BLOGS
Ya está el listo que todo lo sabe Ya está el listo que todo lo sabe

Curiosidades, anécdotas e historias sorprendentes para ser cada día un poco más listos.

¿Qué diferencia hay entre el vidrio y el cristal?

¿Qué diferencia hay entre el vidrio y el cristal?

Muchas son las personas que creen que las palabras  vidrio y cristal son sinónimas entre sí, utilizando indistintamente ambos términos para referirse a las mismas cosas.

Pero no, no son lo mismo y, además, si os fijáis bien, en los iglús verdes de reciclaje podréis observar que en ese contenedor tan solo se puede depositar vidrio y hay una advertencia en la que indica que no se eche nada que sea de cristal. El motivo de ello es porque aquello que se considera cristal  (como vasos, copas, bombillas convencionales, una ventana o espejo…) aunque comparta con el vidrio (botellas de vino, licor o refresco, frascos de conserva, cosmética, colonia o alimentación…) la composición se le ha añadido además de óxido de plomo (o en algunos casos óxido de bario) que es lo que le da el aspecto brillante tan característico de los elementos de cristal.

Esa concentración de plomo es la que hace que no sea conveniente echar ningún producto de cristal en el iglú verde, básicamente porque este elemento necesita una temperatura muy superior para ser fundido al que necesita el vidrio (que es de unos 1.500 grados centígrados). De ahí que se recomiende tirar el cristal en el contenedor en el que depositamos el resto de basura (suele ser gris, naranja o de un verde más oscuro).

Evidentemente sería mucho más aconsejable llevar todo aquello que tenemos para reciclar a un punto limpio, en el que se depositará cada cosa en su correspondiente contenedor, pero, lamentablemente, no todas las personas tienen uno de esos lugares cercano a su hogar y no pueden desplazarse hasta ellos; por tal motivo se permite que el cristal (y todo aquello que no termina de encajar en el resto de contenedores: como la cerámica, el corcho, el papel plastificado, pañales y productos de deshecho de higiene femenina e incluso las fotografías) se deposite en el contenedor de basura orgánica.

 

Otros posts que te puede interesar leer:

 

 

Post realizado a raíz de la consulta recibida de Paco Sansa a través del apartado de contacto en el que me pregunta ‘¿Qué diferencia hay entre el vidrio y el cristal?’
Fuentes de consulta y más info: ecovidrio / elmundo / twenergy / eco-lab (elpais) / naturarla  / anfevi
Fuente de la imagen: pixabay

18 comentarios

  1. Dice ser Contestataria

    ¡Muchas gracias!, ¡yo también necesitaba una explicación sobre esto!

    02 Agosto 2017 | 12:25

  2. Dice ser Gau

    Que interesante, sabía que no se deben mezclar pero no por qué.
    Gracias.

    02 Agosto 2017 | 12:32

  3. Dice ser Phiero note

    Muy interesante no conocía el proceso.
    saludos

    02 Agosto 2017 | 12:45

  4. Dice ser Lorcueja

    Muy buena la explicación.
    Con ello me queda mucho más claro QUE RECICLEN Y SEPAREN QUIENES DEBEN HACERLO.
    A mí no me han dado nunca un curso de reciclado y separación por tipo de materiales.
    Como tampoco aparto el papel blanco con colorantes o blanqueadores del papel reciclado y creo que también tienen alguna diferencia en cuanto a los materiales químicos añadidos.
    Bastante hago con llevar las cosas a los contenedores correspondientes en lugar de echarlo todo al mismo cubo de la basura.
    Y no me rebajan un céntimo en la cuota municipal de recogida de basuras.
    Esto, como todo, es un SACAPERRAS para beneficio de unos pocos.

    02 Agosto 2017 | 12:53

  5. Dice ser Pepe

    Totalmente de acuerdo Lorcueja, conozco a varios que se hacen ricos con el tema del reciclaje y encima andan con exigencias.

    Que contraten personal y compren maquinaria para separar.

    Este es un país de espabilados y los de a pie somos todos bobos (yo el primero)

    02 Agosto 2017 | 13:17

  6. Dice ser Dario

    Hay algo que no me queda claro en su argumentación: el punto de fusión del óxido de plomo es de 888ºC y el vidrio se funde a unos 1500ºC. Otra cosa es el óxido de bario, cuyo punto de fusión está en 1920ºC, tampoco tan alejado, por otra parte.

    No sé quién o de dónde se ha asesorado para exponer este articulo pero el hecho de no admitir cristal en la zona de vidrio tiene que ver con que se mezclen componentes químicos típicos del cristal en el fundido; y que para fabricar vidrio después a partir de éste, se consideran contaminantes ya que empeoran propiedades como transparencia, maleabilidad, fragilidad, etc…, no por ninguna movida de temperaturas de fusión…

    Ya hay plantas de tratamiento de vidrio que separan el cristal del vidrio pero son muy costosas (principalmente porque se necesita mano de obra “humana”)…así que normalmente se pasa la tarea al consumidor. Si eso está bien o mal que lo juzgue cada uno.

    02 Agosto 2017 | 15:19

  7. Dice ser Leidan

    En el mundo científico, a lo que propiamente se le llama cristal es a un material cuyas moléculas estan ordenadas de manera regular (formando estructuras cristalinas, de ahí el nombre), mientras que el vidrio es un material cerámico específico hecho de silicio, que es amorfo (sus moléculas no estan ordenadas de ninguna manera en particular) que tiene la particularidad de ser transparente. En España y en otros lugares intercambiamos ambos nombres porque muchos cristales tienen la particularidad de ser transparentes, pero no todos lo son, por ejemplo, el hierro forma distintos tipos de cristales en su estructura molecular si se calienta y se enfría de una manera específica, o el diamante y el grafito que ambos son estructuras cristalinas de carbono, pero sólo el diamante es transparente

    02 Agosto 2017 | 17:54

  8. Dice ser Juanma

    Mas del 99% de los vasos son de vidrio y no de cristal, por lo que se pueden tirar en el contenedor verde. La gente que hace este tipo de informes debería de saberlo…
    El 1% restante de los vasos, son los de cristal de bohemia etc… Pero los vasos y copas que usamos en casa , bares, hostelería y demás, son de vidrio.

    02 Agosto 2017 | 17:56

  9. Dice ser Javier

    Como curiosidad, un cristal tambien es “cualquier solido inorganico, inerte y con una estructura interna ordenada que tiene un determinado patron de difraccion” (con sus excepciones, como los silicatos hidratados y los biominerales). Cuarzo, calcita o sal son ejemplos de cristales tambien.

    02 Agosto 2017 | 18:02

  10. Dice ser ollines

    yo no reciclo nada de nada ,todo en la bolsa comun y al primer contenedor que encuentro…que contraten gente para separar ..vada vez que reciclo hay un parado mas ..y estas empresas se lucran con nosotros..klesden !!!

    02 Agosto 2017 | 19:10

  11. Dice ser jotape

    Pues la explicación esta bien, pero de verdad que ustedes piensan que nos va a cuadrar separar el cristal y mandarlo con la otra basura, y el vidrio mandarlo al contener verde, ¿pero de que van? porque no hacen que el iglú tenga dos compartimentos uno para el vidrio y otro para el cristal .Es que son la hossssttttiii……… A este paso no los va a creer ni su tia… Empezamos observando la gestion real que le hacen la administraciones a los diferentes contenedores y ahora vienen con esto, pues lo siento, a calentar mas la cosa…..pero me parece de coña.

    02 Agosto 2017 | 22:50

  12. Dice ser Miguel

    El cristal y el vidrio se pueden reciclar juntos. Los restos de plomo se recuperan por distintos procesos. Por desgracia no interesa sin subvención. Es preferible que acabe en vertederos cuando su reciclaje podría ser barato y de un porcentaje alto.

    02 Agosto 2017 | 23:04

  13. Dice ser Javi García

    Es una explicación pobre y poco acertada. El término cristal se asocia erróneamente al vidrio. La diferencia más importante, es que un cristal es un sólido que dispone de una estructura molecular ordenada mientras que un vidrio tiene una estructura molecular amorfa.

    Con esto no quiero decir que lo que indican en los contenedores de reciclaje no sea lo que dice el autor del post, sino que esos carteles son erróneos ya que aunque se haya algún otro compuesto, continúan siendo vidrios.

    03 Agosto 2017 | 0:07

  14. Dice ser Gusi

    El cristal es una roca natural transparente y muy resistente, no tiene nada que ver con el vidrio. El vidrio es una fundición de silicio al que se le añaden componentes para hacerlo más transparente y más resistente (intentando aproximarse al cristal), pero no tiene nada que ver. Si es verdad lo del reciclaje, pero no hay que confundirse.

    03 Agosto 2017 | 0:53

  15. Dice ser Danke

    Gracias por educarnos un poco!

    03 Agosto 2017 | 2:14

  16. Dice ser Pepe

    Esto, mientras el diccionario no diga lo contrario, es falso.
    Desde siempre, vidrio se le ha llamado tanto al plano (vidrio plano, el que se usa en ventanas, puertas…), como a los vasos. Esas acepciones que se comentan en este blog, son un invento de las recicladoras, y por desgracia, como se hace en España, cuando una palabra es mal usada, en vez de corregir su uso, se modifica el diccionario para que sea válida, para que no pensemos mucho.
    Sí es cierto que la diferencia entre ambos vidrios es el “plomo”.
    Pero señores, con ver la definición de ambas palabras en el diccionario (http://dle.rae.es), se sabe.

    03 Agosto 2017 | 8:21

  17. Dice ser Miguel

    Veo mucha confusión entre el concepto técnico y científico de “cristal” y la definición común, al igual que el vidrio. No hay error en las definiciones solo que aquí estamos alternando una con la otra y es difícil de entender así.

    03 Agosto 2017 | 12:08

  18. Dice ser Juanma

    Exactamente. Se están mezclando conceptos diferentes.
    Una cosa es el Cristal mineral y otra cosa es la fundición de sílice (arena) de ello sale vidrio. Si se le añade plomo, de la fundición saldrá cristal.
    Efectivamente, el vidrio de las ventanas es el mismo que el de los vasos, salvo en el caso de los nuevos vidrios de bajo emisivo que evitan las fugas de calor en casa. En ese caso desconozco si esos vidrios tienen alguna sustancia que no recomiende su reciclaje junto a vasos, tarros y copas.

    03 Agosto 2017 | 21:17

Los comentarios están cerrados.