sí, si no tiene hueco en el equipo. Casemiro, Kroos y Modric son innegociables para Zidane en el medio y la BBC arriba, también. Otra vez lo mismo, demasiado inmovilismo, demasiado miedo al cambio en el Real Madrid. Isco se está ganando ser titular en la mayoría de partidos, y es Zidane el que debe ver cómo hacerlo con rotaciones y suplencias de jugadores menos en forma.
  3. Keylor Navas. Ha pasado de pararlo todo a que casi cada tiro que va a puerta sea gol y nadie tiene explicación para ello. De una temporada fabulosa, a otra mediocre. Esta vez, ningún pero a los goles que encajó, pero pasan los partidos y no le da puntos a su equipo como sí sucede, por poner un ejemplo, con Ter Stegen en el Barça.
  4. Mala defensa, desconexiones constantes. El Madrid no se relaja en su juego ofensivo, ataca sin descanso siempre, pero atrás encaja con una facilidad asombrosa. Marcelo remonta partidos con sus goles, pero su banda es un agujero negro. La baja de Varane, que estaba siendo un desastre, debe aportar mayor rigor defensivo al equipo. ¿Por qué Nacho juega tan poco de central si está siendo el más seguro del equipo?Benzema ante el VillarrealBenzema ante el Villarreal (EFE).

¡Otro robo del Real Madrid!

“Ocho” denunció ayer con indignación Piqué en su cuenta de Twitter. No se refería a los penaltis no pitados al Chelsea en aquel partido de semifinales de la Champions en Stamford Bridge, sino que hacía referencia a los puntos que cree que los árbitros le han regalado al Madrid o tangado a su equipo en los partidos ante Málaga y Villarreal.

Cristiano ante el Villarreal

Cristiano celebra su gol ante el Villarreal con el árbitro Gil Manzano a su lado (EFE).

Lo de sacar los errores que interesan es más viejo que el fútbol. Sin ir más lejos, en el partido de los blancos ante el Villarreal de ayer solo se habla del penalti duduso (me mojo, para mí no fue) que se señaló por manos de Bruno Soriano.

Pero esperen. Hubo otras manos en el área del equipo castellonense. Y en el primer gol del Villarreal, Castillejo tocó el balón con la mano. Ah, y en el gol de Bakambu, el jugador franco-congoleño estaba en fuera de juego. Pero bueno, no dejemos que eso que ocurrió empañe lo importante, que parece que en una decisión los de Zidane salieron favorecidos. ¡Robo del Real Madrid! ¡La Liga está adulterada! Yo no sé cómo seguimos viendo fútbol, si total, los árbitros ya han decidido que la Liga va a ser para los blancos favoreciéndoles en una jugada y perjudicándoles solo en tres.

El Barça, más fantasma que el gol en el Villamarín

Un gol más claro que fantasma a favor del Barça no subió al marcador en el minuto 77 del partido entre el Betis y el Barcelona. Más de un metro entró el balón en la portería de Adán pero el colegiado Hernández Hernández y sus asistentes no lo dieron por válido. Hubiera supuesto el empate culé y la polémica invadió el Benito Villamarín.

Messi se lamenta en el césped del Benito Villamarín. (EFE)

Messi se lamenta en el césped del Benito Villamarín. (EFE)

Polémica tras polémica arrastra el Barça desde que comenzó el año. Sin embargo, esta vez, las críticas no solo las merece el árbitro. El gol no fue el único ‘fantasma’ que merodeó por el estadio bético. El Barça estuvo más ausente que presente y sus estrellas no brillaron. Con Messi desaparecido, solo Neymar intentó abatir a Adán un par de veces, algo que Luis Suárez consiguió en los últimos minutos para empatar un partido que ya se daba por perdido.

Así, las buenas sensaciones que arrastraban los azulgranas desde hace un par de semanas se perdieron hoy ante un Betis luchador, que no se dio por vencido, fuerte en la presión y que mereció ganar. El Barcelona sacó un punto que no sabe a nada después de tener a tiro de piedra un liderato momentáneo (a la espera de los partidos del Real Madrid y el encuentro del Sevilla) y la oportunidad de que no se escapara la Liga.

“Teníamos que haber despertado antes. No hemos hecho un buen partido, hay que ser autocríticos”, dijo Suárez tras el partido. Una frase que resume los 90 minutos de un Barça dormido sobre el terreno de juego, que solo espabiló (y no demasiado) cuando se vio por debajo en el marcador. Ahora solo queda “esperar a que los rivales pierdan“, finalizó. Y no, no hay otra opción.

Gol de Ramos en fuera de juego: Madrid, Barça, basta de lloros

Captura de televisión que muestra la posición adelantada de Ramos en el segundo gol del Madrid (MOVISTAR).

¿Se imaginan que las dos personas más ricas de España estuvieran constantemente quejándose de su situación económica? ¿Que las dos personas más bellas se miraran al espejo y se lamentaran por su aspecto? Pues algo parecido pasa en España con Real Madrid y Barcelona y sus lloros por los árbitros.

Aunque todos los árbitros de España decidieran, a partir del próximo fin de semana, perjudicar a sabiendas a los dos equipos durante diez temporadas seguidas, no compensaría todo lo que han sido beneficiados en sus más que centenarias historias.

Por eso, avergüenza ver a jugadores y directivos de ambos clubes (de los aficionados no voy a hablar) hacer referencias a los arbitrajes. Ver a los futbolistas de Madrid y Barcelona rodear como lobos hambrientos a los colegiados con cada falta, cada saque de banda, cada decisión que toman que no se ajusta a su mundo feliz es realmente sonrojante. Entre otras cosas, porque no lo necesitan.

Este sábado hemos visto otro ejemplo en el Bernabéu. Sergio Ramos marcó el segundo gol de su equipo en claro fuera de juego. No valen excusas. En la imagen que encabeza este artículo vemos claramente cómo el juez de línea está bien colocado y cómo hasta tres futbolistas blancos destacan en posición antirreglamentaria.

Todos los árbitros se equivocan, por supuesto. El problema es que siempre o casi siempre lo hacen a favor del poderoso. Y ojo, que aunque soy colchonero, admito que el Atleti también es el beneficiado con rivales más pequeños. Así funciona el fútbol: siempre a favor del fuerte. El débil es una comparsa. Por eso me hace gracia cuando los grandes hablan de persecución o de campaña. ¿Qué debería decir el Eibar? ¿El Málaga? ¿El Sporting? ¿El Celta? ¿El Alavés?

Quiero pensar que la paulatina entrada de la tecnología en el fútbol acabe, en cierto modo, con estas perpetuas injusticias. Es significativo que los que más reacios se muestran a su implementación sean, precisamente, los que están cerca del poder, incluidos algunos periodistas. Igual temen que se acaben algunas prerrogativas que llevan muchas décadas atornilladas al fútbol español.

Piqué lo confirma: “El tema de los árbitros está calentito” en Can Barça

Más de dos semanas lleva el Barça rodeado de polémica arbitral. A favor, en contra… da igual el colegiado que pite el partido que siempre aparecen jugadas polémicas, quejas y disputas por su actuación. Ayer, para no ir más lejos, los jugadores del Barça se quejaron de la actuación de José Luis González González, pero no fueron los únicos.

Los aficionados de la Real manifestaron su enfado en el campo con una Tamborrada de silbidos. Y los jugadores lo hicieron ante la prensa y a través de las redes sociales. Illarramendi, Raúl Navas, Íñigo Martínez, Zurutuza, Sergio Canales… Es decir, casi la plantilla al completo se quejó de la actuación arbitral.

Las jugadas polémicas estuvieron presentes en gran parte el encuentro. Los donostiarras reclamaron un fuera de juego inexistente, y las expulsiones de Messi y Neymar por doble amarilla. No se produjeron, pero tampoco ellos dejaron jugar al Barça. Faltas, interrupción del juego y hasta dos agresiones que reclaman algunos medios de la ciudad condal.

Gerard Piqué haciendo un Facebook Live.

Gerard Piqué haciendo un Facebook Live.

Al partido no le faltó de nada. Hubo incluso sorpresas: Gerard Piqué no quiso comentar la actuación arbitral en un vídeo en el que contestaba a sus seguidores: “No voy a hablar del tema de los árbitros que está calentito”, dijo el central azulgrana, como si alguien le hubiera dado lecciones de modales... Pero no le falta razón. El Barça lleva todo el año inmerso en polémicas y ayer había que celebrar el fin de la maldición.

Por fin, después de 10 temporadas el club catalán consiguió ganar en Anoeta. Y no fue una victoria cualquiera. Neymar, de penalti con paradiña incluida (que solo un experto como él se atreve a hacer), ha otorgado al Barça una ventaja importante a la hora de alcanzar las semifinales de Copa. El rey de copas está más cerca de lograr otra.

Además, los culés llevan tres victorias consecutivas muy importantes para remontar el vuelo. Luchar por la Liga y meterse en la final de la Copa del Rey son los objetivos más próximos. Parece que el camino a seguir es este. Eso sí, las polémicas hay que dejarlas de lado.

Los datos detrás de los continuos atracos arbitrales al Barça

Uno ve ayer a Gerard Piqué encararse con el presidente de la Liga y, si no ha seguido mucho la competición últimamente, piensa que ha sido la gota que ha colmado el vaso de continuos atracos arbitrales, de meses sufriendo expulsiones injustas, penaltis en contra y demás decisiones que le han impedido llevarse un torneo tras otro.

Gerard Piqué

Gerard Piqué señalando a Javier Tebas tras el Villarreal – Barça (TWITTER RADIOESTADIO).

Piqué ahora mismo está en modo semidios. Me quedó claro en esa frase en la que se regocijaba por tener más seguidores en Twitter que el diario deportivo más leído de España. Y si se tiene que encarar con Tebas por un par de partidos en los que se ha sentido perjudicado, lo hace y punto. Que para eso va a ser el próximo presidente del Barça.

Pero la realidad de los datos es diferente, muy diferente a lo que el central del Barça denunció ayer. Sí, al Barça le perjudicaron ante el Villarreal con un claro penalti no señalado por manos de Bruno (otros que se reclamaron en ambas áreas no fueron tan claros como éste). Y también recibió decisiones arbitrales en contra en el partido de Copa ante el Athletic, con un claro penalti sobre Neymar no señalado y una agresión de Aduriz que el colegiado no vio.

No recuerdo que después del pasado Barça – Madrid de Liga se hablara tanto desde el equipo azulgrana del arbitraje, la verdad. Debe ser que la conspiración ha sido algo reciente.

Justo después de las quejas arbitrales, varios conocidos periodistas especialistas en estadística deportiva dieron varios datos demoledores, de los que deberían hacer que Piqué y todos los que están en su barco conspiranoico se sonrojen y mucho.

El primero de ellos lo ofreció Pedro Martín, periodista de la Cadena Cope, que desveló que en las últimas 61 jornadas al Barça le habían señalado 24 penaltis a favor por solo uno en contra. Después, el analista Alexis (Mr. Chip), colaborador de Onda Cero y As, hizo una comparativa demoledora sobre los penaltis a favor y en contra de Madrid y Barça y las expulsiones que habían recibido. Que cada uno juzgue.