Ni libre ni ocupado Ni libre ni ocupado

Elegido Mejor Blog 2006.Ya lo dijo Descartes: ¡Taxi!, luego existo...

Taller de caricias

La usuaria de piel autista me dijo que se había apuntado a un Taller de Caricias.

– ¿Y eso existe? – pregunté.

Me dijo que sí.

– Si no me crees, búscalo en internet – añadió justo antes de bajarse del taxi.

Así lo hice. Al llegar a casa Google me dio la respuesta.

Efectivamente, en la red encontré multitud de anuncios de Talleres de Caricias:

“EL TALLER va dirigido a cualquier persona que quiera conocerse un poco mejor y mejorar con ello la calidad de sus relaciones interpersonales, de pareja y de su vida en general”, rezaba uno de ellos.

– ¿Nos apuntamos? – le dije a mi pato de goma Made in Hong Kong mientras le acariciaba la cabeza.

– ¡Cuac! – contestó.

Luego, sin saber muy bien por qué, rompí a llorar.

……………………………………………………………………………………………………………………..

Reflexión para los adentros de mis lacrimales: Un mundo con demanda de caricias es un mundo que no funciona. O que funciona demasiado.

53 comentarios

  1. Dice ser eigual

    Daniel, ayer me llegó tu libro.Me está encantando. Gran trabajo. Es perfecto.Y tú un artista, un gran escritor, que llegará muy lejos y escribirá muchos libros más. O eso espero.Yo también he escrito el mio. Creo que casi al mismo tiempo hemos experimentado esta sensación, la de leernos en papel.Por eso, esta última semana te he sentido más cerca.Un abrazo,eigual

    06 junio 2009 | 19:27

  2. Dice ser Arde Lvcvs!!!

    Taller de caricias…pues chico, no se qué decir…por mucho que alguien no se atreva. por muy tímido que se sea cuando encuentras a la persona adecuada, sea un amigo, una pareja o lo que sea, te saldrá de forma natural ¿No? Porque con quien lo practicas, ¿con gente que no conoces? Entonces para una persona tímida será muy incómodo ¿no?Y actualiza que te echo de menos!!!

    07 junio 2009 | 14:29

  3. Dice ser marcianita

    He participado en terapias de grupo, y se hacian cosas asi. Expresarse con el cuerpo. Hay gente que en su vida corriente no besa ni acaricia.A veces cura mas un abrazo que mil monologos con el psicologo….. No veo mala idea la de un “taller de caricias”.

    08 junio 2009 | 01:57

Los comentarios están cerrados.