BLOGS
Reality Blog Show Reality Blog Show

"La realidad es simplemente una ilusión, aunque una muy persistente". Albert Einstein

Los familiares nominan a los concursantes de Gran Hermano 16

En breve nominarán los familiares.

Vamos con Vera, que está obsesionado con su churri mexicana. Dice el muchacho que en México le valoraban y que se acuerda mucho de su Rosanna.

A todo eso Niedziela dice que ahora está más cómoda porque ahora son amigos. Uy, uy.

“Ahora tengo niiiiiiñaaaaaa”, canturreaba Vera. Este se está flipando y se va a llevar una hostia descomunal. Se dedica a mandarle mensajitos, a dedicarle canciones…

¿Está celosa Niedziela? Sí. No quiere con Vera ni viajar en metro, pero está celosa.

Reencuentro de Vera. Puede ver a su hermana. Si la quiere ver debe cortarse la coletilla de rata muerta que lleva. Lo ve y bufa, justo después de decir “lo que haga falta”. “Me la corto, pero me va a doler… ¿en serio?”. ¡Y SE LA CORTA!

JA JA JA JA Va todo jodido. “Vaya putada”. Y lo es, es con diferencia el peor sacrificio por el momento.

Me encanta el color de pelo natural de su hermana. Es como si hubiera metido la cabeza en el desagüe de un matadero.

Vídeo de Marta comiendo. No le entra ni un pantalón. El caso es que Niedziela está en lo mismo, porque ha cogido kiletes. Pero una cosa os digo, cuando las muchachas engordan le engordan las domingas. Si eso pasara con el pene de los hombres no habría ni un solo hombre delgado.

Total, que si Niedziela quiere ver a su madre debe “vivir sin pisar el suelo”. O sea, todo el día encima del monociclo.

“¿Como estás aquí, no hay función hoy?”, pregunta Niedziela y se ponen a hablar de un perro nuevo que tienen. Bueno y de los kilos que ha cogido, y la madre, que para eso están las madres, le dice “es que la tele engorda”. En el caso de Niedziela y Marta es literal.

“Ensaya un poco, corre un poco…”, le aconseja la madre y que “afloje un poco con los espaguetis por la noche”. JA JA JA JA

Milá revela los plazos: las pruebas serán hasta el domingo. Ahí acabarán los sacrificios. Menos el de Vera, claro, que como no se grape la coletilla a la cabeza…

Vamos con Carlos. Su sacrificio para ver a sus padres es estar 24 horas solo. ¿¿¿PERO QUÉ MIERDA ES ESTA??? ¿Eso es un sacrificio o un premio? Es como si dejas un aparador en un trastero.

Total, que Carlos y sus padres se hablan con la misma emoción que suele su hijo: ninguna.

Bueno, lo mismo a Marina la entrevistan otro día…

La inmunidad la hace esta noche Raquel Sánchez Silva. Consigue el chisme el padre de Carlos. Vaya por dios, otra semana de mueble.

Marina llega a Telecinco. Joder, lleva al bebé. Da un asquito… “da hasta grima”, dice Milá. Marina ha ido a Telecinco, por lo que ha tardado, andando y parándose a hacer fotos.

NOMINACIONES:

Padres de Carlos: 3 puntos a Han, 2 a Marta, 1 a Niedziela. Dicen que es como nominaría Carlos.

Hermano de Ricky: 3 a Marta. 2 a Aritz. 1 a Han.

OJO que los concursantes están oyendo las nominaciones. Marta flipa.

Madre de Niedziela: 3 a Ricky, 2 a Carlos “noooooo”, dice Niedziela, 1 a Aritz “ese sí”, dice la hija. ja ja ja

Marina entra en el plató. La entrevista va a durar 15 segundos.

JA JA JA JA JA JA JA

Entra Marina en el plató y Milá le pide el muñeco. Luego pasa como de comer mierda de Marina y se pone a hablar del muñeco. De hecho, es probable que entreviste al muñeco, al que, por cierto, casi lo escamochan entre abrazos.

“Le has sacado poco”, le dice Milá. Marina explica que no lo ha sacado porque ella no está todo el día con él y que además había muchas moscas y con los focos se le puede resecar el pelo.

Milá se lo deja a Suso que dice “hostias que marrón”.

Bronca a Kike porque le ha chivado a Marina no sé qué. Porque poco importa tratándose de Marina, que no ha hecho nada en todo el concurso…

Y a tomar por culo la entrevista. Conectamos con la casa que es más interesante. JA JA JA JA JA JA JA JA JA JA JA JA “Conectamos con la casa que están discutiendo”, dice Milá y están callados. JA JA JA JA JA JA

Pero claro, al lado de la entrevista a Marina, era un movidón. El resumen de los vídeos de Marina es apto para venderse en farmacias como somnífero.

Como en el vídeo salía Suso diciendo que Marina no hacía nada, ella le dice “pues anda que tú, que has estado durmiendo y hablando de chochetes

“Tú crees que eres una chica divertida, ¿no?” pregunta Milá. “¡Pues sí, todo el mundo me lo dice!. Por lo que veo se me ha visto aburrida”, dice Marina. JA JA JA JA SÍ, LA ALEGRÍA DE LA HUERTA ES.

Nomina la hermana de Vera: 3 a Aritz. 2 a Ricky. 1 a Carlos.

Amiga de Aritz: “yo no he hecho ningún pacto”, dice. 3 a Ricky. 2 a Marta. 1 a Sofía.

Familiares de Han. 3 a Ricky. 2 a Carlos. 1 a Vera.

Más vídeos de Marina. Lo que pasa es que los vídeos de Marina los protagonizan otras personas. A Marina le gustaba Aritz. Digamos que Marina le habría hecho un bebé reborn al vasco. “Eres como una cotilla de pueblo”, le dice Milá, así a lo tonto. Toma hostia.

Nomina Maite: 3 le voy a meter al Aritz, dice. 2 a Ricky “no me ha gustado nada que se besuquee con mi hija y esté con la Churrasca”. 1 a Carlos por descarte.

Novio de Marta: 3 a Aritz por estrategia. 2 a Ricky y 1 a Carlos. Pues por estrategia la ha cagado, porque se salva Carlos y sube Marta. Si le hubiera dado los puntos 3 a Han la habría metido en una nominación más amplia.

SE QUEDA A DORMIR VICKY. OOJOOOOOOOOOOO

A ver que pasa entre esta muchacha y Aritz-Han.

Los padres de Carlos salvan a Carlos.

NOMINADOS: RICKY, ARITZ Y MARTA.

Marina se despide de la casa. Sosismo máximo, ¿vale?

Mandan a Aritz a encontrarse con Vicky. Se encuentran. La chica se le lanza y le rodea con las piernas como un Koala en celo. Pero se acabó lo que se daba, porque Aritz se alegra pero como el que se queda con mi colega Eufrasio.

¡¡PEDAZO DE COBRA DE ARITZ A LA MUCHACHA!!

UY UY UY…

Y se acabó lo que se daba, amigos. Mañana, como siempre, resumencito de la gala.

¡GRACIAS POR ESTAR AHÍ!

¡¡Y la expulsada de Gran Hermano 16 es Marina!!

Hala, un mueble a la calle.

La reacción de Marina es… ninguna. Tiene la misma capacidad de expresión que Carmen Lomana el día del Botox Friday.

Milá dice que tiene ganas de conocer al bebé reborn de Marina.

Mandan a todos a la sala se expulsión. Han desalojado a Han y está vacía.

Marta vuelve a la casa y allí no hay nadie. Mientras, Han llega a la sala de los reencuentros.

A él sólo le dan un minuto, pero claro, puede estar con dos personas, su madre y su amigo. Han les ve en la pantalla y dice algo, pero vete tú a saber en qué idioma. Para poder verles tendrá que contar 20.000 lentejas. Claro, un trabajo de chinos. JA JA JA JA Perdón. Ya me fustigo yo solo.

Total, que ve a sus familiares a través del cristal. Y él ve a su madre y lo primero que pregunta es que por qué no ha ido otra amiga. Su madre le dice “no tanto llora, hace muy bien”. “Cocina muy bien, la gente lleva muy bien y no llora tanto”, añade la señora.

Han se reencuentra con Marta. Se abrazan como si fueran a fundirse.

A Han por su cumpleaños le llevaron a la casa su tocadiscos. ¿QUÉ MIERDA DE REGALO ES ESE? O sea, que van a tu casa, coges una cosa que te has comprado tú y te la regalan. A mí me hacen eso y les tiro el tocadiscos a la cara.

Es como cuando el dueño de El Corte Inglés te manda una postal por tu cumpleaños. Será agarrado el tío, que tiene unos grandes almacenes y me envía una puta postal…

Aritz a la sala de reencuentros. Si quiere ver a Vicky 2 minutos tiene que ser capaz de ir con la cabeza descubierta. Aritz se lo piensa: ¿dices ahora o…? ¿hasta cuando?”. El Súper le dice que hasta el infinito no.

Él se quita el sombrero, pero dice “cabrones, cabronazos… condenados”.

Total, que ve a la que es sospechosa de ser la “persona especial de Aritz”. El tío tampoco es que se emocione mucho… Ella le dice que todo bien y él se dedica a preguntar por sus conocidos uno por uno. Todos.

A estas alturas el cristal tiene ya más mierda que el rabo de una vaca.

Total, Aritz se reencuentra con Han y le abraza con mucha más emoción que a la muchacha…

“Señores, no tengo más que añadir, es evidente dónde está el amor”, dice Milá. Así es.

VÍDEO COCHINERO

Sofía, la que estaba súper enamorada y pillada por Suso, ha sido salir éste y arrimarse a Ricky. Quien dice arrimarse dice arrimársela. Pero como se arrima un palo a una tabla y se frota para hacer fuego.

Al parecer Ricky tiene chica fuera y se llama Churrasca. JODER. ¿Cómo cojones le escribes un poema o una carta de amor a una tía que se llama Churrasca?

Oh, amor de amores, mi Churrasca / Ven aquí y me la casc…

“Francamente Sofía tiene un gusto desagradable… no tengo palabras para explicaros el vídeo que vais a ver”, dice Milá.

“Sofía está abierta 24 horas, como una farmacia”, le dice en el vídeo Ricky a Sofía. Pero como Sofía tiene el mismo amor propio que un gato de escayola, pues le dio igual y siguió haciéndole mimos.

Por mimos hablo de edredoning. Eso sí, él sigue poniéndose el nombre de Churrasca. A Sofía le parece mal que Ricky haga eso, lo de ponerle los cuernos, pero no duda en irle a buscar los morros, porque “yo estoy soltera”.

¿? Sofía piensa que la Coherencia es la vecina del quinto.

“De eso a un maltrato hay un milímetro”. “El machismo está contagiando a la adolescencia, pero es que ese lenguaje en una persona joven no se puede admitir”, dice Milá.

Sofía se reencuentra con su madre, ojo. Si la quiere ver debe encargarse de la cocina. Se lo piensa. “¿Hacer la comida todos los días yo sola?… pues claro que sí”. Dice. Muerte por intoxicación en 3, 2, 1…

Se reencuentran. “Cariño, mi amor, que guapa, que majica”, es todo lo que se dicen. “La gente desde fuera se ve identificada con tu vida”, le dice Maite, que le está dando mucha información, diciéndole que la gente valora cuando lo hace mal y pide perdón. “El que te hizo sufrir ya está en los platós”.

“A Sofía la veo saliendo en todas las revistas, rebajándose por dos duros…”, dijo Carlos de Sofía. Mientras, Marta le intentaba advertir contra su jueguecito con Ricky. Pero Sofía ni puto caso. “La vi golfeando”, dijo Marta.

“Ya tuvo a Suso, ¿qué quiere, otro Suso en su vida? Si sabe que tiene a una Churrasca, que respete a la Churrasca”. “Si yo fuera la Churrasca pensaría ¿y esta golfa de qué va?”. Hala, el machismo de Marta no cuenta, al parecer.

“¿Cómo puedes estar loca por un tío y a las 24 horas estar morreándote con otro?” se pregunta Milá.

Reecuentro de Ricky, con su hermano. Si le quiere ver debe ser el mayordomo de la casa. Dice que sí.

Ve a su hermano, que le tiene que mandar callar. “Aprovecha el momento, es tu oportunidad” y le hace un gesto que no vemos… pero le dice “de lo que está fuera olvídate, vive lo que está dentro, no quiero ver más esos tatuajes”, le dice.

Pobre Churrasca.

CAMBIO DE POST. CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

Comienza una nueva gala de Gran Hermano, la del encuentro con los familiares

Empezamos.

La cosa está cargada, amigos.

Llevamos un minuto de gala y Milá ya ha tenido que regañar a Suso por hablar a destiempo.

Milá va vestida de azul mar profundo fosa de las Marianas, pero por si la atacan peces abisales se ha reforzado los puños de la chaqueta y el cuello con placas de cerámica que se podrían usar para hacer una vitrocerámica.

Ojo.

Es la noche de los reencuentros de familiares. Además, uno de ellos podrá quedarse a dormir en el apartamento, lo que decida la audiencia. Pues e puede liar parda un día entero de filtraciones de fuera.

Van a cantar unos chavales que se llaman Cali y el Dandee, que están en el pabellón de pruebas jodidos de frío. Los concursantes les ven y se quedan tal cual. JA JA JA JA ninguno sabe quiénes son.

Si salen y están Ramón y Cajal o Cervantes y Saavedra se quedan igual de flipaos. JA JA JA Es que no conocían ni la canción hasta que ha llegado al estribillo. Fijaos cómo están de emocionados y animados que el realizador está enfocando a Carlos, que por lo menos sonríe.

Milá conecta con la casa. Una cosa, ¿nadie puede hacerle llegar unas gafas a Marta? Que mira con los ojos achinados que parece que le están meando en la cara y no quiere que le entre nada.

Milá habla con Aritz y Han y les dice que se alegra de que se hayan arreglado.

Mandan a los nominados a la sala de expulsiones. La sala de expulsiones… parece una forma elegante de referirse al cagadero. “Oh, discúlpenme, caballeros, voy a la sala de expulsiones a aligerar peso…”.

Niedziela abraza a Marta. Entre los pechotes de una y otra se quedan tan lejos que entre las dos podrían pasar las vías del AVE.

Esta semana ha habido movida entre Marina y Marta. Con Marta es fácil tener movidas. Marta podría naufragar en una isla desierta y acabaría teniendo movidas con los cocos.

¡¡¡MARTA ES LA QUE SE SALVA!!!

Marta llora. Marina pone cara de que se alegra, pero no se alegra una mierda. Marta llora más. A Marta le tocan los euromillones y le da un disgusto.

El familiar de Marta al que va a ver es su novio. Marta se pasa la vida hablando de él. Bueno, hablando no, se pasa la vida lloriqueando de él, porque es incapaz de nombrarle sin llorar. El caso es que ella se pregunta si le estará esperando fuera, como si Marta tuviera una condena de 20 años y un día y estuviera en Alcatraz.

Lo de los avatares esta semana es sencillamente escalofriante. Ya sabéis que cada uno ha tenido un muñeco réplica de sí mismo. En el caso de Marina habrá sido una cosa como rara, porque ella tiene un hijo-muñeco y una muñeca-ella. Todo como muy muñeco.

Empiezan los reencuentros con Marta.

La llevan a la sala de pruebas. En una pantalla ve a su novio y oh, sorpresa: LLORA.

Para ver 2 minutos a su novio debe renunciar a su maleta. Ella dice que sí, “y sin mi maquillaje y sin todo”, “sin las dos maletas”, añade. Ya verás cuando se entere de que no se refieren sólo a la maleta, si no al contenido.

Pero en realidad es un timo, porque les han puesto un cristal de por medio, lo que amplía la sensación de que Marta está en chirona. Sólo falta una funcionaria de prisiones detrás y que le pongan un mono naranja a Marta. ¿Habéis visto París, Texas?

Se dicen lo mucho que se quieren, que todo bien, lo normal. Marta llora. Luego ríe. Luego llora otra vez. Se dan un beso a través del cristal, que queda babeado. Creo que me he emocionado con esta historia de amor… luego me acuerdo de Marta histérica chillándole a alguien y se me pasa.

Toca tema Han-Aritz.

Son como Pimpinela si a los de Pimpinela les fuera el incesto.

Después de las broncas monumentales Aritz se disculpó “mil veces”. Ahora son otra vez uña y carne, en un sentido literal, porque si les quieres separar tienes que usar un cortauñas o unas astillas de bambú.

“Si tienes mucho frío me da igual que te metas aquí”, le dijo Aritz, que a continuación le dijo, mientras Han estaba metido en su cama, que no había hecho nada sexual con él y que le trataba como a un hermano. Si yo le hago a un hermano mío lo que Han le ha hecho a Aritz y al revés, mi hermano me suelta una hostia que estoy cagando dientes un mes.

“Para estar enamorados no hace falta tener relaciones sexuales completas”, dice Milá. Claro que no, puedes hacer como Han y Aritz, que las están teniendo por fascículos. ¡CADA SEMANA UN ARRUMACO EN TU KIOSKO! ¡La primera pieza, un refrote culero!

Y cágate, que a Sofía le parece que juegan con sus sentimientos por dinero. Sí, sí, Sofía, que ha dado por saco con Suso hasta la náusea. Ella no está ahí por dinero, ojo, ella está por el amor verdadero. Lo de trincarse a Ricky ha sido sin querer.

Carlos y Ricky encabezan el frente anti Han. Básicamente le acusan de ser un falso que sólo llora en las galas.

Milá se va a cabrear de un momento a otro y les va a soltar una andanada de hostias a Suso, Raquel y Amanda, que están de risitas.

Y EL EXPULSADO ES…

Lo vemos en otro post.

CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

CAMBIO DE POOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOST

Un suceso paranormal azota a los concursantes de ‘Pasaporte a la Isla’

Lorena, mirando espíritus con desconfianza. (TELECINCO)

Lorena, mirando espíritus con desconfianza. (TELECINCO)

Y he elegido el verbo “azotar” porque en lugar de tomárselo con acojone reaccionaron como si les hubieran dado en el culete con una toalla mojada durante un pizpireto día de piscina.

Resulta que estaban varios de los ilustres concursantes de Pasaporte a la Isla haciendo un descanso en los debates sobre el pensamiento filosófico de Platón que suelen hacer cuando Two Yupa se puso a contar una divertida anécdota sobre la muerte de su padre. Sí, es única amenizando veladas.

Y mientras Two Yupa contaba cómo su padre había muerto y había sido incinerado y cómo en su país se recogen las cenizas de los muertos, la puerta del cuarto de baño se abrió.

Entonces Christian, como si fuera lo más normal del mundo, con un tono aburrido de notario dijo: “…pues se ha abierto la puerta sola…”.

Aquello les escamó. Antes de seguir he de decir que hay que ser un poco especial para venir del más allá a manifestarse abriendo la puerta del cagadero. Si fuera la cocina, pues todavía.

Así que Two Yupa, que es la típica que está en un caserón abandonado una noche de tormenta y oye ruidos detrás de una puerta y va y la abre, dijo: “Si hay alguien ahí que se cierre la puerta“. Y se empezó a cerrar.

Para qué queremos más. Con la presión que ejercían los testículos y los ovarios de los presentes en sus gargantas se podía acuñar moneda.

Y Two Yupa, dale la burra al carro, dijo “Papá, si eres tú, que se cierre la puerta, por favor” (como le dirías tú a tu padre cuando tiene diarrea por la noche y deja la puerta abierta) y ¡LA PUERTA SE CERRÓ!

¿Y cómo reaccionaron? ¿Con miedo?

¡¡NO!!

Reaccionaron como si se hubiera presentado el difunto vivo y coleando y con chorizos y verduras del pueblo para regalar. JA JA JÁS, saltitos de emoción, “qué fuerte, qué fuerte”, “qué guay” y cosas así dijeron.

Meeeeenos Lorena da Sopas, que ponía la misma cara que el niño del Sexto Sentido yendo de excursión con el colegio a un cementerio indio.

Estoy viendo las posibilidades de ésto: un programa híbrido con Íker Jiménez encerrado con ellos. Triunfo asegurado.

Cabe destacar que no es la primera vez que ésto pasa. Hace un par de años en “Acorralados” Regina do Santos decía ver sombras y fantasmas como el que pone la tele y ve anuncios.

Telecinco es muuuuy paranormal.

La audiencia sádica de Pasaporte a la Isla castiga a dos concursantes

Miriam y María José, sorprendidas por el castigo. (TELECINCO)

Miriam y María José, sorprendidas por el castigo. (TELECINCO)

Yo, que crecí en los ochenta viendo pelis supuestamente futuristas (el hecho de que hayamos llegado al momento que supuestamente representaban aquellas pelis me hace sentir súuuuper joven, tanto como los callos de los pies de María Teresa Campos) no me asusto de nada.

En aquellos filmes la tele siempre era muy gore, con programas en los que los concursantes morían y enormemente violentos y carentes de empatía y ética.

Y claro, esos programas los veía una audiencia sin atisbo de humanidad, como el tanga de Falete, que es de otro mundo.

Así que no me ha sorprendido el sadismo de la audiencia de Pasaporte a la Isla, que sólo le ha faltado presentarse en el plató con antorchas y azadas para linchar a algún concursante. Ríete tú de los de Fuenteovejuna cuando se cabrean.

El caso es que María José y Miriam, que han sido repescadas y en consecuencia han estado fuera del concurso han filtrado supuestamente información del exterior. Entre sus compañeros de repente han empezado a comentar cosas que no podían saber si alguien de fuera no se lo hubiera dicho.

Fuera de eso no hay pruebas, claro. Ni una grabación, pero sí dos sospechosas: María José y Miriam. Y aquí, pues a lo auto de fe, joder, para qué leches quieres pruebas. Tenía más oportunidades de salir absuelta una bruja en Salem que estas dos en Pasaporte a la Isla.

Así que el programa preguntó a la audiencia si creía en su inocencia y si debían ser castigadas: EL 90% DE LA AUDIENCIA LAS CONSIDERÓ CULPABLES Y MERECEDORAS DE CASTIGO. 

Y sin haber visto nada, oye.

Y claro, si el vulgo quiere algo, hay que dárselo. En este caso querían que el castigo hiciera palidecer a Christian Grey por bruto y por sado-maso.

Pero como hay unas inoportunas leyes y unos derechos humanos coñazo que lo impiden, pues Pasaporte a la Isla no pudo quemarlas en una pira, así que se limitó a atarlas con una cuerda durante 3 días seguidos.

La verdad, a mí me obligan a estar atada a María José mientras caga y prefiero lo de la hoguera.

 

 

Terribles y abominables declaraciones sexuales en Pasaporte a la Isla

 

Maricarmen, en modo vergüencica. (TELECINCO)

Maricarmen, en modo vergüencica. (TELECINCO)

A ver, que cualquiera puede tener sexo. No, bueno, ojalá.

Me refiero a que sea cual sea tu condición estás en tu derecho de practicar sexo si se deja alguien (bueno, o si no se puede a máquina, pues a mano).

Pero eso no quita que oír a una señora que podría ser tu madre hablando de comerse cosas, de azotes en el culo y de cómo se le ponen los pezones, pues da cosica.

Puedes ir a un granero abandonado con un grupo de amigos y que un tipo los mate a todos con una motosierra y eso traumatiza menos que ver a tus padres en pleno coito. Eso lo sabía Freud y lo sabe Supernanny.

Así que ha sido duro oír a Maricarmen en Pasaporte a la Isla hablar de sus tórridos devenires sexuales, que al parecer las fallas en Valencia las enciende ella frotándose con su marido.

Se me cayó una palomita entre los muslos de mi marido, total, que buscando la palomita…”, decía Maricarmen. “Se la comiste”, añadía un compañero sin que ella negara la mayor.

Por el amor de dios. Madre santísima. Imagina que estás en el cine y te giras y ves a Maricarmen comiéndose el McMorcilla de su contrario. Joder, qué tensión, no sea que se te caiga a ti una palomita y acabes con más babas que la escupidera de un Saloon.

“No, yo no he visto una película porno entera”, reveló Maricarmen. No, mujer, ni tú ni nadie. A trozos nada más. Y nadie sabe aún si al final se casan o no.

Hablando de sus pezones. Dios. Sí, de sus pezones, dijo que cuando se los soba su marido (ay, dios, si es que me lo imagino como moviendo los mandos del horno) se le ponen “como piedras, para machacar almendras”.

Ya lo veo. A esta pareja la llama mañana mismo un productor porno para hacer la versión X de El Cascanueces.

Y por último, ya en el colmo de lo abominable, confesó: “Me gusta que me peguen, sí”. Cachetes, no ladillas. 

Se acabó. Ahora mismo me meto en Google a mirar monasterios. Quiero el celibato.

La polémica inventada del día: la bulimia en Pasaporte a la Isla

Lorena da Sopas, en plan "estoy buena". (TELECINCO)

Lorena da Sopas, en plan “estoy buena”. (TELECINCO)

Los que me conocéis sabéis que soy de repartir leches que parezco la vaca que ríe con incontinencia, pero una cosa es eso y otra es pasarse inventando sentidos a cosas que no son.

Han puesto a Parir a Lorena da Sopas, concursante de Pasaporte a la Isla (patrocinado por la RAE, la NASA y la Universidad de Harvard) porque dijo que “vomitaría todo lo que he comido y volvería a comer“, después de un atracón en el concurso.

Lo dijo porque como la comida se la dan por superar pruebas y son más inútiles que un taladro de goma, pues comen muy poco. Y para un día que pillaban comida lo que quiso decir es que aunque estaba saciada querría poder comer más.

Pero hubo gente en Twitter que pensó y criticó que estuviera fomentando la bulimia. ¡Pero no lo estaba haciendo! Es un tema preocupante, difícil y sobre el que hay que concienciar… ¡Pero no tenía nada que ver!

Me parece injusto linchar a alguien (aun siendo Lorena, que es más insustancial que la leche desnatada) tergiversando lo que dice, sacándolo de contexto o asociándolo con algo con lo que no tiene que ver.

¿A vosotros qué os parece?

El marido de la madre tróspida la “destapona” en Pasaporte a la Isla

Maricarmen y su marido, sonrientes tras revisar la tubería. (TELECINCO)

Maricarmen y su marido, sonrientes tras revisar la tubería. (TELECINCO)

Antes de nada, ojo y cuidado, ésto no es una noticia, es un blog sobre realities en el que se habla de lo que pasa en los mismos con humor. Así que si no te interesa puedes dejar de leer ahora.

Vamos con el trascendental asunto. Los consejos académicos de las más prestigiosas universidades están ya hablando del tema y varias publicaciones científicas se han hecho eco del asunto.

Como sabéis, Maricarmen, la madre tróspida, ha dormido en Pasaporte a la Isla con su marido. Lo de que ha dormido es una forma de hablar. En realidad, la pareja se ha pasado la noche metiendo el tren en el túnel, sacando misil del silo, tocando la zambomba, presentándole el pepino a la ensalada, plantando la hortaliza, dándole de comer al molusco pelusón… en fin, ya me entendéis.

Como Pasaporte a la Isla parece un grupo de autoayuda para personas de avanzada edad que se quieren escandalizar con cosas picaronas, pues Jordi González interrogó a la pareja en la gala.

Lo primero es que el marido de la susodicha, el prodigio sexual, el Lorenzo Lamas de la España profunda, el ejemplo de los señores calvos con barriga, llevaba la misma ropa que la noche anterior, cuando llegó a la finca.

Lo que llevaba nuevo era una sonrisa de oreja a oreja y yo diría que pesaba por lo menos 40 ó  50 gramos menos. La otra que sonreía era Maricarmen, que estaba más lozana que una manzana de cera en un frutero.

Jordi le preguntó a Maricarmen: “¿Qué tal la noche de matraca?” (que sutil, joder, “matraca”) y “¿Te ha insuflado ánimos? (este hombre es un genio de los pseudónimos).

¡¡Y MUY BIEN!!” dijo la mujer, más contenta que en un mercadillo de rebajas. “¡Me ha desataponado!“, añadía, picarona como en una escena de Matrimoniadas.

“Ya lo necesitaba, Jordi, estoy en una nube“, decía, mientras los jovencitos de sus compañeros se reían, como lo haría un muchacho virgen con la cara llena de acné en clase de biología el día que se explican los órganos sexuales.

Y poco más, amigos y amigas, porque sí, el sexo español, cristiano y decente de este matrimonio es lo más emocionante que ha pasado en todo el concurso.

Llega la muerte definitiva de Pasaporte a la Isla

El reality estaba más muerto que un geranio regado con lejía, pero ahora, con los últimos acontecimientos, ha sido linchado, apuñalado, quemado, ahorcado y descuartizado. Muertito del tó.

Han expulsado a María José, una de las madres tróspidas. 

Maricarmen (besando) y María José, con sonrisa picarona, ay omá.

Maricarmen (besando) y María José, con sonrisa picarona, ay omá.

CHAAAAAAAAAAAN CHAAAAAAAAAAAAAAAAN (suenan truenos y una trompeta estridente).

Sí, los compañeros más jóvenes, y a los que no conocen ni en su casa, decidieron nominarlas y entre Maricarmen y María José la audiencia (seis personas más o menos, de un pueblo de Teruel) eligió expulsar a María José.

Es una gran pérdida, porque la mujer daba unas hostias como tapas de alcantarilla, pero de la mejor manera, que es cuando la víctima se lleva el zasca y se queda mirando a los lados porque no sabe de dónde ha venido.

La mujer, en su línea de emocionarse lo mismo que una patata en una noria, se despidió como si en lugar de ser expulsada de un concurso estuviera diciendo adiós al final de un viaje del IMSERSO a Benidorm.

“Me llevo buen recuerdo”, dijo, no sé si porque había comprado una estatuilla de la virgen hecha con conchas de la playa.

Total, que en el concurso se queda Maricarmen, que es más campechana que Juan Carlos I haciendo una barbacoa en calzoncillos. Como premio por no haber sido expulsada le llevaron a su marido, del que habla como si fuera Brad Pitt redivivo.

Y la verdad es que es un señor de los que ya casi no quedan, excepto los domingos a la una en misa, con su camiseta marinera por dentro del pantalón y un cinturón bien amarrado, conteniendo una generosa barriga que demuestra lo bien alimentado que le tienen en casa.

Maricarmen da mucho juego, es verdad, de los únicos organismos vivos que lo dan en esa casa (juraría que hay cosas no vivas concursando, pero no tengo pruebas), pero sin María José…

Cómo distinguir a una macarra: lecciones de Pasaporte a la Isla

María José y Maricarmen, siamesas (TELECINCO).

María José y Maricarmen, siamesas (TELECINCO).

Pasaporte a la Isla es la cagada más grande desde que a una familia de diplodocus les sentaron mal unos helechos y estuvieron una semana con diarrea.

Sí, se une en gloria y fama a ¡Vaya Fauna!, otra gran idea como la de meterse en la bañera llena con tu tostador favorito enchufado.

Pero si de algo sirve para el ojo crítico es para sacar importantes lecciones sobre el comportamiento humano. Freud estaba equivocado, Pavlov se gastó el dinero inútilmente en pienso y campanitas y a Rorschach lo que le pasaba es que se la caía el café sobre los apuntes todos los días.

Sólo con Pasaporte a la Isla desentrañamos los misterios de la psique humana. Bueno, semi humana, porque para entrar a ese concurso hay que tener una parte de animal en un buen porcentaje.

Total, que hoy aprenderemos cómo distinguir a una macarra de alguien que no lo es.

Sí, parece fácil en principio, pero a veces se camuflan entre los demás y no es fácil reconocerlos si no es por un hecho definitorio.

Os cuento una escena vivida en Pasaporte a la Isla y tres respuestas, vosotros me decís:

Estaban Pepi Valladares (sí, la exasistenta de la Pantoja) y las madres tróspidas Maricarmen y María José.

En un momento dado de la conversación, Pepi le dice a Maricarmen (en broma, pero de esas bromas que lo mismo de broma tienen lo que Antonio Lobato de melenas): “No voy a ser tu nuera porque tu hijo no tiene de aquí (gesto de dinero) y yo lo que busco es ésto (gesto de dinero)”.

Como se suponía que era una broma, María José le dice a Mari Carmen: “¡Pero no me digas que la vas a querer de nuera!”.

Entonces Pepi, que estaba sentada, se levanta como si se le hubiera metido por el culo un jalapeño y le dice señalando a MJ: “Oye, ¿tú por qué pones esa mala cara?”.

Y MJ, que es muy de conciliar y de calmar los ánimos, pero también muy de apagar las hogueras con gasolina, le dijo: “No, me refería a que ya eres muy mayor para su Fran”.

Y claro, Pepi ya estaba como Rajoy cuando habla con Esperanza Aguirre, y le dijo señalando con el dedo a MJ: “Ya quisieras tú tenerme a mí como nuera”. La cara de MJ era más bien de que no, que no quisiera.

Las formas de Pepi eran un poco de película de Quinquis de los años ochenta, que sólo le faltó sacar la navaja y llevar chaqueta vaquera forrada con borrequito. “Eso forma parte de mí, el no callarme“, se justificaba Pepi.

Maricarmen, que es más sosegada, le dijo a Pepi: “Tú lo que quieres es meter mierdecilla y no sabes cómo”.

Bien.

La pregunta es: ¿Cuál es más macarra? 

a) Maricarmen

b) María José

c) Pepi Valladares