BLOGS Deportes
Tridente | Al contragolpe | Fútbol Tridente | Al contragolpe | Fútbol

"El fútbol no es una cosa de vida o muerte, es mucho más que eso". Bill Shankly

Carta a Fernando Torres: siempre serás el Niño, siempre serás un Señor

Torres, besando el escudo del Atleti en el último partido liguero del Calderón (GTRES).

Estimado Fernando:

Han pasado ya unos días desde que anunciaste que, cuando acabe el año, te vas del Atlético de Madrid. La verdad es que se han dicho ya muchas cosas, casi todas buenas. Yo las comparto casi todas.

Me ha gustado mucho tu discurso, cómo sin poner paños calientes has expuesto la situación que hay. Juegas poco, menos que el resto de delanteros y todavía te ves con energía y fuerzas para seguir jugando. Es normal que quieras buscar otros horizontes. Seguro que los encuentras. Hay un buen amigo tuyo, David Villa, que sabe bien de qué va.

Esta carta es también, en cierto modo, una disculpa. Disculpa porque te confesaré que algunas veces te he criticado. Me he apoyado en los fríos datos, que, coincidirás conmigo, no siempre te han dejado en buen lugar. Llegué a decir que no merecías ser titularVerba volant, scripta manent, que decían los romanos. Así lo escribí y así está recogido, no tendría sentido negarlo. ¡Bastantes broncas me he llevado de mis hermanos, ‘torristas’ irredentos! Pero ya sabes cómo somos los periodistas.

También he criticado a tu entorno, sí, otra palabra que se ha escuchado y leído mucho estos días. Creo que eres el primero en saber que, a veces, los que te quieren ayudar acaban perjudicándote.

Por esto último tiene más valor la forma en la que dijiste adiós el otro día. Sin dramas, sin alharacas, demostrando que pese a que todo el mundo te llama Niño, en realidad lo que eres y has sido siempre es un Señor, así, con mayúsculas.

En estos tiempos es difícil encontrar gente como tú en el mundo del fútbol, Fernando. Por este motivo, tu pérdida para el Atlético va a ser más notable de lo que todos podemos pensar. Y por eso mismo, cuando el cuerpo diga basta o cuando a ti te dé la gana, espero que vuelvas. Estoy seguro de que querrás. El puesto lo podrás elegir tú. Porque insisto, en estos tiempos de escudos convertidos en logos de ‘app’, de camisetas de diseño en serie, de estadios cinco estrellas sin solera y de celebraciones virales, hace mucha falta gente como tú. Y al fin y al cabo, será volver a casa.

Un abrazo, suerte y, sobre todo, gracias, Niño.

Eduardo Casado.

2 comentarios

  1. Dice ser Cris

    👏👏👏👏👏👏👏 muy bonito

    12 abril 2018 | 21:53

  2. Dice ser Manu

    Me ha llegado al alma.Gracias a ti también Edu.

    12 abril 2018 | 22:32

Los comentarios están cerrados.