BLOGS
Ni libre ni ocupado Ni libre ni ocupado

Elegido Mejor Blog 2006.Ya lo dijo Descartes: ¡Taxi!, luego existo...

El amor y otras drogas

FOTO: r2hox

FOTO: r2hox

Su situación era extrema, como si el suelo no fuera suficiente para tocar fondo y se empeñara en cavar un hoyo cada vez más profundo. Drogas, por supuesto. Mala salud. Y más drogas para olvidar la mala salud provocada por las drogas. Y la consiguiente ruina económica. Y una espiral de trapicheo para salir del paso. Y el peso de la ley soplándole la nuca. Un par de años más, llegó a pensar, y con suerte acabaría muerto.

Pero en esto apareció la chica. Fue un día de mono de tantos, caminando como un zombi hacia el poblado. Verónica era voluntaria en el bus que expendía metadona. Estaba en la puerta del metabús, atendiendo a la fila de yonkis en proceso de rehabilitación. Nunca antes se había fijado en ella, pero esta vez sí. Le pareció un ángel emergido en medio del infierno y, sin pensarlo siquiera, en lugar de ir a pillar donde siempre y como siempre, se puso a la cola. Al llegar su turno, Vero le apuntó en el programa y le tendió la metadona mirándole a los ojos. Hacía años que nadie le miraba directamente a los ojos. Y entonces él se enamoró de ella. Y acabó acudiendo al metabus cada ocho horas: más por ver a Vero, por cruzar un par de frases y notar la calidez de su mirada y el suave tacto de sus guantes de látex al tenderle la dosis, que por salir del mundo de drogas. De hecho, en un principìo siguió alternando metadona y heroína hasta que al fin cayó en la cuenta de que su única heroína era Verónica, y su auténtico mono las ganas de verla. Entonces comprendió que la única manera de acercarse a ella era salir de las drogas y apuntarse después de voluntario. Tal vez, con un poco de suerte, podría acabar trabajando con ella de igual a igual, codo con codo, en calidad de extoxicómano, aconsejando a los adictos. Así que un buen día decidió dejar las drogas de forma radical. En las semanas que duró el proceso sufrió un mono indescriptible, pero sus temblores y sus vómitos tenían un motivo: Verónica. Nunca antes se había visto un enamoramiento más doloroso que el sufrido en las entrañas de aquel hombre.

Y al final lo consiguió. Consiguió desengancharse y acudir completamente limpio al poblado en busca de Verónica. Y en cuanto quedaron un momento a solas, confesó su amor por ella. Ella, al escucharle, se quedó petrificada. No sentía lo mismo, pero por miedo a que el hombre recayera, le dio cierta esperanza: “Conozcámonos mejor”, le dijo.

Ahora Verónica no sabía qué hacer. Me contó esto en mi taxi, totalmente abatida. Noté sin embargo cierta contradicción en sus palabras. Por una parte, era evidente su falta de atracción hacia ese hombre. Por otra, me acabó confesando que nunca nadie había hecho antes algo así por ella. Y no le faltaba razón.

Yo, por mi parte, no pude ni supe darle ningún consejo. ¿Qué decir..?

20 comentarios

  1. Sin duda se enfrenta a un tremendo dilema… ¿qué harías tú en su lugar?

    24 Junio 2014 | 22:26

  2. Dice ser buff

    Siempre he sido muy egoísta en eso. Yo no hubiera llegado a esa situación, hubiera sido sincera desde el principio, no hubiera pensado en la posibilidad de su recaída. Si hubiera insistido, a estas alturas ya estaría cabreada con él, y si siguiera insistiendo le faltaría el canto de un duro para que le montara un pollo y alejarlo definitivamente de mi vida.
    Pero si yo no fuera yo y fuera ella y me viera en la situación que se ve ella… si pudiera me alejaría, si no pudiera… si él no es muy pesado… pues nada, pero si es pesado… un pollo y adiós.

    24 Junio 2014 | 22:39

  3. Dice ser Martina

    Hola,

    Intentar ser honesta, no dejarle tirado y ofrecer lo que tengo. Mi amistad y cariño, no se puede dar lo que no se tiene.

    Saludos y buena noche.

    http://martinaysucajadezapatos.blogspot.com.es

    24 Junio 2014 | 23:04

  4. Dice ser One

    Ella no siente nada y el siente muchísimo. Situación difícil. El amor o las fases del mismo resultan muy difíciles

    25 Junio 2014 | 00:06

  5. Dice ser El de la Polla del Clío sucio

    Crítica literaria y social:

    Historia no imposible pero inverosímil, primera violación del arte: -un heroinómano con todo su sistema nervioso disparado difícilmente se va a comportar como un amante platónico-. ¿Os imagináis a un Dante cocainómano soñando idílicamente con su Beatriz?. Es ridículo. Ya la habría dejado en el infierno tirada hace mucho tiempo como una zorra a cambio de un miligramo de coca. Distinto sería si habláramos de psilocybes, auténticos geniecillos poéticos y musas inspiradoras del gran -por adicto a las setas- Aligheri. Quizá habríamos tenido una imagen maldita de la mujer mucho antes de que los simbolistas franceses invirtieran el mito de Beatriz. Mandando a la mierda a la Dona Angelicata.
    El hombre medio de a pie, ese burgués de clase media, aún no se ha enterado que su amor medievalista y platónico ha sido hace mucho tiempo superado en la literatura, en la filosofía y en el arte. Es decir, en la evolución espiritual de los modos de amar del hombre.

    Este fatal mito (su derivación popular) se ha insertado en el inconsciente colectivo de una manera poderosa, y desde luego no por gilipolleces de arquetipos jungianos, sino por pura inercia colectiva y un discurso de poder camuflado de “sensiblería rosa”.
    Y aquí vemos las consecuencias, en este texto pueril, inverosímil y almibarado como pocos, -cristianismo secularizado en la morada de un remilgado romanticismo-, donde el teleologismo del bien hollywoodiense dirige toda la trama y al final el “heroe-inómano” consigue salir de las drogas por puro amor y sólo con la promesa “del Cielo femenino” en el horizonte.

    Las ensoñaciones poéticas producidas ante la muda escenografía de la mujer
    -(una mirada, el tacto de sus manos, el bello dibujo del vaho exhalado en su dulce tono de voz entregándole la metadona…. quizá), esas ensoñaciones contemplativas, ¡tan frecuentes cuando necesita uno pincharse las venas!, han producido un efecto mágico en este individuo haciéndole capaz de traspasar su fisiología como un ángel. Eso sí, dejando cuatro vómitos por el camino y un par de escalofríos. Y es que no hay opio natural más fuerte que el opio del amor. Y más cuando en éste se aloja, para el pueblo, el sustrato religioso que construye al hombre en unidad previsible hacia el bien.

    En fin, habría tanto que decir. Ridículo. Me da vergüenza ajena releerlo y suponer que puede existir un ser tan simple y cursi en el Multiverso, -que aunque da para mucho, lo creía sólo posible en los exoplanetas-.

    25 Junio 2014 | 03:19

  6. Dice ser Juan Pueblo

    Con el paso de los años comprendes y lo que más he aprendido a valorar es la sinceridad, pensar en su recaída y darle falsas esperanzas es jugar con una persona, que aunque la verdad sea dolorosa con el paso del tiempo la persona que sufre se sentirá agradecida realmente de que la gente le hubiese dicho la verdad, estoy de acuerdo con buff, pero no hay la necesidad tampoco de montar ningún pollo, sino simplemente decir lo que piensas, aunque duela, solo hay que encontrar las palabras adecuadas pero decirle la verdad.

    25 Junio 2014 | 03:26

  7. Dice ser Al Sur de Gomaranto

    Se curó solo por ella
    y hasta no estar curado
    no mostró sus sentimientos
    a pesar que desde el primer día
    de ella se quedó prendado.
    Quiso ofrecerse limpio
    de esa enfermedad curado
    y aparte de, así mismo
    nada tenía que ofrecerle
    era un hombre desgraciado,
    al que la suerte de joven
    la espalda, le había tornado.
    Cayó en un pozo sin fondo
    aunque de enfermos como él
    el pozo debe de está rebosando
    y del pozo se ha salido
    solamente por amor.
    Verónica está aturdida,
    con eso ella no contaba,
    que uno de esos drogadicto
    a los que metadona daba
    solo salió de la droga
    por amor a su persona
    y ella sabe muy bien
    el trabajo que eso cuesta,
    sin ingresar en un centro,
    solo con la metadona, su mirada
    y unos minutos de ayuda.
    Ella no sabe… que hacer,
    no tiene valor ni fuerza
    para decirle que no,
    tiene miedo a que recaiga
    y tener ya de por vida
    remordimientos de conciencia.
    No me gusta dar consejos,
    pero puesto en su lugar,
    yo le diría que no, la verdad.
    El amor de sentimientos,
    no el que se hace en el lecho,
    se da siempre gratuito
    ese amor no tiene precio
    y nunca se debe dar
    ni por compasión, ni pena.

    25 Junio 2014 | 06:35

  8. Dice ser yonomebajo

    Está claro que tiene la suficiente fuerza como para dejar las drogas. No las ha dejado por el amor que siente ella hacia él sino por el que siente él hacia ella. Eso es su propia fuerza, su propio amor.
    Se podrá volver a enamorar y podrá ser correspondido.
    Cuanto antes mejor

    25 Junio 2014 | 09:27

  9. Dice ser Ralph Wiggum

    Los que os llenáis la boca con sinceridades y con montar pollos sois unos malnacidos sin conciencia ni empatía. Por favor, que no me moleste el ex yonki, mejor que se muera de una vez!

    La chica esa está jodida y le va a tocar mantener un equilibrio altamente inestable donde tendrá que sacrificar su estado de ánimo y su posible felicidad por un bien mayor de otra persona. Aguantar mientras se pueda ese punto medio hasta que el tipo se desencante y aproveche el haber dejado la heroína. Y además no dejarse caer en la tentación de decirle que sí y comenzar una relación sentimental que no quiere con la que se amargaría por mucho más tiempo. Con suerte podrá decirse a sí misma que salvó una vida y si no, que al menos lo intentó. Va a sufrir, eso sí.

    25 Junio 2014 | 09:34

  10. Dice ser Antonio Larrosa

    Estamos en un mundo deshumanizado y nadie se sacrifica por nadie. Esta historia no me la creo, es muy buen argumento para una novela pero nadie se casa con una señora de ochenta años por ser buen chico de treinta. lo que no puede ser es imposible a menos que medie mucho dinero porque el dinero abre puertas, piernas, bocas y culos.

    Clica sobre mi nombre

    25 Junio 2014 | 10:12

  11. Dice ser Scandal

    Me extraña muchisimo q un drogadicto sea capaz de desengancharse de ese mundo por amor, pero mucho, no le reharazaria por miedo a una recaida, le rechazaria pq no es lo q quiero y asi se lo haria saber, si vuelve al mundo d las drogas, no es mi problema, es el suyo.
    Seguiria llevandole la metadona, puntualmente, tan puntual como las agujas de un reloj.
    Feliz miercoles.

    25 Junio 2014 | 10:33

  12. Dice ser eris

    El de la Polla del Clío sucio… totalmente de acuerdo… pero esto vende,amigo… patalea lo que quieras que la gente no va a adquirir criterio ni talento porque le avises de sus carencias…

    25 Junio 2014 | 11:33

  13. Dice ser Marina

    Mi consejo es que le hable claro y si no está enamorada que pase de él o será una desgraciada toda la vida. Si ya es difícil pasarte la vida lavándole los calzoncillos a quien amas pues imagina a alguien a quien no amas http://goo.gl/0mSkRb

    25 Junio 2014 | 11:57

  14. Dice ser cristina ruiz duran

    Que se conozcan mejor, tal como le dijo Verónica. Y el tiempo dirá.
    No sé, si no acaba bien esta historia de amor unilateral, igual consiguen ser amigos.
    Nunca se sabe.

    25 Junio 2014 | 15:10

  15. Dice ser Carpe-diem

    Es una situación muy difícil de explicar lo que se siente cuando sabes que alguien ( que además es un buen tio, buena persona, te hacer reír y está pendiente de ti ) está enamorado pero tu le ves como un buen amigo o no tienes ese ” feeling ” como para enamorarte de él a pesar de sus buenas cualidades…podía ser el caso de ese yonki como fue el caso de un buen amigo mío hace muchos años…pero como digo es una situación esa de decir que NO a una persona maja que sabes que desde años está colado por tus huesos…cuando reune el valor de decírtelo tener que, con toda la sinceridad posible pero pensando en no dañar sus sentimientos, decirle que tu no sientes lo mismo…En mi caso han pasado ya 25 años de esa situación pero parece que todavía veo las lágrimas en ciertos escalones de cierta discoteca del que fuese uno de mis mejores amigos en verano…

    Lo que si está claro…es que si la chica se sincera y le dice al yonki que ella no le ama…la relación entre ambos no volverá a ser la misma…que él se vuelva a enganchar es posible…como tb que se vuelva a enamorar…

    P.S.: Fíjate que hoy yo SÍ me he creído la historia…

    25 Junio 2014 | 16:01

  16. Dice ser keiti perry yallegoelverano

    carpe,,,,deja de fumarte las novelas de corin tellado xq te sientan muy mal,,,
    colaó hasta los huesos por ti???? lágrimas por las escaleras???? maaaajere benditoooooo,,,,,,, el muchacho no se habría meaó?
    pregunta del millón,,,,,hace 25 años eras normal o eras como ahora? cri-cri,,,,cri-cri,,,,cri-crii,,,,

    25 Junio 2014 | 17:16

  17. Dice ser @ cristina Ruiz (buffff)

    Sí se sabe. El se pondrá pesado, utilizará todos los medios a su alcance para conseguir su objetivo, entre los que se encuentran el chantaje emocional, la humillación y otros tantos y por último la culpará de haberle hecho pensar que tenía posibilidades. Después de todo eso sí se sabe, la amistad no es posible. No soy adivina, pero, después de muchos palos soy egoísta.

    25 Junio 2014 | 17:23

  18. Dice ser manuel

    Esfera Galáctica. Cuaderno de bitácora: Aparte de un cierto temor a un calentamiento excesivo de la Eva, debido a algún fallo en el sistema de deflexión de pulsos infrarrojos, que nos ha mantenido los últimos 50 km con la mirada fija en el monitor de “status” de la nave, el último tramo de nuestro lento viaje ha sido placentero. Apenas han pasado unos minutos desde una nueva disminución de la velocidad, que es de unos 30 km/hora, cuando de repente el exterior se ha vuelto oscuro. Tierra II se ha interpuesto entre George, la jovencísima estrella que nos ha estado iluminando todo el trayecto y la Eva, dejando a la vista parte de nuestra Galaxia.

    -Tranquilos-indica Dani- en caso necesario “Heracles”, el ordenador principal de la UCE, disminuiría la intensidad de la radiación. Hace ya unos minutos que nos controla total y absolutamente. Y ahora, si queréis, podemos ver las estrellas.

    -¿James? -dice Dani dirigiéndose al ordenador de a bordo- indícanos sobre la parte visible de la galaxia la situación del Sol y de la Tierra.

    El ordenador de a bordo nos está proyectando en la pantalla del monitor principal la parte de la Vía Láctea que estamos visualizando y que, afortunadamente contiene al Sol, lo cual es muy emotivo. Ha ampliado la imagen hasta que se vislumbram los planetas, como pequeños puntos. Nos está marcando también la distancia de los mismos hasta la Esfera Galáctica y las características de la superficie terrestre en la actualidad. Para la temperatura se indica algo más de 278 K, es decir unos 5ºC.

    -¿Qué le ocurre a Mariam?-pregunta mi hermano Humberto.

    – Nada grave. Está con nauseas debido a su embarazo-responde Dani.

    – Hombre, enhorabuena Dani. ¿Niño o niña?

    – Uno de cada, y antes de que me lo preguntéis y empecéis a sugerir nombres os diré que ya están decididos: Danilo y Marietta.

    – En ese caso me obligáis a decir que Maggie y yo estamos esperando a “Sigfrido”.

    – ¿Sig qué!!!?

    – Es el nombre de su abuelo materno, a quien, por cierto, no conozco aún.

    – ¿No lo conoces?.

    – Pues no, porque nunca hemos encontrado la ocasión y el tiempo de ir a su casa, ni ellos han podido venir a la nuestra… No se ha terciado. Cosas que pasan muy frecuentemente…Tampoco conozco a mi suegra. Por lo visto está siempre ocupadísima. No vinieron ni a la boda…

    – ¡Qué cosa más rara!…

    – Pues eso es lo que hay. No pasa nada.

    – ¿Y no conocen a su nieta, a Maggiecita?

    -Síiiiii, a su nieta sí, ahora están juntos. No seáis pelmazos.

    – ¡Ya hemos llegado!-grita Humberto- Vaya pedazo de hangar. ¿Ahora qué?

    – Ahora-responde Dani- tomaremos un taxi automático, uno de aquellos, que nos dejará en el centro de la ciudad, cerca de la Maxwell University.

    Mientras Dani y los demás se dirigen al Departamento de Cerámica, Vidrio y Polímeros, en Northumberland road, donde han de ser recepcionados los nuevos nanomateriales relacionados según creo con las nuevas antenas emisoras de muy baja o nula impedancia de salida, yo encamino mis pasos al Student Center, un enorme edificio de 20 plantas.

    En la octava planta del Student Center he de dar la conferencia sobre los “juglares”, trovadores o cantaautores destacados de los últimos siglos, desde el Rey David, Guillermo IX de Aquitania, Marcabru, Bernart de Ventadorn, Raimbaut de Vaquieras, Aimeric de Peguilhan, Folquet de Marseille, Chrétrien de Troyes, el propio rey Ricardo Corazón de León, Thibaut IV (rey de Navarra), Adam de la Halle, autor del Jeu de Robin et de Marión entre otras obras, hasta Dylan, Cohen, Fogerty, Lennon, y un largo etc…

    Una finísima lluvia artificial, ha frustrado mi intención de darle el último retoque a mi conferencia mientras camino lentamente, un tanto encorvado o encogido hacia el edificio. La planta baja está totalmente ocupada por una inmensa biblioteca absolutamente informatizada y robotizada; y casi exclusivamente dedicada a la ciencia, según me dice un grupo estudiantes que se dirigen a la cafetería. Me da reparo coger el paternoster ya que temo que no me de tiempo bajarme en marcha, y me pase de planta; pero lo voy a coger. Me llama Maggie al móvil… disculpad un momento.

    – Dice la abuela que las niñas se han manchado las manos y la cara de moras y no puede quitárselas ni con jabón, ni con alcohol, ni con acetona…, ¿que qué hace?
    – ¡Que se las frote con aceite de oliva!
    – Vale, se lo digo ¿tiene que ser de oliva?
    – No, pero el de oliva va muy bien y es el que tendrá más a mano….llámame cuando las manchas hayan desaparecido.
    – O.K.

    Lo que me faltaba, distraerme con una llamada y pasarme de planta. Afortunadamente no ha sido así, pero me ha ido justito. Ahora a buscar la sala de conferencias.

    Todo ha ido razonablemente bien, de cara al público y frente a un piano he ido mezclando el texto que llevaba escrito con la interpretación de distintas letanías, secuencias, himnos y rondeles haciendo incapié en que estaba empleando tonos aproximados, quizá ligeramente más agudos que los originales y que las partituras antiguas no eran tan precisas como las actuales por lo que había que “rellenar”, “improvisar” en alguna de las formas en que se solía hacer en la época a la que pertenecían, cosa que he hecho. A modo de comparación he incluido también algún cántico gregoriano…, pero sólo me divertí cuando interpreté “Like a Rolling Stone de Dylan”…. Para entonces hacía un buen rato que tanto Dani como Mariam, Maggie y Humberto ya se habían aburrido hasta la médula y se habían largado, supongo que a la cafetería, dos plantas más abajo.

    Al final del aporreamiento inmisericorde del piano, me abordó un grupo de japoneses, españoles, franceses y de otras nacionalidades y, después de mentir generosamente sobre la excelencia de la conferencia sobre los juglares, me expusieron lo que yo entendí que era la verdadera razón de mi presencia en la UCE. La juglería les importaba más bien poco.
    En definitiva querían mi apoyo para la construcción en Tierra II de una serie de ciudades que fuesen una especie de “remedo” de Tokio, Barcelona, París, Londres, etc… al modo de la “Pequeña Venecia” donde, por lo visto, todos ellos había pasado unas cortas vacaciones y les había encantado.
    Me dieron los planos de lo que ellos consideraban que podrían ser las nuevas ciudades. Nada se pierde por intentarlo, el cero ya lo tenemos, me decían a modo de argumento.

    Tiene que aprobarlo la lideresa…, elegirse luego los sitios adecuados y posteriormente convencer al arquitecto de la Universidad de Gomaranto, M. Bilcheus, de que sería un proyecto muy importante “para todos” y merece la pena el esfuerzo.

    La cafetería del Student Center parece muy animada. Intento localizar a los “prófugos” . Maggie me ha visto, creo que estaba esperándome, y ha venido hacia mi con una generosa sonrisa.

    – ¿Sabes que ya se va a empezar a recolonizar la Tierra?

    – No, no lo sabía. ¿Así que ya se puede? Estupendo. Habrá que hacer todo tipo de preparativos… ¿Cómo fué lo de las manchas, se les quitaron?

    – ¿Qué manchas?. Ah sí, se les quitaron. Todo bien.

    – Menos mal.

    – Nosotros nos quedaremos aquí porque la Tierra no significa nada de nada para Maggiecita. Su planeta es Tierra II. Aquí es feliz. Y todas mis amigas están aquí.

    – Pues tienes razón. Se ama lo que se conoce, pero al amor es especial para aquellos lugares de la infancia. La verdad es que me has ahorrado buscar a los japoneses y el resto y preguntarles si aún están interesados en lo que me han pedido. Supongo que sí, porque a sus hijos les debe de pasar igual. Este es su planeta, en el que como mínimo veranean.

    – ¿Qué decías?

    – Que quieren ciudades. Ciudades que les recuerden a las que echan de menos de la Tierra; entre ellas Barcelona, que como sabes fue casi destruida por incendios y tsunamis, y Sevilla, a la que ocurrió otro tanto, etc… Aquí tengo la lista, en esta carpeta que me han dado, con sus correspondientes planos “muy bien pensados” “por ellos”, según me han asegurado, porque sólo recogen “lo esencial” de cada ciudad. Esto va a ser costosísimo, pero en fin…si la lideresa lo aprueba.

    – Vale, no te preocupes, seguro que lo aprueba. Pero tu pregúntales, por si acaso prefieren volver a la Tierra.
    – No, si no me preocupo. Eso pienso hacer. Voy a por una cerveza…

    25 Junio 2014 | 18:01

  19. Dice ser manu

    ¿Qué decir? Mejor no decir nada y “tirar” del CD de Grandes Exitos de Jose Luis Perales para amenizar el relato.
    ¿Qué haría yo en su lugar? Preguntarte si tienes algo de Cole Porter.

    25 Junio 2014 | 20:24

  20. Dice ser Carpe-diem

    Jajajajajjaa…hace 25 años pesaba 25 kilos menos y hacía más deporte que ahora…con el consecuente tipín que me hacía…Mimimimimimiiiiiiiiiiiii…

    25 Junio 2014 | 23:02

Los comentarios están cerrados.