Entradas etiquetadas como ‘paraguas abierto’

¿De dónde viene la superstición que dice que el abrir un paraguas en un interior trae mala suerte?

¿De dónde viene la superstición que dice que el abrir un paraguas en un interior trae mala suerte?

Algunas personas, al llegar a casa tras un día de lluvia, dejan el paraguas abierto en la bañera para que escurra el agua. Lo hacen como un acto cotidiano y sin el más mínimo problema. Pero el asunto se complica cuando en la vivienda hay alguna persona supersticiosa que cree que ese sencillo acto puede traer consigo la mala suerte.

Desde hace varios siglos, el hecho de abrir un paraguas en un lugar interior se ha vinculado directamente con una desgracia venidera. Muchas de estas personas supersticiosas aseguran el poder maléfico de este acto, pero la gran mayoría no saben explicar el verdadero origen de esta creencia, atribuyéndolo a antiguos encantamientos y maleficios milenarios que mezclan a Dioses, creencias y muerte.

Pero esas extrañas creencias andan bien lejos de la realidad, ya que,  la superstición que dice que el abrir un paraguas en un interior trae mala suerte, es muchísimo más reciente.

El paraguas (tal y como lo tenemos conceptuado en la actualidad) fue inventado en China hace aproximadamente unos 2.600 años. Pero el hecho de cubrirse con algo para evitar mojarse o resguardarse del sol se ha realizado con múltiples artefactos desde tiempos inmemoriales.

Jonás Hanway fue el primero en usar un paraguas en la Inglaterra Victoriana

Jonás Hanway fue el primer británico en usar un paraguas en la Inglaterra del siglo XVIII. Lo había adquirido en uno de sus múltiples viajes a Oriente y le agradaba su polivalente uso para resguardarse del sol y de la lluvia. Le encontró una perfecta utilidad para su retorno a Gran Bretaña y su intempestivo clima, en el que la lluvia estaba presente gran parte del año.

El uso del paraguas se fue popularizando, llegando también hasta las clases más bajas, las cuales usaban unos modelos algo rígidos y torpes.

Muchas personas, antes de salir de su casa abrían el paraguas y así accedían a la calle sin tener que mojarse e incluso lo hacían a la inversa, accediendo a la vivienda con él aun abierto.

Esto ocasionó muchos accidentes domésticos, sacando más de un ojo y provocando múltiples lesiones, lo que llevó rápidamente a la creencia que dice que el abrir un paraguas en un interior trae mala suerte.

La popularización del paraguas por todo el continente y el boca a boca hicieron el resto del trabajo, logrando hacer creer a tantísimas personas en esta superstición.

 

Lee y descubre más historias como esta en el apartado ‘Destripando Mitos, Leyendas Urbanas y Supersticiones’ de este blog

 

Portada 6ª edición Ya está el listo que todo lo sabe

 

Curiosidad que forma parte del libro “Ya está el listo que todo lo sabe” (Una curiosidad para cada día del año) de Alfred López
Compra el libro a través de los siguientes enlaces: https://www.amazon.es/dp/841558914X (para España) | https://www.amazon.com/dp/841558914X/ o https://www.createspace.com/7085947 (desde fuera de España)

 

Fuente de la imágenes: shaylor (Flickr) / Wikipedia

Algunas curiosas Supersticiones que hay en Italia

A través de un correo electrónico, Raquel Ferrer me envía una serie de curiosas Supersticiones que hay en Italia.

  • En varios paises, sobre todo con tradición anglosajona, trae mala suerte el viernes 13 (porque el viernes es el día en el que fue crucificado Jesús); en otros es el viernes 17 (en Italia), o el martes 13 (en España, Grecia y América del Sur)… el 13 porque 13 era el número de participantes a la última cena, el 17 porque en latino el número 17 se escribe XVII y su anagrama es VIXI, traducido en italiano quiere decir ”he vivido” y que implica ”ahora estoy muerto”.
  • Se dice que romper un espejo traiga 7 años de desgracias: antes de la invención del espejo venía considerado que cada superficie reflejante estuviera dotada de propiedades mágicas. El hombre prehistórico que veía su propia imagen reflejada en el agua de un lago o de un estanque podía pensar que se tratase de su otro ”yo”. Por lo tanto, cualquier problema referido al reflejo podía significar un peligro para la propia salud. La creencia se reforzó con la llegada de los espejos: aquí, viendo la propia imagen distorsionada o a trozos en los fragmentos de un espejo roto se volvía más fácil creer a posibles consecuencias negativas. Fueron los antiguos romanos a decidir que un espejo roto hubiera causado 7 años de desgracias ya que existía en aquella época una creencia según la cual la vida se renovaba cada 7 años. Ya que un espejo roto significaba que la salud se había roto, se concluyó que era necesario dejar pasar 7 años antes de volver a estar sanos como antes. Además el espejo era un objeto muy precioso, por lo tanto su rotura conllevaba grandes gastos para arreglarlo o sustituirlo.
  • Abrir un paraguas dentro de casa se considera un mal presagio porque indicaría que el techo deja pasar la lluvia y esto querría decir que la casa estaba casi en ruinas.
  • Matar una mariquita trae mala suerte porque este insecto es muy útil para los agricultores.
  • Trae mala suerte también un gato negro que atraviesa una carretera, sobre todo si lo hace de izquierda a derecha. Esto deriva del hecho que los gatos negros los cogían y los embarcaban en las naves piratas porque se les consideraba los más hábiles para cazar a los ratones, por lo tanto ver un gato negro por las calles de aquella época era señal de que naves piratas estaban en la zona.
  • Se cree que cruzarse con un coche conducido por monjas pueda ser desfavorable, probablemente por un colectivo creado sobre todo en el cine en cuyas películas se las ve siempre con problemas de motor.