Entradas etiquetadas como ‘prohibido’

¿De dónde proviene el término ‘tabú’ para referirse a algo ‘prohibido’?

¿De dónde proviene el término ‘tabú’ para referirse a algo ‘prohibido’?

Si buscamos el término ‘prohibición’ en un diccionario de sinónimos una de las acepciones que nos da como respuesta es la palabra ‘tabú’, la cual suele utilizarse para hacer referencia a todo aquello que está prohibido hacer o decir, ya sea por convicción o convención personal, religiosa, psicológica e incluso social.

Lo que para algunas sociedades o culturas pueda ser algo admitido con naturalidad es sin embargo para otras motivo de rechazo y prohibición. Incluso en el más estricto ámbito de lo personal alguien puede decir que de cierto asunto no quiere hablar porque se trata de un ‘tema tabú’ para él.

El término tabú es frecuentemente relacionado con ciertos aspectos y prácticas que tienen que ver con el sexo.

Para encontrar la etimología del término primero tenemos que tener en cuenta que llega al castellano desde el vocablo inglés ‘taboo’, debido a que fue introducido en Europa, en el último cuarto del siglo XVIII, por el navegante y explorador británico James Cook, quien lo escuchó por primera vez en su viaje a la Polinesia en la forma de ‘tapu’.

Los polinesios utilizaban dicho término para referirse a lo que estaba prohibido, no se podía tocar, nombrar, comer o realizar en el aspecto más sagrado de sus convicciones religiosas. Aquel que se saltaba la norma y rompía el ‘tapu’ era castigado severamente.

 

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

Portada del libro "Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO" de Alfred López

 

 

Esta curiosidad es una de las que encontrarás en mi libro “Ya está el listo que todo lo sabe de SEXO”. De venta en librerías y Amazon: https://amzn.to/2q6wNXa

 

 

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

¿Cuál es el origen etimológico del término ‘prohibir’?

¿Cuál es el origen etimológico del término ‘prohibir’?Como bien sabréis, prohibir es el acto de impedir que algo se pueda hacer o decir.  Como otros tantísimos términos nos llega directamente del latín a través de la palabra prohibēre y ésta a su vez de ‘pro-habere’, formado por el prefijo ‘pro’ (‘lejos’/‘alejado’) y el verbo ‘habere’ (tener), por lo que se utilizaba para señalar aquello que estaba o debía mantenerse alejado y lo que tenía estar a cierta distancia de las personas (lo malo e ilegal, el enemigo, los malos hábitos…).

Por tanto, desde su origen, una prohibición no dejaba de ser un intento de impedir y mantener alejado todo aquello que no era bueno o conveniente.

Ya en su forma como ‘impedir’ podemos encontrar que Julio César utilizó el término prohibēre  en su obra ‘Commentarii de bello Gallico’ (Comentarios sobre la guerra de las Galias) publicado entre los años 50 y 40 a.C.:

Ibi Ceutrones et Graioceli et Caturiges locis superioribus occupatis itinere exercitum prohibere conantur. (Centrones,  grayócelos  y Caturiges, habiendo ocupado las partes más altas, intentan impedir el paso del ejército).

 

 

Fuente de la imagen: desdelarepublicadominicana