¡Que paren las máquinas! ¡Que paren las máquinas!

¡Que paren las máquinas! El director de 20 minutos y de 20minutos.es cuenta, entre otras cosas, algunas interioridades del diario

Entradas etiquetadas como ‘miguel sebastian’

Sebastián no le gusta al PSOE pata negra

El pescozón del vicesecretario general del PSOE, José Blanco, al ministro de Industria, Miguel Sebastián, a propósito de los bancos, es muy revelador. Al núcleo duro socialista (exceptuado Zapatero) le gusta poco Sebastián (más liberal que socialdemócrata, demasiado independiente, demasiado cercano al presidente), y se inquieta cuando le ve opinando sobre asuntos que parecen más materia del vicepresidente económico, Pedro Solbes, que del ministro de Industria.

La hipótesis que tanto ha circulado en los últimos meses de que Zapatero cambiará en algún momento de la legislatura a Solbes por Sebastián, como máximo responsable de Economía del Ejecutivo, le incomoda mucho a Blanco y al resto del aparato que manda en Ferraz, la sede central socialista. Les incomoda tanto, que no perderán ocasión de decírselo a Zapatero en público, como ahora con el asunto de los bancos.

Rumores de reajuste de Gobierno

Hay rumores de reajuste de Gobierno, de que Zapatero podría dedicar el parón institucional de las Navidades a perfilar y concretar algunos cambios, sólo dos o tres carteras (para no darle a la oposición el argumento de que es una grave crisis de Gobierno a los pocos meses de haberse formado), pero carteras muy relevantes: Economía, quizá Exteriores…

A Pedro Solbes (66 años) le ven quemado -abrasado por la crisis y la recesión y en onda menos keynesiana que a su jefe- incluso algunos compañeros de Gabinete. Hay quien ya habla de sus posibles sustitutos y hace quinielas: que si David Vegara (42 años), secretario de Estado de Economía y actual número 2 de Solbes, por tanto; que si Octavio Granado (49 años), secretario de Estado de la Seguridad Social y máxima autoridad económica ahora en el PSOE, como miembro de su Comisión Ejecutiva y secretario del Área de Política Económica y Empleo; que si Miguel Sebastián (51 años), actual ministro de Industria.

Los tres son cercanos a Zapatero. El más antiguo en la cercanía, Granado, uno de los dirigentes socialistas de Burgos y uno de los pocos que apoyó en 2000 al de León cuando éste dio la batalla a José Bono por la secretaría general del PSOE y la ganó. Sebastián es consejero áulico del presidente en temas económicos desde hace ya unos cuantos años, primero en la sombra, luego con despacho en Moncloa. Vegara es el más reciente en la proximidad a ZP, la ha estrechado en los últimos meses. Sebastián y Vegara son viejos conocidos, casi amigos, trabajaron juntos hace década y media en un broker financiero, InterMoney.

Los rumores son tan fuertes, que quizás no tengan ningún fundamento. Le mandé el domingo un sms a una persona muy cercana a Zapatero y me contestó así de lacónica: “Imposible”.

Chacón for president

En abril, cuando vimos la composición del nuevo Gobierno, muchos periodistas hicimos cábalas, cálculos, prospectiva… No sólo con intuición, también con alguna información pescada en el entorno de Zapatero: el presidente había formado un Gobierno con dos pilares veteranos (María Teresa Fernández de la Vega, 58 años, vicepresidenta primera y gran jefa de asuntos políticos; Pedro Solbes, 65 años, vicepresidente segundo y gran jefe de asuntos económicos) y con algunos jóvenes prometedores, Gobierno con el que afrontaría los primeros dos años de la legislatura. Después, en 2010, año en que se habría pasado la crisis económica (ahora tenemos dudas de si será así) y año en que España ocuparía la presidencia de turno de la UE, Zapatero renovaría el equipo.

Incluso nos atrevimos a señalar a dos delfines para ese hipotético cambio de Gobierno de 2010. La ministra de Defensa, Carme Chacón, 37 años, pasaría a ser la vicepresidenta política y la principal candidata a cabeza de lista del PSOE en 2012 si Zapatero (como dejó caer Jose Bono en diciembre pasado) no se presentaba para un tercer mandato; y el ministro de Industria, Miguel Sebastián, 50 años, pasaría a la vicepresidencia económica.

He preguntado de nuevo en las últimas semanas a varios dirigentes del PSOE sobre estas hipótesis. Sobre Sebastián, he llegado a la conclusión de que la cúpula del partido tiene menos fe en él que la que le muestra el propio Zapatero. Sobre Chacón hay casi unanimidad en los apoyos. Ella y Leire Pajín (32 años, y ya número tres del partido) parecen las mejor colocadas ante una posible sucesión a Zapatero.

Ayer se conoció el último barómetro del CIS, que entre otras cosas dice que Chacón ya supera a la vicepresidenta Fernández de la Vega como personalidad más valorada del Gobierno, ambas por encima de Zapatero. Hoy, dos periódicos políticos, el progubernamental Público y el antigubernamental El Mundo, recogen la noticia en su primera página.

Aplazado el viraje pronuclear

Hace cuatro meses, con el nuevo Gobierno de Zapatero, en Greenpeace y en otras organizaciones medioambientalistas se temieron que el Ejecutivo virara a pronuclear. Había muchos indicios: la salida de dos ministros claramente antinucleares (Narbona y Caldera), la entrada del pronuclear Miguel Sebastián como titular de Industria, la posición de la Comisión Europea, el petróleo encareciéndose día tras día… El propio Zapatero alentó la especie en su discurso de investidura.

Ahora el viraje se ve mucho menos probable. En medio se han conocido detalles sobre la fuga radiactiva de Ascó ocultados en su día a la opinión pública, se han producido numerosos incidentes menores en otras plantas y, en los últimos días, dos averías en Garoña y un incendio el domingo pasado en Vandellós II que obliga a cerrar esta central durante varias semanas. El petróleo, además, está cayendo.

El club nuclear tendrá que dejar la operación de presión al Gobierno y a la opinión pública para mejor ocasión.

Solbes no se irá en plena crisis

Cuando en abril pasado Zapatero formó el nuevo Gobierno, corrió la especie de que Pedro Solbes, que ya está en edad jubilable (tiene más de 65 años), se había comprometido con el presidente sólo para la mitad de legislatura, de modo que dejaría el cargo en 2010. Se especuló incluso entonces, y os lo conté aquí, con que su sucesor sería Miguel Sebastián, 50 años, que ya se perfilaba como un peso pesado del nuevo Ejecutivo.

Ahora, con los horrorosos datos de la economía que se suceden día tras día y con el horizonte de la recuperación cada vez más lejano, gente cercana a Solbes dice que el vicepresidente no se iría en ningún modo en 2010 si la economía sigue para entonces así de floja. No querrá retirarse, dicen, como un perdedor, como si hubiera fracasado, con los peores indicadores (PIB, IPC, euríbor, paro…) de todo su mandato. Salvo que el presidente considere en algún momento de la tormenta, claro está, que las habilidades de Solbes no sirven y que hay que darle el timón de la economía a otro, sea o no sea Sebastián.

No cambies aún de coche

Desde hace ya más de un mes, el ministro de Industria, Miguel Sebastián, y el vicepresidente económico del Gobierno, Pedro Solbes, están negociando, a propuesta del primero, ayudas al sector del automóvil, que ha visto cómo sus ventas se desplomaban. Sería un nuevo Plan Renove o Plan Prever para subvencionar el cambio de un coche viejo por otro nuevo. Los detalles del plan podrían anunciarse en breve, y entrar en vigor en algunas semanas. Si estás a punto de cambiar de coche, te recomiendo que esperes un poquito: quizás te ahorres algún dinero.

Éste sería el tercer plan oficial en 14 años para renovar el parque automovilístico español, uno de los más envejecidos de Europa. Del Renove hubo dos fases, una en 1994 con deducción de 100.000 pesetas para la baja de vehículos de más de 10 años, y otro, entre 1994 y 1995, con deducción de 80.000 pesetas para bajas de turismos de más de 7 años de antigüedad. En total se acogieron a ellos 306.386 coches.

El Plan Prever ha estado en vigor más de 10 años, desde el 11 de abril de 1997 hasta el 1 de enero de 2008. Consistía inicialmente en una deducción lineal de 480 euros del impuesto de matriculación cuando se adquiría un automóvil nuevo y se daba de baja para el achatarramiento un coche de más de diez años. En el caso de las furgonetas y los vehículos industriales la antigüedad exigida era de siete años. El 1 de enero de 2001, el Gobierno amplió este programa con una subvención de 721 euros en los casos de sustitución de un vehículo de gasolina con plomo por otro que consumiera combustible sin plomo, y en 2004 incluyó los vehículos de segunda mano con una antigüedad menor de cinco años con el objetivo de favorecer a los consumidores de bajo poder adquisitivo.

En 2006 el Ejecutivo estimó que el programa había cumplido su función de fomentar la compra de nuevos modelos menos contaminantes y aprobó un Real Decreto-Ley que fijó su fecha de desaparición definitiva para el día 1 de enero de 2008. En total, 3.340.290 vehículos se acogieron al Plan Prever.

No sé si el nuevo plan tiene ya nombre. Los que están elaborándolo lo llaman internamente “Miniprever”.

Actualizado a las 12 h. El ministro Miguel Sebastián acaba de anunciar en el Congreso el Plan Vive para la adquisición de coches ecológicos.

Sebastián, sucesor de Solbes

Hace apenas diez meses, derrotado por goleada por Gallardón en las elecciones municipales, Miguel Sebastián dimitía como concejal electo del Ayuntamiento de Madrid y anunciaba su retirada de la política y su refugio en la universidad.

No fue real la retirada: Sebastián ha seguido asesorando a Zapatero, que incluso le encargó algunos trabajos para la configuración del nuevo Gobierno. Entre ellos, un organigrama para el nuevo Ministerio de Ciencia e Innovación. Sebastián no sólo aconsejó al presidente en el diseño del nuevo departamento sino que incluso le sugirió un nombre para el cargo: Cristina Garmendia. También le sugirió otro nombre para otro ministerio, el de Vivienda: Beatriz Corredor, que hace un año fue fichada por Sebastián para que le acompañara en su candidatura municipal de Madrid.

El nombramiento de Garmendia y Corredor como nuevas ministras y el del propio Sebastián como titular de Industria, Comercio y Turismo certifican que Zapatero apuesta mucho por él. Máxime cuando es conocido que, en los dos años largos en que fue director de la Oficina Económica del Presidente del Gobierno, Sebastián fue un contrapeso al poder de Pedro Solbes. Nunca acabaron de entenderse. El vicepresidente, además, parecía celoso por la mayor cercanía personal de Sebastián con Zapatero.

No sé si hemos de interpretar todo esto como que Solbes tiene menos poder económico, quizás no. Pero si es cierta la especie que corre desde hace días en Madrid de que Solbes (que ahora tiene 65 años) sólo se ha comprometido con Zapatero para media legislatura, Sebastián (50 años) se perfila como principal candidato a vicepresidente económico del Gobierno para 2010.