Entradas etiquetadas como ‘lema’

¿De dónde surge el famoso lema ‘El cliente siempre tiene la razón’?

Hoy en día utilizamos como una frase hecha el famoso lema ‘El cliente siempre tiene la razón’, la cual viene a indicarnos que el consumidor, a la hora de reclamar y exigir por un producto o servicio, tiene todas las de ganar.

¿De dónde surge el famoso lema ‘El cliente siempre tiene la razón’?

Una sentencia que no comparte todo el mundo, debido a que apoyándose en la misma, muchas son las personas que intentan abusar de su condición de cliente, exigiendo unos servicios o calidades que, muy posiblemente, en realidad no le correspondan.

Esta expresión tiene más de un siglo de vida y originalmente nació como un eslogan publicitario de unos famosos grandes almacenes de Chicago llamados ‘Marshall Field and Company’ (desde 2005 forma parte del conglomerado de establecimientos de la compañía Macy’s, Inc.).

La mayoría de fuentes apuntan a que fue el propio fundador de los almacenes, el magnate Marshall Field, quien ideó dicho eslogan junto a otro que decía ‘Dale a la dama lo que quiere’ (aunque esta frase no alcanzó la misma fama).

Pero hay cierta disputa sobre la paternidad del eslogan ‘El cliente siempre tiene la razón’, debido que hay quien apunta que el creador de la misma fue Harry Gordon Selfridge, quien trabajó durante veinticinco años en los grandes almacenes de Marshall Field (durante el último cuarto del siglo XIX) y durante aquel tiempo de su creatividad surgieron varias campañas destinadas a aumentar las ventas, sobre todo en la campaña de Navidad.

En 1908, Harry Gordon Selfridge se trasladó a Londres y abrió sus propios grandes almacenes (Selfridges & Co), donde el mencionado eslogan ‘El cliente siempre tiene la razón’ fue uno de los lemas insignias de la casa, haciéndose extensivo hacia el resto de comercios como si de una norma establecida se tratara, cuando en realidad no era más que un reclamo publicitario.

 

 

Te puede interesar leer también:

 

 

Fuente de la imagen: pixabay

El curioso y bélico origen etimológico de la palabra ‘eslogan’

El curioso y bélico origen etimológico de la palabra ‘eslogan’Conocemos como ‘eslogan’ al lema o frase publicitaria creada explícitamente para ser recordada fácilmente y que sirve para referenciar algún producto, compañía, campaña de un partido político…

Se trata de un término que nos llegó a través de la influencia anglosajona, apareciendo en nuestra lengua hace relativamente poco tiempo y no figuró en el Diccionario de la RAE hasta 1984. Pero, evidentemente, su origen etimológico es mucho más antiguo.

Eslogan es la castellanización del vocablo inglés ‘slogan’, de exacto significado y a menudo utilizado de esta manera en nuestra lengua, aunque tanto el Diccionario panhispánico de dudas de la RAE como Fundeu aconsejan el uso en su forma ‘eslogan’.

Pero slogan no es una palabra originaria del inglés, sino que ellos la recibieron inicialmente en el siglo XVI como ‘slogorne’ (consigna) proviniendo éste desde el gaélico (lengua indoeuropea celta) ‘sluagh-ghairm’ y cuyo significado literal era ‘grito de guerra’ y que era utilizado por los clanes irlandeses y escoceses en sus correspondientes batallas como forma de arengar a sus soldados.

 

 

Lee y descubre el curioso origen de otras conocidas palabras y expresiones

 

 

Fuentes de consulta: Diccionario panhispánico de dudas (RAE) / Fundeu / elcastellano / etymonline /
Fuente de la imagen: pixabay

¿Cuál es el origen de la expresión ‘O César o nada’?

¿Cuál es el origen de la expresión ‘O César o nada’?

Se utiliza la expresión ‘O César o nada’ (‘Aut Caesar aut nihil’) para dar a entender que alguien no quiere asumir un cargo o responsabilidad menor de la que ya tiene o pretende. También sirve para señalar que una persona no admitirá ser el segundo en algo, que es el primero o no es nada.

El origen de la expresión lo encontramos en el el grito al unísono que hicieron los hombres de Julio César cuando, el 10 de enero del 49 a.C., decidieron desoír al Senado Romano y seguir a su líder con el que cruzaron el río Rubicón con el propósito de enfrentarse al general Cneo Pompeyo Magno, dando así inicio a la Guerra Civil y propiciando que Julio César fuera declarado enemigo público por el propio Senado.

Posteriormente, en el siglo XV se convirtió en el lema personal de César Borgia quien lo llevaba grabado en su espada y dio una gran popularidad a esta expresión.

 

 

Lee y descubre en este blog otros post con curiosidades históricas

 

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons (la lustración adjunta no hace referencia al momento que explica la expresión de este post, debido a que no he encontrado imágenes libres de derechos)

Un extracto de este post fue publicado en mi colaboración del mes de junio en la revista digital e interactiva iHSTORIA