BLOGS
La energía como derecho La energía como derecho

Las claves de un tema que nos afecta a todos

Otra cultura energética es necesaria

Por Mariano Sidrach – Catedrático de la Universidad de Málaga

escuela

Un profesor de primaria me decía, hace ya algún tiempo, que el día que un alumno de edad escolar dibuje una casa con un panel solar en el tejado y no con una chimenea echando humo, entonces, estaríamos en condiciones de afrontar con garantías el cambio climático.

Debe tener razón, pero la realidad actual, al menos en España, es bien distinta. La mayoría de los alumnos que nos llegan a primer curso de Ingeniería Industrial desconocen los más elementales conceptos energéticos. Diferencian con dificultad los conceptos de potencia y energía y, por supuesto, no se han preocupado nunca de conocer de dónde viene la energía, cómo se produce, cuánto cuesta. Por supuesto, han oído hablar del primer principio, el más famoso de los principios de la Termodinámica, el más sencillo, eso sí, en su formulación más ventajosa para nuestra comodidad como ciudadanos: “La energía siempre se conserva”. Pues si eso es así, todos tranquilos, no pasa nada. La energía no debe ser un problema.

Poco saben del segundo principio de la Termodinámica y de sus consecuencias, ni de lo que tienen que ver estos principios de la naturaleza con las transformaciones de energía, con la contaminación, con el cambio climático, con nuestra huella ecológica.

Si estos son los estudiantes que han cursado un bachillerato científico-tecnológico, no quiero ni imaginar cómo deben sonar estas cosas a los estudiantes de otras facultades y escuelas universitarias o al resto de los ciudadanos.

Si la energía está en el centro de todas las actividades humanas, en el desarrollo de su economía, en la construcción de infraestructuras, en el funcionamiento de sus ciudades, de su industria y, en suma, de todas las actividades que configuran una sociedad con un nivel de desarrollo y confort razonable, ¿cuál es la razón de que seamos mayoritariamente “analfabetos energéticos”?

Está claro que a la cuestión energética no se le está prestando la atención debida en los currículums escolares en este país.

Si queremos tener unos ciudadanos conocedores del valor de la energía, responsables con su consumo, sabedores de las consecuencias de su consumo energético y, en definitiva, comprometidos con la sociedad en la que viven y con un medio ambiente que hemos de cuidar para las futuras generaciones, todos los escolares, desde los años de primaria deberían tener mucha más información de los procesos energéticos, de manera que, independientemente de los estudios universitarios que puedan seguir o no después, hayan adquirido conocimientos suficientes y sólidos para poder ser responsables con el consumo energético y con el medio ambiente. Y esta formación, que han de adquirir todos, debe ser considerada como cultura general y enseñarse y aprenderse en los años de la enseñanza obligatoria. Sólo así tendremos una ciudadanía capaz de enfrentarse a los retos que en materia energética y medioambiental tiene planteados la humanidad y que tendremos que resolver pronto para parar un cambio climático que amenaza la supervivencia del planeta.

No es tan difícil. Expliquemos a nuestros escolares de forma sencilla y amena el segundo principio de la termodinámica y las consecuencias que de él se derivan. Con esto sería suficiente. Y recordemos lo que me decía mi amigo maestro: Son niños, pero no son tontos.

1 comentario · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Bastian.Sevilla

    CAMBIO CLIMATICO: Este pequeño planeta que todos habitamos es nuestra casa. Este planeta no es propiedad de la raza humana, es compartido con otras especies del reino animal, vegetal y mineral. Tampo es propiedad de esta generacion, nuestra generacion tiene el planeta en herencia vitalicia, pues sus propietarios universales son las generaciones venideras. No podemos dejarle un planeta hipotecado a las proximas generaciones. Las energias renovables son ya el presente. El motor electrico es una realidad (coches, motos,….). Los biocombustibles es una realidad. Si tenemos las tecnologias, si tenemos los combustibles, para vencer al cambio climatico. Porque la humanidad se empeña en destruir la tierra con el cambio climatico. Porque la humanidad se empeña en que mueran cada año millones de personas con enfermedades producidas por la contaminacion de la atmosfera, de la tierra y del mar. Todo esta destruccion y muerte es por enriquecimiento de unos cuantos. Algunos niegan el cambio climatico, la contaminacion,…como es posible negar la realidad, solo por el interes del enriquecimiento.

    22 Noviembre 2016 | 15:07

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.