Casi enteros Casi enteros

Casi enteros: un blog sobre los medios de comunicación, la publicidad, su papel en la financiación de los medios, la investigación y otros temas relacionados con todo esto

Archivo de la categoría ‘Comentarios’

La importancia de mi vesícula

Ya está bien de mirarse el ombligo; está claro que lo verdaderamente importante es la vesícula.

Me explico.

Cuando el pasado 5 de mayo ingresé en la Clínica Rúber para operarme de vesícula las noticias sobre la economía no eran buenas, pero parecían enviar las primeras señales de optimismo en mucho tiempo. La economía española había crecido, (sí, un ridículo 0,1%, pero había crecido por primera vez en casi dos años); Infoadex nos acababa de sorprender con datos de crecimiento de la inversión publicitaria; encadenábamos ocho meses seguidos de crecimiento en las ventas de automóviles, hasta parecía que el paro bajaba un poco y los medios anglosajones nos llamaban cerdos pero sus agencias de calificación no se atrevían a mucho más.

Quitarme la vesícula y empezar a decir que estábamos poniendo en peligro la estabilidad del euro y que había que poner en marcha fuertes medidas de ajuste, fue todo uno. Pero eso no fue lo peor; lo peor fue que esas medidas de ajuste se pusieron en marcha y afectaron a los más débiles (o a los que estaban más a tiro).

No lo tengo claro del todo, pero me ha quedado la sensación de que era mi vesícula la que estaba sosteniendo la economía española. (Y esto siendo modesto, porque después se han producido anuncios similares en Portugal, el Reino Unido, donde los conservadores acababan de entrar en el gobierno, Italia…y parece que ahora vienen Alemania y Estados Unidos entre otros). ¡Vaya poder el de mi vesícula! Y eso que hay quien dice que es un órgano que no sirve para nada.

Hoy he enviado a los panelistas de Zenith Vigía los resultados correspondientes al mes de mayo. Lo que antecede es el comienzo de mis comentarios, evidentemente en tono irónico.

Mi tío, los riesgos de Google y yo

Ayer fue mi cumpleaños.

Un montón de gente me llamó para felicitarme.

Justo cuando entraba a casa de vuelta del trabajo me estaba llamando mi tía María Jesús, la hermana mayor de mi padre:

Felicidades. Además dicen que hay que darte la enhorabuena por otra cosa: te van a hacer hijo adoptivo de Vitoria.

¡Cómo me van a hacer hijo adoptivo! Si yo soy de Vitoria.

No lo sé, pero algo hay.

Entro en Google, ¡cómo no! y encuentro la noticia: Eduardo Madinabeitia, aspirante a hijo predilecto de Vitoria. Y efectivamente, aparece algo parecido a mi perfil.

Un poco más abajo, en los comentarios a la noticia publicada en Noticias de Álava, está la explicación:

Siento comunicarles que esta noticia es errónea. El Eduardo Madinabeitia propuesto para obtener el título de hijo predilecto no es el actual director general técnico de Zenith Media sino su tío, antiguo profesor de Geografía e Historia en centros como Corazonistas, Veracruz, Sagrado Corazón, Ursulinas, Marianistas y en el instituto Ramiro de Maeztu.

Efectivamente, se trata de mi tío Eduardo, una gran persona, que ha superado ya los noventa años y sigue dando cada día grandes caminatas y haciendo traducciones de obras literarias. Domina varios idiomas, desde el griego clásico al euskera.

Estuvo casado con Merche Villacián que, pese a ser mucho más joven que él, murió hace varios años. Mi tía Merche fue vicealcaldesa de Vitoria y diputada en el Congreso, también profesora de Geografía e Historia. Durante algunos años presidió la Caja de Ahorros Municipal de Vitoria.

Tuve la suerte de que los dos me dieran clase en el Instituto Ramiro de Maeztu, en el edificio que hoy ocupa el Parlamento Vasco.

Aunque acabé siendo de Ciencias, creo que la base cultural que adquirí en el instituto fue excelente, y en ello tuvo mucho que ver mi tío Eduardo.

¿Por qué se equivocó la persona que escribió la nota en Noticias de Álava?

Muy fácil.

En lugar de preguntar a los que tenía alrededor, seguro que, como hacemos todos, entró en Google.

Allí encontró algo más de 20.000 referencias para Eduardo Madinaveitia.

De ellas todas las primeras se refieren a mí. Hasta la octava página no se encuentra una referida a otra persona (y ni siquiera es mi tío).

¿Quiere eso decir que mi obra es más importante que la de mi tío Eduardo?

No.

Sólo es más reciente…y más presente en internet. Este blog tiene mucha culpa.

La manera en la que Google atribuye la relevancia hace el resto.

Así que comprendo perfectamente a la persona que escribió la referencia en Noticias de Álava...y a todos los que nos hemos equivocado alguna vez por no pasar de las primeras páginas cuando hacemos una búsqueda en Google.

Buen año para el cine

El año 2009 terminó con buenas noticias para el cine.

Y sí, también fue bueno para el cine español.

Me llama la atención que siempre que hablo aquí de cine, en general, la mayoría de los comentarios se dedican a denostar el cine español. Siempre con los mismos argumentos: la subvención, la ceja, los del pesebre…

Curioso que quienes van, teóricamente, de más españoles que nadie, se dediquen a tratar de destruir una industria que podría ser clave no sólo en la creación de puestos de trabajo y la generación de ingresos para nuestro país, sino también en la propagación de nuestra imagen y nuestra cultura.

Me alegro de que, al menos este año, no hayan tenido éxito con sus ataques.

El cine americano y el idioma inglés nos han enseñado muy bien cual es el camino.

La industria cinematográfica y la de la enseñanza de idiomas son dos magníficas fuentes de ingresos de los países anglosajones.

Un cine americano, por cierto, sin subvenciones pero con grandes acuerdos de distribución que cierran la puerta a otras cinematografías.

Los datos de cierre de año de EDI Nielsen, la compañía que se dedica a realizar estadísticas de asistencia a salas de cine, hablan de récord histórico.

Claro que la historia, en este caso, es muy corta: los pocos años que lleva EDI en el mercado español.

Los 110 millones de espectadores no resistirían la comparación con cualquier dato de los años sesenta, e incluso de los noventa, ya en plena crisis del cine.

Up, Ice Age 3, la saga de Crepúsculo y Avatar (que en tres semanas ha superado ya los mil millones de dólares de recaudación, en todo el mundo), han sido los grandes éxitos internacionales. Ágora, Planet51, Celda 211, Spanish movie y Fuga de cerebros, los españoles.

El cine español representa el 15% de las entradas vendidas, recuperando algunos puntos respecto a años anteriores.

Cada nuevo año representa un nuevo reto en una actividad que siempre está en situación crítica.

Veremos qué nos depara el 2010.

¡Cumpleaños feliz!

Hoy hace dos años publiqué mi primer post en este blog.

Cuando empecé no estaba seguro de que fuera una buena idea y desde luego no pensaba que seguiría escribiendo dos años después.

Sin embargo este artículo hace el número 355 ¡casi uno cada dos días!; tengo cincuenta temas apuntados en borradores (muchos de ellos seguro que no verán la luz), estoy a punto de llegar a las 400.000 visitas y acabo de superar los 4000 comentarios guardados. Curioso: eso hace que se cumpla la regla que dice que de cada cien lectores sólo uno se decide a comentar.

Como el año pasado por estas fechas escribí un artículo similar a este puedo ver que, pese a haber escrito algo menos, sobre todo por el incidente de mayo, en 2009 se multiplicaron por cuatro las visitas de 2008.

De nuevo tengo que dar las gracias a los lectores.

Pero el 3 de enero se celebra otro cumpleaños: Hoy hace 31 años nació Usúe, mi única hija.

Hace un año les recomendaba su blog: Tecme y Puma. Hoy vuelvo a hacerlo: es un blog interesante y muy bien escrito.

En el artículo que publicó el día de fin de año nos cuenta su particular crisis de 2009, un año que empezó muy mal y, a diferencia de lo que les ha ocurrido a otras muchas personas, acabó mejor.

El artículo opta al premio de Atrápalo. Para mí sería una alegría que desde este blog le llegaran visitas y, si creen que es un buen artículo, votos. Se trata de entrar entre los veinte más votados. Ahora lleva más de cuarenta votos y se sitúa entre los 35 posts más votados.

Creo que es un objetivo que se puede alcanzar.

Centralismo y otros complejos

Soy de provincias; de una provincia pequeña, además. Me molesta el centralismo como al que más. Sé que ha hecho, y sigue haciendo, mucho daño.

Cuando vemos algunos medios parece que cuando hace calor en Madrid, lo hace en toda España, o que si graniza alguna vez en la capital ha granizado en toda España.

Pero a veces caemos justo en lo contrario.

Estos días lo he visto en comentarios leídos en este blog.

Dos ejemplos:

Comentario de Indignado, hace dos días:

“Estoy viendo estos días por las calles de Madrid”

Madrid es el centro del universo al parecer y todo gira en torno a ello.

Se trata de una campaña a nivel nacional, nacional significa el resto de provincias aparte de Madrid.

Que afan(sic) de protagonismo.

Si yo estoy en Madrid ¿tiene algo de particular que lo haya visto en Madrid? Si viviera en Huesca, lo habría visto en Huesca y lo diría ¿sería eso centralismo?

En todo caso egocentrismo: yo soy el centro de mi mundo (y tú del tuyo, claro).

Comentario de Pedro ayer (hablando del apagón analógico):

Por cierto, que ese tipo de artículos en los que se ignora que hay vida fuera de madrid (sic) (leido desde zaragoza (sic) resulta absurdo lo que se dice y cómo se dice), demuestra una vez más lo absolutamente autistas que son en madrid (sic), metidos allí en su pequeño mundo.

En un artículo en el que se decía:

Parece que los apagones parciales y el ruido que se ha organizado este verano con el Decreto sobre la TDT de pago han dado un empujón al trasvase tecnológico.

y en un blog que ha dedicado posts al apagón de Fonsagrada, al de Soria y a los del mes de junio…Pero cuando se habla del apagón nos referimos al apagón nacional, total, no al de Madrid, donde, por cierto, hay zonas apagadas.

¿No será que también hay un poco de complejo?

Goliat

Goliat era un personaje bíblico. Fue derrotado por David, un pastor que le alcanzó con una onda y acabó siendo rey de Israel.

Goliat era también el gigante que acompañaba al Capitán Trueno en los comics que no leí demasiado en mi juventud.

Pero para este blog Goliat es, sobre todo, el comentarista más asiduo y también uno de los más interesantes.

No le conozco personalmente, aunque hubo un momento, cuando anticipé mis vacaciones, allá por el mes de mayo, en que pensé que le llegaría a conocer. Todo se andará.

Sus temas favoritos, el cine español, el canon y las subvenciones, las cacicadas del gobierno en el sector audiovisual.

Sé que si alguna vez llegamos a hablar personalmente tendremos muchos temas sobre los que discutir. En muchos de los temas que le interesan no estoy de acuerdo con sus puntos de vista, o lo estoy sólo en parte. En otros sí.

Pero me encanta su tono, me encanta cómo argumenta y estoy seguro de que tendríamos discusiones interesantes.

En realidad, sus comentarios constituyen casi otro blog sobre mis temas favoritos. Me gusta que sea así.

Espero la ocasión de contrastar opiniones.

Ahora estamos de vacaciones, pero todo se acaba.

Veremos.

La Sexta también muerde la mano que le da de comer

No ha pasado mucho tiempo desde que se decía aquello de que el cliente siempre tiene razón.

En nuestro negocio publicitario estamos acostumbrados a poner al cliente, al consumidor de nuestros productos, en el centro de todo el proceso.

Hablamos de que el consumidor es quien tiene ahora el poder.

Pero en el mundo de la televisión parece que no es así.

Todos sabemos, o eso pensaba yo, que el cliente de las televisiones en abierto, quien paga para que se mantengan esas empresas, es el anunciante.

Pues bien, José Miguel Contreras, máximo ejecutivo de La Sexta se ha descolgado esta semana con unas declaraciones a El Programa de la Publicidad, en las que, en una ataque de esdrujulismo, califica de ridículo, patético y estúpido, el informe en el que la AEA, la asociación de los anunciantes, sus principales clientes, critica y valora la supresión de publicidad en TVE.

Conozco a José Miguel Contreras hace muchos años, sé que no es tonto; por eso me sorprenden más este tipo de declaraciones en pleno fragor de la batalla por las fusiones.

Así no me extraña que Gabriel González Andrío titule su artículo editorial en El Periódico de la Publicidad con una frase lapidaria: Contreras, no te enteras.

Seguramente se entera demasiado y ya sabe, como casi todos los que nos dedicamos a esto, que la memoria es algo inexistente en nuestro mercado publicitario. La historia comienza con cada nueva negociación.

Seguramente esa mano que acaba de morder le acariciará dentro de poco si necesita que se emita una campaña.

¡Qué triste!

Malos usos de internet

Internet ha cambiado nuestra vida; en general para mejor.

Pero como en todas las actividades humanas hay quien lo emplea para actuar mal o simplemente para aprovecharse de los demás.

Mi hija Usúe, de la que ya he hablado aquí en otras ocasiones, lleva tiempo buscando piso.

Hace unos meses creyó haber encontrado un chollo. Pero algunos detalles (era demasiado barato, pero la dueña estaba en Inglaterra y había que mandarle un mes por adelantado para poder recoger las llaves y ver el piso) le hicieron sospechar.

Publicó el caso en su blog Tecme y Puma y lo que en noviembre era un simple post se ha convertido en un verdadero foro sobre un timo que parece ser muy habitual. A día de hoy cuenta con 84 comentarios.

Siempre son casos similares:

El dueño/la dueña ha tenido que irse a Inglaterra por razones de trabajo.

Hay que enviarle por adelantado el dinero de un mes por una compañía que será la que nos entregue las llaves.

El piso está en una zona apetecible de una ciudad española.

Es barato.

Hay casos de Madrid, Barcelona, Granada, Las Palmas, San Sebastián, Valladolid, Sevilla, Ibiza…

Todos utilizan los nombres de compañías conocidas de búsqueda de pisos y de transferencia de dinero.

Supongo que habrá miles de denuncias sobre casos como estos. Supongo también que será muy complicado dar con los culpables.

Pero cuanta más gente los conozca será más difícil que consigan su objetivo.

El post/foro de Tecme y Puma sigue abierto.

Michael Jackson colapsó Google

Google está en el centro de nuestras vidas. Lo usamos para todo.

Últimamente es también el centro de muchas noticias. Estos días me han llamado la atención tres.

Una, la que da título a este artículo. A las pocas horas de conocerse la muerte de Michael Jackson el volumen de búsquedas similares Michael Jackson died despistó a los robots que dedujeron que se trataba de un virus, lo que colapsó por algunos momentos el sistema.

La segunda, las acusaciones de prácticas monopolísticas, con lo que pueden suponer en un mercado como Estados Unidos.

Google tiene una situación de claro predominio en el mercado de las búsquedas (y en el publicitario que lleva aparejado) pero yo creo que se trata de un mercado abierto en el que siempre se corre el riesgo de un buscador con algoritmos que se acerquen más a la manera de pensar de mucha gente y le acabe superando.

Pero la amenaza de verse obligada a dividirse en varias compañías está ahí, como dejaba entrever hace unos días Jaime Agulló en su blog.

La tercera es más que nada una curiosidad. Ya hemos oído mucha veces que hay que tener cuidado con lo que publicamos, o se publica de nosotros en internet. Especialmente si estamos buscando trabajo.

Hoy he leído una anécdota curiosa sobre ese tema.

Por cierto ¿se han gogleado ustedes alguna vez? Parece ser que al hecho de buscarse uno mismo en el buscador por antonomasia, escribir el propio nombre en la cajita y apretar el botón de busca se le llama así.

Yo acabo de hacerlo y me salen 10.100 referencias, muchas de ellas de este mismo blog.

Claro que también es una buena manera de encontrar tocayos por el mundo.

Ayer comenzó el encendido digital

Aunque había habido algunos ensayos previos, que ya comentamos aquí, puede decirse que elpaso de ayer hacia el encendido digital es el primero que avanza seriamente en esa dirección.

En su momento hablé aquí de A Fonsagrada y de Soria. Ayer pasaron a ser exclusivamente digitales las emisiones de televsión en un buen número de zonas de diferentes comunidades.

Parece que el número de incidentes que se produjeron no es preocupante.

La audiencia de televisión ya es mayoritariamente digital.

Podemos llegar a tiempo al definitivo encendido digital.

Hay quién se pregunta, alguno lo ha hecho en los comentarios a este blog, por qué el esfuerzo que se está haciendo para generalizar la TDT no se dedica a internet.

Yo creo que la razón es que mientras el ordenador es un equipamiento elitista, presente en una prporción todavía pequeña de hogares, la televisión tiene una penetración casi universal.

Esta es una manera de digitalizar a todos.

Otro equipamiento casi universal, el teléfono móvil (hay más líneas de movil que personas, pero no todo el mundo tiene móvil) será el siguiente paso hacia la digitalización.