Archivo de la categoría ‘Sin categoría’

El por qué de las muy necesarias auditorías de género

Por Clara Calbet

En los medios de comunicación las mujeres son sujeto y fuente en un 28% de informaciones, según el Proyecto de Monitoreo Global de Medios (2015). Los hombres, del 72% restante. Cuando la temática es economía, las mujeres aparecen en el 17% de informaciones. Solamente se llega a la igualdad de representación en las noticias de crimen y violencia (51% mujeres). Por ello, incorporar la perspectiva de género es básico para hacer un buen periodismo.

Y sí, es cierto, cada vez más algunos medios están tomando conciencia de ello. Es un primer paso muy importante que se debe poner en valor, pero no es suficiente. Lamentablemente vivimos en una sociedad donde la visión androcéntrica y patriarcal está muy arraigada e impregna poros de los que ni siquiera éramos conscientes. Una auditoría de género permite analizar si se está aplicando la perspectiva de género en los contenidos, las dinámicas y la organización del medio, y en qué aspectos se puede mejorar. Y es que no se trata solamente de hacer aparecer mujeres en las informaciones, o de utilizar un lenguaje inclusivo que no las invisibilice (que también es importante). Una auditoría va mucho más allá de buscar fórmulas que eviten recurrir al genérico masculino o a desdoblamientos: hay que incorporar a las mujeres en las distintas fases del proceso. Resulta fundamental ser consciente de qué mirada se tiene, qué estereotipos sexistas se reproducen, qué roles desempeñan las mujeres que aparecen en las informaciones, en qué contextos aparecen, el porcentaje de voces expertas de mujeres, qué temáticas se tratan, si se desagregan datos por género… Todo ello es determinante a la hora de hacer un periodismo con o sin perspectiva de género.

‘Mind the gap’, cuidado con la brecha, logotipo de la campaña estudiantil feminista británica del mismo nombre, que se inspira en un cartel del metro londinense. Imagen: Mind The Gap

Lee el resto de la entrada »

Refugiadas sirias en Jordania: la vida en un polvorín

Por Rosa Tristán

Ha sido el Día Mundial de las personas refugiadas. Si algo tienen en común todas ellas es que sólo sueñan con  recuperar la vida.  Por ello, la mayoría se quedan cerca de lo que sigue siendo su hogar, en las fronteras de la guerra: ‘Aquí lo tenemos cerca, casi lo vemos, ¿cómo nos vamos a ir más lejos?’, me decían cuando las visité en la ciudad jordana de Mafraq. En Líbano, en Jordania, en Turquía o Irak se calcula que hay 5,4 millones de personas refugiadas. Más de la mitad son mujeres. Más de la  mitad son menores de edad.

Llevan casi 8 años soportando una situación vital de anormalidad. Las menos, en campos de refugiados; las más, intentando sobrevivir en las sociedades de acogida, donde su presencia cada día es menos tolerada. Y Europa mira desde la otra orilla.

Regugiadas en el campo de refugiados de Zaatari, por Rosa Tristán.

Lee el resto de la entrada »

La manada y lo “impensable”

Mariana Vidal

Por Mariana Vidal

El auto que decreta la libertad provisional de ‘la manada’ considera ‘impensable’ la reiteración de su delito. Duele leer esta lista de diez motivos que, según ha contado el abogado de los abusadores sin sentencia firme, ha llenado de euforia a  los componentes de la manada.  Y que, según el auto, no tiene por qué afectar al sosiego de la víctima.

Quizá no valga de mucho el resumen de estas líneas anteriores, porque para quien las escribe ya era absolutamente impensable que los cinco miembros de ‘la manada’ hicieran lo que hicieron en Pamplona, y quizá antes en Pozoblanco, y en otros lugares. Ya era absolutamente impensable el tono de los mensajes entre ellos que han salido a la luz -pero que lamentablemente no han hecho mella en el proceso judicial-, era impensable el modo en que preparaban su juerga sanferminera contando con que habría víctimas propiciatorias.

Lee el resto de la entrada »

La vida de una cooperante más allá de las balas y la sangre

 Por Belén Gómez

Hace tres años, Shireen caminaba por la calle con sus amigos por Aleppo, Siria. Paseaban con normalidad por los check points del ejército sirio y del Ejército Sirio Libre. Era un día especial: estaban terminando los exámenes finales de sus posgrados y pensaban sobre su futuro y lo que vendría después. Pero lo que vino después descarriló sus planes.
A cierta distancia, Shireen escuchó gritar: `¡Van a abrir fuego! ¡Van a abrir fuego!`. Algunas personas a su alrededor se cubrieron; otros comenzaron a correr. En mitad de ese caos, su amiga Shirian fue asesinada a tiros. Cuando Shireen giró para correr, una bala le dio en el pecho. Pensó: `Ya está, me estoy muriendo`, pensó. Pero unos días más tarde, abrió los ojos en un lugar extraño. Había sido rescatada por el Comité Internacional de la Cruz Roja y estaba en un hospital en Turquía. ´Nunca imaginé que dejaría mi país así´, dice. ´Vengo de una buena familia. Tuvimos una casa muy bonita. Nunca necesitamos el apoyo de nadie´, apunta. Después de meses en el hospital, Shireen superó sus heridas y se recuperó por completo.


Lee el resto de la entrada »

Colombia tendrá vicepresidenta, un hito histórico

Por Aida Pesquera

Por primera vez en la historia de Colombia una mujer será vicepresidenta. El segundo más alto cargo del poder ejecutivo ha sido siempre ostentado por hombres, y ahora, el 17 de junio tendremos la oportunidad de escoger entre dos mujeres. Muy diferentes entre sí, eso sí, pero las dos con una trayectoria política notoria. Ángela María Robledo, fórmula de Gustavo Petro, es una mujer feminista que ha sido elegida en dos ocasiones la mejor congresista mujer del país. En su trayectoria política se destaca la defensa de la inclusión social, la paz, la equidad de género, los derechos de las mujeres víctimas de violencia sexual y de las mujeres rurales. Con ella podríamos avanzar no sólo en políticas redistributivas que cierren la brecha de desigualdad para las mujeres, sino además en reconocer el trabajo de cuidado no remunerado realizado por las mujeres, que sostiene la economía, y si lo pagáramos, representaría un 19% del producto interno bruto (es decir más de lo que aportan las exportaciones), pero que actualmente la sociedad ni paga ni reconoce.

Foto de Vonecia Carswell, de Unsplash

Lee el resto de la entrada »

Trabajadoras de hogar en el Senado y en pie de lucha

Por Pepa Torres

En España existen más de 700.00  trabajadoras de hogar y cuidados, la mayoría mujeres migrantes, de las cuales sólo están dadas de alta en la Seguridad Social 435.000. Su trabajo invisible sostiene la vida y la economía no sólo de nuestro país, que hoy es también el suyo, sino de sus lugares de origen, pues sin sus remesas serían inviables. Ellas son las protagonistas de las cadenas globales de cuidados y el sistema capitalista y patriarcal tiene una eterna deuda con ellas. Deuda que lo es a la vez de cuidados y de justicia.

Lee el resto de la entrada »

Consenso feminista

Por Pilar Praena Leal

Dentro de poco faltará un año para las próximas elecciones municipales. Entraremos en la vorágine electoral en la que habrá que analizar cuánto se han cumplido nuestras expectativas o cuánto camino queda por recorrer. Se puede pensar que desde lo municipal no se pueden hacer políticas de verdad, que los grandes acuerdos sólo pueden suceder en los grandes parlamentos. Yo no lo creo y prefiero agarrarme a aquello que afirmaba el escritor Eduardo Galeano de que “mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo”. Sólo hay que darse una vuelta por los ayuntamientos, por los grandes o los pequeños, para descubrir cuánto puede cambiar la sociedad, la realidad que nos rodea … y cuán necesaria es la visión feminista en el momento actual.

Hay un ayuntamiento de un municipio de menos de 20,000 habitantes en Sevilla, El Viso del Alcor, donde en 2015 nos propusimos revolucionar la política y donde el feminismo intenta impregnar todas y cada una de las decisiones, aunque a veces no sea fácil.

En El Viso, las políticas de igualdad no se realizan para cubrir expediente. Hablo de un ayuntamiento dirigido por una mujer, con un equipo joven y feminizado, donde todo se acuerda por consenso, y donde nos ponemos de acuerdo concejales y concejalas de IU y de PP, al mando del ayuntamiento gracias a un pacto Gobierno, para transformar nuestro municipio y demostrar que hay otra forma de gobernar. Esto sin feminismo y generosidad sería imposible. El pensamiento feminista recorre cada una de las actividades y áreas de gobierno, con un objetivo principal: la visibilización de las mujeres en todas las esferas de la vida.

Pero esto sería papel mojado o una declaración de intenciones vacía (a la que las feministas estamos más que acostumbradas) si no lo demostramos con políticas reales. Para empezar, contamos con una Delegación de Mujer que lidera y protagoniza este cambio poniendo la vida en el centro de todo. Más medidas: importantes incrementos en la dotación presupuestaria. En total y entre todas las partidas, se gasta más del doble que en 2015 en políticas sociales y en favor de la igualdad. Porque la igualdad y la dignidad son los principales actores del cambio, y en ese sentido, es importante poner mayor atención a las personas de colectivos como la diversidad funcional, la infancia o nuestros mayores, cuya atención, también invisibilizada, suele recaer sobre las mujeres.

Las mujeres estamos acostumbradas a sobrevivir en situaciones adversas pero además a la política hemos venido para quedarnos. Hemos alzado la voz y hemos decidido (como ya avisara hace décadas Clara Campoamor) que ya no se gobernará sin nosotras. En el Viso nos hemos declarado Municipio Libre de Violencia Machista con una masiva participación del tejido empresarial, hemos hecho del 2018 año de la mujer visible, con decenas de actividades culturales, educativas, formativas y de atención hechas para las mujeres y cómo no, para el resto de la sociedad.

En estos años hemos llamado la atención de medios de comunicación incluso estatales con campañas transgresoras (como las fiestas libres de violencia machista con una campaña de servilletas en las casetas del recinto ferial o los muros por la igualdad, donde los jóvenes expresaron su repulsa hacia la violencia machista y la desigualdad enfrentándose además a la sociedad más reaccionaria). Además, hemos conseguido dignificar a las trabajadoras de sectores precarizados y feminizados, como las empleadas de limpieza y auxiliares de ayuda a domicilio, con más derechos laborales, jornadas más dignas, salarios mayores y atención a su situación emocional. Buscábamos, desde lo público, romper estereotipos de género en todo el empleo que generan. No tengo dudas: el feminismo protagoniza el cambio de cualquier entorno y El Viso es un ejemplo de que es posible.

Pilar Praena Leal es feminista y concejala-Delegada de Mujer, Servicios Sociales y Recursos Humanos del Ayuntamiento de el Viso del Alcor, Sevilla.

¿Quién necesita el feminismo?

Por Carme Soto

La gran convocatoria que tuvo este año la celebración del 8M, la resonancia de movimientos como #MeToo o campañas como No es No, entre otros muchos…, me hicieron recordar una original campaña que en 2012 lanzaron algun@s alumn@s de la Univerdidad de Duke en USA con el lema Who Needs Feminism. Esta iniciativa lanzaba una pregunta que nos invitaba a interrogarnos por la razón de ser del feminismo, por la utilidad que podía tener para nuestras vidas. Quizá hoy seguimos necesitando hacernos esa pregunta, pero también es muy importante mantener viva la memoria de tantas mujeres y algunos varones que hicieron posible que hoy hablemos de feminismo y nos neguemos a asumir los limites que nos marca una sociedad todavía patriarcal.

Lee el resto de la entrada »

Convertir a San Jordi en Georgina para saber de autoras

Por Raquel Moraleja

La magia de la literatura hoy convierte al bueno de San Jordi en Santa Georgina y por medio de la escritora y autora Raquel Moraleja recomendamos una serie de libros fascinantes. Escritos por autoras, por supuesto. Es lo que tiene la Santa y la escritora Moraleja.  Aqui van:

Lee el resto de la entrada »

Walkiria: el agua tiene nombre de mujer

Rosa M. Tristán Rosa Tristán

‘El agua está muy vinculada al hecho de ser mujer. Nos la asignan como pareja porque desde que nacemos ya tenemos asignados el rol que debemos desempeñar con ella. Si la contaminamos, nos quedamos sin ella, pero los hombres no lo ven’. Walkiria Castillo es una de esa mujeres ‘invisibles’ y luchadoras de cuya voz, como si de un grifo abierto se tratara, emanan litros de fortaleza y conciencia ambiental. Campesina en la pequeña aldea de Mina de Agua, cerca de la costa del Pacífico en Nicaragua, lleva tiempo peleando contra la minería de oro que prolifera en su tierra y contamina el recurso que da nombre al lugar en el que nació.

‘¿De qué nos sirve que nos pongan el agua en casa si luego no podemos beberla. He denunciando que la explotación del oro nos está dejando sin agua potable, pero todos los hombres se han puesto en mi contra, también la Alcaldía. Si todas alzáramos la voz sería diferente, pero que sepan que aún sola no me voy a quedar callada, que seguiré reclamando’, asegura mientras mete sus manos en el agua de la pila que ahora tiene en casa.

Lee el resto de la entrada »