BLOGS
Reflexiones de una librera Reflexiones de una librera

Reflexiones de una librera
actualizada y decidida a interactuar
con el prójimo a librazos,
ya sea entre anaqueles o travestida
en iRegina, su réplica digital

“Joeee, mama, ¿Y eso me lo tengo que leer YO?”

Con lo dada que soy yo a somatizar por la epidermis no podía ser de otra manera: hoy echo el cierre con el sarpullido puesto. Y la verdad es que no sé qué me escuece más, si la erupción cutánea en sí o su causa: una intolerancia congénita a según qué estados carenciales de interés bibliófilo en terceros.

Aunque la cosa me enerva, me escandaliza y me entristece es cierto que hay casos en que aún podemos atajar el mal. Y como el de ésta tarde me da a mi en el pelucón que ha sido uno de ésos, los picores son molestos, sí, pero tolerables con la ayuda de algún remedio casero.

Veréis, la cosa empezó así: una madre y su hija adolescente adentrándose en reginaexlibrislandia. Mientras la retoña parlotea por el móvil, la señora me planta frente al pelucón un pedazo de papel diciendo:

– Clienta: ¿Tiene esos libros?- Regina: ¿A ver? Si, un segundo que se los traigo.

– C.: ¡Pero tienen que ser esos, en esas editoriales y todo!

– R.: Si, si, no se preocupe.

– C.: Es que son para la nena, ¿sabe? Y el profesor es un tiquismiqui. Como no le lleve justo los que ha pedido me la suspende sin más.

– R.: Bueno, imagino que si él ha elegido esos títulos en esas ediciones por algo será, así que vamos a por ellas.

– C.: Vale, aquí esperamos. NENA, ¿QUIERES DEJAR YA EL MALDITO TELÉFONO? VAMOS QUE LLEVAS TODA LA SANTA TARDE PEGADA…

– R.: Mire, aquí están: El guardián entre el centeno, de J.D. Salinger, en Alianza; El misterio de la cripta embrujada, de Eduardo Mendoza en bolsillo; la Apología de Sócrates, de Platón, en Espasa-Austral, y Romeo y Julieta, de Shakespeare también en Espasa-Austral.

– C.: Uy, ¡qué maravilla, así no tengo que pasearme! Mira, nena, están todos tus libros.

– Chica: Joeee, mama, ¿Y eso me tengo que leer? Pues vaya planazo…

– C.: Al menos mientras te los estés leyendo dejarás un poquito el dichoso teléfono.

– R.: Bueno, igual te sorprenden y hasta te gustan

– C.: ¿Cuáles, uno de ÉSTOS? Bahh

– R.: Mira, éste, por ejemplo, va de un chico de tu edad al que expulsan de la escuela y decide pasarse unos días el solito en Nueva York gastándose todos sus ahorros antes de volver a casa a dar la noticia a sus padres…

– C.: ¿Éste, el blanco?

– R.: Si, ese, el de Salinger.

– C.: No se yo…

– R.: Y con el de Mendoza te vas a reír, y llorarás con el de Shakespeare

Y antes de que acabara la frase Shakira a pleno pulmón polifónico me puso el corazón en la punta del pelucón: el móvil de la muchacha. Mientras tanto, la madre alzó la vista al techo de reginaexlibrislandia como buscando por entre mis grietas un último resquicio de paciencia. Pagó y se fueron.

Pero tras su estela a mi me quedó la duda: ¿lograrán Salinger, Mendoza, Shakespeare o Platón encerrar a la criaturita en una gloriosa jaula de letras, esa de la que yo no escaparía ni por todo el oro de un jeque árabe?

¡Hagan sus apuestas! Y si no, díganme, regislandianos de pro, ¿qué libro les clavó en el sendero de las letras? ¿La lectura obligada de qué libro en la escuela empezó siendo un tormento para terminar como una fantasía alucinante?

96 comentarios

  1. Dice ser Laura

    Yo, afortunadamente vengo con el vicio de la lectura congenito… mi madre dice que me debe venir por genética (mi abuelo se leia todo lo que pillaba) porque cuando era pequeña en mi casa mis padres no leian demasiado… bueno, no leian prácticamente nada. Afortunadamente les he sabido educar…jajajajaRecuerdo libros de mi infancia con mucho cariño, como Kiwi, que le leido antes por ahí, Josefina, de María Gripe… de hecho yo creo que fue Josefina el que más me marcó de pequeña, el que sacó a flote los genes de mi abuelo que yo tenia por ahí y que hacian amagos de aparecer.No obstante, respecto a las lecturas obligatorias, he de decir que en mi caso agradezco que no me hayan hecho dejar de leer. En EGB la cosa estaba bien… pero a partir de ahí… no se hasta que punto con 14 años está uno preparado para pasar de leer el barco de vapor serie roja o alfaguara juvenil, a leer Las Ratas de Delibes u otra serie de libros que en su dia a mi no me gustaron. Y digo en su dia, porque tengo el firme propósito de volvermelos a leer, ahora que me doblo la edad de entonces…Ojalá a mi me hubiesen dado como lecturas obligatorias los libros que te pedian en esa lista, Regina. Creo que son bastante apropiados para gente de esa edad… aunque claro, en el fondo todo depende de la persona, pero creo que es más sencillo atinar con esos que con los que me mandaban leer a mi…

    30 noviembre -0001 | 0:00

  2. Dice ser tsuki

    Lecturas obligatorias no tuve hasta 3º de BUP ya que los años anteriores con que entregáramos la ficha de lectura de un libro al trimestre ya era suficiente (y podía ser el que quisieras).Como siempre he leido mucho cuando empezaron las lecturas obligadas no tuve problemas. Recuerdo que me encantó, aunque por ahí hayan dicho que son soporíferos “El árbol de la ciencia”, “Tres sombreros de copa”… y descubrí a Galdós (Miau.

    30 noviembre -0001 | 0:00

  3. Dice ser Glo

    GA, yo también leía bajo mis sábanas con una farolita que tenia de las barbies, que usaba como linterna para ver lo que leía. Te puedes creer que me pilló una noche mi madre? No pudo enfadarse, era mejor pillarme sin dormir y leyendo que sin dormir con drogas o un cigarrillo ^^. Aún sigo leyendo de noche… los libros son mi pasión!

    30 noviembre -0001 | 0:00

  4. Dice ser Lolitonta

    Debo leerme “El árbol de la ciencia” :S

    30 noviembre -0001 | 0:00

  5. Dice ser Vai

    No creo que ninguno de esos libros le enganche.Cuando tienes que leer “por obligación” pierdes el interés, hay algo que hace odiar esos libros.Odié el guardián entre el centeno, odié El señor de las moscas, odié todos esos libros escritos en castellano antiguo al estilo Rinconete y Cortadillo…Y sin embargo desde bien pequeña leía a hurtadillas las novelas que mis padres compraban para ellos, mi madre no se creía que una niña de 8 años pudiera estar entusiasmada con El perfume, Robinson Crusoe, Azteca, libros de Agatha Christie o Robin Cook… Empecé bien pequeña con la serie de los cinco y no he parado. Recuerdo con cariño esa noche de reyes, cuando mis padres se habían acostado y yo husmeaba entre los regalos, buscaba ese paquete cuadrado y cuando mis padres se despertaban me encontraban dormida entre los regalos con un libro abierto a la lado.Es un error obligar a leer a los niños, a mí nadie me obligó y así he sido una gran aficionada a la lectura. Incluso me castigaban sin libros si me portaba mal.Pero siempre odié esos libros que tenías que leer por narices en el cole.

    30 noviembre -0001 | 0:00

  6. Dice ser Juan

    Mi primer recuerdo lector es de la guardería. creo que el protagonista se llamaba Pipo y el libro, “Ya sé leer”. De la etapa del cole Las aventuras de Allain Quatermain, de H.Rider Haggard,(creo que era él el autor);éste me enganchó considerablemente, debía tener alrededor de 11-12 años luego leí Las minas del Rey Salomón, La isla del Tesoro de Stevenson, La vuelta al Mundo en 80 días (me lo regaló mi madre, y me encantó el libro…y varios más, de aventuras. También pasé por los cómics (de Astérix, como decía el compañero, -no te averguences!!!-, Tintín, etc a Rambla, El Víbora, Cairo, 1984…Carlos Giménez!!!, Moebius!!, Milo Manara!!! eran increíbles cuando los descubrías, te abrían la cabeza. También recuerdo, y con mucho cariño, un libro llamado “La guía fantástica”, muy humorístico y surrealista…Y en la adolescencia de los 16-17 “descubrí”, gracias a dos amigos del insti, a Miguel Delibes, ( empecé a leerle por gusto, no por obligacion)..Parábola del Naúfrago!!! y a Gabriel García Márquez Cien años de soledad!!!!!!El libro que me acabó de enganchar, y del que tengo un recuerdo imborrable, fué uno de cuentos:”Final de Juego”, de Julio Cortázar.Y ahora mismo, a mis 40…tengo poco tiempo para leer, pero me ha dado por Moby Dick, justo leyendo un “post” de éste MARAVILLOSO blog, al que YA soy adicto.Volviendo al tema que nos ocupaba, creo como tú Regina que si la chica en cuestión se lee dos-tres páginas de La Cripta, se va a enganchar, el humor es poderoso.Un abrazo

    30 noviembre -0001 | 0:00

  7. Dice ser Alluman

    Jo, he leido casi todos los libros que hay en los comentarios, no pensé que hubiera leido tanto a mis 31. De la lista del post solo me falta apologia de socrates. De Mendoza los he leido todos. Con La aventura del tocador de señoras te partes de risa, Sin noticias de Gurb lo he leido hace poco y fue muy gracioso. El guardian entre el centeno tb lo leí como lectura obligada creo que en 3 de Bup ya no me acuerdo bien. De los primeros libros que he leido no me acuerdo cual fue el que me engancho. Jim Boton y Lucas el Maquinista fue uno de los que aun conservo con las esquinas mordisqueadas, y por supuesto Fray Perico y su Borrico, que recuerdos. He leido de todo, de Los Cinco, Los Hollister, Puck, del Barco de Vapor (aún los tengo) uno del que guardo buen recuerdo es Papa Piernas Largas. Y después y hasta ahora todo lo que caiga en mis manos es bueno. Tenemos todo, absolutamente todo de Perez-Reverte, me apasiona El Maestro de Esgrima y La Reina del Sur. Y si hablamos de literatura fantástica, no tengo sitio para tantos titulos. Desde El señor de los Anillos y El Hobbit (faltaria mas) a todas las series de David Eddings, Ellenium, Las Cronicas de Belgaraz, Las Cronicas de Mallorea, y también las Drangonlance. Un libro que me encanta y que me sorprende que lo escribiera Stiphen King (de quien tb he leido mucho) es Los Ojos del Dragon. Soy lectora compulsiva, y lo bueno es que mis hijos estan empezando a cogerle el gusanillo al asunto aunque aun no saben leer ninguno. La mayor, de 5 años, ya tiene carnet de la biblioteca y cada 15 días cambiamos los cuentos, este año que le enseñan a leer creo que será importante para ella.Después de esta parrafada creo que me voy a la biblioteca a ver si encuentro algo para leer.

    30 noviembre -0001 | 0:00

  8. Dice ser Timón

    Me enganché tan pequeña que no recuerdo. Pero si recuerdo un profesor con una habilidad mágica. Consiguió que toda la clase (niños de 8 años), se picara a ver quién leía más. Llegábamos a leer 12 libros al mes. Sobre todo libros de los 5 , y Agatha Cristhie, Salgari, Verne… me gustaban policíacos y de viajes. Y el que me impacto terriblemente fue Alfanhui, demasiada pequeña para verme obligada a leer como un niño hacía barrabasadas con una lagartija, nunca le he perdonado (ni al libro, ni al profesor).

    30 noviembre -0001 | 0:00

  9. Dice ser Flyn

    Subscribo el comentario de BBB. ¿Cómo es posible que tanto estudiante de Filologìa se queje de la cantidad de lecturas que tienen obligatorias? Yo cuando estudiaba oì un comentario q aùn no he logrado olvidar: “¡Què ganas tengo de que llegue el verano para no leer nada!” (Glups!!!) Sobra añadir que fue dicho por una estudiante de filologìa . Saludos

    30 noviembre -0001 | 0:00

  10. Dice ser Khristand

    No puedo recordar cual fue mi primer libro porque leo desde los cuatro años…supongo que un cuento de esos troquelados que me compraba mi madre cuando me llevaba al medico en plan “compensacion”A pesar de ser y haber sido una lectora voraz, odiaba que me obligaran a leerme algo en el colegio, no creo que sirva absolutamente para nada obligar a la gente a leer, es mas, en mucha gente eso les hace rechazar los libros aun mas…recuerdo cuando en tercero de BUP me obligaron a leerme un toston horripilante titulado “Don Gil de las calzas verdes”…y en cambio en primero cogi sin mucho entusiamo “4 corazones con freno y marcha atras” de Jardiel Poncela y leermelo de un tiron de camino a casa meandome yo sola de la risa…

    30 noviembre -0001 | 0:00

  11. Dice ser Superwoman

    Desgraciadamente Regina, creo que lo que la naturaleza no da, Salamanca no lo presta… Mi Superhermana una vez me pidió consejo con una amiga para ver una película entre la colección de mi padre y le recomendé “Con faldas y a lo loco”. Las dos miraron la carátula y exclamaron casi a la vez: ¡pero si es en blanco y negro! Nunca le pude convencer de ver la película entera… y con los libros, igual…Yo no te puedo dar una obra en concreto. Cuando llegué a la escuela estaba enganchada del todo…Un supersaludo

    11 septiembre 2008 | 20:45

  12. Dice ser Gibran Garcia

    ¿Qué será? Encantacornio de Berlie Doherty. Tal vez lo reseñe pronto en mi blog.

    11 septiembre 2008 | 21:09

  13. Dice ser Daniel

    Pues yo no he leído (pero no descarto) el guardián entre el centeno, ni romeo y julieta, apenas empecé el quijote, del principito no recuerdo que me marcara demasiado… Pero aún así la afición lectora no me la quita nadie. No hace falta que sea un gran clásico el que haga saltar la chispa. En mi caso fueron los libros de El pirata Garrapata y Fray Perico y su borrico los primeros que me engancharon. De hecho me he leído 3 veces cada uno, jeje. Y desde entonces, todo tipo de libros ha pasado por mi yo lector.En el libro en que menos te lo esperas, en la persona a la que menos le gusta leer, aparece la vena lectora…y ahí queda para siempre.

    11 septiembre 2008 | 21:22

  14. Dice ser Y&

    ¿Qué libro les clavó en el sendero de las letras? Uno que terminé de leer ayer ¿La lectura obligada de qué libro en la escuela empezó siendo un tormento para terminar como una fantasía alucinante? Don Quijote, aunque en un principio no fue un tormento, acaso, una pesadez.

    11 septiembre 2008 | 21:37

  15. Dice ser Glo

    Y a mi que me encantaban todos estos libros!! No me he leido ninguno porque nadie me los recomendó, pero sí leí otros también igual de importantes e interesantes que me compré yo sola.Mi favorito es uno de becquer, creo que se llamaba Rimas y Leyendas :), y el de la vida es sueño (ya del autor ni me acuerdo, y mira que lo he leido mil veces).

    11 septiembre 2008 | 21:48

  16. Dice ser Manu

    20.000 leguas de viaje submarino

    11 septiembre 2008 | 22:00

  17. Dice ser GA

    Pues algo tan simple como “Los Tres Mosqueteros” y “Veinte años después” cuando tenía seis años y los leía con una linterna debajo de las sábanas. Una edición de diez tomos que incluía “El Vizconde de Bragelonne” (los seis últimos tomos) pero estos últimos no los leí hasta unos años después.

    11 septiembre 2008 | 22:28

  18. Dice ser Juan Luis

    Ética para Amador

    11 septiembre 2008 | 22:43

  19. Dice ser Eva

    Rebeca de Daphne du Maurier

    11 septiembre 2008 | 23:08

  20. Dice ser Huidobro

    Recuerdo unos cuantos, pero con “El aprendiz”, de Pilar Molina, tuvimos además ocasión de conocer a la autora con el cole.Dió la casualidad de que aquella mujer había escrito el libro de texto con el que estudié en Las Palmas, aquella abuelita que gritaba “Guirlache!!”.Un beso, Pilar

    11 septiembre 2008 | 23:50

  21. Dice ser Marco

    Tan facil y simple como “La historia interminable”, y desde entonces cientos de libros…

    12 septiembre 2008 | 2:22

  22. Dice ser Sabina

    Regina, ¡detesto a las adolescentes así!Unas quejándonos por no podernos permitir más libros hasta finales de mes, y esa mocosa desperdiciando -o mejor dicho, haciéndole desperdiciar a sus padres- el dinero en su chisme parlante.Creo que el primer libro que me aficionó a la literatura se llamaba “No llores, Miguel”, de Pablo Núñez y Miguel Alcántara -aún lo conservo-,siendo yo muy bajita, tanto que podría tratarse de mi primera lectura.Tu post me ha sacado unas cuantas risas.Enhorabuena una vez más por tu blog.

    12 septiembre 2008 | 3:04

  23. Dice ser Alatriste

    El primero que leí entero, cuando no alzaba un palmo del suelo. Un Pumby… probablemente nadie de menos de 40 años sabrá lo que eran, pero fue el primer texto escrito que leí con comodidad en lugar de con trabajo, y todavía recuerdo la alegría.En cuanto a libros del colegio… en mi caso no pudieron matar mi interés por la lectura, pero estuvieron cerca de conseguir su otra función, matar en la juventud todo interés por los clásicos. Fallaron con Homero, ‘La Ilíada’ me gustó.No se puede insisitir lo suficiente en que es un crimen obligar a niños de primaria a leer libros como ‘La familia de Alvareda’, ‘La tia Tula’ o ‘La hoja roja’. De ello no puede salir nada bueno.

    12 septiembre 2008 | 7:47

  24. Dice ser Ana

    Mi madre me leia antes de que yo supiera leer y una que pude hacerlo sola leia todo lo que pasaba por mis manos. Asi que no hubo ninguno que me “enganchara a la lectura” pero si recuerdo con cariño un libro del barco de vapor para iniciar a la lectura, “kiwi”.En la adolescencia odiaba que me mandaran leer libros elegidos. ¿por qué tenia que leerme ese libro y no otro?. Creo que el poder elegir quiza haga que te leas el libro con mas gusto.7

    12 septiembre 2008 | 8:00

  25. Dice ser Harlem

    Pues para mí la lectura nunca ha sido ningún tormento y todos los libros que me mandaron leer en la escuela los cogía con gran entusiasmo, algunos me gustaban más, otros menos… Pero sí recuerdo “Crónica de una muerte anunciada” de García Márquez que tuve que intentarlo con él como unas tres o cuatro veces, porque siempre que lo empezaba no entendía nada y no me gustaba nada, me parecía un rollazo, pero después de varios intentos me acostumbré al estilo y hasta me gustó y todo, tanto que después de ese, por elección propia elegí muchos otros del autor.Un saludo!!

    12 septiembre 2008 | 8:31

  26. Dice ser neoxanty

    Pues yo empecé tarde… hasta los 16 más o menos apenas leia nada más que lo que me mandaran en el cole o instituto (Lo bueno fue un profesor en el colegio que en vez de mandarnos, se traía su colección de libros, nos hacía escoger uno y nos lo prestaba hasta que terminasemos de leernoslo), pero hasta que me obligaron a leer “El árbol de la ciencia” no descubrí el placer de la lectura.De echo cuando lo tuve en mis manos pensé que iba a ser un suplicio… y no pude parar. Eso sí, creo que fuí al único de mi clase que le entusiasmo.Y desde entonces (Hace casi ya 9 años), no he parado de leer (Con preferencia por la ciencia ficción)Ahora estoy devorando avidamente todos los libros de Chuck Palahniuk… me encanta ^_^

    12 septiembre 2008 | 8:40

  27. Dice ser Purgatorio

    Pues que quieres que te diga Regina, lo de las lecturas obligatorias es un dolor, y te lo digo yo que devoro libros, pero que quieres que te diga, es normal que los chicos se reboten cuando les dicen que se tienen que leer bodrios como los que has puesto aqui.Si, bodrios, por que, que quereis que os diga, sinceramente pienso que el que una obra sea un clásico de la literatura no lo convierte en un buen libro, La Iliada y la Odisea en sus versiones originales son un coñazo ininteligible y el Quijote…pues habrá quien le guste, pero a mi, personalmente me parece un coñazo.

    12 septiembre 2008 | 8:49

  28. Dice ser Sordau

    Me encantó “Sin noticias de Gurb”, de Mendoza, fue el primer libro que leí de este autor y la verdad me encantó.El de “Rebeca” también me gustó, no esperaba que me fuese a gustar tanto.Libros que no me gustaron pero aún y así leí: “Últimas tardes con Teresa” de Juan Marsé y “Cien años de soledad” de Márquez. Este último lo considero bastante sobrevalorado, quizá ahora me lo tendría que volver a leer para entenderlo mejor.

    12 septiembre 2008 | 8:59

  29. Tu historia es interesante. Por desgracia, se ve en todos los rincones de España. Adolescentes cada vez más aislados, rechazan cualquier tipo de enseñanza.Yo creo que el problema educativo es drástico.El Estado cada vez gasta más dinero en tecnologías nuevas, menos alumnos por clase, mejores materiales, y no se da cuenta que dinero no implica productividad.El estudiante se aburre escuchando al profesor, se frustra en las evaluaciones y llega un momento que abandona todo tipo de interés. Lo peor es que este estudiante ya tiene a tantos compañeros que le sucede lo mismo que cree que la ignorancia es la virtud. La solución es clara:1- mejorar la calidad del profesorado. En Finlandia, uno de los países con mejor educación del mundo, el ser profesor es un privilegio, como el ser médico, dificil de lograr. Y los que lo logran, son personas cualificadas, que se sienten valoradas, que tienen sus propios criterios de enseñanza y no se ven asfixiados por un sistema caducado (sea LOGSE, LOE etc)2- nuevos métodos de evaluación. En parbularios los profesores intentan enseñar a sus alumnos. Está encima de todos no haciendo examenes sobre como leer bien ni técnicas, sino leyendo. Los pequeños leen y el que lee mejor aprueba y el que no suspende hasta que aprenda a leer. Generar una ingente cantidad de exámenes para personas desinteresadas no creará más que fracaso escolarBueno, ya he soltado el rollo xD.Respecto al texto, ¿qué mas le dará al profesor la editorial del libro y el libro en sí si un gran porcentaje de alumnos leerá el resumen en el rincon del vago… la raíz del problema no se encuentra ahí.Gracias por escuchar mi opiniónPGCGC

    12 septiembre 2008 | 9:00

  30. Dice ser Maripuchi

    El Maravilloso viaje del pequeño Nils Holgersson, de Selma Lagerloff.Cualquiera de Michael Ende o de Maria Grippe.

    12 septiembre 2008 | 9:03

  31. Dice ser gin

    “Danko, el caballo de las estrellas” de la colección naranja de barco de vapor……. dios mio que vieja soy!Y la coleccion completa de Emilio Salgari que me regaló mi padre.

    12 septiembre 2008 | 9:13

  32. Dice ser Sofiapv

    Estoy de acuerdo con algunos de los comentarios, no creo que sea bueno obligar a los adolescentes a leer libros en el colegio. A mi me encanta leer desde niña y odiaba las lecturas obligatorias del cole, cimplemente por eos, por ser obligatorias. Además yo por ser de baleares y haber dos lenguas oficiales, tenia que leerme el doble de libros. Aunque reconozco que, sobretodo en la ESO, muchos me gustaron.

    12 septiembre 2008 | 9:23

  33. Dice ser aki

    A mi me enganchó EL CARTERO DE NERUDA (Antonio Skármeta) y me dió la puntilla LA TABLA DE FLANDES (A. Pérez-Reverte)

    12 septiembre 2008 | 9:27

  34. Dice ser BabyJenks

    Yo no era una gran lectora, la verdad es que no me gustaba nada leer, hasta que con 15 años pille Lestat el vampiro de Anne Rice (la segunda parte de la peli Entrevista con el Vampiro), no se que tuvo ese libro para mi pero desde entoces no puedo parar, 2 y 3 libros al mes, todos los meses, y en vacaciones mas!! 😉 En este verano, a parte de salir mas que nunca e incluso estudiar me he leido 8 libros, entre ellos fausto, utopia, retrato de Dorian Grey…estoy recuperando los años que perdi sin leer xD

    12 septiembre 2008 | 9:31

  35. Dice ser Iamdante

    “La tribu de Uno”, me enganchó al género ^^

    12 septiembre 2008 | 9:33

  36. Dice ser PI

    Tendríamos que prohibirlos, quemarlos … así, el placer de lo prohibido les llevaría a ellos..En mi caso, tuvo la culpa Salgari, luego Pio Baroja…me hicieron volar, hasta hoy…¡malditos!

    12 septiembre 2008 | 9:41

  37. Dice ser Aida

    “El guardián entre el Centeno”. Era una lectura obligada en 3º de la ESO; lo empecé a leer durante el camina de la librería a mi casa y no puede parar.

    12 septiembre 2008 | 9:49

  38. Dice ser Almu

    Yo creo que mi primer “libro” fue “Julieta, ¡estate quieta!”, de la serie de blanca de Barco de Vapor. De los que mas recuerdo en la infancia fueron “Fray Perico y su Borrico”, “El pirata Garrapata”, y alguno más, tambien de Barco de Vapor. Pero creo que uno que me marcó fue “El otro Arbol de Guernica”, aunque siempre he leido bastante.Tambien es cierto que de las lecturas obligadas del colegio, la unica que recuerdo que me encantó fue “Leyendas” de Becquer, generalmente no me gusta que me digan lo que tengo que leer.

    12 septiembre 2008 | 9:52

  39. Dice ser super mama

    No os lo vais a creer, “san Manuel Bueno Mártir”, empezó siendo una lectura obligada en COU, y terminó siendo uno de los libros más interesantes que he leído, lo recomiendo encarecidamente

    12 septiembre 2008 | 9:54

  40. Dice ser Jesús

    Yo recuerdo una colección de Bruguera que había en mi casa en pasta dura y dibujos increibles. Eran libros de Julio Verne, Emilio Salgari, Los Hermanos Grim que se podían leer como cómic o el texto únicamente. Recuerdo que eran maravillosos, y me agradó volver a encontrarme la misma colección hace unos días en ‘Estudio en Escarlata’ sin ningún cambio aparente. Después de estos libros vinieron muchos más hasta no poder parar (creo que como entren más libros en casa me trendré que marchar yo), y creo que lo mejor para enganchar a la lectura es el entretenimiento, y para eso hay colecciones en editoriales como Barco de Vapor (que recuerdo de Fray Perico!!!), Anaya, Bruño, etc. estupendas. Saludos!

    12 septiembre 2008 | 9:55

  41. Dice ser yomisma

    “Tormento” de Rosa Montero…

    12 septiembre 2008 | 9:56

  42. Dice ser super mama

    Se me olvidó comentar Cien años de Soledad, eso es lo mejor que pueden mandar leer en el cole, que profundo, que interesante,… La verdad tengo que decir, que la mayoría de libros que leí estando en el cole, me gustaron.

    12 septiembre 2008 | 9:57

  43. Dice ser nadie

    Uy, esto no es nada: lo de “¿y me tengo que leer todo eso?” lo oía yo en las aulas de ¡¡FILOLOGÍA INGLESA!! cuando los profesores nos daban la bibliografía para el curso. Que no sé yo que se creía el personal que se hacía en filología si no era leer…

    12 septiembre 2008 | 10:06

  44. Dice ser BBB

    En tercero de BUP nos mandaron leer Drácula de Bram Stoker para la clase de filosofía, a todos nos pareció un castigo,pero resulta que al final toda la clase acabó enganchadísima.Al pasar los años he intentado leerme algo más Bram Stoker y no sé si es que no he dado con el libro adecuado o es que con Drácula le sonó la flauta por casualidad.

    12 septiembre 2008 | 10:06

  45. Dice ser fernandol

    Recuerdo la colección de RTVE que por muy poco dinero ibas juntando una biblioteca de clásicos de todo tipo…ahí descubría POE, Ana María Matute, Stevenson, Delibes…de todo…todavía en algunas librerías de viejo se ven algunos ejemplares y me siguen emocionando como entonces. Nunca le agradeceré bastante a mi padre el haber hecho la colección (pese a que él en la vida leyó uno). Me dá envidia de la niñata de la que hablás…me encantaría volver a leer POR PRIMERA VEZ la Apología de Sócrates…cuantas veces habré vuelto sobre ella.

    12 septiembre 2008 | 10:13

  46. Dice ser Carmen

    Los libros que “me clavaron en el sendero de las letras” fueron “Celia en el mundo” y “Celia, lo que dice” de Elena Fortún, con 8 ó 9 años, que me compré yo misma con la propina que me había dado una de mis tías.Después los libros de una colección que se llama “El tesoro de la juventud”, 18 tomos en los que había un poco de todo: desde cuentos hasta versiones “abreviadas” de clásicos, pasando por anñecdotas de Historia, lugares del mundo…. Se los compraron a mi hermano mayor, que ni los miró y fui yo quien los leía una y otra vez.El lbro obligado del colegio “Cándido y otros cuentos” de Voltaire, para filosofía de COU. Lo comencé creyendo que me había caído una losa y me encantó.

    12 septiembre 2008 | 10:19

  47. Dice ser Alejandra

    25 después de su primera lectura releo a menudo, “adios Cordera” de Leopoldo Alas Clarín, “el principito” o “el camino” de Delibes.

    12 septiembre 2008 | 10:29

  48. Dice ser nefes

    t doy la razón, pero eres mas cursi que heidi. ya que preguntas te diré que a mi m obligaron a leer el pirata garrapata de pequeñin y casi dejo la lectura para siempre, pero años mas tarde me vi obligado a leer el quijote y desde entonces disfruto mucho mas con la literatura.t tengo que dejar que me esta sonando el movil. salu2

    12 septiembre 2008 | 10:38

  49. Dice ser NiTTaKu

    Me vais a crucificar por decir esto, pero lo que me encerró en una carcel de letras fué una colección completa de 6 tomos con los cómics de Asterix y Obelix… recuerdo que de muy pequeño siempre me leía un comic entero antes de dormir, y aquello me dió una especial habilidad para leer que me ayudó durante el colegio. Creo que el primer libro como tal que me enganchó fue “Kiki Chatarras” de Henriette Bichonnier.Los primeros libros serios que me engancharon fueron las Aventuras de Sherlock Holmes y La Tabla de Flandes de Reverte. En la actualidad pierdo el culo por Terry Pratchett y la saga del Mundodisco.

    12 septiembre 2008 | 10:46

  50. Dice ser Lola

    Hola,Yo comencé leyendo comics, sí, esos de Lulú y de los personajes de Walt Disney, y Superman etc. Después comencé a leer novelas de ciencia ficción, unas malísimas de la editorial Bruguera creo que eran, más tarde novelas de Corín Tellado, cuando eso tendría unos 11 o 12 años, después vi que todas las novelas eran iguales, y me aburrí entonces una amiga me prestó unos clásicos juveniles, Julio Verne, Louise May Alcott. Y ya, a partir de ahí pasé a leer de todo lo que caía en mis manos, no había libro en la clase de literatura que se nombrara que yo no me leyera. La lectura fue mi gran compañera durante muchos años, y el tiempo que trabajé en una librería, el más feliz de mi vida laboral. Ahora es cierto que leo menos, por motivos que no vienen al caso, pero si procuré enseñarle a mi hija el amor a la lectura, cosa que conseguí afortunadamente.

    12 septiembre 2008 | 10:52

Los comentarios están cerrados.