Entradas etiquetadas como ‘Rusia’

¿Sabías que la ‘Plaza Roja de Moscú’ no se llamaba originalmente así por el color rojo?

¿Sabías que la ‘Plaza Roja de Moscú’ no se llamaba originalmente así por el color rojo?

Sin lugar a dudas, uno de los lugares más emblemáticos que existen en Rusia es la conocida como ‘Plaza Roja’ (Krásnaya plóshchad) que se encuentra en el kilómetro cero de su capital Moscú.

Una impresionante plaza que fue testigo, a lo largo de gran parte del siglo XX, de numerosos desfiles militares organizados por la extinta Unión Soviética y que, debido a su pasado comunista muchas son las personas que están convencidas de que el nombre ‘Plaza Roja’ la recibe debido a que este color es el que simbolizaba al socialismo soviético.

Pero ese no es el motivo por el que se le conozca por ese nombre y tampoco lo es por el color encarnado de los ladrillos de algunas de las edificaciones que en ella se encuentran.

Originalmente (en el siglo XV) aquel lugar fue llamado ‘Mercado Grande’ (Torg Veliky) debido a que durante largo tiempo fue el centro neurálgico en el que se realizaban las transacciones comerciales más importantes. Tras producirse un incendio quedar asolada dicha plaza, empezó a ser conocida como ‘Pozhar’ (cuyo significado es ‘Quemado’) y no fue hasta varias décadas después de la construcción de la famosa Catedral de San Basilio (que fue terminada a mediados del siglo XVI) cuando se cambió el nombre por el de  ‘Krásnaya plóshchad’, que literalmente significaba ‘Plaza bonita’ y que todavía conserva.

Y es que en aquel tiempo el término Krásnaya se utilizaba para referirse a algo que era bonito (en este caso la mencionada catedral) y no al rojo, pero el continuo uso y asociación de la plaza con el color que predominaba en ella provocó que con el tiempo el idioma ruso adoptara un nuevo uso para el vocablo Krásnaya y acabe utilizándose también para referirse al rojo.

Así fue como la Krásnaya plóshchad pasó de llamarse Plaza bonita a Plaza Roja sin haber cambiado el nombre en su grafía rusa (aunque sí en la del resto de idiomas).

 

 

Te puede interesar leer el post: ¿Dónde está el ‘Kilómetro Cero’ en otras capitales del mundo?

 

 

Fuentes de consulta: moscow.info / 21wonders / elrincondesele
Fuente de la imagen: Wikimedia commons

¿Es verdad que la ensaladilla rusa se llamaba originalmente ‘ensalada Olivier’?

Importante: Este post fue escrito y publicado en agosto de 2015 y actualizado en julio de 2016 tras la publicación de un hilo de tuits por parte de Ana Vega (@biscayenne) en el que daba un origen totalmente diferente al que se tenía en conocimiento hasta ese momento de la ensaladilla rusa. La primera parte de esta entrada está exactamente igual a como se publicó originalmente y en los últimos tres párrafos le he añadido al actualización y nuevos datos.

¿Sabías que originalmente la ensaladilla rusa se llamaba ‘ensalada Olivier’?

Lucien Olivier fue un jovencísimo chef que en 1860, a los 22 años de edad, decidió viajar hasta la esplendorosa Rusia de los zares y abrir en Moscú un lujoso restaurante al que llamó Hermitage.

En poco tiempo consiguió que la aristocracia moscovita acudiese a su restaurante a probar la deliciosa ‘ensalada Olivier’, sin lugar a dudas el plato estrella de la casa.

Dicha ensalada llevaba una base de patatas cocidas y a la que le añadía una serie de carísimos productos de primera calidad (entre ellos lengua de ternera, langosta, caviar o urogallo) y la aliñaba con una especie de salsa mahonesa a la que le incorporaba un ingrediente que mantuvo en secreto.

Muchos fueron los que quisieron robar o copiar la famosa receta de tan exquisita ensalada, pero ningún otro restaurante le supo dar ese toque que tan solo Lucien Olivier conseguía.

En 1883, con tan solo 45 años de edad, el chef fallecía en la capital rusa, llevándose consigo el secreto de su receta (no fue hasta muchos años después que se dio con una copia de la receta que posiblemente había sido robada por Iván Mijailovich, uno de los cocineros a sus servicio).

A partir de ahí se hicieron infinidad de variaciones y pruebas, poniéndose de moda en todos los restaurantes de Rusia esas ensaladas frías que iban variando de productos dependiendo el lugar.

Pero lo que fue definitivo para trasformar la ‘ensalada Olivier’ en la ensaladilla que hoy en día conocemos fue la Revolución Bolchevique, ya que a partir de entonces se le incorporó ingredientes muchos más baratos, menos exclusivos y que estaban al alcance de cualquier bolsillo.

Esta nueva ensalada Olivier (todavía se le llama así en un buen puñado de lugares de todo el planeta) se dio a conocer a nivel internacional y, como venía de Rusia, aquí empezamos a llamarla de ese modo: ‘ensaladilla rusa’.

Como dato anecdótico, cabe destacar que durante los años de la dictadura franquista en algunos lugares de España se rebautizó a este plato como ‘Ensaladilla Nacional‘, debido a la estigmatización que había a todo lo relacionado o proveniente de Rusia.

Pues bien, esta es la historia de la ensaladilla rusa (o ensalada Olivier) que conocíamos hasta ahora y que se ha estado explicando en los principales libros de cocina de todos los tiempos, pero en realidad este no es su origen ya que no hace demasiado tiempo se descubrió un recetario inglés que data de 1846 (por tanto, 14 años de la fecha en la que se databa la creación del joven Lucien Olivier) escrito por Charles Elmé Francatelli  y que llevaba por título “The modern cook” (A practical guide to the culinary art in all its branches) en el que se hace mención de la ‘Russian salad‘, aunque no indica ni se sabe a ciencia cierta si anteriormente a esa fecha se cocinaba dicha receta o fue un invento del chef Francatelli  .

Pero para rizar más el rizo, en 1856 (cuatro años antes de la mencionada fecha de Olivier) se publicó otro libro, esta vez francés, titulado ‘Cuisine classique‘ y escrito por el prestigioso chef Urbain Dubois en el que se hace mención a una receta de ensala rusa que llevaba patatas cocidas y mayonesa. Lo curioso es comprobar cómo, a pesar de aparecer en libros tan importantes de la historia de la cocina internacional, Lucien Olivier fuese quien se llevara todo el mérito de la receta.

Cabe destacar que este hallazgo sorprendente sobre ese verdadero origen (o al menos el destapar que la ensaladilla rusa no fue un invento de Lucien Olivier, aunque sí quien la popularizó) a Ana Vega (@biscayenne) experta en cocina al publicarlo en un interesantísimo y sorprendente hilo de tuits (que podéis leer bajo estas líneas).

 

Lee y descubre en este blog más posts sobre otros Curiosos Personajes

 

 

Fuente de la imagen: Wikimedia commons

El curioso origen de la bandera de Alaska

El curioso origen de la bandera de Alaska

Desde que en 1867 Estados Unidos comprase a Rusia el territorio de Alaska, en el noroeste del continente americano, ésta no había tenido bandera propia y utilizó durante las siguientes seis décadas como única bandera la de EEUU, a pesar de que tampoco formaba parte del país como Estado sino como propiedad territorial.

En 1927 un grupo de veteranos de guerra pertenecientes a la Legión Estadounidense, organización creada una década atrás tras finalizar la IGM, decidieron convocar un concurso en el que los niños y niñas alaskeños diseñasen la que sería la enseña del país.

Participaron un total de 700 estudiantes, haciéndose una criba y seleccionando los 142 diseños que llegaron a la final, siendo siete miembros de un jurado, entre los que se encontraba algún representante del gobierno federal, quienes eligieron el dibujo de la que sería a partir de aquel momento la bandera de Alaska.

El curioso origen de la bandera de Alaska (Benny Benson)El premio para el ganador consistía en 1.000 dólares, un reloj y un viaje a Washington DC para conocer en persona al presidente Calvin Coolidge, y fue a parar a un muchacho de 13 años llamado John Ben Benson (al que todos llamaban cariñosamente Benny) y que vivía en el orfanato ‘Jesse Lee Home for Children’.

El diseño de la bandera ganadora tenía un fondo azul y en ella había colocadas ocho estrellas doradas; siete que representaban a la Osa Mayor y otra en el extremo superior derecho que correspondía a la Estrella Polar.

La bandera escogida se izó por primera vez el 9 de julio de 1927, quedando esa fecha declarada como ‘Día de la bandera de Alaska’.

Alaska se convirtió oficialmente en el Estado número 49 de los EEUU el 3 de enero de 1959.

Cabe destacar que de los tres premios adjudicados a Benny Benson el único que no recibió fue el del viaje a la capital de los Estados Unidos, ya que nunca se pudo hacer efectivo por cuestiones de agenda del presidente. Los 1.000 dólares del premio los utilizó para sus estudios, matriculándose en la Escuela de ingeniería Hemphill Diesel.

 

Lee y disfruta de más anécdotas e historias curiosas como esta en el apartado Anecdotario de este blog

 

Fuentes de las imágenes: alexispz (Flickr) / historybyzim

La Torre Eiffel de Pariž

Sí, no me he equivocado a la hora de escribir el nombre de la población de la que hoy os voy a hablar en este post: Pariž, una aldea fundada por un grupo de nómadas del ejército cosaco, cuando estos se asentaron en aquel lugar en 1842 y crearon esta pequeña villa como parte del distrito ruso de Nagaibakski.

La población debe su nombre al hecho de que los cosacos bautizaron la aldea recién creada con el nombre de la famosa Batalla de París, librada en 1814 y ganada a Napoleón Bonaparte.

En el año 2005, cuando las autoridades de Pariž decidieron instalar en la población una torreta de telefonía móvil, se pensó en realizarla a escala reducida de la Torre Eiffel  ubicada en la capital francesa, teniendo la réplica una altura de 50 metros  y convirtiéndose en uno de los lugares de la región más visitados por curiosos y turistas.

 

 

Post realizado a raíz de un tweet de @Josete_ (no dejéis de visitar su fantástico blog: El baúl de Josete)

Fuentes de consulta e imágenes: gubernator74 / wikipedia