BLOGS
La energía como derecho La energía como derecho

Las claves de un tema que nos afecta a todos

Una nueva victoria de la sociedad organizada frente a las petroleras

Carlos Bravo – Coordinador del Secretariado Técnico de la Alianza Mar Blava

windmill-1330517_640

Cuesta mucho enmendarle la plana a una gran multinacional del sector petrolero, pero uniendo fuerzas entre los diferentes sectores de la sociedad, configurando entre todos una buena estrategia y aplicando buenas dosis de dedicación y perseverancia, se puede lograr.

Y, de hecho, eso es lo que está consiguiendo la Alianza Mar Blava frente a los proyectos de prospecciones petrolíferas en el mar Mediterráneo, y no sólo una vez, sino ya dos, y esperemos que próximamente se puedan celebrar nuevas victorias.

La Alianza Mar Blava es una plataforma intersectorial nacida en las Islas Baleares, actualmente constituida por más de un centenar de miembros tanto de las Administraciones públicas (Govern balear, Consells insulares de Formentera, Ibiza, Menorca y Mallorca, y diversos ayuntamientos de estas islas) como del sector privado (entidades de sectores económicos como el turismo, la pesca o el náutico) y de la sociedad civil (organizaciones sociales y ecologistas; sindicatos y otras instituciones públicas y privadas). La unión de todos estos actores, para trabajar juntos con un mismo objetivo supone un hito de gran relevancia, pocas veces conseguido, y concede a la Alianza Mar Blava una representatividad social extraordinariamente alta.

Su misión es la protección y defensa de la riqueza ambiental del mar Mediterráneo y sus costas, así como el empleo, el bienestar ciudadano y los derechos de las generaciones futuras a disfrutar de un entorno en buen estado de conservación de su mar, de las Islas Baleares y de las demás comunidades ribereñas.

Los objetivos principales de la Alianza Mar Blava son, por un lado, conseguir el archivo de todos los proyectos de prospecciones petrolíferas que amenazan el Mediterráneo español y que este mar sea declarado por Ley en las Cortes Generales como zona libre de prospecciones de hidrocarburos; y, por otro, fomentar el desarrollo y la implantación urgente de un modelo energético sostenible, basado primordialmente en el ahorro y la eficiencia energética y las energías renovables.

La labor de la Alianza Mar Blava ha sido determinante para lograr, después de muchos meses de lucha jurídica contra la tramitación irregular del proyecto de prospecciones petrolíferas de la empresa Services Petroliers Schlumberger en el golfo de León (frente a las costas de Cataluña y de las Islas Baleares), que el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA) procediera el pasado mes de julio, tras la solicitud al respecto de la Alianza, a resolver la terminación de este expediente y el archivo definitivo del citado proyecto.

Schlumberger es la mayor empresa de servicios petroleros a nivel mundial. En 2015 obtuvo 35.500 millones de US$ de ingresos. Se autodefine en su web como “líder mundial en el suministro de tecnología para la caracterización de yacimientos, perforación, producción y procesamiento para la industria del petróleo y el gas. Trabajando en más de 85 países y empleando a aproximadamente 100.000 personas que representan a más de 140 nacionalidades, (…)”. Para comprender bien qué es Schlumberger recomendamos la lectura de este artículo publicado en el diario británico The Guardian.

Para la Alianza Mar Blava, este logro supone un nuevo avance hacia el objetivo final de conseguir un Mediterráneo libre de prospecciones de hidrocarburos. Es también una nueva victoria de toda la sociedad balear y sus instituciones contra los proyectos de esta índole actualmente en tramitación en este mar, tras la lograda en 2015 frente a la petrolera Cairn Energy, en el golfo de Valencia, la cual se vio obligada a renunciar a sus propósitos como consecuencia de la rotunda oposición social e institucional que generó su proyecto.

En efecto, el 2 de junio de 2015, después de dos años de lucha incesante, con importantes movilizaciones en las Islas Baleares y en Castellón, y tras haber propiciado que se registraran legalmente más de 128.000 alegaciones en contra del proyecto, la Alianza Mar Blava pudo conocer oficialmente e informar a la opinión pública que la petrolera Cairn Energy había solicitado al Ministerio de Industria, Energía y Turismo (MINETUR) la extinción de sus cuatro permisos de exploración de hidrocarburos en el golfo de Valencia (llamados Benifayó, Gandía, Alta Mar-1 y Alta Mar-2) ante la fuerte oposición social y para evitar recibir una Declaración de Impacto Ambiental negativa en la fase de sondeos acústicos. Permisos que, mediante los Reales Decretos 1774/2010 y 1775/2010, otorgó a la compañía escocesa el entonces ministro de Industria, Miguel Sebastián. El 22 de octubre de 2015, el BOE publicó la Orden ministerial que oficializó la extinción de los permisos de investigación de hidrocarburos de Cairn Energy en esa zona.
windmill-1330517_640

Si bien ya se puedan celebrar algunas victorias, lo cierto es que todavía queda mucho trabajo por delante hasta lograr que las aguas del Mediterráneo bajo jurisdicción española sean declaradas por Ley como zona libre de prospecciones de hidrocarburos.

Lamentablemente aún siguen en tramitación en la demarcación marina levantino-balear del Mediterráneo varios proyectos de prospecciones (el de la compañía Spectrum Geo Limited en el mar Balear y el denominado “MedSalt-2” en aguas de Mallorca e Ibiza y Formentera, ambos con la impactante técnica de cañones de aire comprimido de alta presión (airguns) para realizar la fase de sondeos acústicos), así como varias solicitudes de nuevos permisos de investigación de hidrocarburos, además de la concesión de explotación vigente de Repsol en el área “Casablanca”, frente a las costas de Tarragona (ver mapa). Todos estos proyectos ponen en riesgo los valores medioambientales y las bases socioeconómicas de las Islas Baleares y de otras comunidades vecinas ribereñas del Mediterráneo.

No obstante, frente a ellos estará siempre ese gran movimiento social y ciudadano que ha arraigado en las Islas Baleares y que no parará hasta conseguir que el Mediterráneo español quede libre de actividades de exploración y explotación de nuevos yacimientos de hidrocarburos, actividades tan peligrosas como innecesarias.

3 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Sociólogo Astral

    !Fuera los petrolíferos envenenadores de nuestras aguas! aqui no cabe un corrupto hijoputa mas forrandose sin importar nada mas.

    12 Agosto 2016 | 18:31

  2. Dice ser El repugnante nuevo orden no sera y el Reino de DIOS será restablecdo-.

    Pero que jodido artículo es este???

    Qué coño vas a salvaguardar? Acaso no sabes que eres súbdito, del puto nuevo orden internacional masónico obámico? Ellos decidirán que hacer amb les illes Balears.

    No obstante, supongo que la intención es la que cuenta.

    Salut!

    Amén.

    13 Agosto 2016 | 05:38

  3. Dice ser Qiqe

    Si las petroleras quieren solo tienen que pedir al gobierno queremos hacer prospecciones en tal sitio y el gobierno en consejo de ministros les darán la zona que pidan lo de 2015 no fue una victoria sino un aplazamiento hasta después de las elecciones

    13 Agosto 2016 | 13:05

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.