Entradas etiquetadas como ‘Guerra Fría’

Libro recomendado: ‘Osos, átomos y espías’ de Pere Cardona

Libro recomendado 'Osos, átomos y espías' de Pere Cardona«Los libros de Pere Cardona no defraudan. Son sinónimo de rigurosidad histórica y aportan datos que han pasado desapercibidos durante años»  Alfred López, autor de Ya está el listo que todo lo sabe.

Esta es una frase que he escrito y que aparece, junto con otras de media docena de escritores y divulgadores, en la contraportada o solapa del nuevo libro, ‘Osos, átomos y espías’, de mi admirado amigo Pere Cardona, de quien ya os he traído la reseña de sus otras tres obras anteriores (tenéis los enlaces al pie de este post) y que, en esta ocasión, lo ha dedicado a explicarnos un buen número de curiosas e interesantísimas historias relacionadas con los años de la Guerra Fría.

Libro recomendado 'Osos, átomos y espías' de Pere Cardona‘Osos, átomos y espías’ (Historias sorprendentes de la Guerra Fría), editado por Principal de los Libros, es una recopilación de historias, relatos e incluso entrevistas realizadas por el propio Pere Cardona, de algunos protagonistas o los hijos de éstos, que tuvieron un destacado papel en alguno de los  momentos clave de aquel apasionante conflicto que dividió el planeta en dos bloques y cuyas continuas tensiones estuvieron a punto de hacer estallar la Tercera Guerra Mundial en multitud de ocasiones.

Con prólogo del escritor José Luis Caballero, el libro ‘Osos, átomos y espías’ nos adentra, a lo largo de 18 capítulos en sus más de 400 páginas,  en una serie de historias acontecidas durante la Guerra Fría siendo algunas de ellas totalmente desconocías para el gran público, además de haber conseguido contactar para entrevistarlos con personajes tan relevantes como Gary Powers júnior (hijo del piloto estadounidense que inspiró la película ‘El puente de los espías’, dirigida por Steven Spielberg), Robert Meeropol (hijo del matrimonio formado por Ethel y Julius Rosenberg, ejecutados en EEUU en 1953, mediante la silla eléctrica, tras ser acusados de espionaje a favor de la URSS), Alejandra Suárez (hija del espía doble de la CIA y la KGB conocido como TRIGON y de la que también publiqué una reseña sobre su libro) o Martha D. Peterson (la joven viuda que se convirtió en la primera agente de la CIA en Moscú durante la Guerra Fría y que se convirtió en la responsable directa del mencionado TRIGON), entre otros muchos testimonios de gran valor documental.

Además, entre los diferentes relatos que Pere Cardona explica se encuentra una curiosa historia sobre cómo la Fuerza Aérea estadounidense realizó pruebas de los asientos eyectables para los pilotos de los bombarderos B-58, con el fin de que estos pudiesen salir despedidos del aparato y salvar sus vidas en caso de emergencia, realizándose dichas pruebas no con pilotos sino con osos grizzly a los que habían sedado previamente y catapultaban desde diferentes alturas. Según relata, ninguno de los plantígrados murió, aunque sí sufrieron heridas de diversa consideración. Esta historia es una de las que da título al libro.

Cabe destacar que todos los episodios relatados se van explicando de forma cronológica, comenzando el libro en los últimos años de la IIGM y en cómo se fueron gestando las diferentes alianzas entre naciones y representantes, que por un lado tenían el interés común de acabar con el enemigo nazi y por otro levantaban el invisible telón de acero que dividió el paneta en dos bloques.

Cabe destacar la treintena de páginas dedicadas a notas, que en lugar de estar a píe de página se encuentran al final del libro, así como la veintena en la que encontramos toda la bibliografía, webs, blogs, prensa, revistas, archivos y documentales consultados y que han servido como fuente de documentación.

A aquellos amantes del apasionante periodo histórico de la Guerra Fría os recomiendo la lectura del libro ‘Osos, átomos y espías’ de Pere Cardona, que sale a la venta mañana miércoles 8 de septiembre y encontraréis en todas las librerías y tiendas online.

 

‘Osos, átomos y espías’ de Pere Cardona
Editorial: Principal de los Libros
ISBN: 978-84-18216-25-1
https://principaldeloslibros.com/index.php?id_product=256&controller=product
https://www.amazon.es/Osos-%C3%A1tomos-esp%C3%ADas-Historias-sorprendentes/dp/8418216255/

 

 

 

Reseñas y recomendaciones de otros libros de Pere Cardona:

25 años de la caída del Muro de Berlín [#Infografías]

Se cumplen 25 años de la caída del Muro de Berlín, quizás el momento histórico más importante del último cuarto del siglo XX.

Tras 28 años en pie, el conocido como ‘muro de la vergüenza’ era tirado abajo la noche del jueves 9 de noviembre de 1989 y se daba el primer y más decisivo paso hacia el final de la Guerra Fría que había tenido dividido el planeta en dos bloques (capitalismo Vs comunismo).

Muchas son las historias, anécdotas y datos que se dieron a lo largo de las tres décadas en las que el muro se mantuvo en pie, lo que daría material para un gran número de posts. Para hacerlo de una manera más resumida se me ha ocurrido que un método eficaz de tener toda esa info lo más concentrada posible en un solo post era a través de infografías.

Clicad sobre cada una de ellas para poder verlas en mayor resolución y tamaño.

25 años de la caída del Muro de Berlín [#Infografía]

25 años de la caída del Muro de Berlín [#Infografía]

25 años de la caída del Muro de Berlín [#Infografía]

25 años de la caída del Muro de Berlín [#Infografía]

 

 Un par de post relacionados y que os podrían interesar:

 

 Especial “25 años sin muro” en la microsite de 20Minutos.es

 

Fuentes de las infografías: CNN México / Publimetro (scribd) / altonivel / infografiasdelperu

El día que la perrita Laika fue enviada al espacio

El día que la perrita Laika fue enviada al espacio

El satélite Sputnik 2 fue lanzado al espacio el 3 de noviembre de 1957 a las 19:12h desde el Cosmódromo de Baikonur. Era el segundo satélite artificial que la Unión Soviética ponía en órbita, después del éxito alcanzado un mes antes con el Sputnik 1. La diferencia con el primer lanzamiento radicaba en que en el interior del Sputnik 2 iba el primer ser vivo que viajaba al espacio. Se trataba de una perrita, que ha pasado a la historia como Laika, y que había sido encontrada poco tiempo antes vagabundeando por las calles moscovitas.

El gobierno soviético estaba en plena celebración de su 40º aniversario de la Revolución Bolchevique, en una época en la que la Guerra Fría frente al bloque occidental (liderado por los Estados Unidos) estaba en uno de sus momentos de mayor auge y tensión. El intento de ser los primeros en viajar al espacio, mandar misiones tripuladas y, en definitiva, ganar la carrera espacial, era de vital importancia para los planes de la URSS y sus máximos mandatarios.

A pesar de que el lanzamiento, y viaje espacial de Laika, fue vendido por los soviéticos como un auténtico éxito (el Sputnik 2 estuvo orbitando 163 días), cabe destacar que la perrita tan solo sobrevivió dentro del satélite apenas siete horas (algunas fuentes indican que cinco), dato que no fue conocido realmente hasta el año 2002, debido a que durante todos los años transcurridos la información interna sobre el tema se mantuvo clasificada.

Por último, queda indicar que el nombre real de la perrita era Kudryavka [Кудрявка] cuya traducción al español es Rizadita. Laika es el nombre genérico de la raza.

 

Lee y descubre en este blog más posts con Curiosidades con animales

 

Portada Vuelve el listo que todo lo sabe

 

Curiosidad que forma parte del libro “Vuelve el listo que todo lo sabe” de Alfred López.
Compra el libro online y recíbelo cómodamente a través de Amazón: http://amzn.to/2CbI1Cw

 

 

Fuente de la imagen: Eureka Blog

¿Por qué los rusos llaman ‘cosmonauta’ al viajero del espacio y no ‘astronauta’?

¿Por qué los rusos llaman ‘cosmonauta’ al viajero del espacio y no ‘astronauta’?Con toda probabilidad, cuando alguien escucha hablar de un cosmonauta de inmediato le viene a la cabeza la figura de un ‘navegante del espacio’ de origen ruso (aunque está mucho más generalizada con la imagen de un soviético, debido a que fue durante las décadas en las que estuvieron gobernando  la URSS en las que se desplegó la carrera espacial).

Fue Ary Abramovich Sternfeld (uno de los pioneros de la ciencia aeroespacial), quien introdujo a mediados de la década de los años 30 el término ‘cosmos’ en el vocabulario del idioma ruso, dándole como significado a esta palabra la de ‘espacio’, por lo que un cosmonauta no era un ‘navegante del cosmos’ sino un ‘navegante del espacio’; algo muy similar a lo que ocurre en Francia con la palabra ‘spationaute’ o más recientemente en chino con ‘tàikōngrén’, por lo que cabe destacar que estas tres palabras junto a la de astronauta (en sus diferentes traducciones a otros idiomas, por ejemplo ‘astronaut’ en inglés) significan exactamente lo mismo.

Hasta los años 50 en la Unión Soviética se estuvo utilizando por igual tanto el término cosmonauta como astronauta, pero el distanciamiento con los EEUU y el periodo de Guerra Fría ayudaron a que se arrinconase la segunda, oficializando cosmonauta por considerarla más natural y rusa.

A partir de entonces los rusos utilizaban ‘astronauta’ tan solo para referirse única y exclusivamente a los viajeros al espacio de nacionalidad norteamericana o que viajen al espacio en una nave estadounidense.

 

Portada 6ª edición Ya está el listo que todo lo sabe

 

Curiosidad que forma parte del libro “Ya está el listo que todo lo sabe” (Una curiosidad para cada día del año) de Alfred López
Compra el libro a través de los siguientes enlaces: https://www.amazon.es/dp/841558914X (para España) | https://www.amazon.com/dp/841558914X/ o https://www.createspace.com/7085947 (desde fuera de España)

 

 

Fuente de consulta: Daniel Marín, uno de los divulgadores que más sabe sobre exploración espacial y que además es autor del interesantísimo y muy recomendable blog ‘Eureka’.
Fuente de la imagen: Eureka

¿Cuándo se inventó el término “tercer mundo” para referirse a los países subdesarrollados?

El sociólogo francés Alfred Sauvy es considerado como el creador del término tercer mundo, que mencionó por vez primera en un artículo titulado «Trois mondes, une planète» [Tres mundos, un planeta], publicado por el periódico L’Observateur el 14 de agosto de 1952.

En él exponía cómo el planeta estaba en manos de dos mundos enfrentados entre sí durante la Guerra Fría (el bloque capitalista liderado por EEUU y el bloque comunista con la URSS al frente); pero señalaba la existencia de un tercer mundo (el más importante para él) que lo componía un grupo de países que no pertenecían a ninguno de los dos bloques, naciones que eran ignoradas tanto por capitalistas como por comunistas; un tercer mundo compuesto por países subdesarrollados y explotados.

Con el fin de la Guerra Fría y la caída del muro de Berlín, el término continuó utilizándose, sobre todo, hacia aquellos países más desfavorecidos, pasando a formar parte del segundo mundo (anteriormente ocupado por el grupo de países comunistas) las naciones en vías de desarrollo y prosperidad.

Debido a la crisis y el empobrecimiento global, desde hace unos años se está utilizando la expresión cuarto mundo para referirse a los países con más desprotección social y una pobreza casi absoluta.

Podéis leer el texto «Trois mondes, une planète » (Tres mundos, un planeta) en la web homme-moderne.org

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

Portada Vuelve el listo que todo lo sabe

 

Curiosidad que forma parte del libro “Vuelve el listo que todo lo sabe” de Alfred López.
Compra el libro online y recíbelo cómodamente a través de Amazón: http://amzn.to/2CbI1Cw

 

Cita en el espacio

El 17 de julio de 1975, la nave espacial norteamericana “Apolo” y la soviética “Soyuz 19” se citaron en el espacio. Cuando la compuerta entre los dos naves se abrió, los comandantes Thomas P. Safford y Aleksei Leonov unieron sus manos e intercambiaron regalos. Fue la primera reunión en el espacio entre los dos adversarios de la Guerra Fría. Durante la unión “Apollo-Soyuz”, que duró 44 horas, los astronautas y cosmonautas dirigieron experimentos, compartieron la comida y sostuvieron una conferencia de noticias conjunta.
La idea de este “apretón de manos” espacial se inició tres años antes con el acuerdo firmado por el presidente estadounidense Richard Nixon y el presidente soviético Aleksei Kosygin.

(Fuentes y más información: Canal Historia / Nasa / Wikipedia)

Valentina Tereshkova, la primera mujer que viajó al espacio

Valentina Tereshkova, la primera mujer astronauta

El 16 de junio de 1963 se lanzó al espacio la nave Vostok 6. En ella iba la primera mujer cosmonauta de la historia: Valentina Tereshkova.

La Vostok 6 formaba parte del programa Vostok, un programa espacial soviético de seis misiones que se llevaron a cabo entre abril de 1961 y junio de 1963 y que que pusieron a seis cosmonautas en órbita alrededor de la Tierra. El primero de ellos Yuri Gagarin, la última Valentina Tereshkova.

Estuvo en el espacio durante 2 días, 22 horas y 50 minutos y dio 48 vueltas alrededor de la tierra pero los continuos mareos que padeció le impidieron tomar el mando de la nave, como estaba previsto. Para este lanzamiento se realizaron adaptaciones tanto al traje espacial como en la construcción de la nave de manera que estuvieran adaptados para el organismo femenino.

Este vuelo también fue usado con fines propagandísticos para mostrar los logros del socialismo, tanto por los alcances de la técnica espacial como para demostrar que en la URSS las mujeres tenían iguales posibilidades que los hombres. Sin embargo, pasaron 19 años antes que otra mujer soviética, Svetlana Savítskaya, volara al espacio.

 

Lee y descubre en este blog más posts sobre otros Curiosos Personajes

 

Fuente de la imagen: David Short (Flickr)