BLOGS
Ni libre ni ocupado Ni libre ni ocupado

Elegido Mejor Blog 2006.Ya lo dijo Descartes: ¡Taxi!, luego existo...

Todos los primeros días

Tu nuevo jefe te enseña a manejar el taxímetro y algunas peculiaridades del coche. Luego te da las llaves y se despide de ti hasta mañana. A partir de ahí serás tú solo, estarás solo, sin nadie a tu lado que te explique o te aconseje o te confiese esos típicos trucos del taxista veterano: En qué calles o paradas se encuentran los clientes según qué horas, o qué hacer si desconoces el destino, o cómo llegar o qué alternativas deberías tomar para evitar tal o cual atasco.

Sales del garaje por primera vez, enciendes el taxímetro y en el primer cruce de calles se te presenta el primer dilema: ¿Derecha o izquierda? Optas por girar a la derecha no sabes muy bien por qué (aún no te funciona esa intuición de la que hablan) y luego buscas una avenida ancha y te metes por primera vez en un carril BUS-TAXI (siempre quisiste circular por ahí).

Escasos metros después (¿será la suerte del principiante?) te levanta el brazo una mujer mayor.

Mientras te acercas comienzan a temblarte las piernas. Frenas a su lado y se te olvida pulsar el WARNING. También olvidas darle a la mujer los buenos días cuando entra: 

– A la calle Fortuny, por favor – te dice nada más cerrar su puerta.

No conoces esa calle, pero tragas saliva y aceleras.

– ¡Derecha, derecha! – te indica la mujer en el siguiente cruce, justo antes de rebasarlo.

Das un volantazo. Suerte que conservas tus buenos reflejos.

– Disculpe. Soy nuevo y…

– No se preocupe, hijo. Todos hemos sido nuevos alguna vez. Yo le indico.

– Gracias – suspiras de alivio. Nunca antes te habían tratado de “usted”.

– Para empezar, debería darle al taxímetro.

Lo miras. Sigue libre. Olvidaste también, con los nervios, accionarlo. Pulsas el botón que te enseñó tu jefe y los números comienzan a correr.

La mujer continúa indicándote hasta alcanzar su destino. Paras el taxímetro, ella te tiende un billete de 5€ . Tu primer billete.

Se baja. Estás tenso. Buscas la parada de taxis más cercana y ahí te quedas, detrás de otros cinco taxis. En la acera, los taxistas hacen corrillo. Supones que estarán hablando de cosas de taxistas. Quisieras pero no te atreves a bajar del taxi y acercarte a ellos. Eres nuevo en esto, y demasiado tímido. ¿Qué decirles? ¿cómo entrar? ¿y si me rechazan por ser nuevo?

Entonces te viene a la mente aquel primer día de colegio, cuando cambiaste de los Maristas al Sagrado Corazón. Ahí todos se conocían; tú eras el único nuevo. Recuerdas que entraste en clase y tomaste asiento en el único pupitre libre, en primera fila, y que el tutor te presentó ante todos y no sabías dónde meterte. A lo largo del día nadie se acercó a ti. Tú tampoco supiste cómo acercarte, ni siquiera en el recreo, cuando todos salieron al patio a jugar al fútbol y tú te quedaste sólo, mirándolos detrás de la portería, mordisqueando sin ganas el sandwich de jamón y quesitos que te preparó mamá. Han pasado casi veinte años de ésto y sin embargo hoy te sientes igual que aquel día.

Abres la guantera del taxi y sacas el sandwich de jamón y Philadelphia que tú mismo preparaste esta misma mañana. Mientras apartas lentamente el envoltorio del sandwich, de repente, te entran ganas de llorar. 

Pero no lloras. En el fondo sigues siendo el mismo, piensas.  Al menos, con los años, la vida te enseñó a disimular.

78 comentarios

  1. Dice ser simpulso

    Todos esos primeros momentos que te ofrece la vida acabarán llevándote, sin querer, al ese primer momento de la infancia.

    25 Enero 2011 | 00:10

  2. Dice ser .

    eso es.. q sensación

    25 Enero 2011 | 00:14

  3. Dice ser Chris

    Muy buen post, de lo mejor que te he leido. Realmente has transmitido la sensación.

    25 Enero 2011 | 00:15

  4. Dice ser Hiroshima.

    Me siento desnuda…¡por Dios! pero que bien trasmites esas sensaciones que constantemente nos hacen sentir como aquella primera vez.

    25 Enero 2011 | 00:24

  5. Dice ser Victor.E

    ¿Quién no ha sentido esa sensación de miedo a lo nuevo alguna vez?

    25 Enero 2011 | 00:33

  6. Dice ser reset

    buen post! te acabas de meter en la infancia de cualqier persona.

    25 Enero 2011 | 00:34

  7. Dice ser KittyVK

    A mi me ha pasado… pero al revés. El primer día en un sitio nuevo prefiero pasarlo sola para asimilar el cambio. Sin embargo nunca lo he conseguido, la gente se me acerca y me habla. En estos casos tampoco se donde meterme.

    http://www.kittyvonkitten.blogspot.com

    25 Enero 2011 | 00:41

  8. Dice ser Abismos

    Entras. Todos te miran, o no, da igual. Tu sientes que todos te miran. Es nueva, ¿qué hace aquí?, ¿cómo será? Los miras a todos, o a ninguno. Capullos, no se acercan, ¿qué esperaban? ¿a quién esperaban?…Creo que es una de las sensaciones más difíciles, sobre todo con tan solo 3 años, aunque 20 después todavía duele más ver que nos has sido capaz de perfeccionarla.
    Tienes razón, la flaqueza de ese primer instante es capaz de marcarnos para el resto de las fotocopias.

    25 Enero 2011 | 01:26

  9. Dice ser Luba

    jejeje. Lo del sandwich de jamón y quesitos me va a hacer llorar a mi tambien.

    Y el primer día de instituto, eres nuevo, pero alguien se acerna y te pregunta… fumas porros?
    🙂

    Pan y quesito. Para todos

    https://www.youtube.com/watch?v=kkMcqt5o0Hk

    25 Enero 2011 | 02:01

  10. Dice ser MARA

    Yo no sé, debo ser un perro verde. A mí eso si me pasaba de pequeña, pero vamos a partir de los 19 años me dejó de pasar por completo. No soy nada tímida… me integro con mucha facilidad y no siento esos temores de la novedad. Todo lo contrarío, voy encantada a hablar con la gente y a conocer a los demás…. hasta me hace ilusión.

    Nunca me he sentido la nueva… y eso que muchas veces lo soy. Yo creo que voy mucho a lo mío. En fin.

    En este país me han llegado a llamar “basura europea” … y lejos de amedrentarme, les he hecho frente (que me podían haber metido un ostión y facilmente tirarme al suelo, pero nadie ha osado tocarme).

    Si te gusta el teatro de humor: Menestra Cómica, pincha en mi nombre.

    25 Enero 2011 | 02:13

  11. Dice ser MARA

    Desde luego Daniel, en mi vida me había encontrado con alguien tan absolutamente diferente a mí. Tú y yo somos la noche y el día. Yo blanco y tú negro.

    25 Enero 2011 | 02:16

  12. Dice ser Carla

    Todos los “primeros dias” son muy parecidos aunque en las empresas se empeñen en convencernos de que el cambio es bueno. Lo peor que puedes hacer en estos dias es decir que no quieres cambiar.

    Carla
    http://www.lasbolaschinas.com

    25 Enero 2011 | 07:16

  13. Dice ser yonomebajo

    Yo de pequeña tenía muchos menos miedos. Si había un grupo de gente jugando a algo, con decir: ¿Se puede? ya valía. Te metias en el ajo y ya eras como de toda la vida. No había prejuicios, solo ganas de jugar.
    Ahora lo veo mucho más complicado. Te miran de arriba abajo, se hacen una impresión de tí (como si conociesen tu vida), y a veces sonrien (entonces eres tú quien crees que sonrien falsamente). En ese momento me armo de valor pensando que mis mejores amigos (con los que llevo toda la vida) empezaron a serlo en el momento que dije: ¿se puede?. No tengo nada que perder, si gano algo, bien y si no ya tengo a mi gente.

    25 Enero 2011 | 07:56

  14. Dice ser Hitano

    Excelente el ‘post’ de hoy. A+

    25 Enero 2011 | 08:16

  15. Dice ser UNO más

    Que perdido se sale esa primera vez… que inseguro de todo y esa sensación de triunfo cuando te das cuenta que sabes llevar a alguien y encima te paga… un pintor con escalera de 3 m fue mi primer cliente. General Ricardos-Luchana .Menos mal que me ayudó a atar la escalera a la baca que sino aun sigo allí haciendo nudos gordianos.

    25 Enero 2011 | 08:24

  16. Dice ser LARREY

    Lo le he dicho a mi hijo que lo que tiene que hacer es tragarse la vergüenza, acercarse, decir su nombre, que es el nuevo y ¿tú como te llamas? Le suele funcionar. Y a mí.

    25 Enero 2011 | 08:33

  17. Dice ser ¡¡Glubbb!!

    Pues mas o menos asi es, aunque yo he sido mas bien como dice Mara, me ha gustado a pesar de mi timidez relacionarme con todo el mundo a la primera de cambios sin cortarme un pelo.

    Mis bocatas eran mas de de “toñina” como dicen por aqui al atún. Al menos el bocata de por las mañanas, luego por la tarde bocatas de pan, vino y azucar ó pan, aceite y sal, o pan y dos onzas de chocolate duro de un par de huevos (de duro), en fin… ¡¡que tiempos aquellos!!

    Hoy me ha gustado el post. Por un momento pense que ese eras tu en tus principios taxiales.
    ¿Eras tu verdad?

    25 Enero 2011 | 08:48

  18. Dice ser Carpe-diem

    Muy bonito…salvo k es carril BUS-TAXI-MOTO ( en Madrid ) y k los Maristas es una muy buena institución…( al menos la de Sants-Les Corts… NO tengo ninguna queja )…

    “Pero no lloras. En el fondo sigues siendo el mismo, piensas. Al menos, con los años, la vida te enseñó a disimular”.

    …sniff, sniff, sniff…

    P.D.: Fijo k tú todavía guardas los cliks de Famobil…

    25 Enero 2011 | 08:48

  19. Pos la primera vez que follamos el bocata del despues, fue de choped!!!

    y saludos tekiiiiiiiii

    y a Parlaaaaaaaaa!!

    25 Enero 2011 | 09:07

  20. Dice ser Michael

    Realmente Buenísimo. Por post como este estoy deseando leerte a diario. Felicidades.

    25 Enero 2011 | 09:36

  21. Dice ser Al Sur de Gomaranto

    El pánico a la primera vez
    pánico es a lo desconocido.
    se lleva dentro metido
    por el recuerdo tal vez,
    de aquel trauma acaecido
    por el corte del cordón,
    con el que a nuestras madres
    Desde nuestra concepción,
    siempre habíamos estado unidos.
    Este corte del cordón,
    es la primera interrupción.
    De aquella seguridad
    con que en el claustro materno
    el no nacido ha vivido.
    Que una vez llegado al mundo
    esa la primera vez,
    que se tiene que enfrentar
    con algo desconocido.
    Y la experiencia no es buena,
    por tener que respirar,
    padecer calor o frio,
    hambre y tener que llorar,
    para poder implorar
    la teta o el biberón,
    al que hay que succionar.
    Ese es nuestro primer trabajo,
    para podernos alimentar,
    antes nada de eso hacíamos.
    La experiencia más traumática
    en verdad no puede ser.
    Por eso queda grabada
    y siempre que nos enfrentamos
    a otra primera vez,
    el subconsciente nos retrae
    aquella primera vez,
    en la que vimos la luz
    y nos dejó tan marcados.
    Toda la vida la pasamos
    con temores a los cambios.
    Ya que cada cambio es
    siempre una primera vez.
    Por eso la muerte es
    para todos un temor,
    de todas las primeras veces,
    sin duda será la última vez.

    25 Enero 2011 | 10:10

  22. Dice ser Scaramanzia

    Los comienzos son raros, todos, además de los laborales. Una está con un panik atack atroz y se suma la ansiedad, la incertidumbre, etc. Como actuar? Es dificil pero siempre opto por levantar la cabeza y hacer notar que estoy presente con cualquier excusa así sea la peor de todas pero que me de lugar a entablar conversación o datos o lo que necesite buscar.
    Es cierto que en momentos en los que una se pregunta :¿Que carajo estoy haciendo acá? Vienen a la mente divagantes recuerdos de años pasados en los que te encontrabas mas o menos en la misma situacion sin brujula.

    25 Enero 2011 | 10:12

  23. Dice ser Hope

    Hoy te has lucido. Grandísimo post. Me he teletransportado a aquella vergüenza infantil que sigue tan latente en todos nosotros.
    Un saludo.
    http://www.rincondelaesperanza.com

    25 Enero 2011 | 10:12

  24. Dice ser Saturnino

    Pues no: es Carril-bus-moto-bicicleta aunque no todos porque los hay solo bus como el de Castellana entre San Juan de la Cruz y R. F. Villaverde.

    Muy bueno, real como la vida misma

    25 Enero 2011 | 10:17

  25. Dice ser Manuel Bartola

    A mi la vida tadavia no me enseño a disimular…
    se me sigue quedando cara de gilipuertas que no sabe por donde le pega el aire, que pena.

    25 Enero 2011 | 10:18

  26. Dice ser María

    Muy bueno, contundente, directo y empático…¿quién no ha pasado por eso alguna vez?
    Así que tomemos nota y ayudemos al nuevo, la próxima vez que lo veamos perdido alrededor de nosotros.
    Buen día a todos.

    25 Enero 2011 | 10:29

  27. Dice ser Anonimous

    Me ha gustado bastante este post, los primeros días en cada sitio, sobre todo si lo pasas mal, es una experiencia tan profunda que normalmente la recuerdas toda tu vida.

    Yo recuerdo mi primer dia de “parvulitos” pero casi todos eramos desconocidos, alguno se conocía de la guardería pero eran muy pocos y ese desconocimiento generalizado hizo que todo el mundo se sintiese más agusto pues nadie era “el nuevo”, todos lo eramos y ya sabeis como esos sentimientos generalizados de no tener ni puta idea de nada te unen.

    Aunque evidentemente para que te llegue lo que ha escrito Dani tienes que haberlo vivido. Para mi fué un campamento, en el trayecto de ida todo el mundo tenia su grupito pues iban con hermanos, amigos y conocidos… pero yo me apunté a la aventura solo y no tardé en arrepentirme.

    He de decir que no tenia ni 10 años aunque recuerdo que las chicas ya me suscitaban más interés que el futbol. Durante el trayecto en bus la cosa no iba mal, hice un par de intentos pero los grupos eran muy cerrados, me dirigian unas pocas palabras de cortesia y luego volvian a hablar de lo suyo.
    Pensé que tampoco habia que forzar las cosas y seguí escuchando heroes del silencio en el walkman(echo de menos los walkmans). Luego llegó el momento de parar para el bocadillo y ahí no sabia donde meterme, pensé que alguien me diria “vente con nosotros” asi que me di un par de vueltas y me senté un poco apartado, solo (me sentia avergonzado de mi fracaso social)

    Mientras trataba de convencerme a mi mismo mentalmente de que no era un triste (acostumbrado a caerle bien a la gente de primeras y hacer amigos rápido esta sensación era nueva para mi) estando en mis pensamiento llegaron 2 chicas mayores a hablar conmigo, eran muy altas(comparadas conmigo) y preciosas, debian tener unos 14 años yo unos 9.

    -Hola ¿Como te llamas?….Es que hemos visto que estás solo y venimos a hacerte compañia.

    La mezcla de verguenza por estar solo sumada a que alguien se ha dado cuenta de que lo estás y aderezada con la incomodidad que me producia estar con chicas mayores y muy guapas fué una sensación aterradora y a la vez fascinante.

    Esas dos chicas fueron mis mejores amigas en el campamento, y aunque la diferencia de edad era demasiada consegui alguna frase para el recuerdo como: -Que pena que seas tan pequeño.

    Si creyese en el psicoanálisis pensaría que este es uno de los motivos por los que siempre acabo teniendo relaciones con mujeres mayores que yo.

    25 Enero 2011 | 10:36

  28. Dice ser pesetas

    la primera vez que me gusta algo que escribes

    25 Enero 2011 | 10:40

  29. Dice ser Silvania

    ¿Cuántos de nosotros habremos vivido momentos como ese, y cuántos nos quedarán por vivir?

    25 Enero 2011 | 10:46

  30. Dice ser @ Saturnino ( Carpe-diem )

    Tb las bicis??? Cierto es k no ví ningún carril exclusívamente para bicis en Madrid el finde k estuvimos…una pena…

    P.D.: Ir todo el rato,desde tu casa hasta la playa de la Barceloneta, en bici ( con tu hijo tb con su bici ) por carril bici ( valga la redundandia de bici´s ) : NO TIENE PRECIO…

    25 Enero 2011 | 10:57

  31. Dice ser Javier

    IMpresionante, enhorabuena, de lo mejor que has escrito. Es la vida

    25 Enero 2011 | 11:13

  32. Dice ser midestinoloeligoyo

    se me ha puesto la piel de gallina.

    25 Enero 2011 | 11:23

  33. Dice ser Saray

    Muy profundo y muy cierto…

    25 Enero 2011 | 11:30

  34. Dice ser Saturnino

    Pues Carpem esta lleno de carteles y carriles bicis por ejemplo Serrano, Jose del Hierro, j. I. Lucas de Tena, Andes…que llega hasta Juan Carlos I, o el anillo ciclista que da la vuelta a todo Madrid. Garcia Noblejas, Av. Brasilia… esto solo por parte que me muevo. Creo que el dato son 100 km de carriles bicis aunque no estoy seguro. Aunque yo preguntaría si en España los ciclistas pagan una tasa anual como en Suiza para la conservación

    25 Enero 2011 | 11:51

  35. Dice ser bloodymery

    Cuánta empatía con la tristeza leo por aquí…

    25 Enero 2011 | 11:54

  36. Dice ser Be

    Me encanta!! la verdad sq trasmites mucho eeeh

    25 Enero 2011 | 11:56

  37. Dice ser More

    Me ha encantado!! es mas, me lo voy a imprimir para enseñarselo a la familia, muy bueno!

    25 Enero 2011 | 12:01

  38. Dice ser valmont

    Muy bueno, Simpulso, muy bueno.
    Excelente.

    25 Enero 2011 | 12:05

  39. Dice ser @ Saturnino ( Carpe-diem )

    No vimos tanto en tan poco tiempo pero por el centro no los ví…Y no des ideas con + tasas Saturnino…k ya pagamos 3 impuestos de circulación y presiento k este año nos suben tb aki ( y en Madrid supongo ) el IBI…y son tb 3 IBI´S los k pagamos…y si las tasas van por nº de bicis serían 4…uff…
    Además seguro k en Suiza los conservan pero akí en BCN algunos dan pena…y la pasta recaudada ya se sabe dónde iría a parar…

    P.D.:Lo k sí sé…es k en el parque de Juan Carlos I te las alkilan de gratis…seguramente vaya con la family en la S. Blanca…esta vez te aviso con tiempo por si kieres k kedemos un día le digo al Santi k te dé un toke y vamos a ese gallego k él conoce…

    25 Enero 2011 | 12:07

  40. Dice ser @Simpulso ( Carpe-diem )

    Y si no sacas la NOVELA…este post lo metes en el próximo libro de “posts”, OK?

    K La Clandestina onlin sigue…y Ed. Policarbonados tb…

    Por cierto k todavía no tenga el libro del Simpulso lo puede comprar akí por sólo 12 euritos ( con gastos de envio incluídos para Península ) Tb mandan al extranjero así k no seáis “cortitos” y mandarles un mail…Una cuenta Paypal se crea en un momento si no la tenéis…o a las malas supongo tb k podran cobrar si dáis el IBAN de vuestras cuentas bancarias… Pues eso aki:

    http://editorespolicarbonados.blogspot.com/2009/05/ni-libre-ni-ocupado.html

    25 Enero 2011 | 12:13

  41. Dice ser Marisa G.S.

    Me has hecho recordar aquel primer día en el nuevo colegio. Tenía 10 años y pasé de un colegio público a las Salesianas. La razón era el cambio de domicilio y la proximidad a éste último. Todas las niñas, pensaba yo, ya se conocían desde pequeñas y formaban sus grupitos;y las otras nuevas, al parecer eran internas procedentes de pueblos de la provincia, con lo cual tenían en común el compartir también alojamiento en el mismo colegio.
    Me sentía perdida entre aquel jolgorio de voces que se contaban sus vacaciones de verano. Me quedé parada nada más entrar. Que conste que yo era muy abierta y sociable, pero había estado siempre en compañia de amigas, vecinas y conocidas en la antigua escuela. Allí estaba como desprotegida, menos que un puntito .Pasaron apenas unos minutos, cuando de uno de los grupos más alborotadores y numerosos que estaban en el espacio donde tenía que estar mi curso, surgió un rostro conocido que gritaba mi nombre, pero no el oficial, sino el “de andar por casa”,el que la familia y demás allegados utilizaban. Era una prima segunda mía (su padre y mi madre primos carnales),compartíamos apellido,el segundo mío era el primero suyo,nos habíamos relacionado en lo de siempre, bautizos y comuniones, teníamos la misma edad, aunque nos pusieron en clases distintas (por el orden alfabético,claro). Fue un alivio en esos primeros momentos en un lugar extraño, pero pasó rápido, me sentí integrada al instante; además mi prima era, como lo diría, de las que llevan el cotarro de todo, y eso me permitió, aunque en el otro aula, ser siempre yo misma. También fuimos amigas,,y en más de una ocasión, a lo largo de los 6 años que estuvimos en aquel colegio, le tuve que sacar las castañas del fuego, me refiero en sus líos con las monjas y en los exámenes.

    Bonito el post de hoy,todos tenemos alguna anécdota de este tipo
    PD:
    ana….así que ya regresaste de los tototooooos. Nada hija, pues ponte al día. Y seguro que Ely empieza a seguir tus instrucciones al pie de la letra. Tu corres mucho,¿no?, en el asunto de los mellizos del cántabro, digo, que por lo menos hasta mayo o junio… Y susanita no es Susana la pelos de fuego

    25 Enero 2011 | 12:13

  42. Dice ser Carpe-diem

    *Ups…onlin…¡Cómo keda eso!

    …onlinE…

    25 Enero 2011 | 12:13

  43. Dice ser Carpe-diem

    Hola Marisa:

    …yo no he sufrido la experiencia k relata Simpulso( ni siquiera en los 3 cambios de instituto k hice ) …pero me ha hecho pensar en mi hijo k en P-5 empezó en los Maristas…y sé…k al principio lo pasaba mal a la hora del patio…

    25 Enero 2011 | 12:15

  44. Dice ser Marisa G.S.

    Para Saturnino y Núria:
    Pues en Salamanca, se ha inaugurado hace poco el carril bici, con alquiler y todo .
    Uno de los muchos despropósitos del alcalde actual.
    Si pasa incluso al ladito del río, por la Alehuela, y la semana pasada que subió el nivel del río, estaba inundado
    No me parece aquí buena idea

    25 Enero 2011 | 12:16

  45. Dice ser Carpe-diem

    Akí está el Bicing…alkiler de bicis…pero tienen un peligro los k van con esas bicis k no veas…

    Al lado del rio…pues no me parece muy buena idea…pero por el centro de Sala ir en bici me parece genial…aunque recuerdo mucho adoquín por el suelo…ejejje te debes hacer polvo las posaderas…aun con culottes incluídos 😉

    25 Enero 2011 | 12:20

  46. Dice ser Oriundo

    El post de hoy me ha gustado mucho. He tenido el recuerdo de la primera vez en el campo de los HH.Maristas, solo, por ser nuevo, y la primera vez que conduci una ambulancia.

    25 Enero 2011 | 12:26

  47. Dice ser Carpe-diem

    Y hoy POR FAVOR NO nos desviemos del POST k es muy “potito”…Aunke reconozco k a pesar de ser muy tímida siempre he hecho buenas migas con compis en mi primer día…tanto en el cole, como en el insti o los pocos kurros por los k he pasado…incluso cuando estuve en algún contratada por ETT por semanas o por días…no he tenido esos problemas de adaptación nunca…eso en persona ejjee por k de los grupos de Nancy me tuve k salir…no me echaron eh! Me fuí yo…

    25 Enero 2011 | 12:27

  48. Dice ser Black

    piensas que los primeros dias son los peores, pero en al final muy al final veras esos primeros dias con melancolía

    http://solocosasdejovenes.blogspot.com/

    25 Enero 2011 | 12:32

  49. Dice ser Laia

    Mi primer día de universidad fue bastante parecido a lo que ya se ha contado. Me sentía como un pez en un acuario gigante y lleno de peces más grandes y vistosos.Hasta el segundo curso apenas me integré. No hablaba con nadie. Hoy es anecdótico, en su día fue un drama. Me han dado ganas de llorar al leerte Dani. No sé si era tu pretensión, pero es lo que has conseguido.

    Lobo???

    25 Enero 2011 | 12:45

  50. Dice ser Abogado Málaga

    Pues si..que dura es la primera vez..la primera vez de todo claro está, pero es que para todo tiene que haber una primera vez..luego, al recordar esa primera vez…sonreirás…y mirarás hacia atrás con nostalgia…

    25 Enero 2011 | 13:44

Los comentarios están cerrados.