Casi enteros Casi enteros

Casi enteros: un blog sobre los medios de comunicación, la publicidad, su papel en la financiación de los medios, la investigación y otros temas relacionados con todo esto

Archivo de la categoría ‘Amigos’

Adiós y gracias

Este blog nació el 3 de enero de 2008. Todavía no hace un mes que cumplió diez años.

Como casi todos los años, ese día escribí un post en el que reconocía mi sorpresa por haber aguantado tantos años escribiéndolo y extraía algunas conclusiones sobre el número de posts escritos (ya bastante más de mil), los que han tenido más éxito (que también me sorprendían a veces) o el número de lectores acumulados en ese tiempo, que ya alcanzaban varios millones.

Nunca imaginé que el final llegaría tan pronto y mucho menos que se produjera de esta forma. 20 Minutos ya no considera interesante mi aportación.

Este es, por tanto, mi último artículo aquí.

Adiós

Pasado el primer momento de desconcierto y desilusión, sólo puedo decir gracias.

Gracias a 20 Minutos por estos diez años en los que he tenido una ventana desde la que he podido expresarme. Gracias a Arsenio Escolar por provocarme primero y admitirme después como bloguero y por no haber interferido en ningún momento en los contenidos que he tocado, que en algunos casos podían levantar ampollas entre sus colegas de profesión,y gracias a Melisa por haber estado siempre ahí, desde la primera clase que me dio aquellas ya lejanas Navidades hasta el último momento en que me comunicó la decisión de la empresa.

Gracias también a los lectores  que han vuelto una y otra vez y han hecho posibles esas cifras, que no serán muy importantes pero a mí me impresionan. Y gracias a mis colegas del mundo publicitario, que muchas veces, con sus comentarios, me han hecho creer que escribía cosas importantes y a las revistas especializadas, que tantas veces han reproducido mis textos.

Si en algún momento echas de menos mis escritos, no te preocupes: Me voy de aquí pero, como el gusanillo de escribir lo llevo muy dentro, seguiré haciéndolo en otras partes. De momento el contenido de Casi Enteros se alojará en El Vigía, un blog que inicié hace algún tiempo y que tenía bastante abandonado. Ahora renacrá y seguiré publicando ahí.

Pero no cierro otras puertas ni otras posibilidades.

Cierran Interviú y Tiempo: ¿Muere el papel?

Ayer el Grupo Zeta anunció el cierre de dos de sus revistas más emblemáticas, Interviú y Tiempo.

Los resultados económicos, en una permanente crisis de las revistas que pierden sin parar lectores (y ventas) e inversión publicitaria, han hecho inevitable, al parecer la muerte de las dos revistas, que ni siquiera mantendrán una edición en Internet.

Chenoa protagonizó la portada del 40 aniversario de Interviú

Interviú, la cabecera con la que el grupo inició su andadura era todo un símbolo de una época, que se inició con la apertura propiciada por la transición. Era conocida por sus desnudos de portada, que protagonizaron buena parte de nuestras famosas y, luego ya, otra muchas no tan famosas. Pero la revista también destacó en el terreno de los reportajes de investigación y sus denuncias. Ha sobrevivido algo más de cuarenta años; mucho más que la mayoría de las revistas que vieron la luz en aquella época.

Tiempo nació algo después, cuando se vivió un boom de revistas de información general y análisis político. Muchas de ellas tuvieron una vida muy corta.

Siempre es lamentable que muera un medio. Que desaparezcan dos de golpe, los que dieron origen a un grupo como Zeta que en algunos momentos fue muy potente puede ser todo un síntoma: el papel tiene un futuro muy complicado. Sólo las revistas que encuentren un nicho muy concreto y sepan alimentarlo sobrevivirán.

Lo siento por las revistas, por sus empleados y por lo que puede representar para el propio Grupo Zeta en el que tengo buenos amigos.

Me gustaría que fueran las últimas en desaparecer. Pero no estoy seguro de que vaya a ser así.

Hoy cumplo diez años

Acababa de empezar el año 2008 cuando, tras varios intentos anteriores, por fin me decidí a empezar con el blog. El 3 de enero de aquel año nació Casi Enteros.

Todos los años, cuando llega esta fecha, me hago la misma consideración: nunca pensé que esto podría llegar tan lejos: ¡Diez años!

El año que acaba de terminar ha sido duro para mí; sobre todo al final. Aun así ha sido el año en que superé las mil entradas acumuladas a este blog; algo más de cien de promedio al año. Eso hace que las 69 del año 2017 se queden bastante cortas. Pero al menos no he desfallecido. Y todos los meses he escrito algo.

Durante el año he acumulado algo más de cien mil visitas, unas trescientas al día. No está mal aunque se queden muy lejos del más de medio millón que tenía en 2009 o 2010. Seguramente eran mejores tiempos para los blogs o quizá yo daba más a menudo en la tecla de temas más interesantes.

El blog, Casi Enteros (porque es más que medios), se enfocó desde el principio a temas relacionados con los medios de comunicación, su investigación y su financiación. Pero ya en el título llevaba implícita una declaración de intenciones: hablaría de eso, pero no sólo de eso.

Un libro sobre diez años decisivos

Pero los medios han dado mucho de sí. No en vano estos diez años han sido decisivos para el sector como declara desde su título, Diez años que cambiaron los medios, el libro de Bernardo Díaz Nosty que recientemente han publicado Ariel y la Fundación Telefónica y en el que escribí el apartado dedicado a la publicidad.

Hemos visto cómo la crisis económica reducía a la mitad las fuentes de financiación de los medios; cómo la digitalización lo transformaba todo y dejaba a muchos medios, en especial los que proceden del mundo del papel, buscando con escaso éxito su nuevo modelo de negocio; cómo la investigación de Televisión, la más sólida y con más influencia en el negocio, va perdiendo pie a medida que se multiplica la oferta digital y el televisor ya no es el único dispositivo en el que se ve; cómo desaparecían medidores de Internet y el mercado no veía las ventajas del medidor único recomendado, lo que ha llevado a un nuevo concurso con nuevas especificaciones…y muchas cosas más. De todas, o casi todas, he tratado de escribir en este blog que para algunos es, casi, una referencia. Muchos de los artículos publicados aquí se han reproducido en revistas del sector de la publicidad y los medios.

Pero en el blog he hablado también de mis lecturas; de mi familia y mis amigos; de mis charlas; de las publicaciones de Usúe, mi hija y de mi JubilARTE; de mis problemas de salud…e incluso de temas relacionados con mi formación como matemático. Dos de los posts que cada mes me sorprenden al ser los más leídos corresponden a este último tema. Billones y trillones sigue consiguiendo unos 1.500 lectores nuevos cada mes cuando ya se van a cumplir seis años de su publicación (eso hace ya más de cien mil lectores); Los 15 matemáticos más influyentes supera casi todos los meses los tres mil nuevos lectores cuando lleva ya veintiséis meses publicado: en total supera los ochenta mil lectores.

Bien mirado, con los temas que he ido tratando en el blog se podría escribir un libro…o varios. Sólo haría falta un editor que se anime. Y lectores interesados.

Gracias a todos los que me habéis animado a lo largo de estos diez años con vuestras, críticas, vuestros comentarios, la reproducción de mis artículos en vuestros medios.

¡Y gracias a 20 Minutos por estos diez años en que ha alojado mis artículos!

Profesión periodística: un año de ligera mejoría

Como cada año desde hace trece (éste es ya el decimocuarto informe) la Asociación de la Prensa de Madrid ha publicado su Informe Anual de la Profesión Periodística.

Una parte clave del informe es la que extrae conclusiones de la amplia encuesta (más de 1.700 entrevistas) realizada entre profesionales del periodismo, tanto los que trabajan en medios, como los que lo hacen en comunicación de empresas, como los que están en paro.

Aunque la encuesta no es representativa en sentido estricto (es casi imposible conseguir una muestra representativa de un colectivo muy complicado de identificar y cuantificar) la información que se obtiene es muy interesante.

Y, dentro de una tónica general muy compleja (las facultades siguen enviando al mercado laboral unas promociones amplísimas, imposibles de absorber) parece que la situación ha mejorado algo en el último año.

Pero, con mejora y todo, sigue siendo una situación muy complicada: la credibilidad de la profesión (y de los medios) está en entredicho y ha bajado de forma considerable en los últimos años; la crisis económica afectó seriamente a la profesión y ha llevado a muchos de sus componentes al paro o a fórmulas como el autoempleo o los falsos autónomos, que en muchos casos reciben remuneraciones muy escasas, casi en el límite de la supervivencia.

La digitalización ha propiciado el nacimiento de numerosos medios de pequeño tamaño, en muchos caso locales o ultralocales (de barrio en las grandes ciudades) pero también ha creado serios problemas a los medios establecidos que tienen problemas para hacer convivir las ediciones en papel y las digitales, o sustituir aquellas por estas. En ambos casos sigue siendo un problema encontrar el modelo de negocio que les permita salir adelante con beneficios.

El informe, de unas cien páginas, toca estos temas y muchos otros relacionados con la evolución de la profesión periodística en estos últimos años, con gran profusión de datos y tablas comparativas.

El mejor consejo, si les interesa el tema: leánlo.

Enhorabuena a la Asociación de la Prensa de Madrid por hacerlo posible, así como a Luis Palacio, Pedro Molina y todo el resto del equipo por su excelente trabajo.

Paradojas de la brecha digital de género

El lunes pasado asistí en el Espacio Fundación Telefónica a la charla De la sociedad analógica a la sociedad digital, la última de este año del ciclo Tech & Society.

La socióloga Belén Barreiro, que fue Directora General del CIS y ahora dirige su propia empresa MyWord, y José María Lassalle, actual Secretario de Estado de la Sociedad de la Información y Agenda Digital debatieron, moderados por David Blazquez.

Un momento del debate. FOTO: E.Madinaveitia

Toda la charla fue muy interesante y de un nivel intelectual elevado.

Varios temas me llamaron la atención pero en especial uno: la brecha digital de género se está ampliando en estos últimos años. No si nos referimos al acceso a Internet, que ya es casi universal y que, por tanto, casi ha igualado los porcentajes de participación de los dos géneros. Se amplía en el campo de la formación: cada vez es mayor la diferencia entre hombres y mujeres en el acceso a carreras técnicas (especialmente Telecomunicaciones e Informática). José María Lassalle, que planteó el problema, lo contraponía al hecho de que, por el contrario, en las carreras relacionadas con la salud el porcentaje de mujeres sea abrumador.

Yo no creo que por el hecho de ser hombres o mujeres vengamos predestinados a elegir un tipo de carrera u otro así que pienso que sería interesante profundizar en las causas reales de estas diferencias.

Siempre se ha dicho que las mujeres huían de las carreras que exigen formación matemática. Mi experiencia me dice que eso es falso: cuando yo estudié Matemáticas hace ya más de cuarenta años en mi curso de la Complutense había más chicas que chicos (y muchas estaban entre las personas que tenían mejores expedientes). Es verdad que luego, en su mayor parte, se dedicaron a la enseñanza, que entonces era la salida más habitual. Entre los que nos inclinamos por la empresa había, seguramente, más chicos.

Pero en el caso de la nueva brecha digital veo que en España se está dando una interesante paradoja: si bien hay menos mujeres que eligen las carreras técnicas, parece que a las mujeres se les da muy bien hacer carrera dentro de las empresas tecnológicas.

Si nos fijamos en las empresas tecnológicas más emblemáticas veremos que aquí todas, o una gran mayoría, están dirigidas por mujeres. Tras la reciente llegada de Nathalie Picquot a la dirección de Twitter nos encontramos con, al menos, un interesante y brillante póker de damas en grandes empresas tecnológicas: Koro Castellano dirige Amazon y Buy Vip en España y Portugal; Irene Cano es Directora General de Facebook para España y Portugal y Fuencisla Clemares dirige Google en España y Portugal. Seguramente hay unos cuantos ejemplos más.

No está mal para no gustarles la tecnología. Parece que dirigir a tecnólogos se les da mejor.

¿No parece una paradoja?

Bienvenidas en cualquier caso este tipo de paradojas que ponen en su sitio a un buen puñado de mujeres muy valiosas.

¿Hay que limpiar el entorno digital?

El sábado pasado participé en un interesante debate.

En algún momento, hace ya varios años, alguien me incluyó en un grupo de Facebook, Dinosaurios de Internet. Se supone que ahí estamos los que iniciamos, en España, la historia de la publicidad en Internet. Hace ya más de veinte años.

Habíamos ido a la playa (la de las Mil Palmeras, al sur de la provincia de Alicante). Yo siempre me llevo un libro; pero me habían dicho que volvíamos para comer. Un par de días antes me había caído con la bici y tengo una pequeña herida en la rodilla que me impide bañarme.

Nos tomamos un aperitivo…y no volvimos para comer. Es lo que tiene ir en grupo.

Así que tiré de móvil y allí me los encontré: José Fermín, Ignacio, Antón, César y algunos más debatiendo sobre publicidad digital, medición, eficacia y algunas cosas más. A algunos les conozco personalmente, a otros sólo como buenos profesionales a los que seguramente no he visto nunca. Pero entré al trapo; prometí ampliar en este blog cuando tuviera tiempo…y aquí estoy, aunque no tengo mucho tiempo. Hoy ha sido un día complicado y la biblioteca del pueblo, donde tengo wifi, está a punto de cerrar.

Así que sólo me va a dar tiempo de empezar a colocar las piezas del puzzle.

¿Hay dudas sobre la publicidad igital? Sí; siempre las ha habido. Como sobre cualquier tipo de publicidad. Pero los datos del primer semestre (de Infoadex y de i2p) nos dicen que es, junto con la Radio, la única que crece en estos momentos de dudas.

¿Cuando Mr. Pritchard, de P&G, dice que hay que limpiar la publicidad digital quiere decir que no hay que hacer publicidad digital? No. Decididamente no. Mr. Pritchrad está corrigiendo levemente la dirección: hace varios años decidió que P&G tenía que dedicar una parte importante de su presupuesto publicitario a digital (creo que era un 25% pero mi memoria me puede engañar). Eso para todos los países, sin tener en cuenta su desarrollo digital. Por ejemplo, en España P&G ha sido durante varios años el líder en inversión digital.

Luego, P&G ha decidido concentrar sus decisiones de compra en unos pocos países. A lo mejor es más eficiente en términos globales pero seguro que se pierde un poco en cada país. Incluso si la italiana de turno es mejor negociadora que Rosa Margarit, cosa que dudo, su visión de los medios españoles será más lejana.

¿Le pedimos a digital más que a otros medios? Seguramente sí. Y seguramente es así como debe ser.

(Continuará)

#Unoalmes: Lo que Ella diga

Era uno de los primeros días del pasado mayo. Había asistido a una conferencia y volvía hacia casa. Al pasar por La Casa del Libro de la Gran Vía lo vi en el escaparate: Lo que ella diga, el nuevo libro de Rafael Caunedo. Presentación el próximo jueves en la tercera planta.

Lo que ella diga en el escaparate de La Casa del Libro (FOTO:E.Madinaveitia)

Conozco a Rafa hace años; me sonaba que ese libro no era nuevo, pero verlo como tal en el escaparate era una buena noticia. Saqué unas fotos y las colgué en Twitter. Al poco rato vi que el autor comentaba en Twitter la presencia de su libro en las cristaleras de la Gran Vía.

Caunedo es el marido de Ana, que fue compañera mía en Zenith; trabajaba en el despacho de al lado del mío, en aquellos tiempos en que aún tenía despacho. Ahora Ana es una alta ejecutiva de la multinacional publicitaria en la que todos pensamos cuando pensamos en publicidad. Ana sigue siendo un encanto y Rafa es escritor, que va ya por su cuarta novela publicada.

A él le conocí cuando publicó Plan B; su primera novela. Seguro que tenía defectos, pero era muy interesante y entretenida. Se leía muy bien. Luego vinieron Helmut y Se acabó. De todas he hablado en este blog.

Aquel jueves acudí a la presentación, que hizo de la mano de la escritora Carmen Posadas. Sí; la novela no era nueva; se había publicado un tiempo antes; incluso se pudo comprar en la Feria del Libro del año anterior. Recuerdo que le vimos allí pero la tirada, limitada, ya se había agotado.

Carmen Posadas, Rafa Caunedo y la editora en la presentacion. (FOTO:E.Madinaveitia)

Cuando me dedicó el libro, Rafa me dijo que le había gustado ver mis fotos del escaparate y que, de hecho, las había utilizado para publicar en sus propias redes sociales. Me dio un poco de vergüenza porque mis fotos, al menos esas, son bastante malas, con mi propio reflejo en el cristal de la tienda.

En la dedicatoria me pone:

para que disfrutes de este cóctel de emociones.

El libro tiene dos protagonistas:  Santiago Tatay y la ELA, la enfermedad que le sorprende en un cierto momento y transforma la vida de Santiago y de toda su familia. Lo que ella diga es una novela coral en la que vamos viendo cómo la enfermedad va afectando físicamente a Santiago pero emocionalmente a su pareja, a sus padres, a su hija, a su ex mujer, a la pareja de su ex mujer, a sus amigos, al neurólogo que le trata,…

No es una novela sensiblera. Todo lo contrario: es una novela de vida; de vida de muchas personas que se van viendo afectadas, agostadas en muchos casos, por los avancede la ELA, que son retrocesos en la salud se Santiago y en las relaciones entre todos.

Mi hermano José Ramón no tuvo ELA pero sí una enfermedad rara de efectos bastante similares. Eso quizá ha añadido algo más de sentimiento a mi lectura. Sí; he vivido todo un cóctel de emociones.

Cuando terminé de leerlo le escribí:

“He disfrutado, me he emocionado, he sufrido, he llorado,…Como esperaba por el tema que trata tu excelente novela y por lo cerca que me toca en algunos aspectos. Muy recomendable”.

Rafa contestó:

Bueno, pues justo de eso se trataba. Mil gracias.

Si quieren un buen libro para el verano que no les va a dejar indiferentes busquen Lo que ella diga, de Rafael Caunedo. No les va a decepcionar.

La @: una apuesta por la innovación ( y III)

En La @, el seminario digital que AEDEMO celebró la semana pasada, tuvimos muchas otras cosas; tantas que el resumen podría hacerse interminable. Pero tengo que terminar.

Tuvimos un apartado sobre start ups en el que intervinieron:

Josu Rodrigo, de We are testers, una empresa que con un año de vida ofrece un panel con cerca de diez mil personas dispuestas a ayudarnos. Su filosofía es poner siempre al cliente en el centro del proceso.

Jiaqi Pan, de Helloumi, una empresa centrada en la web conversacional, dispuesta a revolucionar el mundo de los bots de voz.

Javier Parra, de Súmate y Roberto López de Artelnics nos hablaron de la analítica avanzada y sistemas como las redes neuronales para predecir cuales pueden ser los efectos de nuestras acciones de marketing y así transformar nuestro gasto en inversión.

Agustín Bustos, de ECM ware, presentó addconvertsion, un sistema para segmentar audiencias que conecta directamente con los DSP. Quizá le faltó claridad en su exposición.

Yael Hernández, de Adeventurees, un sistema de crowdfunding de inversión para apoyar a lo que llamó start ups hippies, empresas innovadoras de alto potencial. Pretende romper el cículo vicioso de las start ups: necesito dinero para poder crecer pero necesito crecer para obtener dinero.

Paco Pérez, de Hawkers, durante su charla. (FOTO:E: Madinaveitia)

Ya no es una start up pero lo fue hace muy pocos años: Hawkers se ha convertido en una de las empresas de más éxito. Paco Pérez se convirtió con su eposición en uno de los triunfadores de La @. Como suele hacer siempre, Paco se ganó al público con su desparpajo. Con 300€ iniciales compraron 27 gafas y un cupón de 50€ (que les costó 5) para hacer publicidad en Facebook. En un momento del proceso encontraron un fallo en Facebook (no estaba preparado para hacer múltiples campañas simultáneas de un euro) y consiguieron una reunión con los responsables de la mpresa en Estados Unidos; ahora invierten 20.000 euros al día en esa red social. Entraron por la puerta de atrás en el mundo de las celebrities: enviaban 500 gafas al día a 500 famosos confiando en que alguno se las pusiera y se hiciera una foto con ellas. Así sucedió; luego negociaron para utilizar esas (y otras) fotos. También el patrocinio de los Lakers empezó con su propia anécdota…y así todo. Sin duda fue la ponencia más divertida.

La @es, al menos en su punto de partida, un seminario de investigación y, por supuesto, no faltaron las investigaciones tradicionales, que cada vez tienen menos de tradicionales.

Carles Iglesias y Joan Miró, de Netquest, nos desvelaron cómo podemos averiguar cuánto vende on line nuestra competencia. Ya se registran más visitas desde móviles que desde ordenador, pero las tasas de conversión son todavía el triple desde el ordenador.

Beatriz Tejedor, de SSI, se preguntaba sobre la investigación en el futuro. El móvil, tan presente en nuestras vidas, tiene todavía poca importancia en la investigación. Una gran parte de los cuestionarios no están adaptados, o están poco adaptados, al móvil. Pero las utilidades del móvil han de verse como oportunidades para la investigación.

Marga Castro y Cristina Viudez, de Mindshare, nos hablaron sobre tendencias digitales: las claves son la hiperconectividad y la aceleración tecnológica. El reconocimiento de voz puede ser el elemento que acabe de cerrar el círculo; el 89% de los usuarios cree que cuando funciona bien hace más fácil la vida. Cuanto más natural es la interacción más se usa; ya pasó con las pantallas táctiles.

Raquel García, de Mediaset, explicó un interesante análisis en el que se compara la eficacia de formatos de display y vídeo. El diseño de la investigación, realizada para campañas de un producto interno del grupo, Taquillas Mediaset, tres giras de conocidos artistas que no se anunciaron en otros medios, permitió calcular cuánto más eficaz es el vídeo que los formatos display.

Victor Gil y Jairo Murciano, de Nethodology, tras plantear un problema creciente: las acciones en Redes Sociales cada vez tienen menos texto, lo que complica el análisis que se venía haciendo, expusieron las soluciones de reconocimiento y análisis de imágenes que están utilizando en la actualidad. A medida que el análisis de textos va perdiendo sentido lo gana el análisis de imágenes. En muchos casos basta con analizar las caras de las personas que están provocando una supuesta crisis en Redes Sociales para minimizar su importancia.

Los miembros del Comité sujetan La @

El seminario terminó con la ponencia de Sara Picazo, de Twitter, Second screening: estudiando nuevos hábitos en televisión y Twitter. Destacó la influencia recíproca entre la televisión y los comentarios en la red del pajarito, que se ha convertido en el mayor sofá del mundo en el que espectadores que no se conocen entre sí comentan sus programas favoritos.

El Comité organizador: Jaime Agulló, coordinador, Fernando Carrión, Virginia Frías y Eduardo Madinaveitia, ya estamos pensando en la cuarta edición del seminario. La encuesta realizada nos dice que ha sido un éxito pero también nos ayuda a identificar las áreas de mejora.

Noche de emociones en la Academia

El pasado jueves fue un día de grandes emociones. Tras las de la mañana, que espero poder contar otro día más ampliamente, por la tarde se celebró la gala de la Academia de la Publicidad.

La Academia tiene como misión principal reconocer los méritos de personas que han sido claves en la profesión publicitaria; en la gala se entregan los premios a sus Miembros de Honor.

Esta era la octava gala. Por primera vez se cambiaba de escenario: de la solemnidad y tradición de la biblioteca de ABC en los locales de Vocento, se pasaba al más moderno y funcional Espacio Bertelsmann, en las proximidades del Retiro.

No conocía a Jesús Olmedo; creo que muy poca gente conoce a Jesús Olmedo. Pero todos conocemos su voz; en cuanto comenzó a hablar ya vi que íbamos a estar entre amigos. Su voz profunda y majestuosa, su saber hacer, fueron claves en la conducción de una gala que todos los que la presenciamos vamos a recordar siempre. Muchas gracias, Jesús.

El otro gran protagonista no estaba en la sala; pero estuvo todo el tiempo.

Juan Mariano Mancebo ha sido el alma del Premio Joven, que también llamamos Tú y el gurú. En los últimos años la gala comienza con la entrega de este premio. El equipo ganador destacó que los tres grupos finalistas estudian en la Universidad Complutense; una alegría para la veterana universidad. No se podía ver a Juan Mariano, pero seguro que estaba por allí, apoyando a los ganadores.

Este año los nuevos miembros de honor eran sólo cuatro pero tocaban cuatro aspectos muy diferentes, todos importantes para la profesión: el sonido, el cine, la prensa profesional y la creatividad.

El primero en recoger su nombramiento fue Bartolomé Espadalé, la persona que desde los estudios Sintonía ha hecho más por el sonido de la publicidad española. El mundo del sonido me queda un poco lejos pero incluso en mi caso el nombre de Espadalé me resulta una referencia.

Conozco mucho más a Jesús Martín. Jesús ha sido el alma de Movierecord durante cerca de cuarenta años; desde la época en que la publicidad audiovisual sólo se veía en las más de seis mil salas de cine que había en España. Movierecord acompañó a la publicidad en su paso hacia la televisión a finales de los cincuenta y luego fue languideciendo (ya sin Jesús) mientras el Cine vivía su particular vía crucis. Ahora resurge de la mano de Alfonso Oriol, que el jueves acompañaba a Jesús Martín en la sala. Todos tenemos en la cabeza la sintonía de Movierecord.

A mediados de los noventa, cuando Jesús presidía la Asociación Ibérica de Cine Publicitario, pusimos en marcha el estudio Lumière, con el que demostramos que el Cine es el medio más eficaz en la generación de recuerdo. Siempre me he sentido muy orgulloso de aquel estudio, que luego AIMC ha reproducido en varias ocasiones, y de que Jesús Martín depositara su confianza en mí y en el equipo de Investigación de Zenith, que creo que aún se llamaba Central Media.

Enric Nebot escribía en el salón de su casa, con su rotulador de Puntafina, casi todos los contenidos de la revista Control, una de las más veteranas de las especializadas en el mundo de la publicidad. Esa y muchas intimidades más nos contaron sus hijos en el emotivo vídeo de presentación. Yo conocí a Enric al poco tiempo de pasarme al lado publicitario de mi profesión. Creo que congeniamos pronto; en muchas ocasiones me llevó a aquellas comidas en el restaurante Los Porches de las que él sacaba contenido para casi la mitad de la revista. También en varias ocasiones me pidió artículos; uno nunca podía negarse a colaborar con una persona como Nebot. Un grande.

Los nuevos Miembros de Honor de la Academia con Fernando Herrero, Presidente, y Ana Mancebo (FOTO: E.Madinaveitia)

El cuarto premiado era Juan Mariano Mancebo y aunque todos notábamos que estaba por allí, no salió a recoger el premio. En su lugar lo hizo Ana, su hija. Y ese fue el momento en que las emociones de la noche se desbordaron. Ana Mancebo empezó leyendo la letra en español de la canción en inglés que ha escrito para dedicarla a su padre. A todos se nos llenaron los ojos de lágrimas mientras a ella se le quebraba la voz.

Así que, cuando le acercaron una guitarra para que la cantase, todos pensábamos que no podría pasar ese trance. Pero lo hizo ¡vaya si lo hizo! Como la auténtica profesional de la música que quiere llegar a ser, no falló ni una sola nota, nos puso a todos los pelos de punta y consiguió la ovación de la noche. Los aplausos ¿para Ana?¿para Juan Mariano?¿para los dos? no cesaban.

Seguro que Juan Mariano, que estaba por allí, no lo duden, salió muy orgulloso de su hija, de la canción que le dedicó y del cariño que ha dejado por aquí entre tantas y tantas personas que le queremos.

Ahora el problema queda para lor organizadores de la novena gla, la del año que viene. ¿Cómo podrán alcanzar ese nivel?

 

José Ramón Madinaveitia, ingeniero humanista

A principios del pasado agosto recibí una llamada de Mario Onzain. No nos conocíamos pero me había localizado a través de Internet. Había encontrado un post mío sobre la autoría del Metro de Bilbao.

En esa llamada Mario me dijo que una fundación (Esteyco) para la que trabaja, le había encargado escribir un libro sobre José Ramón Madinaveitia, mi hermano y me pedía colaboración para rellenar algunos huecos, especialmente sobre las primeras etapas de su vida. Él no tenía problema para conseguir información sobre su vida y su obra como ingeniero pero encontraba muy poco sobre la infancia y juventud de José Ramón.

Tras el primer impacto de emoción (mi hermano murió a principios de 2005 de una enfermedad rara que le complicó mucho los últimos años de su vida) me puse a disposición de Mario y empecé a hurgar en mi memoria infantil.

Mi hermano era algo más de seis años mayor que yo. Para mí siempre fue un ídolo, una referencia en todo. En algún momento pensé seguir sus pasos; no me arrepiento de haber tenido que cambiar de idea. Yo habría sido un mal ingeniero a su sombra.

Ese mismo mes de agosto escribí unos cuantos párrafos, consulté con mis hermanas para completarlos y se los envié. Mario ha tenido la generosidad de reproducirlos en el libro, que ha presentado como una obra coral en el que me considera uno de los veinte autores.

El pasado 27 de abril, a la hora de la retreta de San Prudencio, cuando comienzan sus fiestas en Álava, se presentó el libro en el Palacio Euskalduna de Bilbao, en una sala abarrotada. Allí estábamos mis hermanas, mis hijos, mi sobrino y hasta mi nieto de tres años, que aguantó la presentación como un héroe.

Mario Onzain ha conseguido escribir un libro muy completo, en el que mezcla lo técnico con lo entrañable, la vida de José Ramón, tan rica en todos los aspectos, con la construcción del Metro de Bilbao y otras obras, sobre todo las realizadas en el País Vasco (los tranvías de Bilbao y Vitoria, tramos de la YVasca del AVE,…). Un libro, en su mayor parte, fácil de leer para cualquiera, que incluye también algunos apartados muy técnicos que sólo los ingenieros entenderán del todo.

En la presentación, y también en la última parte del libro, tuvo mucho peso la actuación de José Ramón en Machulu, un lugar perdido en el Baltistán, en las faldas del Himalaya pakistaní. Elevar el agua desde un arroyo que transcurre unos cuantos metros por debajo del pueblo cambió la vida de toda una población que ahora tiene unos cultivos mucho más ricos. Un nativo de Machulu habló en la presentación y demostró la admiración y el cariño de su pueblo hacia José Ramón Madinaveitia a quien, incluso, quisieron dedicar la calle principal del pueblo.

Cuando realizó esa obra José Ramón ya había experimentado los primeros síntomas de su enfermedad, una enfermedad que le hizo asistir en silla de ruedas a la inauguración  de alguno de los tramos del Metro de Bilbao.

El libro recoge muy bien la preocupación de mi hermano por la sostenibilidad (él me habló de este tema muchos años antes de que se pusiera de moda) así como por la ética (la corrupción es el mayor enemigo de la obra pública y, por tanto, de la gente) y por la estética (las obras deben de estar bien hechas y, a la vez, ser bellas).

La obra de José Ramón, que comenzó en Iberoamérica y Oriente Medio, permanecerá en el tiempo, no sólo en el País Vasco; también en un lugar tan lejano como Machulu.

El libro, José Ramón Madinaveitia, vocación de servicio, reproduce en su portada una felicitación de Norman Foster al equipo de José Ramón por un trabajo bien hecho: el Metro de Bilbao.

Muchas gracias a Mario Onzain y a Javier Rui-Wamba y la fundación Esteyco por hacerlo posible.