Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Entradas etiquetadas como ‘Textil’

Recuperadas 8.000 toneladas de ropa para que tengan una segunda vida

8.058 toneladas de textil usado ha recuperado la Fundación Humana en España en el primer semestre de 2019 que equivalen a 16,7 millones de prendas que serán reutilizadas o recicladas y alargarán su ciclo de vida útil.

Las donaciones proceden de los contenedores verdes ubicadosen las calles de las ciudades, gracias a los acuerdos con más de 2.000 ayuntamientos y entidades privadas. En los puntos de recogida se deposita la ropa, el calzado, los complementos y el textil de hogar que ya no se utilizan pero que están en buen estado y pueden tener una segunda vida. El servicio es gratuito y representa un ahorro importante en los gastos de recogida y tratamiento de residuos urbanos, según señalan los responsables de Humana.

La reutilización y el reciclaje de textil tiene un beneficio ambiental: contribuyen al ahorro de recursos, la protección del medio ambiente y la lucha contra el cambio climático. “Las 8.058 toneladas recogidas de enero a junio representan un ahorro de 25.536 toneladas de CO2 a la atmósfera, cosa que el planeta agradece; equivalen a la emisión anual de 9.591 coches (que circulen 15.000 km anuales) o a la absorción anual de dióxido de carbono de 190.573 árboles”, afirman.

Elisabeth Molnar, directora general de la Fundación, asegura que su organización “se ha consolidado como un agente de la economía social, la economía verde y la economía circular. Genera recursos, empleo, incide en el ámbito local y promueve el desarrollo en el entorno más cercano” y añade que sus programas tanto en España como en el Hemisferio Sur “involucran a decenas de miles de personas, cuyas condiciones de vida mejoran gracias a los recursos obtenidos con la valorización del residuo textil que permiten financiar proyectos”.

Las prendas depositadas en los contenedores de Humana tienen dos destinos: el 85% se trata en las tres plantas de preparación para la reutilización de la Fundació, en Madrid, Barcelona y Granada, y el resto se vende a empresas de reutilización y reciclado.

La gestión sostenible del residuo textil tiene dos beneficios sociales: la generación de empleo verde y la contribución a la economía social, ya que fomenta la creación de puestos de trabajo inclusivos, estables y de calidad, señalan en Humana, que genera un empleo indefinido por cada 36.000 kg de textil recogido.

El segundo beneficio para esta organización es la aportación de recursos a iniciativas sociales, como los programas de desarrollo en los países del Sur a los que la Fundación ha destinado más de 30 millones de euros para la formación de profesores de primaria, el impulso de la agricultura sostenible o la lucha contra el VIH/SIDA, entre otras acciones.

Cada ciudadano desecha entre 30 y 40 kg de textil anualmente en España, lo que representa un millón de toneladas cada año. Pese a que gran parte de esas prendas desechadas son susceptibles de tener una segunda vida y que el 90% de la fracción textil se valoriza o reaprovecha, apenas se recupera selectivamente el 10% por un gestor autorizado. El resto (900.000 toneladas) acaba en vertederos.

En 2025 la recogida selectiva de la fracción textil, que es una competencia municipal, será obligatoria por exigencia de la Unión Europea en todos los países miembros.

La industria textil se compromete a trabajar con la UE por la economía circular

Cinco organizaciones europeas y mundiales de la industria textil y de la moda se han comprometido a trabajar con las instituciones de la Unión Europea para desarrollar una visión conjunta para los textiles en una economía circular, según la Fundación para la Economía Circular.

La Confederación Europea de Confección y Textil (Euratex), la Federación de la Industria Europea de Artículos Deportivos (FESI), la Federación Internacional de Confección (IAF), la Coalición de Confección Sostenible (SAC) y la Agenda Global de la Moda (GFA) han elaborado un manifiesto en el que llaman a trabajar para introducir la economía circular en el textil.

“Es la primera vez que tantas organizaciones influyentes en la industria de la moda se unen para trabajar con los responsables políticos en un enfoque unificado de la circularidad“, señala Eva Kruse, presidenta de GFA, organizadora de la Cumbre de la Moda que se celebra cada año en Copenhague.

El manifiesto reconoce que la Comisión Europea ha destacado los textiles como una prioridad futura para la economía circular y señala que una parte representativa  de la industria ya está comprometida, pero que la infraestructura y las herramientas para apoyar la circularidad en los textiles son todavía inadecuadas.

Las organizaciones piden a los políticos que miren más allá de las herramientas políticas existentes que están arraigadas en una economía lineal y dicen que cerrar el ciclo requiere de una colaboración sin precedentes para combatir los residuos textiles.

“La industria necesita implementar innovaciones tecnológicas para ayudar a separar las fibras para su reutilización y reciclaje. También necesitan mejores diseños y materiales”, afirman.

El manifiesto exige políticas innovadoras adaptadas a las PYME (la mayoría de los fabricantes) y multinacionales (marcas de moda) y regulaciones inteligentes para incitar a los consumidores a reconsiderar cómo usan y desechan los textiles.

Europa es el segundo mayor exportador de textiles del mundo después de China y los fabricantes europeos subrayan que la aplicación de las normas de la UE para las importaciones es crucial para mantener la competitividad internacional.

Casi tres cuartas partes (73%) de la ropa en el mundo termina en vertederos. Además, el progreso en la sostenibilidad de la moda se ha desacelerado en el último año, según estas organizaciones, que señalan que el sector no está mejorando lo suficientemente rápido como para contrarrestar el impacto dañino del crecimiento y que la sostenibilidad aún está lejos de ser una consideración clave en las decisiones de compra.

Según Euratex, la ropa representa alrededor de un tercio del mercado textil europeo, otro tercio lo forman los textiles para el hogar y el resto son textiles técnicos, como los materiales utilizados en los motores de los aviones.

 

Talleres y desfiles para aprender a reutilizar y transformar ropa

Este sábado 30 de marzo se celebra en Madrid Tejiendo Descosíos, un acto sobre moda sostenible que cuenta con talleres de transformación de ropa, un desfile de diseñadores consagrados, una pasarela con creadores emergentes y un desfile final de Lapili, artista conocida por su música y baile y creadora de moda sostenible.

Esta actividad, que reivindica la importancia de la moda sostenible y la reutilización para luchar contra el consumo exacerbado de moda, ha sido promovida por la Fundación Humana, una organización que desde 1987 promueve la protección del medio ambiente a través de la reutilización textil y lleva a cabo programas de cooperación al desarrollo en África, América Latina y Asia así como de apoyo local en España.

Con Tejiendo Descosíos. Patrones de moda sostenible, Humana apuesta por la moda sostenible y de segunda mano, con especial foco en las técnicas de transformación de residuos en objetos de valor (Upcycling). “Será un encuentro para disfrutar de una moda creativa, sostenible, artesana y profesional. Los participantes podrán demostrar que son posibles otras formas de consumo y de emplear la moda como vehículo de expresión cultural”, señalan los organizadores.

Desde las 16h se realizarán talleres de transformación de prendas a cargo de Altrapo Lab, también habrá un desfile con la ropa de creadores de la Asociación de Moda Sostenible de Madrid y de la diseñadora catalana Sylvia Calvo y una pasarela con cinco diseñadores emergentes seleccionados gracias a un concurso convocado en redes sociales. Los creadores (procedentes de Jerez de la Frontera, Granada, Madrid, Guadalajara y Barcelona) presentarán sus colecciones siguiendo criterios de sostenibilidad, durabilidad, con materiales orgánicos o reciclados, y aportando una visión nueva a las técnicas de transformación.

Humana aportará el material textil necesario y un jurado formado por expertos en moda y sostenibilidad elegirá al ganador de la pasarela.

También se ha organizado el desfile Mercaíllo, alta costura de Pilar Robles, más conocida como Lapili, artista multidisciplinar, creadora de moda sostenible y transformación de materiales, que al final del evento presentará su nuevo tema musical, cuyo vídeo ha sido grabado en la planta de preparación para la reutilización de Humana en Madrid.

La industria de la moda es una las más contaminantes del Planeta. Es responsable del 8% de las emisiones totales mundiales. Cada año se fabrican 80.000 millones de prendas nuevas, según datos de la Ellen MacCarthur Foundation. Y parece que el futuro a corto plazo es igual o más preocupante: del modelo fast fashion se está pasando ya al ultra fast fashion.

La cita tendrá lugar este sábado 30 de marzo en el Espacio Ecooo (C/ Escuadra, 11. Madrid). Cuenta además con la colaboración de Altrapo Lab y la Asociación de Moda Sostenible de Madrid.

Una pequeña empresa de lanas que recupera la tradición textil

dLana es una pequeña empresa, que se abrió en 2014 y que busca fomentar el empleo verde y la recuperación de tradiciones sostenibles, como la utilización de la lana autóctona del país, procedente de ovejas merinas.

Radicada en San Lorenzo de El Escorial (Madrid), ha sido la primera en recuperar el alto valor de la lana como materia prima promocionando el entramado textil que todavía queda en el territorio español. Cuenta con el sello Lana 100% Autóctona, del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, que asegura que la procedencia de esta materia prima es de ovejas merinas puras y de ganadería extensiva y trashumante.

El germen de su proyecto fue “la búsqueda en nuestro país de materias primas textiles responsables y éticas con las personas, el medio ambiente y los animales. Cuando dimos con la lana, tanto sus magníficas propiedades y usos, toda su fascinante historia y legado; así como los problemas de gestión y procesamiento actuales tanto en España como en Europa, decidimos comenzar la travesía, caminar contra corriente y devolver, desde nuestra humilde posición, el valor a esta materia prima natural”, dicen Esther y Javi, los alma mater de dLana.

Sus productos, tanto las lanas como las prendas tejidas, “ofrecen la posibilidad de crear un vínculo entre el campo y la ciudad a través de la unión de diseño y artesanía, creando artículos de alto valor añadido, únicos y duraderos en el tiempo”, afirman.

En dLana, seleccionan la lana procedente de ganadería trashumante y extensiva porque genera biodiversidad, mantiene los pastos y disminuye los riesgos de incendios, entre otros muchos beneficios y porque es la forma más ética de manejo del ganado. Los animales disfrutan de una vida al aire libre, respetando su crecimiento y condiciones de vida. Y consideran que la trashumancia hoy, lejos de ser una reliquia histórica, constituye un patrimonio activo de gran potencia para el conjunto de la ciudadanía.

También, han adoptado el compromiso de la búsqueda diaria de procesos y proveedores que sean capaces de asumir sus ideales y ofrezcan en sus empresas y servicios la posibilidad de mejorar el cuidado del planeta y de las personas. “Por ello, visitamos las ganaderías personalmente y conocemos a las personas y familias que trabajan en ellas, sus dificultades, retos y necesidades, apoyando cada día su actividad y esfuerzo”.

dLana trabaja con  empresas textiles que tienen su mismo compromiso con el medio ambiente. Así lavan la lana en Béjar (Salamanca) en uno de los pocos lavaderos industriales que aún se mantienen activos en la península. Y para el cardado y el hilado, la lana viaja a diferentes lugares, a los reductos textiles laneros que aún quedan en Béjar, Sabadell, Terrassa, el interior levantino y también otros ejemplos más artesanales en Val de San Lorenzo o Ezcaray.

Comparten la definición de artesanía tradicional de la Unesco como: “la manifestación más tangible del patrimonio cultural inmaterial”; por eso, desarrollan todos los procesos de transformación dentro del territorio, apoyando a la industria textil española y defendiendo la fabricación artesanal como garantía de calidad.

Además de sus lanas y sus prendas, ofrecen muchas posibilidades de adaptación, transformación y creación de hilos 100% lana merina y prendas ya confeccionadas con la misma materia, a empresas, diseñadores, tejedoras, organizaciones, tiendas y mercerías,

dLana forma parte de la Asociación de Moda Sostenible de Madrid.

Información: dLana.es

 

Intercambio colectivo de ropa para alargar la vida de las prendas

Altrapo Lab, en colaboración con La Casa Encendida, propone una manera diferente y de renovar nuestro armario: el Intercambiador, un intercambio colectivo de ropa, donde las prendas que una persona no quiera tengan la oportunidad de encontrar un nuevo dueño o dueña. Se celebrará este próximo domingo 28 de mayo, en La Casa Encendida de Madrid, de 12 a 20 horas.

El textil se ha convertido en uno de los residuos que más aumenta en los últimos años. Vivimos rodeados de prendas que no usamos o que hemos comprado compulsivamente. Con esta iniciativa, Altrapo Lab pretende que no entremos el círculo vicioso de la moda y concienciar de la importancia de alargar el uso de las prendas. Por eso, un intercambio colectivo de ropa, donde las prendas que una persona no quiera tengan la oportunidad de encontrar un nuevo dueño o dueña.

Junto con el intercambiador, se celebrarán otro tipo de actividades, como un taller infantil de reciclaje, otro de costura de batalla, también aprender a conseguir un armario sostenible (cómo comprar y cómo combinar nuestras prendas) y puntos de información de marcas, tiendas y proyectos relacionados con la moda sostenible.

Cómo funciona el intercambio:

Cada persona  podrá traer un máximo de cinco prendas de las que se quiera desprender.  Las prendas se cambiarán por puntos y dependiendo del tipo de prenda recibirán un número de puntos.

Se podrán traer todo tipo de prendas a excepción de ropa interior, calzado, pijamas, ropa de hogar (toallas, sábanas), camisones, ropa infantil, complementos o accesorios.

Todas las prendas tienen que estar en buen estado, sin manchas, ni agujeros, ni excesivamente desgastadas. Tendrá que estar limpia y bien presentada, como a uno mismo le gustaría encontrarla.

Habrá dos formas de intercambio:

Recepción previa: Desde el 16 hasta el 25 de mayo ha habido ya una entrega de prendas identificadas y metidas en una bolsa cerrada de participantes con los datos personales de cada uno.

Recepción en directo: Las personas  traen sus prendas el mismo día del intercambio, de manera que tendrán que pasar por el punto de recogida y esperar unos minutos a que hagan la valoración y les den sus puntos correspondientes para canjear por otras.

En el mismo momento en que las personas dejan su ropa para que entre dentro del circuito del intercambio, no se aseguran poder recuperarla, incluso si no se llevan ninguna otra prenda. Sin embargo, podrán conservar los puntos que no hayan canjeado y tener la oportunidad de volver a usarlos en un futuro intercambio de ropa .

Toda la ropa que no sea intercambiada será donada a RecuMadrid, cooperativa social integrante de AERESS cuya actividad principal es la recogida, recuperación y reciclaje de textil, muebles y electrodomésticos.

Altrapo Lab está formado por un grupo de personas provenientes de diferentes disciplinas como las bellas artes, el diseño de moda, el vestuario, la comunicación y  la educación, que creen en la generación de alternativas y en el valor de la experimentación.

Se constituyó de forma estable en enero de 2014 y desde entonces, ha trabajado y colaborado en diferentes espacios, centros educativos y centros de formación, realizando cursos y talleres de distintos formatos, dirigidos a diferentes públicos: adulto, joven e infantil.