Entradas etiquetadas como ‘huracán’

Qué fue de… Rolando Zárate: el rey de la cesión en España

Zárate, celebrando un gol con Vélez (YOUTUBE).

Vamos a hablar hoy de un jugador que pasó por nuestra Liga y que se forjó un nombre en su país natal: Rolando Zárate.

¿Quién era?: Un delantero argentino de finales de los 90 a principios de esta década.

¿Por qué se le recuerda?: Por su prolífica carrera deportiva, que lo llevó a jugar en clubes como el Real Madrid o el Real Murcia, así como por llegar a ser internacional con Argentina.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2012 en las filas del Defensa y Justicia de su país. En la actualidad, trabaja como representante de futbolistas.

¿Sabías qué…?: Zárate tiene tres hermanos futbolistas. Los dos mayores, Sergio y Ariel, están ya retirados. Sergio fue internacional y jugó en equipos como el Núremberg o el Hamburgo. Ariel jugó en el Cádiz, el Málaga, el Elche o el Xerez. Pero su hermano pequeño Mauro es el más famoso. Jugó en la Lazio, en el Inter, en el West Ham o en la Fiorentina.

– Fue Marcelo Bielsa el que le dio su primera oportunidad.

– Con 21 años fue cedido al Madrid B, pero impresionó a Del Bosque y éste se lo llevó al primer equipo tras lesiones de delanteros titulares como Anelka o Morientes.

– Jugó sobre todo en Copa del Rey.

– Jugó en dos equipos de la ciudad de Murcia, el Real Murcia y el Ciudad de Murcia, en temporadas consecutivas.

– Estuvo cedido en el Ittihad saudí para solo un partido. De hecho, sólo jugó 45 minutos.

– Con Argentina jugó dos partidos: un amistoso con México en Los Ángeles en 2005 y un clasificatorio para el Mundial de 2006 ante Bolivia.

– En su primer partido marcó el único tanto argentino, en un resultado final que fue de 1-1.

– En ese amistoso sólo participaron futbolistas que jugaran en Argentina.

– Mide 1,80 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Rolando David Zárate Riga nació el 6 de agosto de 1978 en Haedo, provincia de Buenos Aires. Formado en Vélez Sarsfield, debutó con el primer equipo en 1997. En 1998 se fue a España, donde vivió varias cesiones: en el Terrassa, en el Real Madrid B, en el Real Madrid, en el Real Murcia y en el difunto Ciudad de Murcia. En 2002 fue cedido al Livingston escocés y en 2004 al Ittihad saudí. En 2006 se fue a México para jugar en el UANL Tigres. En 2007 firmó por el Monterrey y más tarde ese año, por River Plate. En 2008 marchó a Ecuador para jugar en el Barcelona, y en 2009 regresó a Vélez. En 2010 jugó en Huracán y en 2011 firmó por Defensa y Justicia, donde se retiró en 2012. En su palmarés tiene un Clausura y un Apertura, ambos con Vélez. Con Argentina jugó dos partidos y marcó un gol.

Os dejo con un vídeo dedicado a Zárate:

Qué fue de… Daniel Osvaldo: ha dejado el fútbol por el rock

Osvaldo, ante Filipe Luis en un Espanyol-Atlético de Madrid en abril de 2011 (Archivo 20minutos).

El protagonista de hoy es reciente, recientísimo, pero no quiero que pase mucho tiempo antes de que asome al blog, porque es uno de esos jugosos casos en los que su vida da un giro de 180 grados. Es Daniel Osvaldo.

¿Quién era?: Un delantero italo-argentino de la pasada década y la actual.

¿Por qué se le recuerda?: Pues por su meteórica irrupción en el RCD Espanyol de nuestra Liga, y su paso por el fútbol internacional, por equipos del calibre de la Juventus, el Inter, la Roma, el Oporto o el Southampton. Además, fue internacional por Italia.

¿Qué fue de él?: Pues en 2016 se quedó sin equipo y Osvaldo, que ahora tiene 31 años, decidió colgar las botas para dedicarse en cuerpo y alma a su pasión, el rock. Ahora tiene una banda llamada Barrio Viejo, que toca por pequeños locales en Argentina… por ahora.

¿Sabías qué…?: Os recomiendo que cuando acabéis este artículo, acudáis a esta entrevista del medio argentino Página 12, en la que Osvaldo explica los motivos de su retirada.

– Tras no encontrar equipo tras su última experiencia futbolística, en Boca Juniors, decidió dedicarse a la música. Borró su cuenta de Twitter. Ahora dice que tiene más libertad: “Me la gané un poco, creo. Quise hacer esto y lo hice. Y no me arrepiento de nada. Vivo contento por mi decisión”.

Osvaldo, celebrando un gol con el Inter (ARCHIVO).

– Recuerda con amargura alguno de los prejuicios a los que se enfrentó en su carrera como jugador. Estas palabras no tienen desperdicio: “Tener que lidiar con la imaginación de la gente. A mí me ha pasado que se dijera acá en mi país, donde venía contento y a cumplir un sueño, que yo no era profesional. La conclusión viene así: ‘Uh, a este le gusta el rock and roll. Entonces, le gusta el whisky. Y encima fuma. Este se debe pasar todos los días hasta las 5 de la mañana tomando whisky. Y seguro que se droga, también’. Y ya sos eso. Y yo tengo que decir: ‘No, flaco. Yo jugué 11 años en Europa, en la selección de Italia y en la Juventus. ¿Vos te pensás que si yo me drogo o me fumo 50 puchos o tomo whisky hasta las 5 de la mañana podría jugar ahí? No, hermano, no soy Messi, no me alcanza si hago eso. Tengo que acostarme temprano, comer ensalada y descansar bien…’. Después, claro que me gusta tomar whisky, fumar un pucho y el rock and roll, pero cuando puedo. Todos los días de mi vida no son así”.

– Llegó muy joven a Italia, y debutó con la sub 21 transalpina (por sus antepasados) en 2007. En 2011 debutó con la absoluta.

– En el Espanyol estuvo cedido por el Bologna (en enero de 2010) y luego el club perico pagó medio millón de euros por ficharlo en verano.

– Al año siguiente, lo vendió por 15 millones de euros a la Roma.

– Era un jugador con un carácter muy fuerte. En la Roma le dio un puñetazo a su compañero y compatriota Érik Lamela tras un mal pase. En el Southampton también fue suspendido por liarse a golpes con el portugués José Fonte. Y también fue expulsado de la selección por insultar a su entrenador de la Roma, Aurelio Andreazzoli.

– Mauricio Pochettino lo tuvo a sus órdenes en el Espanyol y se lo llevó al Southampton.

– Su convocatoria para la selección italiana absoluta fue criticada por la Liga Norte. Osvaldo respondio que “las críticas de los políticos son ridículas. Mi mujer es italiana, tengo hijos italianos y juego en la Serie A. Es más, ya he cantado el himno nacional en la sub-21. No tendría problema en enfrentarme a Argentina en el futuro porque eso significaría que soy parte de la selección italiana”.

– Mide 1,82 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Pablo Daniel Osvaldo nació el 19 de enero de 1986 en Lanús, Argentina. Debutó como profesional en 2005 en Huracán. En 2006 llegó a Italia para jugar en el Atalanta. En la 2006/2007 jugó en el Lecce. Las dos temporadas siguientes, en la Fiorentina. En 2009 firmó por el Bologna, y en enero de 2010 fue cedido al Espanyol. Tras año y medio con los pericos, fichó por la Roma, donde estuvo dos temporadas. Luego lo contrató el Southampton, que en enero de 2014 lo cedió a la Juventus y en junio de ese año, al Inter. En 2015 fue cedido a Boca Juniors y en el verano de ese año, lo fichó el Oporto, que lo volvió a ceder a Boca en 2016, su último equipo. En su palmarés tiene un scudetto con la Juventus, y una Liga y una Copa argentinas con Boca Juniors.

Pues éste es ahora Osvaldo:

Hasta mañana.

Qué fue de… ‘Tito’ Pompei

pompeiAnteayer hablamos de un ex sportinguista famoso y hoy vamos a hablar de un ex jugador del Oviedo. Las comparaciones son imposibles, porque el de hoy no significó para el equipo carbayón ni mucho menos lo que Jiménez para el Sporting. Pero tenía este nombre metido entre ceja y ceja desde hace tiempo, así que me decido a traerlo esta semana. Es Roberto ‘Tito’ Pompei.

¿Quién era?: Un centrocampista argentino de los 90 y la pasada década.

¿Por qué se le recuerda?: En España, por su paso por el Real Oviedo a finales de la década de los 90. En Argentina, por jugar en algunos de los mejores equipos del país sudamericano, amén de por estar en el mítico Vélez Sarsfield de Carlos Bianchi.

¿Qué fue de él?: Se retiró en el Club Atlético Centenario de su país en 2007. En la actualidad, es entrenador. Tras pasar por los banquillos de Boca y Huracán, en la actualidad es el técnico del Oriente Petrolero, de la liga boliviana.

¿Sabías qué…?: Destacaba por sus potentes chuts con la izquierda.

– Lo trajo a España el entonces entrenador del Oviedo, el uruguayo Óscar Washington Tabárez.

– Llegó con la vitola de campeón de la Libertadores, conseguida dos años antes.

– Con 22 años, coincidió en Talleres con Javier Zanetti. Cuando jugó en Racing, en 1995, coincidió con el Piojo López. Y al año siguiente, cuando fichó por Boca, coincidió nada menos que con Diego Armando Maradona.

– Hace tres años entrenó a Boca de manera interina.pompei_2

– En su primer año en el Oviedo (97/98), fue el máximo goleador del equipo con 9 tantos (empatado con Dely Valdés). El Oviedo jugó ese año la promoción contra Las Palmas y consiguió salvarse.

– En las siguientes dos temporadas, marcó 7 y 4 goles, respectivamente.

– En aquel Vélez campeón de la Libertadores y dirigido por Bianchi, destacaban, entre otros, Chilavert y el Turu Flores.

– En el partido de ida, Vélez ganó al Sao Paulo por 1-0. El resultado fue el mismo en Morumbí, por lo que la final se decidió en los penaltis. Pompei marcó el definitivo, el que le daba el título a Vélez.

– También estaba en el once titular (y jugó los 90 minutos) de Vélez cuando derrotaron al Milan en la final de la Libertadores del 94, frente al Milan de Fabio Capello.

Biografía, palmarés, estadísticas: Roberto FabiánPompei nació en Buenos Aires el 14 de marzo de 1970. Debutó como profesional en el 91 en Vélez Sarsfield. Al año siguiente, fue cedido al Talleres. Regresó en 1993 a Vélez y no dejó el equipo hasta 1995, cuando fichó por el Racing de Avellaneda. En 1996 firmó por Boca Juniors y al año siguiente llegó a España para jugar en el Oviedo, donde estuvo tres años. Regresó a Argentina en 2000 y fichó por Estudiantes de La Plata, donde estuvo tres años. En 2003 fichó por Chacarita y en 2004, por el Arsenal de Sarandí. En 2005 jugó para Huracán y su última etapa en el fútbol la vivió en el Club Atlético Centenario. En su palmarés tiene la Libertadores y la Intercontinental ya citadas. No fue internacional.

Aquí os dejo un resumen del partido de vuelta de la Copa Libertadores de 1994:

Un saludo.