Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Archivo de la categoría ‘Moda sostenible’

Nace la primera app para comprar moda ética en toda Europa

Ethical Time es una plataforma de moda sostenible que acaba de nacer y que opera en toda Europa y facilita que las personas podamos encontrar y saber dónde comprar ropa y calzado ético.

Es una aplicación para buscar y comprar ropa ética que agrupa más de trescientas marcas y tiendas que ofrece una alternativa a las grandes firmas de moda actuales y creada por Ignasi Eiriz, un estudiante de Publicidad y relaciones públicas de la Universitat Pompeu Fabra. La iniciativa se ha financiado gracias a una campaña de micromecenazgo en la que se recaudaron más de 20.000 euros.

El portal permitirá, además, consultar un mapa con la localización de las tiendas físicas que ofrecen este tipo de productos y hacer búsquedas selectivas según criterios de fabricación, materiales u otros requerimientos. La plataforma web, gratuita para usuarios y marcas, estará en periodo de pruebas —aunque con todas sus funcionalidades disponibles— durante los primeros meses de actividad.

El sector textil es uno de las más contaminantes del mundo y contiene unas cadenas de producción y suministro muy poco respetuosas con los derechos humanos y laborales. “Existe una alternativa y está en nuestras compras. Son muchas las personas concienciadas, pero pocas las que actúan en consecuencia porque no saben dónde encontrar ropa sostenible”, dice Ignasi Eiriz, fundador y CEO de Ethical Time, para quien el objetivo “es hacer posible compras más respetuosas y justas con las personas, el medioambiente y los animales”. 

Si una marca de moda quiere formar parte de  Ethical Time tiene que cumplir dos requisitos: que pueda asegurar el trabajo digno de las personas en toda la cadena de suministro, producción y confección y que trabajen con materiales sostenibles o de proximidad. Eiriz y el equipo de la startup de moda estudian el trato de cada marca con los trabajadores y su impacto medioambiental y, en función de los mismos, tienen previsto crear un distintivo para identificar aquellas que obtienen mejor valoración.

Ignasi Eiriz tuvo la idea de crear Ethical Time a partir de una experiencia personal. Con 17 años, y tras leer el libro Guía para vestir sin trabajo esclavo, de Albert Sales, dejó de comprar en las grandes marcas e investigó qué tiendas y qué marcas llevaban a cabo prácticas sociales, laborales y medioambientales responsables. Viajó a Bangladesh para conocer la situación en primera persona, visitar fábricas y hablar con líderes locales del sector de la moda y se convirtió por así decirlo en una fuente de información privilegiada para amigos y conocidos, siempre respondiendo a la pregunta: ¿dónde puedo encontrar ropa que me guste y que sea ética y sostenible?

Ethical Time cuenta con el apoyo Intermón Oxfam, la campaña Ropa Limpia y de las asociaciones de moda sostenible de España y tiene previsto agrupar a las más de 5.000 marcas de moda ética y sostenible que existen en Europa en un plazo de dos años.

La plataforma también podrá utilizarse en el móvil en versión PWA, una alternativa a la app nativa, igualmente accesible desde todos los dispositivos IOS y Android, que se descarga desde la misma página web de la startup.

 

La moda también quiere ponerle freno a la crisis climática

Un planeta, una solución (One planet, one solution) es el nombre de una serie de acciones organizadas por empresas y asociaciones de moda sostenible que quieren presentar en Madrid lo que se está haciendo en el sector para contribuir a ponerle freno a la crisis climática, convencidas de que si se transforma la industria textil, se transforma la sociedad.

La primera de esas acciones es una exposición de marcas sostenibles nacionales e internacionales que se mostrará del 1 al 14 de julio en la capital. Será presentada el día 5 acompañada de una serie de conferencias sobre la situación del textil y las innovaciones que se están introduciendo.

La empresa The Circular Project como nexo de unión de otras cinco compañías ha organizado Un planeta, una solución, como un compromiso y alianza de las ciudades contra el cambio climático utilizando una poderosa herramienta: la moda respetuosa con el medio ambiente.

Y de ese compromiso forma parte otra de las acciones previstas para el mes de septiembre: la unión de dos ciudades, Madrid y Nueva York, que se hermanarán para realizar un desfile de moda sostenible, que se presenta en esta ocasión “como un potente motor del cambio hacia unas ciudades inteligentes: mejor vestidas y mejor habitadas”, en palabras de Paloma García, el alma mater de The Circular Project.

“La industria textil abarca un amplio número de sectores de actividad desde que se planta la semilla que dará vida al tejido hasta que llega al consumidor que usa y desecha una prenda. Si cambiamos este ciclo de vida de nuestra ropa, si lo hacemos responsable, ética y ecológicamente, transformaremos el mundo”, señala.

Madrid – New York será el comienzo de una serie de actuaciones con las que se quiere remarcar la importancia de actuar coordinadamente en la lucha contra el cambio climático, poniendo el acento en la industria textil, “porque el problema es el mismo para todos independientemente de la ciudad que habitemos pero la respuesta es sencilla, un industria textil cada vez más responsable”. Para ello, se escenificará con un desfile que sucederá en paralelo y se podrá ver en streaming en ambas ciudades.

Exposición: 1 al 14 de julio
Lugar: centro Moda Shopping
Av. General Perón, 40. Madrid.

Economía circular: Ropa de segunda mano como nueva

Micolet es una startup de compraventa de ropa de segunda mano, que nació en Bilbao en 2015 y que ahora está presente en seis países europeos donde lidera la venta de ropa de mujer de segunda mano.

Lo que comenzó como un pequeño proyecto, en 2018 se ha convertido en un gran negocio de compraventa online que opera en España, Francia, Portugal, Reino Unido, Italia y Alemania y que ha conseguido un crecimiento medio del 150% en estos mercados. Este año, entrará en Polonia y Holanda, sumando así un total de ocho países en el continente.

Micolet nació casi por casualidad. “La pareja de mi socio tenía un problema: su casa estaba llena de ropa y complementos que ya no utilizaba pero que estaban en muy buen estado y podían tener una segunda vida en el armario de otras chicas. Sin embargo, no encontraba la manera de poner a la venta todos esos artículos sin necesidad de ocuparse de todas las gestiones que ello conlleva, una tarea que al final requiere de mucho tiempo”, explica Aritza Loroño, uno de los fundadores de la empresa.

¿Y qué ocurre en la mayoría de los casos con toda la ropa que no tiene cabida en el armario? Se desecha. En el mundo, una cantidad de ropa equivalente a un camión de basura es incinerado o enterrado cada segundo.

La empresa apuesta por la economía circular y por la sostenibilidad como pilares de su modelo, con el que evita mensualmente más de 1.700 kg de CO 2 y uno de sus objetivos es conseguir que la reventa de moda sea tan simple, segura y en tendencia como la venta al por menor como paso hacia la sostenibilidad.

Mediante la compraventa de ropa de segunda mano se reduce la cantidad de deshechos y el uso de recursos. Micolet vende 30.000 prendas mensualmente y todas ellas serían desperdiciadas de no darles una segunda vida en el armario de otra persona. La producción de las nuevas prendas que esas personas hubieran comprado tendría un impacto de más de 1.700 kg de CO 2 , que equivale a más de 85.000 árboles absorbiendo CO 2 durante un día entero.

La industria textil es la segunda más contaminante del planeta, y a pesar de ello, cada año se venden 80.000 millones de prendas nuevas. Ante este evidente problema, esta startup apuesta por su estrategia de economía circular, que consiste en hacer que el ciclo de vida de los productos vuelva a empezar de cero, en vez de simplemente terminar tras su uso.

” Teniendo en cuenta que en España se crean aproximadamente 360.000 toneladas de residuos textiles al año, se trata de una estrategia totalmente necesaria para el país”, dicen sus responsables. Se estima que anualmente, cada español tira unos 7 kilos de ropa a la basura y el 75% de estas prendas no reciben ningún tratamiento específico para eliminar el residuo.

“Si todo el mundo supiera que para producir unos pantalones vaqueros se necesitan 10.000 litros de agua (el equivalente a lo que una persona bebe durante 15 años), quizás se plantearían dos veces el comprarlos nuevos”, comenta Loroño, que afirma que estamos ante un auténtico problema de derroche de recursos. “Cuando vender sea tan fácil como lo es comprar, seremos conscientes del valor que tenemos escondido en nuestros armarios, y nuestro concepto de la reutilización se transformará. Es cuestión de tiempo que descubramos que cada producto tiene decenas de vidas en lugar de una”, señala.

Las prendas que no son aptas para la venta son donadas a las distintas ONGs con las que Micolet colabora, asegurando así que su ciclo de vida no termina.

Toda la información de cómo se puede vender y comprar en micolet.com.

Empieza la II Semana de Moda Sostenible de Madrid

El proyecto europeo Mares, a través del Mar de Reciclaje, ha organizado la II Semana de Moda Sostenible, que se celebra del 23 al 28 de abril, en la que participarán más de 15 marcas, entre ellas, el colectivo La Textilería.

Durante las jornadas, habrá píldoras formativas sobre Packaging sostenible. También, la presentación del intercambio de socios entre La textilerie en París y La Textilería en Madrid, un taller de aplicaciones de la fabricación digital al diseño de complementos sostenibles o la mesa redonda Tú te vistes, tú decides, en la que participan la periodista especializada en sostenibilidad  Brenda Chávez y miembros de la Textilería.

La mesa estará centrada en el aprendizaje del tipo de etiquetado y de tejidos, para conocer el impacto que tienen en el planeta las prendas de ropa que compramos, y darán pistas sobre las decisiones de compra sostenibles con el medio ambiente a la hora de adquirir ropa.

La Textilería es un colectivo de moda sostenible cuyo propósito es fomentar la artesanía y técnicas tradicionales desde un enfoque moderno, dando valor al diseño y al uso de nuevas tendencias y tecnologías.

Surge como un espacio de encuentro donde aprender sobre el textil y la sostenibilidad y para generar una red de colaboración entre los consumidores y las marcas que redefina la moda responsable.

Este colectivo busca también facilitar el intercambio de moda sostenible, brindando difusión y visibilidad a las marcas locales y generando puntos de venta para que los consumidores puedan acceder a productos exclusivos. Además, ayudan a diseñadores a realizar sus colecciones y combaten el consumo desmedido.

La semana finalizará con  el Mercado de Moda Sostenible, el fin de semana del 27 y 28 de abril, en el espacio de la Fundación El Puente, en La Casa del Lector de Matadero Madrid, donde quienes acudan  encontrarán productos locales 100% trazables, proyectos sociales o de comercio justo, ecodiseñados o artesanales, realizados con materiales sostenibles y reciclados y ediciones limitadas y hechas con mucho cuidado y cariño.

MARES es un proyecto piloto innovador de transformación urbana a través de iniciativas de economía social y solidaria, de la creación de empleo de cercanía y de calidad y de la promoción de otro modelo de ciudad. Interviene en cuatro distritos de Madrid: Villaverde, Vicálvaro, Puente de Vallecas y Centro.

Este fin de semana, IV Maratón de Reciclaje textil creativo

El patio central de la Casa Encendida de Madrid volverá a acoger este fin de semana un gran maratón de reciclaje textil creativo, el cuarto que se celebra, enmarcado dentro de las actividades del movimiento Fashion Revolution.

Fashion Revolution recoge la protesta contra los abusos sociales y ambientales en la cadena global de suministro de confecciones y cada año conmemora la tragedia ocurrida en el complejo industrial Rana Plaza en Bangladesh que dejó 1.133 muertos y miles de heridos, víctimas del desplome del edificio en el año 2013.

Como en las ediciones anteriores del maratón, una gran montaña de ropa presidirá el patio central y alrededor de ella se descubrirán diferentes iniciativas y actividades relacionadas con el reciclaje, la reutilización y las posibles alternativas al diseño y consumo convencional de moda.

“La industria de la confección es la segunda más contaminante del planeta. Sus consecuencias ambientales y sociales han llegado a ser tan nocivas que la corriente de moda sostenible se ha posicionado como una de las alternativas de mayor impacto positivo. Por ello, la moda puede convertirse en un gran elemento de transformación social“, señalan los responsables de Altrapo Lab, organizador de esta actividad.

Bajo el lema La prenda más verde es la que ya existe (Yvon Chouinard), el maratón trata de impulsar el reciclaje y la reutilización textil a través de la participación de ocho creadores que estarán diseñando y confeccionando en directo una prenda de reciclaje textil creativo (upcycling) a partir de prendas de la montaña de ropa. Un reto creativo que visibiliza otra forma de hacer moda. Las creaciones serán presentadas el domingo, a las 18:30h y se conocerá a los participantes y cómo ha sido su proceso de diseño y confección.

Entre las actividades programadas durante los dos días, se proyectará el documentalMade in Bangladesh, de la Fundación IDEAS, y se presentará el libroLa revolución de las agujas, de la periodista Emilia Laura Arias.

También habrá un punto de difusión donde se podrá conocer las acciones de sensibilización y la movilización que lleva a cabo Fashion Revolution; la campaña Ropa Limpia, descubre quién hizo tu ropa, un espacio con información sobre los impactos sociales de la industria de la moda; la Asociación de moda sostenible de Madrid: quiénes son, qué marcas y proyectos están diseñando y produciendo bajo criterios de sostenibilidad y economía circular; y las campañas de Greenpeace sobre los impactos medioambientales de la industria de la moda.

Programa.

Zapatillas que ayudan a plantar árboles

Wado, una empresa española de zapatillas sostenibles, ha celebrado su primer año de existencia en el que ha facturado un millón y medio de euros con la venta de más de 15.000 pares en 67 países de todo el mundo.

Desde que hace un año convocaron a un grupo de amigos y familiares para lanzar una campaña de crowdfunding en la plataforma Kickstarter y, posteriormente, en Indiegogo, la firma no ha dejado de sumar clientes. En Bélgica ha vendido 3.500 pares y en Alemania, otros 3.300. “Son países donde la sensibilidad y el compromiso por la sostenibilidad son muy fuertes”, asegura Marta Llaquet, una de sus fundadores.

La empresa ha eliminado el cromo en la producción de sus zapatillas, un producto muy peligroso para los artesanos del calzado que pueden contraer, entre otras enfermedades, tuberculosis y, además, provoca que la piel de las zapatillas no sea degradable. También, han amoldado su producción a la demanda para no crear excedentes innecesarios.

La producción se hace en un taller de calzado que se ha creado en los alrededores de Oporto y los responsables de la empresa supervisan tanto la fabricación como que se cumpla con la igualdad de sexos y que los salarios sean justos. Quieren diferenciarse así -explican- de la mayoría de las marcas de calzado que fabrican en Asia, donde los trabajadores cobran muy poco y las condiciones laborales no son éticas.

Tras el éxito alcanzado en su primer año de actividad, la firma planea para 2019 lanzar su propia plataforma de comercio electrónico y una nueva línea de zapatillas con materiales orgánicos y reciclados.

Además, Wado trabaja con la ong We Forest para reforestar bosques y por cada par de zapatillas vendidas, se plantan dos árboles. Hasta el momento, se han plantado 30.800 árboles en la India y en Zambia.

En el estado de Meghalaya, al noreste de la India, “el lugar más húmedo de la tierra”, en el distrito de East Khasi Hills, WeForest, trabaja mano a mano con una federación de diez gobiernos indígenas y 62 aldeas Khasi para reforestar zonas boscosas empleando técnicas como la regeneración natural asistida y la plantación de enriquecimiento.

Las comunidades locales  se encargan directamente de cuidar su capital natural y reforestar los bosques dañados y de administrar los viveros que proporcionan los árboles para la plantación  de enriquecimiento.

El proyecto también aborda directamente las causas de la deforestación, incluidas la producción de carbón, pastos para el ganado y los incendios forestales. A través de grupos de autoayuda y asociaciones de agricultores, los aldeanos están implicados en el desarrollo económico de la comunidad. Para evitar una mayor deforestación, el proyecto incluye la instalación de fogones y ollas arroceras de bajo consumo  en 3.500 hogares. Así, es posible controlar la contaminación y el consumo de leña.

“En Wado creemos que todo el mundo puede contribuir a crear un mundo mejor con pequeñas acciones. Alguien que, de manera más o menos consciente, quiere empezar la transición hacia un estilo de vida más sostenible. Nuestra misión es inspirar a consumidores y otras marcas a unirse a esta revolución”, asegura Marta Llaquet.

Talleres y desfiles para aprender a reutilizar y transformar ropa

Este sábado 30 de marzo se celebra en Madrid Tejiendo Descosíos, un acto sobre moda sostenible que cuenta con talleres de transformación de ropa, un desfile de diseñadores consagrados, una pasarela con creadores emergentes y un desfile final de Lapili, artista conocida por su música y baile y creadora de moda sostenible.

Esta actividad, que reivindica la importancia de la moda sostenible y la reutilización para luchar contra el consumo exacerbado de moda, ha sido promovida por la Fundación Humana, una organización que desde 1987 promueve la protección del medio ambiente a través de la reutilización textil y lleva a cabo programas de cooperación al desarrollo en África, América Latina y Asia así como de apoyo local en España.

Con Tejiendo Descosíos. Patrones de moda sostenible, Humana apuesta por la moda sostenible y de segunda mano, con especial foco en las técnicas de transformación de residuos en objetos de valor (Upcycling). “Será un encuentro para disfrutar de una moda creativa, sostenible, artesana y profesional. Los participantes podrán demostrar que son posibles otras formas de consumo y de emplear la moda como vehículo de expresión cultural”, señalan los organizadores.

Desde las 16h se realizarán talleres de transformación de prendas a cargo de Altrapo Lab, también habrá un desfile con la ropa de creadores de la Asociación de Moda Sostenible de Madrid y de la diseñadora catalana Sylvia Calvo y una pasarela con cinco diseñadores emergentes seleccionados gracias a un concurso convocado en redes sociales. Los creadores (procedentes de Jerez de la Frontera, Granada, Madrid, Guadalajara y Barcelona) presentarán sus colecciones siguiendo criterios de sostenibilidad, durabilidad, con materiales orgánicos o reciclados, y aportando una visión nueva a las técnicas de transformación.

Humana aportará el material textil necesario y un jurado formado por expertos en moda y sostenibilidad elegirá al ganador de la pasarela.

También se ha organizado el desfile Mercaíllo, alta costura de Pilar Robles, más conocida como Lapili, artista multidisciplinar, creadora de moda sostenible y transformación de materiales, que al final del evento presentará su nuevo tema musical, cuyo vídeo ha sido grabado en la planta de preparación para la reutilización de Humana en Madrid.

La industria de la moda es una las más contaminantes del Planeta. Es responsable del 8% de las emisiones totales mundiales. Cada año se fabrican 80.000 millones de prendas nuevas, según datos de la Ellen MacCarthur Foundation. Y parece que el futuro a corto plazo es igual o más preocupante: del modelo fast fashion se está pasando ya al ultra fast fashion.

La cita tendrá lugar este sábado 30 de marzo en el Espacio Ecooo (C/ Escuadra, 11. Madrid). Cuenta además con la colaboración de Altrapo Lab y la Asociación de Moda Sostenible de Madrid.

Ropa deportiva fabricada con plásticos recogidos de los océanos

The Running Republic es la primera marca de ropa deportiva sostenible para corredores, con sede en el Maresme, en Premià de Dalt, que  elabora las prendas con materiales reciclados y producción ética y que va a ser lanzada al mercado este martes 26 de marzo en la plataforma de microfinanciación colectiva Kickstarter.

 

Las prendas de esta primera colección están diseñadas con tejidos hechos de botellas y basura de plásticos recogidos en los océanos y se elaboran en industrias locales y fábricas certificadas y que ha conseguido reducir al máximo la huella de carbono.

La producción de todas las prendas se realiza en España y Portugal y todas tienen atributos técnicos para garantizar la práctica deportiva como ligereza, elasticidad en cuatro direcciones, compresión muscular, protección UV y anti-olor, según señala Paolo Quagliotti, responsable de la empresa.

The Running Republic se creó en diciembre de 2018, aunquensus fundadores llevan trabajando en el proyecto desde dos años antes, entre investigación de materiales y recursos, búsqueda de proveedores, desarrollo de producto y test del mismo.

La producción se llevará a cabo entre Mataró y Oporto en función de los volúmenes de fabricación y las previsiones apuntan a que acabarán trabajando un 80% en Portugal y un 20% en Mataró.

Para el lanzamiento se han elaborado siete modelos de hombre y otros tantos de mujer, cada uno de ellos. Se trata de diferentes modelos para correr, desde camisetas hasta sudaderas técnicas, pantalones cortos y leggings  y una chaqueta cortaviento con un tejido italiano de plana de polyester reciclado de botellas de post consumo con un 24% de elastán. Es una prenda muy elástica con un acabado impecable.

Con el lanzamiento en Kickstarter pretenden validar el producto y el modelo de negocio directamente con el consumidor, y por otro lado buscar financiación por micromecenazgo “que garantice, al no tener financiación externa, el mantenimiento de los compromisos con los valores de sostenibilidad y cumplir con las expectativas del accionariado. Además, creemos que Kickstarter es una plataforma que ha empujado a proyectos muy potentes relacionados con la sostenibilidad y que allí se encuentra nuestro target”, explica Paolo Quagliotti.

La campaña estará activa esta tarde y se mantendrá hasta el 2 de mayo (38 días). Si se alcanzan los 50.000€ de financiación, automáticamente se abrirá la posibilidad de elegir no solo los modelos sino dos colores de cada modelo, en la promoción que han abierto en la plataforma.

 

 

 

 

 

Seis de cada diez españoles compran ropa cada mes

El estudio Los españoles y su armario, realizado por Sondea.com para la firma de electrodomésticos AEG, pone al descubierto los hábitos de consumo de los españoles en el sector textil y el conocimiento que tenemos de nuestro propio guardarropa. Los resultados son alarmantes para una industria que es la segunda más contaminante del planeta y responsable del 20% de los tóxicos que se vierten en el agua.

La primera parte de esta encuesta señala que seis de cada 10 españoles compran ropa cada mes y que se gastan 90,50 euros por persona. También dice que ocho de cada 10 desconocen cuánto vale el contenido de su armario, aunque si tuvieran que hacer un cálculo, la media estaría en 2.480,70 euros; y que casi un 59% de los encuestados tiene más de 35 prendas.

En general desconocen de qué material está hecha la ropa que adquieren, excepto la interior y las camisetas que afirman que las compran de algodón.

Paloma García, responsable de The Circular Project.

El estudio señala, por otra parte, que el 47,15% de los encuestados reconoce tener alguna prenda en su armario de más de 10 años de antigüedad, que ese porcentaje en las mujeres llega al 50,59% y que siete de cada 10 españoles se ponen su prenda favorita cada semana.

“Nadie escapa al hecho de ir vestido de la mañana a la noche, le guste o no la moda, y además es un sector que mueve un porcentaje enorme de la economía al abarcar muchos sectores de actividad. Si conseguimos que todo el proceso de fabricación, desde que el agricultor planta la semilla hasta el punto de distribución de la prenda, se haga de modo responsable, sostenible, ético y ecológico, estaremos transformando la sociedad”, explica Paloma García, presidenta de la Asociación de Moda Sostenible de Madrid y CEO fundadora de The Circular Project.

“La implantación del ecodiseño debería venir impuesta por ley y esto significa que se debe tener en cuenta hasta el menor detalle del impacto ambiental y social de cada paso que damos en la cadena productiva”, añade.

El diseñador Juan Duyos  afirma que la industria está en un lado de la cadena de sostenibilidad, pero que en el otro lado está el consumidor, al que anima a tener prendas duraderas. “Un buen vestido puede durar muchos años y pasar incluso de madres a hijas. Y, además, muchas veces podemos reconvertir un vestido de noche en otro de cóctel o cambiarle ciertos detalles y transformarlo en uno nuevo”.

“El Slow Fashion ya no debería ser una opción para nosotros como consumidores”, dice.

La encuesta se ha realizado también en otros cuatro países: Suecia, Italia, Francia y Polonia, que arrojan resultados semejantes.

A excepción de Suecia, los encuestados de los otros tres países compran ropa también cada mes y es Polonia, con un 72,70% de los consultados, el país que lo hace en mayor medida. Italia con un 58,24% y Francia con un 45,61% tienen un comportamiento similar a España. Por el contrario, un 55,40% de los suecos afirma comprar solo anualmente y solo el 36% lo hace cada mes.

Sobre el número de prendas que guardan en el armario, los que afirman que tienen más de 35 son los suecos, en un 66,1%; los polacos, en un 60,84; los franceses, en un 53,3%; y los italianos, en un 50,6%. También la mayoría de los encuestados reconoce tener prendas de más de 10 años en su armario.

En cuanto a la prenda más común en el armario de los españoles, la camiseta (28,49%) es la ganadora, tanto en hombres como mujeres, aunque este porcentaje baja a medida que aumenta la edad. Para las mujeres, la segunda prenda son los vaqueros (15,35% de las consultadas), mientras que la camisa lo es para el 18,82% de los hombres.

Marta Lucas, responsable de Comunicación de AEG dice que con nuestra forma de comprar, “los ciudadanos somos responsables del cuidado del medio ambiente. Compramos mucha ropa con una periodicidad mensual pero luego no sabemos realmente qué coste tiene nuestro armario ni del material del que están compuestas las prenda”.

Madrid se prepara para una auténtica inmersión en moda sostenible

Madrid Orgánica es la propuesta sostenible para la Semana de la Moda de Madrid, que se va a celebrar del 18 al 31 de enero en el espacio de Lush Spa Madrid en pleno centro de la ciudad. “Una ducha de sostenibilidad en una propuesta única en la capital”, como dice el alma de estas jornadas, Paloma García, de The Circular Project.

La  presencia cada vez más tangible de la moda sostenible en nuestras vidas justifica  sobradamente la celebración de Madrid Orgánica. Y lo hará con una  maratoniana y refrescante propuesta de The Circular Project  y el apoyo de Lush Spa Madrid, la Asociación de Moda Sostenible de Madrid y la Asociación de Creadores de Moda de España.

En el  céntrico espacio de Lush, Calle Del Carmen 24 de Madrid, el próximo 18 de enero se inaugurará la exposición con diez marcas de moda sostenible donde el patronaje y la optimización de recursos, la tradición o la producción local serán los ejes pero también alguna que otra sorpresa de aire fresco que no dejará a nadie indiferente, señala su promotora.

“Se va a poder disfrutar, por ejemplo, del diseño más clásico y local de la mano de Ecuomo, como del más sorprendente con Sylvia Calvo BCN, la delicadeza de Irema, la originalidad de L’autre Sac  y Abissi o de la tradición hecha vestido de la mano de Carola Solis con una prenda típica de la comunidad Shipibo Konibo. También se expondrá la marca Lapilipili con las customizaciones de su diseñadora LaPili Robles Pérez ¡sí, si, LaPili!”, dice Paloma García.

Además de la exposición, los días 19 y 26 de enero se podrá asistir a una gran ducha de sostenibilidad y moda de 10 h a 22 h,  ¡Shower en Madrid Orgánico!, Doce horas ininterrumpidas de moda sostenible, dos sábados consecutivos, donde se repasarán todos los aspectos de la moda sostenible desde su esencia hasta su puesta en práctica. Diseño, confección, comunicación de calidad o customización serán alguno de los temas.

Se va a conectar con iniciativas de todo el mundo, desde Canadá a Suecia, pasando por Perú, Brasil, EEUU, Suiza o Alemania, incluso Vietnam, con la plataforma internacional Slow Fashion World  y con España de punta a punta para saber qué se cuece y cómo ha crecido la moda sostenible en apenas diez años. También se hablará de comida sana con Beatriz Sánchez y su B-Well Educación Alimentaria.

La organización de esta semana de jornadas centradas en la moda sostenible, con el objetivo de concienciar sobre una industria más amable con el Planeta, corre a cargo de The Circular Project, Lush Spa Madrid y la Asociación de Creadores de Moda de España, con el apoyo de la Asociación de Moda Sostenible de Madrid, Slow Fashion World  y Madrid Capital de Moda del Ayuntamiento de Madrid.

La asistencia es gratuita previa reserva en Eventbrite y en los eventos creados en Facebook por The Circular Project y Lush Spa Madrid.